Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 07/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Raakshason kee raat -Privado+18

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ir abajo

Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Jue Sep 14, 2017 2:49 am

Recuerdo del primer mensaje :

"yah tum kya dekhate ho" ( Es lo que ves )



Algún evento en el centro de París, había alejado la clientela por esas horas. Me dediqué a darme un largo baño con mis aceites, debía estar preparada para esa noche en la que seguro alguien me reclamaría para hacer sus deseos realidad. Acostumbrada a la misma rutina, masajeé mis piernas con las yemas, los glúteos y los pechos, preparando mi cuerpo para una jornada intensiva..según la madame, estas noches más desiertas eran las más fructíferas a determinadas horas.

Tras enjabonar y darme el lujoso placer de un baño con flores secas, me dispuse a secarme y hundir las yemas en la piel, nutriéndola y cuidándola, era mi herramienta de trabajo...debía lucir perfecta. Dejé que mi cabello se secase a su amor, una cascada azabache que acariciaba mis nalgas, provocándome una risa cuando lo soltaba .

Una temperatura agradable, tan solo me puse por encima un batín de seda a medio abrochar, blanco como la nieve, en la espalda un bordado floral exquisito...que hacía juego con las flores que adornaban mi cabello. Dispuse tres rosas a un lado, el derecho, pequeñas rosas pequeñas que me daban ese toque más exótico.

Tenía hambre, apenas comí nada en todo el día. Ese maldito hombre me llevó más de media mañana en hacerlo desaparecer. Mi sonrisa , disfrazaba aquella amargura de tener que arrastrarlo hasta el río y dejarlo pudrirse en el lodo, como bien me habían pedido. Como si no hubiese ocurrido nada, mi sonrisa lucía resplandeciente, la mirada de mis compañeras no tardaron en posarse en mi persona. Sabía que ya tenía enemigas por robarles clientela pero me traía sin cuidado pues la ignorancia...era la mejor arma en estos casos.

Deslicé el dedo por la barra, pensando en qué tomar... un buen vino francés. Me mordí el labio inferior mientras paseaba la mirada por las distintas parejas, hombres con solo una prostituta, dos prostitutas con una...parejas de dos. Tomé mi copa dispuesta a llevarla a mi habitación cuando sin esperarlo, alguien me la arrebató... llevándosela, una compañera que ni ese placer me dejó saborear. Ni siquiera sabía quien tenía delante, me la iba a hacer pagar... sería la copa más cara de su vida. Solo le sonreí, mi cabeza ya comenzaba a trazar el plan...de su asesinato.

Spoiler:


Última edición por Thrisna el Lun Oct 02, 2017 2:08 am, editado 1 vez




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Mar Oct 24, 2017 4:29 am

Elevé la ceja al verla, al parecer la guerrera había aceptado viajar conmigo hacia el norte, así que no opuse resistencia a ofrecerle un camarote en mi navío.
-Póngase cómoda guerrera, nos esperan días de camino hasta alcanzar tierras norteñas.
Ladeé la sonrisa la verla dejar su pequeño petate sobre el lecho mientras me miraba con esa lascivia que la dama siempre arrastraba.
-Tendremos tiempo de jugar -aseguré sin mas con cierta indiferencia que por supuesto no sentía hacia ella, pero si era mi intención dejarle claro que yo no era de esos que se enamoran por colarse entre unas piernas.
Es mas dudaba que ese sentimiento pudiera albergarlo en mi vida.
Yo llegaba tomaba lo que quería y me iba, no había mas que eso, ni lo habría.

Lo que nos unía a ambos era un negocio aunque me había saltado las normas con ella pues no tendía a fornicar con la mujer que iba a trabajar para mi, no antes al menos de que la misión hubiera resultado completada, con ella si lo había hecho y eso podía traernos consecuencias complicadas a ambos que no estaba dispuesto a asumir.
-Os veré en le restaurante para la comida -dije sin mas.

Cerré la puerta tras de mi, pasé la mañana en cubierta si algo me había enseñado mi padre es a dirigir, si quería que las cosas fueran bien tenia que hacerlas por mi mismo y mi mano férrea era temida en ese barco y en todo el norte dicho de paso.
El capitán guiaba el timón con fiereza, daba ordenes a los hombres que corrían por cubierta y trepaban por las maromas para guiar los mástiles y desplegar las velas.
En bodegas los esclavos a golpe de látigo remaban con fuerza.
Mi sonrisa se ladeó observando mi obra, aquel engranaje perfecto del miedo en las entrañas de los míos.

No tardo en subir a cubierta la doncella guerrera.
-¿Os aburrís? -pregunté tendiéndole la mano para que me acompañara a mirar el infinito horizonte desde proa.
-Espero ya alberguéis un plan para dar muerte a Höor Cannif. No me gustan las decepciones.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Mar Oct 31, 2017 4:43 pm

El viaje iba a ser largo, lo suficiente para meditar. Su objetivo era deshacerse de ese tal Höor Cannif y antes, tenía que conocer su gente, su alrededor, todo lo que conllevase tener relación con él. Tenía muy claro el trabajo y el resultado que debía obtener, una muerte sin testigos y limpia, como solían ser todas. En los días siguientes después de tratar con Hati, estuvo indagando por si sabían algo del Cannif y esa tal Valeria Cavey, por lo que pudo enterarse, se casaron y tuvieron hijos, todos residían en el Norte, excepto la señorita que iba y venía a París, no eran del todo un matrimonio...así que ella no valdría para nada, el Conde incluso la recompensaría por deshacerse de esa mujer insufrible.

Tras acomodar sus pocas pertenencias y asearse, se dirigió a cubierta. Examinó a todo aquel que se cruzaba en su camino, la tripulación no descansaba ni un solo segundo. Las miradas pronto se centraron en ella, con una simple mirada... fue suficiente para que siguiesen con su trabajo. La voz del licantropo, lo buscó con la mirada y sonrió de medio lado, dirigiéndose a proa, no le tomó de la mano, declinó esa invitación. Ya no era la señorita cortesana complaciente, ahora era quién era, una guerrera que solo esperaba cumplir a la perfección su objetivo.

-Ni a mí decepcionar, tendréis vuestra venganza. Aunque ya os advierto de que no va a ser llegar y besar el santo. Me tomaré mi tiempo en conocer a quien debo eliminar, no actúo sin más, además... debe ser limpio y nadie sospeche -la mirada esmeralda se perdió en el horizonte, ahora lo único que le importaba era acabar con ese hombre, no pensaba en nada más... su trabajo acaparaba todo pensamiento.

Si creía que iba a hacerse ideas equivocadas sobre lo ocurrido en aquel lugar apartado en donde pudieron ser ellos sin trampa ni cartón, dos adversarios dignos del otro. No buscaba nada más que terminar su trabajo, menos esperaba que algo cambiase entre ellos, todo por su parte estaba más que claro y definido. No era un secreto que le gustaba, se divirtió mucho luchando de ambas formas, y sí, ambas muy gratificantes.

