Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA THE BOND OF THE BLOOD - PARTICIPAN DRAKE ENDE Y JOSSETTE LOUVRE. LA LLAVE - PARTICIPAN POSEIDÓN Y CRYSANTHE KASTAROS. EL CAOS VISTE DE GUERRA - PARTICIPAN ORN, DRITTSEKK, BRÖKK TOLLAK, SOLEIL, KATTRINA. NOCHE DE HALLOWEEN - PARTICIPAN VLADIMIR ROMANOVS y MAGGIE CRAIG.




Espacios libres: 15/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 30/07/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Ecos

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Ecos

Mensaje por Alondra de Castilla el Dom Abr 02, 2017 11:06 pm

A pesar de que el día de hoy podía parecer como un día cualquiera, sabía bien que no lo era. Simplemente no era capaz de actuar cómo si fuera un día como cualquier otro, porque no lo era. Era cierto que de ser un día distinto, habría apreciado la belleza del día, pero hoy simplemente no estaba de ánimos como para hacerlo puesto que era mas que consciente que era cuestión de horas que los “engranajes” que habían permanecido en calma por tantos años, se pusieran de nuevo en marcha haciendo que, muy probablemente, aquello a lo que estaba mas que acostumbrada a hacer se viera colgando de un hilo que podía ceder ante todo. Soltando un suspiro pensativa, me cepillé mi larga melena mientras observaba mi reflejo en el espejo. Había pedido que me dejaran sola con mis propios pensamientos por lo que, después de que me ayudaran con el vestido, se habían retirado con cierta reticencia debido a que aún faltase mi cabello por arreglar. Dejando el cepillo encima del tocador, me dirigí hacia la ventana observando por un momento el paisaje o, mas bien, fingiendo verlo cuando en realidad lo que vigilaba era si llegaban o no. Tras un momento observando sin ningún resultado, me alejé de la ventana y, tras coger el libro que me encontraba leyendo en estos momentos, abandoné mi habitación en dirección al lugar dónde mas fácil me resultaba alejarme mentalmente de todo y de todos: el jardín de rosas. El lugar en dónde nadie vendría a interrumpirme y en dónde se había instalado una especie de balancín con una sombrilla incorporada para que no me diera el sol mientras me encontraba ahí, algo que solía pasar la gran mayoría del tiempo. Era consciente de que a pesar de que me “escondiera” tampoco iba a cambiar nada pero también sabía que leer iba a calmar, tranquilizar y a templar mis nervios que se encontraban mas tensos que las cuerdas de un clavicornio. Soltando un pequeño suspiro me dirigí hacia mi balancín, el cual miraba hacia la puerta que daba al jardín, me senté con cuidado de no arrugar mi vestido de color celeste y abrí el libro por la página en la que me había quedado retirando la cinta de seda que usaba como marcapáginas. Antes de esforzarme en centrar toda mi atención y todos y cada uno de mis pensamientos en la lectura y no en la inminente llegada de mi prometido del que apenas sabía nada a pesar del tiempo que hacía había acordado mi matrimonio y, ese hecho, era probablemente el que mas me incomodaba de todos. A pesar de que no fuera alguien dada a prejuzgar sin conocer tenía la sensación de que, tal vez no distaría mucho de aquellos que simplemente se habían propuesto conquistarme y que, para su disgusto, se habían terminado topando con un muro. Me costó mucho mas del doble de tiempo conseguirlo, pero finalmente terminé consiguiendo mi propósito, ser capaz de vaciar mi mente, dejarla libre de cualquier pensamiento y de encontrar la paz que probablemente tanto podría llegar a hacerme falta en el momento en que el momento de la verdad finalmente llegara. Algo que a la vez que quería que llegara y terminara lo mas pronto posible también deseaba que no llegara nunca. Era por eso mismo, que mas que nunca necesitaba la lectura ya que era la una de las pocas maneras que conocía en las que podía tratar con una espera sin que esta pudiera hacerme desesperar hasta el punto que, hasta el momento, solo esta había conseguido exasperarme.



♥️:
avatar
Alondra de Castilla
Realeza Española
Realeza Española

Mensajes : 62
Puntos : 73
Reputación : 40
Fecha de inscripción : 24/08/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.