Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


SALOMÉ AMERIS

MODERADORA

ENVIAR MP
RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP

CLIMA HUMAN HUNTING - PARTICIPAN ALICE D. DEFORT Y MEFISTO TEMPORIS - PARTICIPAN ELORA PAINE Y HÖOR CANNIF UNITED WE STAND, DIVIDED WE FALL - PARTICIPAN AXEL BLACKMORE, XARYNE ACKERMAN, GAEL LUTZ, ELORA PAINE THE HAUNTING - PARTICIPAN PIERO D'PÁRAMO & DOMINIQUE DE BRICASSART EL JARDÍN DE LAS PLANTAS - PARTICIPAN SARA ASCARLANI Y KATHARINA VON HAMMERSMARK



Espacios libres: 09/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 17/01/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


La violencia del río, la piedad del bosque | Elliot Bellerose

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La violencia del río, la piedad del bosque | Elliot Bellerose

Mensaje por Arabella Gonzaga el Vie Mar 31, 2017 3:52 am

Ajuar de Arabella

Tiró fuerte y desesperada de la tela de su vestido, rasgándola inevitablemente y de esa misma irremediable manera una parte de ella quedó colgando de la rama que traicionera parecía querer delatarle. El corazón le latía con fuerza y sin desearlo un temblor de desesperación se apoderó de sus manos y sus piernas. ¿Cómo había llegado a tal situación? ¿Sabrían ya su nombre?¿De dónde venía? No tenía idea mientras seguía avanzando veloz a través de la oscuridad del bosque, lo que si tenía claro era que sabían lo que era...Una bruja, así le habían llamado con desprecio, eso había entendido en aquel refinado y casi mediático ingles británico, casi porque en aquel momento de manera literal le cazaban.

BUM, BUM, BUM, BUM...Podía escuchar en los tímpanos resonar sus latidos temiendo ella misma delatarse con ellos, apretó las faldas de su vestido roto en un intento por controlar los nervios y llegó al  río que dividía la orilla donde se encontraba de la otra que parecía tan distante, la pelirroja calculó el cauce del río y era violento, demasiado salvaje para cruzarlo simple sin riesgo de morir arrastrada por la corriente.
Controló sus nervios para el conjuro. -Se calmo y piadoso, ahora.- sentenció, más bien suplicó una orden amable, jamás había que tentar a la madre tierra con hostilidades. Poco a poco las aguas fueron amainando, demasiado lento para ella e incluso en su espera varios peces plateados a la luz de la luna se dejaron ver nadando tan plenos y pacíficos en las corrientes ya quietas de la fuente de vida.

Un ladrido en la distancia hizo latir su corazón mientras aún dudaba en si entrar al agua o no. Otro ladrido feroz y ansioso, esta vez aún más cercano y Arabella giró para ver el bosque penumbroso a su espalda. La respiración agitada y solo sombras tras ella, tomó la decisión por fin y levantó aún más sus faldas hundiendo pie por pie en el agua, estaba fría, demasiado pero debía si quería escapar o eso creía era la acertada decisión, su piel se erizó aún más y los escalofríos se apoderaron de su cuerpo, pero debía…sobrevivir, qué importante era en esa noche para ella.

- Ahora vuelve a ser...más fuerte y bravío.-  dijo antes de colocar el pie derecho sobre la otra orilla y un último vistazo a la que había dejado atrás. Y allí estaban ya llegando sus  loberos, mientras el río volvía a agitarse de manera incontrolable, aún más que antes de llegar por su hechizo. – Hey, Bruja…¿Por qué huyes de nosotros?- dijo la mujer mientras uno de los caninos lamía su mano y ella acariciaba su cuello con afecto. – Solo queremos hablar.- dijo su compañero en un tono burlón mientras mimaba la hoja afilada y brillante de su cuchillo a la luz de la luna. La Duquesa frunció el ceño en silencio y una mirada de odio les brindó como respuesta, risas…eso fue lo que obtuvo de ellos. Volvió a preguntarse...¿Cómo había llegado a esto?