-Quiero que me habléis de ese tal Höor Cannif. Vuestro familiar, tengo cierta información de la señorita que me nombrasteis, esposa del Conde aunque ahora creo que... no es una persona muy cercana a vuestro primo. De todos modos, el blanco perfecto son los niños... hay dos mágicos. Y... los demás pequeños futuros guerreros, eso al menos saben en París, desconocen más...-se apoyó en el borde, mirando al horizonte, se sentía bien como la brisa marina enredaba su cabello azabache, el cambio de temperatura...le erizó la piel.

Por encima del hombro, lo buscó con la mirada, girándose lentamente... y dejar que su espalda se apoyase, arqueándose. No dijo nada, tampoco hizo falta, mucho menos iba a pedirle otro tipo de favores si no eran relacionados con su misión.

-Háblame del Norte...Hati -ronroneó su nombre, como aquella noche mientras se pertenecían de aquel modo inhumano, loco...




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Miér Nov 01, 2017 5:22 am

Mis dos brazos aprisionaron la cintura de la asesina que apoyada estaba en la baranda.
Quería información sobre el norte y por supuesto sobre la victima y su familia, era lógico, había obtenido ciertos detalles en París, pero francamente no los suficientes.
-¿que decir del norte, mi hogar? Lleno de valles y bosques, temperaturas gélidas que hielan lagos y que convierten sus mares en bravos.
El norte esta lleno de tierras áridas, de islas y de tempestad. Si tengo que sacarle un defecto, lo haré en ese carácter absurdo que la gente ostenta.
Esperanza lo llaman -me eche a reír a carcajadas – la gente necesita un rey, alguien que con mano férrea los guie como a los borregos que son. Pobres campesinos a los que el desgraciado de Höor Cannif les da una espada y se creen guerreros.
El norte pertenece a mi padre, cada palmo de tierra es nuestro y es lógico que tengan que pagarnos diezmos por permitirles trabajar esa tierra.
Ellos se alzan contra nosotros y nosotros los diezmamos y de esas, el conde se aprovecha para ser adorado.
Un baño de masas es lo único que mi primo necesita.
Por sus venas corre mi sangre, pero él a preferido dar la espalda a su familia, por comandar una revolución de inútiles que no saben pensar por si mismo.

Mis ojos se tornaron ámbar centelleando.
-El mayor don de de primo es ser un charlatán, tiene la facilidad de convencer al resto de que pueden cambiar y hacer lo correcto. Mi primo ha de morir y con él lo hará la esperanza del norte y bajaran la cabeza ante nuestro yugo.
Sobre su mujer, no deberías despreciarla, es mi primo el que es incapaz de valorar la joya que porta del brazo.
Ella, insensible, despiadada si es capaz de entender que el fin justifica los medios. Esa mujer se equivocó de bando.
Los niños, bueno, solo me interesa Sirius, dicen que es la reencarnación de Thor, que llegó con Höor una noche de tormenta. Quiero la oscuridad que reside en él. El resto puedes matarlos, me son indiferentes.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Vie Nov 03, 2017 5:33 pm

Le había pedido le hablase de su tierra, aquella por la que guardaba respeto y lealtad. La guerrera, miraba al frente, perdida en la inmensidad del mar, el sol poniéndose en el horizonte. Una puesta de sol, la primera que veía acompañada pues nunca pasaba tiempo con alguien si no era para matarlo o meterse en su cama y luego acabar con él en determinados casos.

No pasó desapercibido el gesto del licantropo, afianzándola de la cintura, su grave voz susurrándole en el oído detalle por detalle palabras referentes a su Norte. En los labios de cereza, se formó una breve sonrisa intentando imaginárselo y bien sabía que podía imaginar pero no sería ni la mitad de increíble que sería aquel lugar. Curiosidad, eso sintió cuando le oyó reír... era la primera vez y le erizó la piel pues sin proponérselo la había provocado. Su rostro quedó a escasos centímetros de su boca y en ésta, la cortesana perdió su mirada de manera distraída.

-Me tomaré mi tiempo, sería demasiado evidente que nada más llegar al Norte me plantase frente a las puertas de la fortaleza, antes de preguntar siquiera..seguramente me cortarían la cabeza. No estoy insinuando que no me atreva, tampoco...que sea imposible pero todo a su y sobre los niños, ya te dije que no mato niños pero haremos una excepción. -se giró en sí misma, buscando sus orbes y al encontrarse, sus ojos centellearon de pura satisfacción...oírle hablar me recordaba demasiado,...a mí misma.

Un par de pasos para acortar la distancia, apenas unos milímetros que separaban sus labios , podía sentir el calor de su piel, llamas en su mirada. La venganza, la muerte de aquel “salvador del pueblo” sería la cumbre de su venganza y desde que entró en la habitación, ya aceptó sin aún mediar palabra.

-Me gustará más cuando vea el Norte con mis propios ojos, suena bien. Hablas con orgullo y eso te honra, guerrero. -miró hacia el cielo, se avecinaba tormenta. -El mismo Thor se ha revuelto en el sitio solo con oírte hablar -sonrisa traviesa que se apagó cuando el primer relámpago de la noche. El viento comenzó a azotar con fuerza, tenía un mal presentimiento y no solo por la tormenta, las esmeraldas buscaron en el mismo horizonte donde se había perdido el sol. La silueta de una embarcación se acercaba en sentido contrario, entrecerró los ojos para asegurarse.

-¿Preparado? La noche va a ser de lo más divertida -la embarcación cada vez nás cerca -Bonita noche se ha quedado para morir




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Dom Nov 05, 2017 8:38 am

Un barco oteamos en el horizonte, sinceramente, mi sonrisa se ladeó paladeando el sabor de la sangre, principalmente porque la bandera pirata hondeaba en su mástil.
-Vas a poder mostrarme lo eficaz que eres dando muerte ¿bailamos? -le pregunte a la vez que mis ojos claros adquirían un tono ámbar.
-¡¡Vamos!! -rugí a mis hombres -muerte, coas, no quiero que nada quede en pie de ese barco.

Los cañones cargados, divertido mi rostro cuando desenvainé la espada bajando el acero para dar orden a que los cañones fueran disparados.
Rugí, mis hombres reían, todos hambrientos del choque de barcos y de un enfrentamiento directo.
El que llevaba el timón sacaba la lengua, sacudía la cabeza haciendo ruido de forma abrupta, todos eramos unos demonios, la mayoría experimentos de mi padre que nos había no solo dado una vida distinta si no la oportunidad de ser dioses.

Escalaban por las cuerdas, se adueñaban del palo mayor y desde ahí les azuzaban sacudiendo sus espadas entre gruñidos.
El capitán viraba el barco zigzagueando, esquivando sus cañones, y disparando los nuestros cuando de frente quedábamos.
El cascaron quebrado, las bestias sedientas de sangre lanzamos los enganches en cuanto los cascos golpearon.
-¡Al abordaje! -rugó lanzándome sobre uno de los piratas desdichados, mis colmillos crecieron ,a mordiscos degollé su yugular.

