Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA THE BOND OF THE BLOOD - PARTICIPAN DRAKE ENDE Y JOSSETTE LOUVRE. LA LLAVE - PARTICIPAN POSEIDÓN Y CRYSANTHE KASTAROS. EL CAOS VISTE DE GUERRA - PARTICIPAN ORN, DRITTSEKK, BRÖKK TOLLAK, SOLEIL, KATTRINA. NOCHE DE HALLOWEEN - PARTICIPAN VLADIMIR ROMANOVS y MAGGIE CRAIG.




Espacios libres: 15/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 30/07/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


La mas obscura de las intenciones {Privado}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Lun Ene 09, 2017 9:51 am


Las burbujas de aire escapan de sus labios emergiendo a poco antes que aquella de la que han escapado, emerge cual sirena sin pena alguna al mostrarse completamente desnuda, deja su cuerpo flotar boca arriba mirando los últimos rayo del sol pintar de colores otoñales el cielo. Cierra los ojos disfrutando de la caricia del agua al contacto con su piel, un delicado mimo a cada oleaje. Idéntica a aquel mito que con solo una canción hacia perder la cabeza a los hombres de altamar tararea una canción desconocida que ha escuchado de los labios de un hombre que frecuenta más de lo debido últimamente.

Se gira nadando de dorso hasta la orilla. Suspira hinchando sus pulmones moviendo en sus pechos percibiendo una brisa que pone sus pezones duros, camina dejando que las gotas de agua fría se deslicen por su cuerpo, medio recoge su cabello con un listón de color marrón y camina aun con la tonada en los labios hasta donde ha dejado su ropa –No recordaba que hubierais quedado para vernos…– él era un ex-sacerdote, mientras que ella era una pagana, por supuesto que no lo declaraba a los cuatro vientos, eso solo ganaría que la acusaran de bruja. Cosa que era verdad pero él aun no tenia porque saberlo. Decidió dejar su ropa donde estaba y se dirigió a donde aquel hombre serio y geniudo estaba. Tomo la enorme mano callosa y deposito un beso como cualquier creyente hace al ver a un padre –Su gracia ¿Qué le trae por aquí mi querido cuervo ?– pregunto sonriendo alzando las cejas mirándolo sin pena alguna de mostrarse como dios la había traído al mundo.

Se giro y camino a donde su ropa para deslizar para vestirse sin prisa. Si deseaba algo, fuera lo que fuera se tendría que esperara. Sabía de antemano la incomodidad del sujeto por ello mismo se deslizo la ropa lo mas lento y sensual de forma casual.



Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Mar Ene 31, 2017 5:46 pm

—Su padre no haría ello—

—Bien has dicho, mi padre, yo no soy él por lo tanto, dejad que esas brujas se quemen dentro así sus almas se irán al cielo lo único que deben hacer es tomar nota en los registros de sus nombres y pecados, pero si la tarea te queda grande entonces es mejor que lo digas ahora—

Miradas que iban y venían en absoluto silencio, con las cabezas agazapadas en el instante mismo que el hombre de fe levantaba su cabeza en señal de orgullo y poder ante los simples capataces de su orden; con el silencio como respuesta a su interrogante y sin más preámbulos tomó las riendas del caballo negro como su alma de clérigo, ex – clérigo, pero aun comandante de las fuerzas de la iglesia. El caballo relinchó por la fuerza empleada en las correas al ser tiradas y salir a galope salvaje y raudo.

La noche ya estaba por llegar por ello apuró el paso de su cabello con azotes precisos hasta que en el horizonte de su visión se contempló la zona boscosa el hogar de aquella, gitana cuyas habilidades la acercaban a una bruja—una realidad que desconocía— el jinete desaceleró el paso mostrando un paseo natural por aquella zona al menos lo suficiente como para encontrar a la mujer en el claro de aquel lago, que era el lugar de encuentro frecuentado por la mujer que se extendía sin vergüenza entre las aguas como una ramera de los cielos. El francés permitió que su caballo pastara en la zona a descansar mientras él hacía sonar sus botas negras al acercarse a la mujer que simplemente sonreía con todo el descaro.

Impasible, molesto, mandíbula tensa y puños cerrados. Así se mostró directamente cuando la mujer se postró ante él en un acto de lo más religioso, pero a él no le importaba eso, quería noticias y las conseguiría a cualquier precio.

—No sabía que para recibir a su señoría tendría que hacer una cita, gitana— Mascullo molesto por la demora en la mujer de colocarse las prendas.

Su respiración se agitó, el pecho subía y bajaba con sus pasos que se acercaron a ella y tomar sus cabellos por la espalda de la mujer lanzando su peso contra la espalda de ella, la zurda se enredó en los cabellos rubios y la diestra presionó el mentón de la mujer con fuerza moviendo esos labios —Es mejor que no pruebes tu suerte mujer, aunque soy paciente todo tiene un límite y tu lo estás tocando con tu acidia, creo que tendré que volverme cazador de gitanas para que agilites esas manos y boca que tienes— soltó a la mujer dando su espalda de ella para así limpiar sus manos.

