Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA ENCHAINED SOULS - PARTICIPAN ELORA PAINE, LEIF PAINE, KETHYR PAINE, REYDEK PAINE, XARYNE AKERMAN, STEIN AKERMAN, AVELINE BLACKMORE, AXEL BLACKMORE Y ALETHEIA BRUTUS. THE MEANING OF LIFE - PARTICIPAN MIKLÓS L. DEGRASSO Y DOMINIC CUSTLER. THE BOND OF THE BLOOD - PARTICIPAN DRAKE ENDE Y JOSSETTE LOUVRE. LA LLAVE - PARTICIPAN POSEIDÓN Y CRYSANTHE KASTAROS.



Espacios libres: 19/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 30/07/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Live and let die · Libre ·

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Live and let die · Libre ·

Mensaje por Chàrlotte Marchessault el Jue Mayo 11, 2017 2:41 am

Hospital de Francia
2:51 de la madrugada

Un reflejo dorado era el causante de la mayoría de sus pesadillas; el resto, estaban llenas de horror en las que hermosos y pequeños pajarillos se convertían en algo más grotesco y de color negro que la perseguían hasta que sus frágiles piernas no daban más de sí y aquellos animales podridos le picaban los ojos o en ocasiones la lengua, dejándola desprovista de la capacidad para hablar así como la capacidad de volver a vislumbrar el mundo tal y como su vista reflejaba en cada color y sensación que acompañaba al resto de sus sentidos. Miedo. Miedo a la muerte no era precisamente lo que tenía sino miedo al sentirse desvalida, miedo al no estar capacitada para ser la cabeza de familia tras la muerte de su madre, miedo, de no ser lo suficientemente fuerte como para afrontar lo que se venía, miedo a dejar toda su vida en manos ajenas, miedo al encierro, miedo a no poder crear una hermosa familia, por estar cuidando del resto.

No era que no se sintiese orgullosa de ser la que cuidara de sus hermanas, ellas eran su todo, pero muy lejos de la verdad estaba el hecho de sentirse feliz en aquellas cuatro paredes, de no disfrutar de lo que verdaderamente le deparaba la vida, de no senitr la piel erizarse cuando la cortejaban porque en realidad el tiempo para ella estaba muy limitado. Sus alas habían sido cortadas, pero ella se resignó a obedecer su destino impuesto. Pero... ¿Por qué no adornar aquel oscuro destino con estrellas? Así era el cielo, oscuro, horrendo, inmenso, llenos de misterios, pero sus estrellas y luna eran motivo más que suficiente como para quitar ese sabor amargo que el color le daba, añadiéndole historias y cuentos hermosos sobre aquellos adornos del cielo. Asimismo, la medicina era lo único que le permitía dejar el hogar sin rencores que la llevasen a pensar que dejaba el lugar por mero gusto. Trabajaba; las mujeres solían ser enfermeras, sanadoras, pero sus conocimientos la llevaron a ascender en aquella jerarquía impuesta por hombres en la que se hizo buen hueco como doctora. No era orgullo, sino utilidad, el poder seguir sirviendo a más pacientes desde un mayor rango de visión, en el que su conocimiento era impuesto a los pacientes con más o menos suerte, porque no había peor sentimiento que el de querer ser Dios, incluso Él, erraba en su travesía y por lo tanto, muchos de los que pasaban por sus manos quedaban expuestos ante la posibilidad de salir de allí por su propio pié o morir.

- Disculpadme... Debo... Salir de aquí.

Sus labios a penas pudieron paladear aquellas palabras de escusa, pues se despojó de la mascarilla y la bata de tela que portaba, para luego desaparecer por los pasillos directa a una de las salidas del hospital que daban a un pseudo-bosque, en el que bien convergía a penas un camino. Chàrlotte se sentó en aquella pequeña escalinata y ocultó su rostro entre sus manos, dejando aflorar todas aquellas lágrimas que por mucho tiempo sguanteron sus ojos, por miedo a mostrarse débil quizás o a consecuencia del horror que había sufrido dentro del propio hospital hacía escasos minutos. Ella sentía cómo cada vida (de las pocas) irremediablemente se escapaba de sus manos sin posibilidad alguna de hacerla regresar, lo cual la sumía aún más si cabía en un llanto a penas audible, incluso confundible son el leve ruído que proporcionaba la brisa nocturna, de no ser que alguien estuviese lo suficientemente cerca.



avatar
Chàrlotte Marchessault
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 75
Puntos : 70
Reputación : 7
Fecha de inscripción : 20/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.