La sangre goteaba por mis labios, mis ojos centelleaban por el placer del sabor férreo y por como la vida se extinguía entre mis manos, la busqué excitado ,esa noche algo me decía que acabaríamos en el lecho.
Ladeé la sonrisa antes de lanzarme a por el segundo desgraciado, mis zarpas en su vientre, las tripas salieron cuando desgarré su piel.
Rugí con el tono mostaza a un tercero que corría hacia mi posición y al que que decapité con mis garras mientras mi sonrisa socarrona dejaba claro que era la peor de las bestias.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Miér Nov 08, 2017 4:30 pm

La matanza no había empezado y ya podía paladear el sabor férreo de la sangre ajena. Más que preparada, le dedicó una breve sonrisa de complicidad. Era la hora de dar caza, demostrar a quién tan solo se le ocurriese cruzarse en su camino lo que les esperaba. Esa al menos era su intención, si alguno dejaba vivo o simplemente, tenía la suerte de sobrevivir... corriese la voz entre los suyos.

El momento de codo con codo, respaldarse y encarar al enemigo. Si estaba en lo cierto y eran piratas, sanguinarios del mar... no tardarían en saquear el barco, mientras sus compañeros se batían entre la vida y la muerte. Ahí entraba en escena, ¿quién iba a no creer a una indefensa mujer hermosa? Trabajo fácil, por fin calmar esa sed de sangre de una vez por todas... rezó porque el viaje no se le hiciese tan largo y pronto llegar a tierras norteñas. No era una mujer que esperaba, siempre actuaba sin importar las consecuencias.

El centello de los ojos ámbar, le arrancó un jadeo, observando como se alejaba para dar caza y muerte. Buscó el lugar perfecto para ser visible, una táctica que en ciertas situaciones llevaba a cabo y siempre terminaba con buenos resultados. En cuanto los pasos resonaron en cubierta, Thrisna se despeinó el cabello...saliendo al encuentro de aquellos que habían osado interrumpir la paz, un momento más tranquilo.

Una media sonrisa, ojos vidriosos... en cuanto se percataron que en aquel barco solo de hombres, se encontraba la única mujer, el botín estaba más que asegurado. Un grupo de seis hombres se detuvieron frente a ella, terriblemente hermosa a rabiar y se veía tan indefensa, asustada de todo lo que acontecía a su alrededor. Con fingida esperanza brillando en sus orbes esmeraldas, se acercó a ellos unos pasos, ya estaban encandilados, habían caído en la trampa.

-¿Venís a salvarme, guerreros?-apenas un susurro, pobre de sus almas que quedarían ancladas en ese punto del mar pues este sería su última noche. Oía murmullos, todos referentes a lo que harían con ella , cual era su destino y no de salvarla precisamente. No perdió la sonrisa, ojos de esperanza...esperaba el momento clave. Cuando el más alto la rodeó por la cintura y los demás se acercaron, de un movimiento golpe de la nuca contra el pecho de aquel gigante, le hizo tambalearse y zafarse de su agarre, los demás intentaron salir en su encuentro.

Apenas les dejó dar más de cuatro pasos, el bonito cinturón dorado portaba más que un simple adorno pues aquella preciosidad tenía escondido su tesoro más preciado. Lo empuñó con firmeza, alzándolo justo a la yugular y hundirlo con saña, pudo notar la sangre brotar, caliente...salpicar su rostro. La mirada esperanzada cambió, su sonrisa se ensanchó a medida que observaba como los demás venían a rendir cuentas. Rió, esquivando golpes torpes... pues por más que fuesen piratas, no tenían ni idea de luchar, sí de defenderse.

En movimientos de esquivos, clavó el arma de doble filo en uno de los costados, a otro lo degolló al girarse sobre sí misma, un golpe seco. Uno más corpulento corría sin sentido, solo tuvo que agacharse un poco, le tomó de la cabeza con el cuchillo entre los dientes. Un crujido limpio, al girar de manera experta su cuello, cayó en el acto ante sus pies.

-Buenas noches, querido. ¿Y tú...? ¿te rindes? Tienes miedo... pero no lo tenías cuando pretendías follarme y sentirte poderoso -apenas se había manchado de sangre, no tanto como le gustaría. Miró de reojo dónde se encontraba el lobo, se relamió algunas gotas resecas de sus tentadores labios. -Eres el último, tu amigo te ha dejado con el trasero al aire y yo... -desafiante, el pirata la miraba a los ojos, ella no apartó la mirada ni un instante... rió y con la risa el desconcierto de su presa. Cogió carrerilla dispuesta a todo, el pirata no se lo esperó... fuerte y corpulento, esperó impaciente el ataque... apenas lo pudo oir castañear del miedo, fue fácil pues ni se resistió, como si no le pesase... tomó la muñeca que iba a golpearla, a la vez que hundía la piel en el estómago y realizaba un tajo que le daba acceso a sus intestinos. Introdujo la mano al asombro de aquel que ahora arrodillado veía ante él como la mujer tomaba con diversión sus órganos, dejándolos caer ante él.

-Tardarás en morir.. ese es mi regalo -le escupió en el rostro, su lengua limpió la hoja, se giró en busca del guerrero.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Jue Nov 09, 2017 4:42 am

Cuando me giré, mis ojos centellearon en un intenso mostaza al verla con las tripas de aquel hombre colgando de su manos. Su pérfida sonrisa chocaba con la belleza de un rostro inmaculado.
Se relamió la sangre reseca, mis ojos se oscurecieron delatando la excitación del momento, un instante en el que nuestras miradas se anclaron.
Un enemigo por mi diestra, extendí la mano sin mirarlo, mis garras se hundieron en su pecho, sentí el esternón quebrarse, mi mano se hundía hasta tomar su órgano y de un tirón brusco su palpitante corazón abandonó u pecho quedando en mi mano.


No dejábamos de mirarnos, llevé el órgano a mis boca como si de una manzana roja se tratara y le dí un bocado mientras aun caliente se movía entre mis dedos.
Deliciosa, sentí la sangre fluir por mi boca, resbalando por mi mentón, mi cara de un placer sádico era un hecho.

Me lancé contra dos enemigos mas, era una bestia salvaje, fuera de mi desgarraba las carnes, escupiendolas a un lado. Aquellos piratas habían elegido al enemigo incorrecto, una lastima teniendo en cuenta que nada tenia en contra de esos caballeros, es mas, solían caerme bien esos rufianes que vivían a base de robar barcos ajenos.

La cubierta quedó bañada de sangre, nada quedó en pie, mejor dicho nadie. Solo mi tripulación, tan monstruosa como yo que se dio un gran festín a carne cruda, todos habíamos sido modificados por padre, ninguno hacia ascos a la sangre, realmente no eramos precisamente almas caritativas, por contra nos parecíamos mas a los demonios del peor de los avernos y mi padre el rey de todos ellos.

Lo que me recordó que tenia un bastado abandonado en una aldea, algún día iría por él, siempre me hizo especial ilusión destrozar para construir y ese niño seria una bestia afín a mi causa pues nuestra sangre corría por sus venas como un torrente de mal dispuesto a salir.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Jue Nov 16, 2017 10:58 am

La conexión era bestial. En cuanto se giró y le vio destrozar el pecho de aquel tipo, una sonrisa maliciosa se dibujó en sus labios, le encantaba verle en acción. Un asesino nato, podía reconocer a un igual, no cualquier igual. Él. Ese hombre lobo que la tenía completamente fascinada, se mordió el labio inferior al contemplarle morder y deleitarse en el corazón aún caliente. Imagen demencial que le arrancó un jadeo.