—Quiero saber si has encontrado lo que te pedí, espero que tengas buenas noticias sobre aquella mujer o de lo contrario tendrás un castigo, Margot— siseo el nombre de la mujer como un insulto para ella con ese desdén pero sonrisa de autosuficiencia.

avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Mar Feb 07, 2017 9:04 am


Le escucha molesto, ansioso y desesperado. Algo había pasado y no cria que fuera algo bueno, pese a ello continuo en lo suyo, secando su cuerpo un poco y comenzó con las medias que deslizo por sus piernas con mas lentitud que de costumbre aunque el frio casi la hacia temblar. – No es cita su señoria a lo que me refería su eminencia el dejo de insolencia se plasma en sus palabras de forma sutil. – Pero de haberlo sabido podría haberlo recibido de forma adecuada en la mente de la rubia se imaginaba a ella misma abierta de piernas recibiéndole, recostada en la yerba desnuda –O al menos vestida para evitar su incomodidad– agrego agachándose, metiendo las piernas por la falda, dejando ver como su trasero mostraba rosada carne en medio de ellas. La estaba viendo y de eso estaba más que segura.

El salvaje acto de enredar su mano en los cabellos rubios y pegar la espalada de ella al pecho de él y con la gemela haciendo que le mirase tocando de una forma contraria su mentón, le confirmaron lo que ya sabía. Lo estaba presionando demasiado. Los carnosos labios femeninos se separaron instintivamente, suspirando, acercándose a los masculinos que la reprendían en ese mismo instante mientras ella movía el trasero en busca de aquel bulto que tanto le gustaba frotar. – No pruebo mi suerte, tu eres el que vienes de malas no yo– o acaso había escuchado una clara insinuación que quería que ella se agitara sobre él. La intensidad había durado muy poco pues el realmente parecía estar en sus limites. –Si ya dejaste de amenazarme dime, ¿Qué te tiene tan mal Xavier?– termino de ponerse la blusa y metió los pies en los empobrecidos zapatos siguiendo los pasos de él dándole la cara.

Paso su mirada desde los labios del hombre hasta su pecho, no pudo evitar morderse los labios cuando los brazos el hombre se cruzaron en el pecho. Aun podía recordar lo bien que la podía cargar sin esfuerzo alguno. – Hace solo tres noches me dijiste lo mismo. Soy una gitana sin poderes. Si lo que quieres es a tú bruja deberías darme mas información sobre ella– la burla la hace a aquella que a pasado meses buscándola tan desesperado él hombre y no logra dar con ni una sola pista  –Si quieres información tienes que decirme algo mas porque yo así no puedo trabajar. Al menos dime de que color son sus ojos o su cabello, porque mujeres blancas y bajas hay por montones en todo París– se aleja acercándose al enorme caballo negro pasando la mano por el hocico del animal acariciándolo. Esta fastidiada de lo mismo pero aun asi debe continuar con el plan, no puede flaquear y permitir que el gane, aun no.

– Vienes y me amenazas como si toda mi ayuda no te hubiera servido, como si fuera uno mas de tus estúpidos soldados que te obedecen por tu apellido ¿Qué eres sin el apellido que te han obsequiado?– pregunta mirándolo con un brillo de odio. Pasa la punta de la nariz por el caballo que se mantiene sosegado y cariñoso ante la gitana – ¿Quieres castigarme Xavier?– pregunta alejándose del animal y acercándose al dueño – Hazlo– pone en puños sus manos juntas a altura de su pecho – Anda, castígame, átame, tortúrame, seguro que necesitas des estresarte con alguien– aunque ella conocía mejores métodos y los había aplicado con Xavier, solo que había hecho lo necesario para que el no recordara


Última edición por Margot Loudières el Miér Abr 05, 2017 5:58 pm, editado 2 veces


Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Mar Mar 07, 2017 4:52 pm

La insolencia de la gitana solo enfurecía su hervida cabeza, no tenía más tiempo algo que la mujer lo sabía muy bien, los días se le agotaban en París pronto debía volver al nido de ratas de la inquisición para nuevos juicios. Ese era su ardid. Tomó la propuesta de ella como una aceptación de su frustración.

Empujo a la mujer, ver como cae al suelo hasta colocarse sobre ella recargando todo su peso contra el cuerpo femenino con la diestra tomando con fuerza las mejillas en una presión sanguinaria con su torso presionando el pecho de la mujer así como sus caderas la inmovilizan tanto como sus piernas y su rodilla que se clava en su entrepierna para evitar que se mueva —Si no tienes poderes y es poco lo que puedes hacer, no me sirves— Mascullo aún más molesto porque saber que ninguna gitana en todo el mundo podría ayudar a un inquisidor, pero valdría la pena intentar

—Debería reemplazarte por una que sea más efectiva, es eso lo que estas sugiriendo gitana— levantó sobre ella dejándola en el suelo. Empujo las piernas de la mujer abriéndolas para quedarse en medio de ella observando con maldad el alma que podría sentenciar a muerte.

