Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA THE BOND OF THE BLOOD - PARTICIPAN DRAKE ENDE Y JOSSETTE LOUVRE. LA LLAVE - PARTICIPAN POSEIDÓN Y CRYSANTHE KASTAROS. EL CAOS VISTE DE GUERRA - PARTICIPAN ORN, DRITTSEKK, BRÖKK TOLLAK, SOLEIL, KATTRINA. NOCHE DE HALLOWEEN - PARTICIPAN VLADIMIR ROMANOVS y MAGGIE CRAIG.




Espacios libres: 20/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 30/07/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Nada que perder | Privado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Nada que perder | Privado

Mensaje por Eliah Sainz el Jue Ago 03, 2017 2:45 pm

De eso se constituía su vida: de volver a empezar una y otra vez. De no caer en la tentación de abandonarse, de no sucumbir ante el deseo de acabar con su vida esperando que la próxima que le tocase vivir fuese mejor.
No era que Eliah creyese que efectivamente había más vidas que transitar luego de la muerte, pero la duda sobre aquello había sido implantada en él por la primer mujer a la que había amado en su adolescencia. Una gitana dos o tres años mayor que él que siempre que se encontraban hablaba sobre la posibilidad de enmendar los errores del presente en vidas futuras. Era una ilusión, demasiado perfecto para ser real. ¿Y si solo tenían una vida y la gastaban pensando en que la siguiente sería mejor? No tenía mucho sentido, por eso él no se abandonaba. Seguía intentando hacer lo mejor con las herramientas que había ido adquiriendo con el paso del tiempo.

En fin, su vida presente avanzaba de esa manera. Había un momento para construir, luego todo aquello que con esfuerzo había armado se deshacía y vuelta a empezar. Era agotador, frustrante también, pero no podía parar. Si dejaba de buscar trabajo moriría de hambre, se condenaría a sí mismo a dormir para siempre de prestado en la herrería.
Así estaba ahora el joven. Yendo de casa en casa, ofreciéndose como trabajador en lo que hiciese falta, pero sin éxito todavía.

Se plantó frente a la tercera casa a la que acudía esa mañana, elevó una pequeña plegaria antes de atravesar la verja, más por costumbre que por fe, y se adentró en los jardines buscando quien pudiese atender su pedido.
Le costó hallar a alguien, el lugar parecía desierto. Sólo una mujer se encontraba en la parte trasera y parecía estar admirando las flores. Pensando que de seguro se trataba de una empleada, él se acercó confiado a ella y le habló.


-Buenos días, quisiera hablar con el encargado de la casa –la mujer se volteó hacia él y Eliah enmudeció de pronto. Por su pose, por su forma de vestir, por su mirada, advirtió que no se trataba de una empleada-. Disculpe, es que busco trabajo y… no quise molestarla –trató de explicar.

Eliah no solía experimentar vergüenza ante cosas así. Vergüenza era robar, violentar a otros para conseguir algo; no había nada deshonroso en pedir trabajo, mas sintió en sus mejillas el calor y supo identificar a qué se debía: le daba apuro saber que ante aquella dama él solo era un pobre hombre. No tenía nada especial con qué sorprenderla, no había en él nada grandioso con qué cautivarla. Y sí, eso le hacía sentir débil.


-Perdóneme, Madame. Puedo volver en otro momento –le aseguró, como queriéndose despedir y alejarse de quien parecía ser la dueña de la casa, pero los pies no le respondieron por lo que siguió allí, plantado frente a ella.


avatar
Eliah Sainz
Humano Clase Baja
Humano Clase Baja

Mensajes : 18
Puntos : 16
Reputación : 6
Fecha de inscripción : 14/03/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Nada que perder | Privado

Mensaje por Lorraine Leuenberger el Vie Ago 04, 2017 3:26 pm

El incesante sonido de las manecillas generó un eco en los pasillos empolvados de su subconsciente. Entonces, la rubia aterrizó una vez más en su realidad. Pasó sus dedos largos por el espeso mar de cabellos, recostada aún en la comodidad de su mullido tálamo. Suspiró con la mirada ausente de la belleza y la artificialidad que le rodeaba en su habitación. Se había quedado dormida después de llorar amargamente, como lo hacía todas las noches desde su llegada a la capital. Se abrazó a las sabanas resistiéndose a ponerse de pie. No se sentía del todo integra para levantarse. Se mostraba en un estado inconsciente. Había días que transcurrían de esa manera, aletargados, sumergiéndola en un espeso oleaje de memorias y culpabilidades. Tortuosas, imposibles. No había espacio del día u hora en la noche en la cual no dejara de pensar en los suyos, incluso en Michael, su eterno compañero a quien le juró fidelidad y quien de vez en cuando se colaba en sus sueños por petición propia de la hechicera. De este modo Lorraine se sumergió ese edén de pesadilla donde solo buscaba que la muerte tocara a su puerta en algún momento.

No supo en qué momento se quedó dormida por completo, cuando abrió los ojos nuevamente los rayos del sol ya se colaban por su ventanal. Recordó repentinamente que debía acudir a un evento de caridad que ya estaba dentro de su itinerario para ese día, se levantó de inmediato y suspiró dio un vistazo a su imagen en el enorme espejo ovalado. Nada distinto de lo que veía los días previos. Despierta Lorraine, levántate de este letargo, se repetía a si misma a diario, tomó un baño y se vestía dando paso al rito de transformación, la peineta dorada recorría cada surco de sus rizos, una ligera capa de rubor para enaltecer sus delicados pómulos y una pincelada natural de rosa pálido sobre sus labios. Aparentemente todo era perfección, aunque por dentro no necesitaba ni quería seguir así, por más que se miraba en el espejo no lograba encontrar a la verdadera Lorraine, esa mujer soñadora que ahora se escondía tras el velo de la soledad y el encierro.

Estaba lista para salir cuando recibió por parte del mayordomo dos misivas que cambiarían el rumbo de su día. En la primera el cochero explicaba que por razones personales no podría brindar más sus servicios, hecho que se lamentaba porque ella era una mujer que constantemente solicitaba de dicha labor. Por fortuna o desgracia en la segunda, el Museo de Louvre le hacía saber que la exposición había sido cancelada hasta aviso próximo. Suspiró con amargura y enfundada ya en su atuendo decidió tomarse la mañana para dar un pequeño paseo por el jardín.

Se hallaba distraída cuando la voz grave de un hombre la tomó por descuido.

–Buenos días buen hombre– respondió con una sonrisa amplia en su rostro –Debo confesar que soy a quien se dirige, nadie más salvo la servidumbre habita en esta vieja casona–

Negó con la cabeza y se aproximó hasta donde él estaba para darle la bienvenida.

–Adelante por favor, soy Lorraine Leuenberger, usted llegó en el momento indicado–

Realmente necesitaba suplir el puesto del viejo cochero asi que no dudó en hacerle pasar.



Take a swim in muddy waters:


All the dirt will leave a trail:
avatar
Lorraine Leuenberger
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 78
Puntos : 66
Reputación : 32
Fecha de inscripción : 22/09/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.