Siseó antes de volver a la carga, acercándose y limpiar la comisura de su boca con el filo de su lengua. La victoria de los suyos se hizo presente en cubierta, mientras los demás devoraban los restos de su presa, Thrisna se paseó por el lugar para rematar a aquellos que aún agonizaban con su espada. Buscó con la mirada al guerrero , de espalda imponía incluso más.

Se acercó a él, el dedo índice acarició la cintura ajena, seguido de una risa... seguía a su lado, seguiría hasta el final pues ahora aquella también era su lucha. La sangre bañaban sus cuerpos y no, no podía negar que así se veía más fiero, terriblemente provocador. Imposible no devorarlo con la mirada, en cuanto dejó caer la espalda en el borde del barco. Se mordió el labio inferior, seguido de un rugido, la estaba provocando con el simple hecho de que sus miradas volvieran a encontrarse.

Aún jadeante, la respiración entrecortada por el esfuerzo, la sonrisa de la guerrera se ensanchó por el solo hecho de regalarle esa tentadora imagen. Era un hecho que le atraía, se complementaban en la lucha de igual modo y eso jamás le había ocurrido, siempre había ido por libre y ahora sin embargo, se uniría a aquel hombre sin pensarlo.

-Verte luchar es todo un espectáculo. Me quitaría el sombrero si lo tuviese -un halago que iba encadenado a esa mirada esmeralda que sólo tenía ojos para él -Tengo ganas de follarte. No he dejado de pensar en hacerlo en medio de este caos, sangre, desolación... verte comer el corazón. Maldita sea -apretó el borde de la cubierta para no arrancarle ella misma la ropa, no debían unir ambas cosas -Un placer luchar contigo. ¿En qué piensas, Hati?-susurró con voz melosa... dulce, como si la sanguinaria que acababa de ver ya no se encontrase allí.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Jue Nov 16, 2017 1:22 pm

Ladeé la sonrisa cuando sus esmeraldas centellearon contra mis pardos, olía su excitación, podía ver como su pecho subía y bajaba preso de ese estado que posiblemente le había producido una buena gesta, sangrienta y violenta.
De un tirón la orillé contra mi cuerpo, mis labios repasaron los ajenos, lengua voraz que marcó un beso sin darlo recogiendo el sabor férreo de su manantial.
-Directa, me gusta -aseguré ante su petición, no se ando por las ramas, sabia lo que quería, también lo sabia yo.

La alcé de las nalgas, sus piernas cual boas se enredaron a mi cintura.
-Pienso solo en una cosa -aseguré con una picara sonrisa mientras sus caderas se movían sobre mi abultada hombría.
Descendimos hacia los camarotes, ella lo queria, yo lo necesitaba y por el camino nuestros labios colisionaron atronadores, jadeos, mordiscos, nada entre nosotros era juego limpio.
Eramos dos bestias caóticas que no podían ser encadenadas aunque lo merecieran.

Ella arrugaba con sus dedos mi ensangrentada camisa, las paredes eran lechos donde uno y otro cuerpo caían mientras nos besábamos con un desenfreno solo conocido por los dioses. Hel, allí la llevaría esa noche donde habíamos visto la oscuridad de nuestras almas y nos habiloso regocijado en ella sin calma.

De una patada abrí la puerta del camarote, la lancé sobre el lecho, mis ámbar rugían por completo, no tuve paciencia, mis manos desgarraron su piel, mis uñas se clavaron en sus caderas atrayendola contra el kraken que la mujer liberaba de forma rápida y necesitada.
Un rugido sádico cuando la penetre, ríos carmesí sobre las blancas sabanas, todo me importaba una mierda si me saciaba.
Su torso se alzó ,su boca me buscó, entre lametazos la mía la encontró y la gesta se torno tórrida y apasionada.






Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Lun Nov 27, 2017 4:28 pm

El frenesí, el ansía de devorarlo por completo. Ella misma se había convertido en una bestia sin control, estaba deseando fundirse en él, seguir la gesta en la que no importaba quién cayese en el intento. Las largas uñas de la guerreras, se anclaron en la ancha espalda, punto en el que dejó grabada su marca. Él no iba a ser el único que marcase su piel, rió carmesí que se enredaban en la yema de los dedos, no pudo evitar llevarse a los labios aquel elixir delicioso, paladeando el rico sabor férreo de la sangre del licantropo.

Entre jadeos, respiración entrecortada, cuando los besos cesaron...se dio el capricho de saborear dedo por dedo, incitándolo. La mano libre seguía marcando territorio, estaba tan excitada que la humedad de su sexo era más que evidente. Las heridas de las garras, desgarros que le erizaron la piel y la hicieron gritar, excitada...perdida en aquel cuerpo al que no importaría comer despacio y sin prisa. Se había vuelto adicta, yacer con él en el lecho se volvió una necesidad.

Cuando sintió que entró bien dentro, abrió las piernas pidiendo más y más fuerte. No era suficiente, se habían vuelto locos los dos, la sangre formaba parte de aquel ritual pasional, en el que sólo importaba saciarse. Incapaz de dejar en paz su boca, en la que entre mordiscos, besos de fuego... susurró su nombre hasta que le faltó el aliento. Tiraba de su labio inferior con los dientes, sus caderas marcaban un baile demencial en el que sólo los dos eran los protagonistas.

Giró en la cama, con él encima, uñas clavadas en la nuca, su espalda arqueada ofreciendo sus generosos pechos colmados, piel de ébano tintada de sangre...locura. Rió contra su boca, traviesa y juguetona...paseó la punta por cada rincón de aquel manjar exquisito, empujándolo con los tobillos hacia sí, pies enredados en sus nalgas... las cuales no daban tregua a los fuertes movimientos. La fuerza descomunal con la que le penetraba, la estaba volviendo loca..

La risa, entre jadeos... pedían más, sus caderas tenían vida propia, profundizando los movimientos, sentirlo aún más dentro...sentir como si la partiera en dos. No le importaría que sus últimos segundos de vida fueran en aquella batalla, en donde el fin fuese el intenso orgasmo desconocido, de su mano.

-Muérdeme...-rugió presa de la excitación, sus dientes perlados se deslizaron por la piel de su cuello, sentía tanto placer...dolor y como el orgasmo poco a poco estaba más y más cerca-Hati...-jadeó lamiendo el lóbulo de su oreja, mordiendo su cuello con fuerza hasta hacerle sangrar...probar su deliciosa sangre -Estás delicioso....-las palmas, dejaron caerse por lo ancho de su espalda, deleitándose en una caricia...rugido contra ugido, ojos enlazados, sonrisas cómplices -Fóllame -se mordió el labio inferior, dos bestias que no dejaban de buscarse y encontrarse, se había vuelto un ritual mutuo.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Miér Nov 29, 2017 7:56 am

Me hundí con violencia en su interior, la bestia se abría paso entre sus paredes que ardían presas en fuego contra mi falo alzado.
Sus dedos tiraban de mi nuca, se clavaban enredando sus dedos en mi pelo para que nuestras bocas ansiosas se tomaran rasgándose los labios a mordiscos, vitae que como ríos escurría de boca a boca, sabor metálico de la gesta pasada y de la recién empezada.
La empalé con tanta fuerza que sus caderas apenas podían salir a mi encuentro, su vaivén era detenido por la bestia que en mi interior rugía.