—Date por servida que solo tenga un caballo y no cuatro, de lo contrario estarías atada, lista para ser desmembrada— soltó con una severidad en sus palabras como con algo de cansancio por la osadía de la mujer

—Para eso te busque, Margot, porque no puedo recordar más de lo que te he dado en detalles, su rostro es borroso tal como su nombre y he venido porque hoy escuché de una bruja que hay gitanos que conocen ciertas pociones que ayudan a recordar lo olvidado y ¿a quien de todo el maldito y basto mundo conozco que sea gitana y trate con inquisidores? A ti, ahora tienes que hacer ello para mí. Busca entre las piedras, hazte amiga de las malditas brujas pero la quiero— no dio más de tres pasos al regresar la mirada como un castigo a la mujer .

—No eres mi soldado, efectivamente, si lo fueses estarías siendo castigada ahora por tu insolencia con tu superior, pero, no olvides quién soy y no por el apellido, eso me abrió puertas pero fueron mis actos los que me dieron la reputación de temible dentro de mi trabajo aunque aún no he dado orden de perseguir a gitanos pero creo que podría dar dicha sentencia sobre ellos también para verlos arder— sonrió con una carga llega de maldad ante la idea de buscar de otra manera a la mujer por la que anda tras esos pasos.

avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Miér Abr 05, 2017 5:56 pm


Margot solo sintió una avalancha, de la nada estaba tumbada boca arriba con el inquisidor encima. ¿Qué mierda había sucedido? ¿En que momento? pero sobretodo lo mas importante ¿Por qué mierdas se ponía así de loco? En cuanto el toco sus caderas con las de ella, en cuento chocaron ella dejo de prestarle atención. Xavier estaba excesivamente tenso. Margot respiro maldiciendo entre dientes. Podría dejar de hacer tanta estupidez, podría dejar de estar haciendo tanta idiotez, ¡Mierda!, incluso podrían estar haciendo cosas más divertidas, ambos, sin ropa, mientras el se podría mecer en un lento vaivén que la pondría como una loca desesperada rogando por mas. –Quítate– dijo ella con la voz cruda y mortalmente fría.

Si quería jugar, jugarían, pero a la manera de ella no a la de él. Después de que él se separo, se alejo y algo lo trajo de regreso dándole la cara y un sermón de aquellos que tanto detestaba ella simplemente se levanto dejando ver uno de sus pechos al desnudo por el momento de ajetreo –A mi no me das ordenes!!– amenazo ella con el dedo acercándose a el –Trabajo para ti pero eso no hace que te pertenesca– y sin que el lo viera venir ella le planto una bofetada tan fuerte que la figura de su mano se planto en la mejilla de él girándole un poco la cabeza. Margot temblaba de lo furiosa que estaba pero no solo era eso, ella estaba excitada, y sin hacerlo a conciencia dejo que su poder de ilusión ingresara en el en cuento le toco la mejilla:

Manejado por ella. En la mente de Xavier la bofetada se convertía en una suave caricia, mientras ella se acercaba mas y mas hasta besarlo sin que el respondiera –Se que me deseas– le susurraba ella acariciándole la entrepierna de forma delicada y sutil –Déjame ayudarte… Xavier…– La última palabra había sido más un gemido. Los suculentos labios de Margot eran mordidos por ella misma mientras desabrochaba su pantalón y la mano de Xavier acariciaba los rubios cabellos. Poco a poco ella bajaba, mientras liberaba su miembro y una vez de rodillas ella le miraba con ansiada hambre completamente roja antes de tomarle con la boca.

–¡XAVIER!– grito Margot chasqueando los dedos –¡Se que te vale una mierda lo que suelo decir pero esto es el colmo!– ella estaba parada frente a él, con las mejillas completamente rojas, solo que a diferencia de la ilusión q acaba de crear ella, no era de vergüenza o de excitación, era de furia. Las manos estaban en puño a cada lado a la altura de sus caderas y ella temblaba –¡ES TODO!– grito dándose la vuelta caminando hacia su casa –¡Búscate a otra tonta que te haga los trabajos sucios!– aunq esto ultimo lo dijo con morbo y doble sentido.



Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Lun Mayo 08, 2017 12:45 am

La gitana estaba más que provocándolo pero en su rostro solo mostró una clara y burlona sonrisa. No había mujer que no pudiera domar por las buenas o las malas, la gitana no sería la excepción. Tomó sus palabras con indiferencia, tenía claro lo que quería de ella y era encontrar a la mujer que conocía en aquella iglesia para luego terminar follando como un par de animales por todo el recinto sagrado. La necesitaba pero no se lo diría a nadie, primero en la lista estaba su reputación.

Aquella bofetada logra que su mandíbula tiemble triturando los dientes, si la mujer quería recibir unas disculpas estaba muy……

El pensamiento se cortó, sus ojos se abrieron con toda la fuerza ante lo que estaba viendo. Sus orificios nasales resoplaban con fuerza tanto como sus labios se los mordía ante la atención de aquella mujer recordando aquellos fragmentos que aun subsisten en su recuerdo vago de haber estado con una bruja en el altar de su parroquia. Eran los mismos labios que lo tomaban con tal vehemencia que no dudo cuando el chasquido de los dedos lo vuelve a la realidad —Tú— sus ojos brillaban con intensidad y lujuria así como su pantalón —No te largas de aquí, no sin antes— agarró del brazo a la gitana zarandeándola —Arrodillarte frente a mí— la zurda se coló bajo la falda de la gitana tocando el trasero —No te irás hasta hacer el trabajo sucio que mencionas, por eso sigues viva, maldita perra— al agarrarla con fuerza pegó ambos cuerpos callandola con un beso donde las mordidas se presentaron.