Un susurro entre ambos y la mujer rubia asintió, la hechicera no alcanzó a escuchar nada pero los movimientos de los dos ingleses bastaron para hacerle entender que bordearían el río hasta encontrar paso y sin espera giró para volver a perderse en el bosque. Tanto le habían prevenido de ellos su esclava y doncella, tanto escuchar que eran incansables y que su temple era tenaz junto a su voluntad en cuanto a la caza de brujas, tantos libros con los horrores que ellos mostraban les hacían a los que eran como ella y ahora solo tenía silencio y oscuridad, bosque y la amenaza de morir aquella noche que apenas comenzaba y que dictaba sería muy larga.


Habla|Piensa|Conjura
avatar
Arabella Gonzaga
Hechicero/Realeza
Hechicero/Realeza

Mensajes : 18
Puntos : 6
Reputación : 1
Fecha de inscripción : 19/03/2017
Localización : Mantua

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La violencia del río, la piedad del bosque | Elliot Bellerose

Mensaje por Elliot Bellerose el Vie Abr 14, 2017 12:54 am

La noche anterior el joven Bellerose había disfrutado de un gran festín en los límites del bosque, por lo cual se encontraba satisfecho y lleno de energía, no tenía nada planeado para realizar esa noche, pero tampoco quería quedarse encerrado en la mansión, a pesar de que esas fueron las ordenes de su prima, las cuales estaba acostumbrado a romper. ¿Qué más podía hacer? ya había pasado todo el día tras esas gruesas cortinas esperando que el atardecer terminara, mientras el mando oscuro y las estrellas cubrieran esa zona el estaría merodeando en busca de algo interesante.

Se encontraba con los ojos cerrados disfrutando de los típicos sonidos nocturnos, recostado en una gruesa rama de un frondoso y viejo árbol junto a un rio, tarareaba suavemente una extraña melodía, nisiquiera el mismo sabía que canción era, pero suponía que eran la típica música que escuchaba Antoinette todos los días en su despacho.

Sus parpados se separaron lentamente, podía percibir un aroma fuera de los habituales que se aproximaba rápidamente donde él se encontraba, se enderezo levemente, despegando su espalda del tronco y dejando que sus piernas colgaran alrededor de la rama donde descansaba. Pasado unos minutos la primera silueta llegaba a la orilla del rio, Elliot la miro con atención se trataba de una joven mujer agitada, sin duda venia escapando de algo.

El vampiro levanto una ceja interesado al ver como las aguas del turbulento rio se habían tranquilizado en segundos ante la petición de la mujer quien cruzo sin problemas, al llegar a la otra orilla volvió a decir unas simples palabras y el agua comenzó a agitarse ferozmente, como lo hacía normalmente. Una pareja y sus canes aparecieron desde el espeso follaje del bosque, no tomo en cuenta las palabras que estos dijeron, pero si siguió con la mirada a la joven quien se adentró en el bosque, sin duda no era una simple humana.

La siguió por unos cuantos metros en sigilo, saltando de rama en rama, intentando de comprender el porque escapaba tan apresuradamente. Finalmente decidió bajar de la copa de los árboles y cayo limpiamente justo frente a la mujer cortándole el paso.

-¿Por qué simplemente no acabas con sus vidas? – Pregunto en su típico tono despreocupado, la verdad es que no él no veía que pudiera tener de malo matar a un par de humanos, especialmente si estos la acosaban – De ese modo te dejaran en paz – Agregó encogiendo los hombros sin darle muchas importancia al asunto – Se ve que no eres una simple humana, lo digo por eso que hiciste en el rió – Elliot se cruzó de brazos y adoptaba una postura pensativa, sin dejar que sus ojos perdieran de vista la figura femenina que tenia delante.
avatar
Elliot Bellerose
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 19
Puntos : 8
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 19/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.