Mi mano en su garganta, mis mostaza fijos en sus oscuros verdes felinos y allí estábamos de nuevo dispuestos a tomarlo todo del otro hasta que no quedara nada que nos mantuviera cuerdos o vivos.
Mas dentro, mas rudo, mis manos la atrajeron de las caderas y su cuerpo resbaló por el lecho arqueado y ofrecido.

Turgentes las montañas, picos que devasté con mi boca, mordiéndolos hasta que ella sentía que se los arrancaría, ella rasguñaba mi espalda, como si nada mas existiera que los ríos escarlata que de ella brotaban.
Me pidió que la mordiera, pero yo nunca hacia aquello que la dama me pedía porque yo era el animal, el dominante y ella iba a aprenderlo le gustara o lo odiara.

La giré colocandola a cuatro patas, tiré de su pelo, enredándolo en mis dedos, le di un par de azotes en el trasero antes de volver a metersela con tanta fuerza que gritó cayendo sobre el lecho ,de un tirón volví a levantarla ¿acaso importaba si la desgarraba? A mi no.

Me miraba por encima del hombro ,sonrió como si verme tan fuera de mi fuera exactamente su intención.
La embestí hasta sacudirme en su interior, ciertamente no me preocupé de su placer, aunque sabia que lo alcanzaba a la vez porque sus paredes mojadas y calientes estrangulaban mi falo entre espasmos.
Cayó al lecho agotada, pero yo no lo hice a su lado, la contemplé relamiendome los labios durante unos instantes aun arrodillado con mi miembro mojado y goteando.
La respiración de ella agitada, sus felinos en mis ámbar.
-Tengo trabajo



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Sáb Dic 16, 2017 6:04 pm

La gesta les dio hambre del otro. Pecó al comer de su piel, disfrutando de cada rincón que recorría su boca. Jamás se enfrentó a un igual, alguien capaz de leer su mente con una mirada, nadie se complementaba tan a la perfección que el licantropo. Fue extraño, sintió desde el primer segundo atracción y obsesión por conocer y saber más de aquel alma errante y oscura, un coloso guerrero que reclamaba su ayuda para saborear la victoria.

Con gusto cumpliría su deseo, no importaba cuánto cobrase por ello, estaba más que saldada la cuenta. Nunca sintió nada parecido a lo que él le había hecho sentir, poderosa, en dónde la gula le ganaba la batalla, podría estar saboreando aquel cuerpo de pecado hasta su último aliento, morir en semejante gesta no tenía precio. Vida por vida, muerte por muerte... ¿qué importaba mirar a los ojos a la muerte cuándo podías ganar tanto?

Aún extasiada, le observó de la misma forma...indiferencia con una sonrisa maliciosa en los labios. En cuanto la puerta se cerró, una sonrisa apareció en el cuerpo de la guerrera al ver las heridas marcadas en su piel de ébano. Antes de volver a cubierta, se adecentó , limpiando la sangre y con ropa limpia. Al subir, observó cómo la tripulación se deshacía de los cuerpos inertes , arrojándolos al agua, asegurándose de que no flotasen introduciéndolos en sacos y metiendo dentro piedras. Ayudó a ello, los sacos no eran tan grandes por los que no dudó en desmembrar para acelerar el proceso.

Lo buscó con la mirada, recordando la intensidad con la que se miraron al finalizar en el camarote. Fue aún más impresionante, perfecto. Se acercó por la espalda, quedando apenas unos pasos tras él, observando en su misma dirección, aún estaban lejos del Norte, de paso sí que había estado pero no permanecido más de unos días. Los trabajos bien renumerados terminaban siendo fáciles y rápidos.

-No estaban de casualidad navegando por aquí. Deberíamos asegurarnos de que no entramos en aguas negras, si no sabes lo que significa ...te haré un resumen: agujero negro. Así lo llaman los marineros, me lo contó un cliente tras haberle azotado hasta correrse -una sonrisa divertida, un par de pasos hasta colocarse a la misma posición -Si cruzamos … aunque sean un par de centímetros la línea... estamos perdidos. No es un farol, nos atacaron pero ¿y si iban a darnos un aviso? Volvían con las manos vacías, en el navío no hay nada más que tinajas vacías-podrían estar acechando a la suerte, eran leyendas de mar pero ¿no podría ser real?




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Lun Dic 18, 2017 4:11 am

Escuché a la asesina con atención, el mar era peligroso, de eso sabíamos bastante los vikingos teniendo en cuenta que habíamos sido navegantes desde tiempos inmemoriales.
¿Agujeros negros? Había escuchado hablar del triangulo de las Bermudas, también de casos en los que los marineros chocaban contra los arrecifes quedando encallados por los cantos de las sirenas.
Supongo que todo eran leyendas o quizás por contra realidad, pero si de algo estaba seguro es de que pobre seria el diablo que osara enfrentarnos.

Ladeé la sonrisa de forma engreída.
-No eran precisamente buenos samaritanos preciosa, iban bien armados y su idea lejos de avisarnos de nada era hundir nuestro barco, desconozco si existen esos agujeros, ni los leviatanes u otros monstruos marinos, mas si de algo se es de muerte y aquello que ose desafiarme acabará convertido en pasto para peces.

Negué con la cabeza atrayendola por las caderas mientras mi sonrisa se ladeaba con picardia.
-¿Estas preocupada por mi asesina? -pregunté guiñándole un ojo -¿o por que no quieres morir en mi barco?
No hay lugar mas seguro que conmigo, créeme pequeña, soy invencible.

Seguimos surcando el mar, estaba calmo y en principio parecía que podríamos alcanzar el norte con el aire a nuestro favor, mejor para los esclavos que remaban en galera, menos haría falta el látigo que los animaba a remar con mas saña.
Comí con los hombres y Thira que se había unido a nosotros como si fuera uno mas.
Bebimos ron, reímos y agradecimos a Loqui que el viento fuera a nuestro favor.

La noche volvió a cernirse sobre nosotros, mis manos en el timón, las estrellas esa noche resplandecían, era fácil guiarse a partir de la osa mayor.
-¿como estas? -le pregunté al escuchar sus pasos a mi espalda.
Rodeó mi cuerpo apoyando su espalda en la baranda clavando en mi sus esmeraldas.
-¿es para mi esa botella?









Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Miér Ene 10, 2018 3:56 pm

El ego del coloso guerrero no conocía límites. Esa sonrisa permitía conocer aún más al desconocido de lo que él pretendía o desease mostrar. Cuando alguien se asemejaba tanto a sí mismo, significaba que pensaban del mismo modo. Impresionaba verle de espaldas, ancha y fuerte, cualquiera querría desear perderse en el muro imponente y trepar por su cuerpo hasta llegar a la cumbre.

Sonrió sin poder evitarlo, su arrogancia, esa seguridad en sí mismo y la fuerza que transmitían sus palabras. Un descanso después de lo ocurrido, la batalla tanto en el barco como en el lecho, fue sencillamente brutal, perfecto y maravilloso. Los labios cereza, se humedecieron al pasar la lengua muy despacio por ellos, le gustaba esa sensación de posesión y poder que mutuamente se habían dedicado.