Atacó la lengua de la gitana instándole a ingresar más en la zona bucal de ella acariciando por dentro cada parte como si fuera aquella bruja. Al separarse recupera al su dignidad de inquisidor —¿O será que una bruja te gana, sucia gitana? No eres tan útil o poderosa como decían los informes de ti. ¿Dejarás que tu reputación se manche por no saber hacer el sucio trabajo de tu señor?— susurro a su oído golpeando su cadera contra la de la mujer empujando su arma contra ella —No eres un soldado, solo una gitana cuya vida está en mi manos, todo de ti está en mis manos, Margot— resume aquel nombre como si relamiera y jugara con este en la boca.

Había algo en lo que soñó que le trajo a su realidad viendo el rostro de la gitana y ahora no daría marcha atrás.


avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Mar Mayo 16, 2017 3:25 pm


Margo no se toma la molestia de ver la reacción que él tiene pero la agresiva acusación, ese simple hace que le vea de reojo sintiendo la fuerte mano dando el agresivo jalón que la hace regresar los pasos que ha dado –¡¿No sin antes q…?!– el zarandeo corta su reclamo atontándola por la fuerza en que la agrede rugiendo con coraje él inquisidor. La rubia se desconcierta completamente al escuchar que la quiere de rodillas y su semblante cambia al enfurecerse y esta a punto de concederle lo que desea al llegar ella a su punto máximo de tolerancia cuando siente como la enorme mano sube su falda y mete la mano tocándole el trasero, piel contra piel, sin que nada se interponga entre ambos. Los suculentos labios se separan ahogando un gemido provocando el enloquecedor latir del corazón.

El beso la toma completamente por sorpresa, una sorpresa que le dura solo unos cuantos segundos al grado de que se queda pasmada sin nada hasta que la muerde, es cuando las delicadas manos sostienen con fuerza la cara del inquisidor devolviendo el beso con feroz hambre, mordiendo los labios y luchando con su lengua contra la de él en un salvaje y devorador beso, las manos del inquisidor la aprietan mas y mas mientras ella se frota, aferrando sus manos al rostro y cuello acariciándolo. Él la aparta y ella maldice con la respiración agitada reflejándose en sus pechos que suben y bajan con pesadez –¿Y tú crees que me importa?– grita señalándose –No me importan tus estúpidos informes, soy tu y no me importa lo que creas o no de mi. No tengo porque demostrarte nada– recalca la última palabra con vos de serpiente ponzoñosa –No sabes con quien te metes Xavier, un dia de estos va a llegar alguien y te va a quitar esa arrogancia y superioridad que dices tener siendo que solo eres un marica que se sirve de su apellido – Margot se quiere morder la lengua pero el maldito fastidio y enojo han sobrepasado su limite. Ella intenta tranquilizarse, trata de pensar en que debe soportar por el trabajo que le han encomendado pero la única manera en que ellos dos se comprenden de una manera inimaginable es mientras follan –¿Qué te hizo la bruja a la que buscas? ¿Te hizo dudar de tu inquebrantable fé? ¿O acaso tomo a la fuerza tu pureza?– se mofa poniendo las manos en su cadera alzando una veja refiriéndose a la supuesta castidad de él.

Margot tomo el cuello de Xavier con la diestra y con la gemela tomo su camisa hasta estrellar ambos cuerpos, ambas bocas –¿Crees que eres el único que puede venir y tomar de mi lo que le venga en gana?– mete su lengua en la boca ajena en busca, insinuándose, alentándole mientras la mano izquierda baja hasta los pantalones de él frotando el punto tacto en donde el deseo del inquisidor esta por explotar –Pues estas muy equivocado– gruñe con los ojos encendido por la furia apretando su mano masajeando el miembro sobre la tela de los pantalones. ¿Quiere a su bruja? Pues aquí la tiene.




Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Sáb Jul 08, 2017 11:31 pm

Chaqueo la lengua, sus ojos destellaban furia, una ira soberana que estaba por estallar en cualquier segundo y más con toda la fraseo de la gitana quien no hacia otra cosa que lanzar más leña al fuego y no podría luego apagarlo de eso él estaba seguro.