-Me preocupa más recoger tu cuerpo inerte de cubierta -una risa y un guiño de ojo, la gula se hizo presente y sació su sed como el hambre. La carne estaba deliciosa, cruda por el centro, sangrante al dar bocado, era una más entre los hombres, alguien forjada en el mismo mundo. Como otras tantas noches, no podía dormir, el trabajo en el burdel consumía gran parte del tiempo. El aire fresco despejaría la mente y le ayudaría a pensar, volvió a verle de espaldas... se mordió el labio inferior al volver a imaginar la dureza y la pasión desmedida.

-Sí, es para ti -antes de darle él un sorbo, se adelantó dando un buen trago y confirmase que no pretendía nada. Sonrió relamiéndose, volviendo a pasear descarada la mirada por su cuerpo, el viaje sería largo y la espera valdría la pena -Estoy bien, el barco es muy confortable y el capitán... -se mordió el labio inferior, volviendo la vista al frente , dándole la espalda. Tan sólo con una camisa ancha de manga larga, descalza y el cabello suelto, más como esa cortesana que la asesina... -No será fácil, lo sabes... -observó al frente, el cielo anaranjado, tonos rojizos... describían guerra -Se acerca una buena gesta, a la que estoy preparada pero esta noche...podremos acabarnos esa botella -sonrió, buscando la mirada por encima de su hombro.

-Te preocupas por mí...espero que no-una pregunta y a la vez respuesta, con él no tendría problemas con malentendidos, si había ocurrido varias veces y sin ser cliente y cortesana, no significaba nada, lo más importante era su misión y objetivo. Ese hombre podría volver loca a cualquiera -¿Cómo quieres que sea el último segundo? -una pregunta muy complicada... porque podría significar cualquier cosa.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Jue Ene 11, 2018 3:32 am

Eché un ojo al cuerpo curvilíneo de la mujer que con sus verdes fijos en el horizonte hablaba de nuestra próxima gesta.
-No deberías preocuparte tanto por el hedor a muerte, para nosotros el caos forma parte de nuestra existencia, Hela guiara el barco ¿hacia la destrucción? Es posible, en ese caso el Valalla nos abrirá las puertas y las valquirias las piernas, todo pinta bien ¿Verdad?

Extendí la mano para que me pasara la botella, di un trago limpiando las gotas que humedecían mis labios con la manga antes de volver a fijar mis ojos en ella.
-tranquila, si lo que te inquieta es que por un par de encuentros contigo pierda la cabeza, puedes estar tranquila sigue sobre mis hombros pequeña -bromeé.

Era una mujer atractiva, sexy, con un buen movimiento de caderas y tan salvaje como nosotros mismos aunque con ese don que le daba su trabajo de cortesana para actuar como una actriz en el teatro.
No me importaba su oficio, no me importaba nada mas que cumpliera su misión y cuanto antes mejor.
-¿sabes navegar? -pregunté al ver como fijaba sus ojos en mis manos que sujetaban el timón con firmeza -ven.

Rodeé con mi cuerpo el suyo envolviéndola con mis brazos, mi mentón se apoyó en su hombro clavando la vista en el horizonte.
-Coge el timón -mis manso sobre las suyas, fui corrigiendo la dirección cada vez que se le iba -¿sientes la libertad? -le pregunté con una sonrisa.

Soy un lobo, el bosque es mi hábitat natural y la guerra mi pasión, el motivo por el que he nacido, peor admito que me gusta navegar, mis antepasados lo hacían ,saqueaban tierras, eran temidos cuando sus Drakkars llegaba por los mares desde el norte a todos lado.
Höor debilita el norte, no se que mierda mi primo tiene en la cabeza, pero nunca nos hemos caracterizado los vikingos por ser caballeros andantes. Si quiere jugar a ser el rey Arturo, que se vaya a Camelot y se meta al espada por el culo.
El norte es muerte, es sangre y es fuego y por eso, por el norte lucharé por recuperar la esencia que siempre tuvimos.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Miér Ene 31, 2018 2:10 pm

No temía a la muerta, era un hecho. El cuerpo cincelado en gestas, encuentros cuerpo a cuerpo... ganados con sudor y sangre. Como muestra de cada victoria, la hermosa piel caramelo adornada con cicatrices, tatuajes en donde la historia de cada uno de ellos...aún no conocía nadie, imperfecta y hermosa como sólo ella podía serlo.

Una sonrisa cómplice fue compartida con el licantropo, volvían a sobrar las palabras. Había anochecido, sólo alumbrado por la luz de las estrellas, podía vislumbrar la imponente imagen del lobo, un muro enorme incapaz de ser derribado, puertas impenetrables, cerrojos cerrados con llaves que ni siquiera su dueño era conocedor de dónde se encontraban. Un complejo puzzle en el que tenía las piezas frente a sus ojos y no sabría por dónde comenzar.

En ese instante no importaba otra cosa que el destino estimado, un objetivo a batir y una recompensa que tomar. En cuanto cumpliese el encargo, se marcharía por dónde había venido y sólo quedaría el recuerdo del encuentro de dos bestias hambrientas, incapaces de ser saciados o eso pensaban hasta que se enredaron en la piel del otro, desgarrando más que la piel...llegando a clavarse bien hondo en el alma, una condenada a amar a alguien extraño y desconocido.

-Sé que algunos se guían por las estrellas, los mapas son inexactos, el firmamento es el mapa más sabio y fiable que seguir. -dejó que los dedos se enredasen en el timón, las esmeraldas se perdieron en el frente, pensando nada y en todo a la vez. El calor que emanaba el cuerpo ajeno, le erizó la piel al sentirle tan cerca, su aliento impactando en la piel de su cuello...arañándola y condenándola por unos segundos, ¿por qué? Ese poder de atracción en el que se sentí realmente segura, protegida... cuando había sido siempre ella misma quién se dedicó a cuidar de su bienestar, no necesitar más que su subsistencia.

Un gesto inconsciente, cercano y lejano, tan natural como el estar medio abrazados mientras negaban lo obvio. Entre ellos no habrían jamás promesas, sólo que darían la vida por el otro hasta el último segundo porque de eso se trataba la lealtad. Una risa escapó de su garganta, se inclinó un par de centímetros para que el aliento acariciase sus labios sin tocarlos , tentación y seducción incontrolable.

-Sí, siento la libertad que sólo el mar puede ofrecer pero ser libre son palabras mayores. No soy libre, Hati. -un susurro inacabado, se encontraba tan cerca que su el olor de su piel inundó sus fosas nasales, olía a mar, a batallas ganadas...y a libertad. Sonrió por sus propios pensamientos, él la aclamada libertad personificada. Comenzaba a entender su causa, ¿compartirla? No era norteña pero si estaba de su lado y aceptó el encargo... era una más en su pelotón, una guerrera que alzaría sus escudos sin pensarlo dos veces, no se rendiría , el rendirse no era una opción.


-Lucharé contigo hasta el final. Lo sabes -sus dedos se enredaron en los ajenos, apretándolos con cierta fuerza en el timón, una promesa silenciosa -Recuerda que el mejor amigo y aliado es uno mismo, lucha por lo que realmente desees...no por lo que otros creen que es lo mejor. Por ti mismo -los ojos ambarinos del lobo, la dejaron sin palabras... incluso podía admitir que estaba sonrojada, nadie le había intimidado tanto... y no era miedo. Sonrió como respuesta, acortando las distancias y antes de que sus labios se rozasen volvió la vista al frente -Libertad -dejó caer su cuerpo hacia atrás, sintiendo la presión de su cuerpo, ser vulnerable por primera vez...




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Vie Feb 02, 2018 1:48 pm

La asesina entre timón y mi pecho miraba al frente, a la inmensidad del océano. La libertad olía a salitre, olía a viento a firmamento.
Ella aseguraba no ser libre, mas me preguntaba cual era le motivo pues para mi quitar vida era la máxima representación de la libertad, te convertía en un dios y ¿había algo mas libre que aquellos que vivían en Asgar?
-Confió en mi guerra, creo en mi visión de un norte épico, quizás sea cierto que la gente ahora mismo ha de sufrir, pero para que existan los lobos han de haber corderos, no se puede salvar a todo el mundo.
Mi padre no es un tirano, es un visionario, pero los vikingos parecen haberse convertido en caballeros andantes.
Mis antepasados saqueaban y violaban a voluntad, la sangre que corre por las venas de mi primo es la misma de esos hombre, luchando contra mi padre reniega a esa sangre.

Su aliento penetraba entre mis labios, apenas efímero resultaba el roce de las palabras de uno y otro.
-¿Que te impide ser libre? ¿una deuda de sangre quizás?
Francamente no entendía como un animal salvaje podía ser preso de algo que no fueran sus propios dioses.
-¿en que crees señorita? -pregunté intrigado sobre su procedencia.

Su piel era canela, lo que apuntaba quizás a tierras lejanas a las mías, pero sus ojos eran verdes como los de un felino salvaje, ella era una mujer digna de conocer.
Nos habíamos convertido en socios y como tales seria leal a ella mientras no me traicionase.
Seguí pegado a su cuerpo, sin afianzar aquel agarre de dedos entrecruzados, un gesto que no tendía a tener con nadie.
-No soy una buena pareja de baile -confesé quemando con mi aliento su oído.

No quería que se hiciera vanas ilusiones, la guerra era mi camino y en este no me veía precisamente enamorado de nadie.
Yo era mas e tomar cuanto se me antojaba en cada gesta como antes lo hicieron los míos y si bien era cierto anhelaba un linaje, digamos que mi perro era un bastardo bastante eficiente e todo esto.





Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Sáb Feb 03, 2018 6:51 pm

La visión de su Norte a Thrisna le resultó excitante, un Norte dividido en donde la guerra había tomado mando. Atenta a cada una de sus palabras, sus manos se aferraron al timón, guiada por él y sus movimientos exactos y precisos. Esa noche se confesaban lo que realmente pensaban sin importar al otro más que ese instante, no habría uno parecido y quizás fuese su última noche. Les pisaban los talones, a él por ser quién era y a ella...aquel que la amoldó a su imagen y semejanza, era así por aquel hombre que le dio todo con la promesa de pertenecerle... un pacto de sangre y lealtad.

-Nos forjamos en fraguas diferentes y yo, tengo una deuda con mi creador. Me convirtió en una mujer no sólo fuerte por fuera, capaz de cualquier cosa y sin remordimiento pues … no gasto de eso. Los sentimientos quedan totalmente anulados, si sientes eres vulnerable pues pueden atacarte por ese lado más débil y esa palabra...la desconozco -sonrió con suficiencia, buscándole con la mirada, no le había contado todo pero ¿quién lo hacía? Por unos segundos se mantuvo en silencio, él no era cualquier otra persona...es más, ella jamás interactuaba con nadie y sin embargo él...-Si no es por él, te quedas sin quien acabe con la miserable vida de tu primo -

Las estrellas esa noche brillaban con aún más intensidad de lo normal, así se lo parecía. No respondió al momento, ¿en qué creía? En nada y en todo, en sólo lo que sus ojos eran capaces de ver, no se descantaba por ninguna religión, tampoco nadie le preguntó antes y era un tema que prefería dejar en el aire. Su aliento cálido, cercano...le provocó cerrar los ojos un instante y los labios de cereza, entreabrirlos por la sola idea de volver a perderse en el pecado, sin importarle más que disfrutar del momento, de él y las victorias aún no ganadas.

-Creo en lo que veo...siento -esa era la verdad, la misma verdad que salió de sus labios. Si él no era una pareja de baile ¿qué le hizo pensar que ella sí lo sería? -No, no somos las mejores parejas de baile pero siempre puede haber una primera vez. De bailar ¿nunca? -quizás se malinterpretaría, el gesto de aferrarse a sus dedos entrelazados fue sencillamente... natural, no pensó, sólo actuó y no, no se arrepentía -Y si te pido un baile en cubierta, el mar nos mece y está en calma ¿no quieres conocer de otro modo la libertad? Una pieza de baile, no necesitamos música... nos pisaremos, reiremos por lo torpe y pareceremos normales, algo que no somos. Yo tampoco he tenido pareja de baile y no es algo que baraje, es peligroso... -murmuró girándose y apoyar la espalda en el timón, sus orbes esmeraldas lo delinearon a conciencia, la noche mostraba su verdadero ser...

-Creo en lo que veo... y creo en ti, sé que podrás conseguir lo que te propongas y... seré uno de tus escudos, uno más...hasta el final -imposible que su alma guerrera se mantuviese callada por esa noche... -¿Y si en vez de bailar bajo la luna me muestras tu verdadera esencia? Lobo, tu bestia interior...muéstramela -la palma la deslizó por su pecho, hasta llegar a su bajo vientre, instante en el que se apartó, esperando lo pedido... -Verte es mejor que mil bailes. Quiero ver con mis propios ojos a la devastación, la muerte... a ti -apenas fue un susurro, lo admiraba, era un hecho y su error fue cruzar sin querer una línea bien marcada para ambos, las bestias no bailaban...




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Dom Feb 04, 2018 11:53 am

Ladeé la sonrisa al escucharla hablar de ese baile que le complacería tener conmigo en cubierta, sus ojos besaban mis labios y aunque dijera que no, era muy consciente de lo ofrecida que se sentía ahora mismo.
-No se bailar..al menos no como tu esperas, soy una bestia Trihsna y no deberías olvidarlo nunca.
El amor es una debilidad que no puedo permitirme.
Mi único afán, nada tiene que ver con el amor, es matar la esperanza del norte, convertirme en su dios, que tiemblen al oír mi nombre, no puedo distraerme con un baile, ni contigo, ni con nadie.

Ladeé la sonrisa esta vez soltando sus dedos, aquellas cursiladas no iban conmigo y se lo demostraria ahora mismo.
No se por quien me había tomado esa mujer, pero lo que corría por mis venas nada tenia que ver con la bondad.
Enredé mis dedos en su cascada parda mecida por la inclemencia del tempo, dejando así su cuello expuesto, lo mordí con rudeza, haciendo que ríos carmesí se perdieran por su cuello hasta teñir su camisa.
Llevé contra mis labios su boca, dejando que probara el elixir de la vida.
-por contra, si lo que quieres es otro tipo de baile, no tengo problemas en demostrarte cuando buen compañero puedo ser.