El sabor de los labios de la gitana le vuelven loco pero en su mente solo esta aquellos cabellos claros sobre él batiéndose de forma salvaje no tiene opción más que solo apartar a la mujer, sus manos en los hombros de ella la empujan lejos de su presencia; mira a la mujer con odio, desprecio e ira, su ceño se entrecierra, se frunce de tal manera que todo su colérica ira estalla en una carcajada. Tomó entre su diestra con los dedos presionando el mentón de la gitana obligándola a fruncir esos labios rojos —Crees que tu letanía me afecta, Margot, lo del apellido, lo de que soy un marica, que alguien venga a poner en mi lugar, lo de la bruja ¿Crees que el que tu lo digas me puede alterar? Yo sé quien soy, ¿el apellido? Por qué no usarlo si soy un bastardo, un recogido y adoptado para un propósito, dar a esa familia poder y posición dentro de la iglesia ¿crees que no tengo derecho a usar el apellido a mi antojo? Lo tengo y lo disfruto ¿me hace marica eso? Mis huevos están bien fajados como para que se me suelten por cualquier cosa Margot y si quieres te puede demostrar lo marica que soy en cualquier momento, pero— arrojó con desprecio el rostro de la mujer.

Trató de encontrar su tranquilidad frotándose su miembro ante los ojos de la gitana —Pero no lo haría contigo, y para eso es que quiero que encuentres a esa bruja ¿por qué? No tengo por qué decírtela pero ya que te urge mucho el saber las razones, es para follarme tan duro que muera de orgasmos ¿satisfecha?— se acercó con una aura amenazante a la mujer pero solo le tomó un mechón de cabello enredándolo entre sus dedos con algo de tristeza, la verdad el tocar el asunto de su apellido le ponía tan enojado como fastidiado y lo reflejaba con esa mirada como ausente —Mi fe se la llevaron mucho antes Margot y si quieres saber más de mi entonces busca al a bruja, si no puedes y no te da la talla dímelo y busco a una mejor gitana que tu, al parecer eres un fraude de mujer— soltó un suspiro tirando del mechón para atraer esos labios a los de él pero se detuvo y sobre los labios de ella susurró con maldad —Tomo lo que quiero de quien quiera, pero tu no podrías hacerlo, esto que se ha endurecido entre mis piernas no es por ti Margot, es por otra mujer, tu no podrías ni llegarle a lo que esa bruja fue, y ahora mismo tengo una gran necesidad pero no diré tu nombre y no veré tu rostro si no el de aquella mujer que estoy buscando si no quieres que te viole y mate, haz tu trabajo— mordió los labios de la mujer llevándola contra el suelo.

Mordió aquellos labios así como sus manos que tomaron las caderas de ella abriéndole las piernas para acomodarse entre estas frotando su pelvis contra la de ella tan fuerte que sentía algo cálido entre los dos.

avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Mar Jul 18, 2017 2:52 pm


Nunca había visto a Xavier tan fuera de si, tan agresivo y desesperado. Doblegándola con su fuerza hasta el punto de hacer que se hincara y poco después azotándola contra el pasto, ella suspiro al ver al imponente inquisidor abrirle las piernas y aprisionarla con aquel musculo cuerpo comenzando a frotarse, besa y muerde de la misma forma, lo anhela –No podrás verla ah… ah… ni ah… ah… decir su nombre – susurro la bruja sintiendo como sus pechos desnudos se frotaban contra la pechera del él y el núcleo cálido y empapado de entre sus piernas lo moja, sus manos bajan y tomando un poco de aquel liquido mojando sus dedos inice –Me asegure de que no me recordaras– la respiración es agitada, le mira a los ojos tomando entre sus manos el rostro del Xavier dibujando con el dedo índice en la sien de cada lado una extraña runa antigua que brilla un segundo antes de desaparecer y dejar ver lo que parece una telaraña que cubre los ojos del inquisidor. Los dedos de la bruja rompen el hiloque ata los recuerdos del hombre dejando que la avalancha de recuerdos sin modificar le inunde la mente antes de estampar sus labios con los de el devorándolos en una lucha de poderes – ¿Querías a tu bruja?– susurra rompiendo ligeramente el beso – Ya me encontraste– agrega jugando con su lengua en los labios hasta encontrar la ajena y comenzar a chuparla imitando una felación.

Mientras tanto en la mente de Xavier ahora puede ver claramente el recuerdo de aquella bruja que no ha parado de buscar:

…Mientras ella se desabrocha el vestido dejándolo caer ante sus ojos subiéndose al atrio de la iglesia separando las piernas alzándolas y recargando los talones en el borde comenzándose a tocar frente al sacerdote al que a acosado por semanas, que no es otro que Xavier. Los dedos de la diestra se meten en su dulce coño susurrando el nombre de Xavier que la mira fijamente al rostro mientras la gemela se estira invitándolo a participar…

…haciendo que él se siente en uno de los cubículos de convención, ella le lame los labios pidiendo que diga su nombre y nunca lo olvide mientras sube encima y ordenando que mire como lo recibe en su cuerpo comienza a deslizarse sobre la dura y enorme verga gritando de placer, tomando las manos de Xavier apretándolas contra su piel para sostenerla mientras comienza a moverse sobre el entrando y saliendo de forma salvaje, frotándose como una gata en celo haciendo que sus cabellos se mezan frente al rostro masculino…

…¿Quién diría que siendo un sacerdote estaría hecho un dios griego de mármol debajo de esos ropajes tan puritanos? La piernas femeninas no se retrasan y lo rodean apresándolo, su mano toca el duro y firme trasero aferrándose a el para impulsarse mas y mas a dentro respirándole en los pechos haciéndola gemir, cada embiste es una letanía de gemidos y jadeos en la que la hacen desfallecer y rogar por mas, solo un poco mas. Los cabellos de ella se pegan a su cuerpo, ambos llenos de sudor, calientes al extremo, quemándose en el pecado de fornicar cuales animales en celo en la iglesia a la que él está asignado. Ella lo observa con la mirada obscurecida, hebrea de deseo y pación antes de correrse por encima vez en la noche en brazos del sacerdote de aquella parroquia…


–Te dije que no eras el único que tomaba lo que deseaba de quien quería– susurra frotando el duro miembro desnudo sobre la palma de su mano, piel contra piel, pasando la lengua por los labios saboreándose lo que tiene entre los dedos masturbando arriba abajo. Margot a aprovechado que el recuerdo de aquella noche haga estragos en la mente de su inquisidor mientras le afloja la semi-armadura aligerando la ropa que le cubre –Follame… o terminare violándote como la primera vez, aunque te resististe tan poco– aun prisionera la falda la tiene arremolinada en la cintura igual que la blusa –O la segunda… o la tercera de las que no tienes recuerdos– la maldad, lujuria y sobervia de la bruja se reflejan en sus ojos mientras le incita a que continúe frotándose contra su cuerpo.

He ahí que nuevamente estaba tentando su suerte, estaba dejando a un lado su misión y se estaba dejando llevar por la pasión, el deseo y desgobierno que le provocaba Xavier cada que lo veía. Estaba jodida, pero en breve estaría deliciosamente jodida por aquel hombre mal humorado al que claramente le hacía falta una buena follada para liberarse.



Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Mar Ago 08, 2017 8:06 pm

Extrañado quedó en aquel momento, no podía creer lo que en su mente se desdibujaba claramente. Como un velo que cae y da paso a la verdad oculta así se sintió en el momento que la densa niebla que cubría sus recuerdos se evaporó mostrando el rostro de aquella bruja por la que accedió a dirigir aquella asociación anónima. El nombre que de entre sus labios formó no era otro que el de la gitana.

Sus ojos la miran con furia, una gran ira que se proyecta en la dureza de su miembro al retumbar contra las manos de ella, estaba más que claro que la mujer que siempre buscó por años estaba bajo sus narices, su enojo aumento por verse como un imbécil ante los ojos de aquella bruja y de cuantas supieran sobre ello. Algo había explotado en ese momento.

Comenzó a reírse al ver a la bruja —Crees que te daré el gusto de violar a un buen hijo de dios, maldita perra. NO, esa vez me violaste en la iglesia, me dejaste con ganas y deseo pero esta vez no Margot, en esta ocasión no te irás hasta que quedes completamente muerta en mis manos por tu osadía. Sabes cuantas brujas tuve que quemar, cuántas órdenes de cacería tuve que firmar y más que nada el hecho que me debes el estar frente a una organización que me importa tan poco. No ves, por tu culpa terminé siendo el hazme reír de todos y fue tu causa la que me llevo a meterme de lleno en la maldita iglesia para limpiar mi honor, crees que con que te me abras de piernas y me digas que te folle se arreglará todo.— agarro del cabello rubio de la mujer, la levantó en ese momento cargándola contra su cuerpo. Sus manos agarraron, apretaron, marcaron las nalgas con sus dedos dejando marcas rojas de la presión con la que le sostenía.

La pego contra un árbol y la bajo empujando el cuerpo de la bruja contra el árbol insistentemente, le dio vuelta dándole la espalda de ella, rasgó toda la ropa de la mujer dejándola desnuda frente a él la inclinó de manera que su trasero quedaba más expuesto, su mano se abrió y comenzó a nalguear con fuerza su trasero, una, dos, tres, y hasta diez azotes dejó viendo como la carne se ponía roja, la zurda la tenía en la nuca, cuello, de la mujer presionando para evitar que se moviera. Cuando quedó satisfecho de los azotes introdujo dos dedos en el coño de la mujer introduciéndolos con fuerza abriendo sus mojadas y jugosas carnes para el —Así de mojada estás por mi— soltó un silbido acompañado de un gruñido de excitación sin dejar de mover sus dedos en ella, abría y cerraba tocando parte de la carne interna, estimulando con sus yemas sus puntos más internos e intimos

Saco sus dedos llenos de sus jugos chupándolos probando aquel sabor —No te voy a follar hasta que me lo ruegues, y si quieres violarme de nuevo bien puede, pero no podrás probar lo que es ser follada por mi, jamás sentirás lo que es ser tomada realmente por mi verga, por mis manos, por mi lengua. Jamás sentirás el verdadero placer que te puedo causar y tendrás que usar tu puta y maldita magia para conseguir que te folle, pero si me ruegas, me suplicas de rodillas que lo haga, tal vez tenga misericordia y en algo te perdone la locura que me has dejado— apretó con una mano los senos de la mujer sintiendo que estallaba entre sus pantalones, aun con el miembro expuesto que deseaba correrse dentro o fuera de aquella mujer.

Pego la espalda de ella a su pecho susurrando a su oído —Te voy a hacer pagar por todo lo que has hiciste, has hecho y harás. Maldita seas Margot, en este día te vas a arrepentir de esto y no volverás a usar tu magia contra mí, si lo haces mataré el doble de brujas e iré por tu diosa o tal vez por tu reinita— mordió con fuerza el hombro de la bruja sonriéndole con lujuria, deseo, maldad y un brillo de oscuridad.

avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Lun Sep 04, 2017 10:39 am


Los ojos de ella le devuelven la irada con la misma furia teñida de lujuria, –¿Crees tu que te estoy preguntado si me darás gusto o no?– oh no, claro que no se iría, no hasta quedar satisfecha de él –Juguemos mi inquisidor, juguemos como todas esos otras ocasiones– piensa dejándose hace, dejándole creer que es él aquel que manipula y lleva aquella situación como tantas otras veces en todos esos aquellos años.

Se muerde los labios mientras le desgarra la ropa de espaldas, aprieta los muslos sintiendo un incómodo vacío que necesita ser llenado. A cada nalgada ella suelta una queja llena de deseo, un gemido juguetón, tomando la actitud de una puta juguetona. Aprieta los muslos mientras las manos rasposas de Xavier aprietan su carne, trata de pegarse a él pero no se lo permite. Sus duros pezones al igual que su piel desnuda choca contra la corteza del árbol –¡AAHHHH!... AH… AH… Si, así me pongo por ti– sonríe traviesa girándose en busca de la fría y retocada mirada de él –Y esto es solo el comienzo– afirma yéndosele la vos. Aprieta sus muslos aprisionando los dedos masculinos que no dejan de moverse mientras ella comienza a mover la cadera a contra corriente del inquisidor comenzando a gemir por mas, dejando que su dulce coño se moje mas y mas para él. Grita arqueando la espalda, moviéndose mas y mas descontroladose –No… no los saques– susurra como le da otro sermón.

Los carnosos labios se mueven, los azulados ojos se vuelven verdosos emanando Magia. La buena y amable gitana se acabo. Destres de él otra Margot besa su mandíbula tomando su hombro derecho, una más toma sus hombros lanzándolo hasta hacer que su espalda choque con el pasto. Ambas gemelas de la gitana le sostienen con fuera sobre humana, mientras una tercera le sostiene la cara acercándose hasta lamerle los labios –Quien rogara seras tu… como todas las otras veces– exclama la verdadera tomando uno de los cuchillos de él comenzándolo a pasar por su pecho y piernas desgarra el cuero negro con el que viste el ex sacerdote. –Dime Xavier– susurra saboreando la verga que no deja de acariciar con la mano cerrada subiendo y bajando.

Junto con ella son cinco malditas gitanas. Cada una sostiene una extremidad del inquisidor a excepción de la verdadera que se encuentra sentada a horcajadas sobre el frotando ambos sexos desnudos y húmedos –¿Cómo estas tan seguro que nunca e sabido que es ser follada por ti, que jamás he sentido lo que es ser tomada realmente por esta deliciosa verga que tengo en mis manos? ¿Por tu lengua? ¿Por tus manos? ¿Por tu completo cuerpo?– lamiéndose los labios deja que vea como comienza a bajar.

Dejando un par de lentas lamidas, sin dejar de estimular la base del miembro –Pide que me detenga– susurra antes de metérselo por completo en la boca. Gime saboreando el almizclado, salado y fuerte sabor haciéndola gemir. Excitándose mas. Sintiendo como esta a punto de correrse, sus jóvenes copias hacen que las toque, una de ellas hace q la mano diestra le toque los pechos, mientras otra deja q la gemela del inquisidor se adentre entre sus muslos y las otras dos acarician y besan las piernas –Correte Xavier… ah… ah… déjame beber de ti… ah…– susurra Margot sacándose de la boca la dura verga solo lo suficiente antes de proseguir con su faena. Succionando de forma suave y dura, rápida acariciándolo. No lo dejaría hasta que se corriera en su boca.




Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Xavier D'Aramitz el Lun Oct 09, 2017 12:04 am

Las palabras de la gitana, no, para él ya no era una gitana ahora era una bruja y que endemoniada bruja. Con sus palabras solo hinchaban más su endurecido miembro, latía tanto que era doloroso y la ropa le incomodaba de tal manera que deseaba arrancársela, pero la paciencia era una virtud noble, y para lo que tenía pensado hacerle a aquella bruja necesitaría de mucha paciencia.

Podía oír como sus dedos chapoteaban contra aquella carne que le succionada, sus dedos no podían dejar de moverse en su interior, se abrían y cerraban, podía oler el aroma de su sexo, y al verla tan lujuriosa sonrió relamiéndose los labios que para ese momento los tenía tan mojados como su pantalón. Al sacar los dedos y saborear aquel jugo quiso jugar con la bruja más pero antes de darle a tiempo a tomarla en aquella posición, sintió como unas manos lo tomaban y lo empujaban a recostarse, sonrió complacido por la fuerza del poder de la bruja —Así que el estar tan caliente te da más poder, Margot, entonces déjame sentir todo ese poder que viene te estar tan caliente por mi verga— susurró con los dientes apretados y una ira descomunal

Su ira venía de estar imposibilitado, de sentir sus piernas y manos apresadas y no poder tomar aquellas nalgas y cabeza de la mujer para disfrutar mejor de sus atenciones. Trató de soltarse de ella pero no pudo, aquellas copias de la mujer eran más fuertes que él, en ese momento probó la fuerza de una de las brujas que tenía en lista de prioridad, pero la hinchazón de su pene no le dejaba pensar en otras que no fuera aquel cuerpo, aquel cuerpo que estaba endiabladamente bueno. La cálida boa de la bruja lo devoró y sintió vibrar su pena en la boca de ella, sus manos se apretaban contra la hierba, y solo podía los gemidos de todas ellas, cada una de aquellas mujeres gemían al unísono, juntas poniéndolo más duro todavía, si es que podía. Sentía que llegaría si ella continuaba de esa manera, quería zafarse de sus juguetes y enterrarse en ella tan fuerte, pero no pudo.

Aquellas ilusiones se sentían tan reales, sus senos, sus labios, sus caricias incluso aquella humedad del sexo de una de ellas era tan real que comenzó a relamerse los labios pero sus ojos estaban en la boca de la bruja que lo devoraba —Si tanto…tanto quieres hacerme venir en tu boca, porque me das de beber de tus jugos también— gruñó de una manera gutural, sentía una corriente fuerte en su espalda subir hasta su cabeza, pero más se concentraba en sus caderas que se movían al ritmo de la bruja —Maldita sea, la verdad es que no sabes que es ser cogida por mí realmente, te haría bajar al infierno y de nuevo al cielo— apretó más los dientes estaba por rogarle parar pero no pudo, no pudo más, no podía contenerlo más y terminó por estallar en la boca de la bruja con fuerza sujetando con dureza aquel pezón y empujando sus dedos dentro de aquella cavidad.



Nuevamente se sintió burlado y tomado por aquella bruja que lo estaba enloqueciendo.

avatar
Xavier D'Aramitz
Inquisidor Clase Alta
Inquisidor Clase Alta

Mensajes : 28
Puntos : 23
Reputación : 10
Fecha de inscripción : 22/10/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Margot Loudières el Sáb Nov 04, 2017 6:17 pm


Sus labios succionaban en una suave pero enérgica acción, pasaba los dientes de forma suave y besaba la punta del miembro antes de volver a introducir cuanto podía de aquel rígido, suave y con aquel sabor sinigual que tanto le gustaba. Los rugidos y gemidos de Xavier desembocaron en su boca en un habido, espesó y cálido chorro de su semilla que agradecida trago saboreando aquel sabor ligeramente dulce almizclado y después amargo –¿Hace cuanto que no te corres Xavier?– pregunto ella mientras pasaba su lengua tomando los restos de su semilla. Recorrió el cuerpo desnudo dejando un camino de besos, lamidas y miradas hambrientas hasta alcanzar los labios del inquisidor que aun suspiraban, Margot deposito un casto beso diciéndole –Prometo que de ahora en adelante será mas seguido. No me gusta que te contengas tanto por mi culpa– se burló ella. Se recostó y comenzó a regar besos por todo el torso bajando una ves mas. Paso suavemente la alengua por el miembro, lentos y cariñosos, antes de rodearlo con los dedos y comenzar a estimularlo nuevamente de forma lenta. La cálida boca de Margot bajo nuevamente, comenzó a devorarlo solo lo suficiente hasta que logro lo que deseaba una ves mas – No… yo no me alimento de la energía sexual, no soy un súcubo– susurro relamiéndose los labios como un gato mirando un cuenco de leche. Aunque lo que acababa de hacer si que parecía de un súcubo.

Sus copias desesperadas chillaban y gemían por más del inquisidor mientras cómo podían quitaban los restos de ropa que Margot había rasgado anteriormente. Si bien, era verdad que cada una de esas mujereras idénticas a ella expresaba lo que ella necesitaba y ansiaba en ese preciso momento.

Margot permitió con una orden mental que sus copias le permitieran moverse lo suficiente para que el se incorporara –¿Quieres follar Xavier? Oh aquello que siento es tu furia emanar de tu cuerpo– acaricio su torso a conciencia, susurrando sobre los labios del inquisidor. La bruja tomo el cuchillo con que utilizo para desgarrar la ropa y lo paso por el pecho. Deposito un último beso y soltando el cuchillo estrello el puño en la quijada de Xavier aun sometido.

La rubia se puso de pie –Aun no lo suelten– ordeno dando unos pasos alejándose –Esta ves no te quitare los recuerdos, permitiré que los conserves– Era posible que fuera porque estaba cansada de ese juego, llevaba con ello mas de cinco años o simplemente que deseaba torturarlo como ya había hecho una ves y después de unos días había regresado para acabar hechizándolo y ocultándole los recuerdos una bes más.

Una ves que estaba lo suficientemente lejos hizo un movimiento con su muñeca y sus dedos desapareciendo a dos de sus iluciones.


Mi dulce agonia:
La bruja:
El culto:
avatar
Margot Loudières
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 29
Puntos : 19
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La mas obscura de las intenciones {Privado}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.