Mi diestra desabrochó mi pantalón con avidez y sin pensarlo la empuje con rudeza hasta que quedó de rodillas frente a mi verga.
No pedí permiso ¿para que? Yo no era de esos y llevaba todo el viaje diciéndole con claridad que no era el héroe, si no el villano.
La empujé hacia abajo dejándola de rodillas ante mi, imagen perfecta de una asesina que humedecía sus labios observando el manjar que tenia entre mis piernas.

Mi glande mojado por el liquido pre-seminal mojó sus labios que se abrieron para besarlo, lamiendo las gotas tímidamente. Un empujón lo colocó hasta el fondo tocando la pared enfrentada de su garganta logrando hacerla jadear. Dos lagrimas escurrieron por sus mejillas mientras emprendía las fuertes embestidas entre su boca.
-Cuando acabe contigo, no podrás tenerte en pie -fue mi promesa, sin aflojar un ápice en mi agarre.
La tormenta se ocasionaba entre las paredes cálidas y húmedas de sus boca ,en ella podía sentir como mi falo vibraba, lo torturaba con su lengua, relamiendo los pliegues, el conducto de la uretra, sus ojos brillantes miraban el ámbar turbio, oscuro de los míos.
Creo que por fin lo comprendía, esto era exactamente lo que era, un animal que toma lo que le place.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Dom Feb 18, 2018 12:59 pm

Una sonrisa divertida en los labios cereza, una risa que se perdió entre ambos, miradas engarzadas en el otro, era imposible apartarlas de la imagen del coloso guerrero que advertía no se desviase del camino. Un camino desconocido para la asesina pues una vez más, él se hizo ideas equivocadas. No conocía otra danza que no fuese la del placer ajeno, su propio placer del que creía carecer, él mismo le demostró cuán equivocada estaba.

Al caer de rodillas ante él, una sonrisa maliciosa, lengua dulce que se presentó ante él dispuesta a todo, volverle loco y no pensase en otra cosa que en disfrutar. Al relamerse, rozó la punta que en segundos, inundó su boca por entero, rió por ello...al notar como su cuerpo se contraía por el placer que experimentó, el dolor de las fuertes embestidas se mezcló con el placer que suponía tomar el delicioso miembro de la bestia.

Su lengua se movió en círculos, entrando y saliendo, hundiendo las yemas de sus dedos en el trasero de su amante para introducirlo más dentro de su boca si podía ser. Un ronroneó escapó de su garganta, las lagrimas se mezclaron con la fina capa de lluvia que comenzó a caer, cubriendo sus cuerpos. La arrebatadora imagen del guerrero, semi desnudo y empapado, le arrancó un gemido de desesperación, necesitaba sentirlo dentro, sentirlo vibrar en su interior y volver a saborear una buena gesta en la que perdería con gusto, llegando al clímax ya no tan desconocido.

Paseó la lengua y los labios por el tronco, incorporándose y aprovechar tal cosa para pasear su miembro por entre sus pechos aún con la ropa, el frío y el agua, la excitación... fueron los culpables de que sus pezones se endureciesen, transparencia de su blusa...una imagen insinuante como prohibida. Se sentía empapada y no sólo por el agua, su boca... su sexo palpitaba deseando que cumpliese lo prometido, no poder ni levantarse.

Entre sus pechos, meció su miembro, dejando un mordisco en su vientre, el filo de su lengua, perfiló cada músculo de su abdomen, mordisco en lado izquierdo de su costado en donde dejó una considerable marca, lo mordió con gula y deseo, lo deseaba y en sus esmeraldas, se reflejaba la lujuria y la necesidad. No iba a pedirle nada, no lo cumpliría , era un hecho.

Se giró para apoyar las manos en el timón, volvería a guiarla pero de un modo muy diferente, inclinada hacia adelante, guió su trasero para sentir la fricción de sus sexos, llamarse a gritos, algo que ninguno de los dos admitiría. Por encima del hombro, buscó su mirada, sedienta de él y de ese baile, la amenaza que esperaba cumpliese.

-No te equivoques. Bailamos del mismo modo. -no iba a permitir se hiciese ideas equivocadas, el baile de dos sólo debía de producirse en la carne, ¿el amor? Las bestias no amaban, ni siquiera a sí mismas. -No sé navegar -susurró con sorna, esperando le enseñase...pero esta vez distinto.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Dom Feb 25, 2018 12:58 pm

Caliente como una perra la asesina movió sus caderas contra mi verga enardecida, palpitaba sintiendo como la morena me miraba apoyada en el timón dispuesta a que le mostrara como navega el capitán de un navío.
-Abre las piernas -ordené dándole un azote con la diestra mientras mis orbes argenta se centraban en sus nalgas abiertas.
Tomé el tronco con la diestra la penetración fue directa, ya estaba muy mojada y aun así mi enorme verga rozó con sus paredes haciéndola gemir de impaciencia.
Su peso recayó sobre el timón cundo di la primera embestida que la penetro hasta el fondo, agarré su pelo pardo en un puño tirando de el como si fuera la crin de un potro dispuesto a ser domado y la embestí de nuevo haciéndola gritar de dolor, de rabia y pura excitación.
-¿que te ha llevado a ofrecerme tu cuerpo de este modo? -pregunté entre roncos jodeos dejando que mi pecho cayera sobre su espalda mientras mi aliento mecía su oído y mi lengua lamia su lóbulo antes de morderlo.

No dejé de moverme dentro de ella en ningún momento, la madera se clavaba en su cuerpo tales eran mis penetraciones que pensé que acabaría empalada en el timón.
-Contesta, de puta a asesina ¿puta de nuevo? -pregunté entre jadeos, una nueva estocada la partió, su espalda se arqueo y yo disfrute de esa sensación de dominar aquel ser que se creía único hasta que me conoció.

Su boca buscó la mía, mi lengua se abrió paso lamiendo su inferior, dejando que mi saliva se entremezclara con la ajena, estaba loca de deseo, temblaba todo su cuerpo y ni siquiera era capaz de suplicar que parara porque la mujerzuela quería mas de mi verga.
Ladeé la sonrisa sacándosela de golpe, atrapé con mi diestra el tronco sacudiéndolo mientras esta se quejaba porque la había dejado vacía de mi envergadura.
-Tranquila preciosa no he terminado contigo -aseveré corneando su culo hasta que mi verga se hundió en su recto, tan dentro como pudo.

Gritó, los arrecifes me devolvieron el eco de su dolor y eso para mi fue música celestial, pues adoraba crear en las hembras esa sensación.
Tiré de su pelo de nuevo, montandola como si fuera un tritón y le clavara mi tridente hasta que no pudiera mas.
Mis dedos torturaron su clítoris, no le di tregua, tracé círculos en ese botón que la hizo explotar de placer corriéndose con fuerza.

Su cuerpo cayó rendido sobre el timón, mas yo la sostuve del cuello alzándola para que no se rindiera, no me había corrido todavía, y esto no era por ella, solo buscaba mi placer y me lo cobraría en esta gesta.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Miér Mar 07, 2018 6:39 pm

Las bestias se encaraban una vez más, una gesta en la que vencedores eran ambos. Ese hombre la provocaba, la hacía arder con una simple mirada, su voz...le erizaba la piel, arañándola como sus garras desgarraban la fina piel de la asesina. El dolor mezclado con el placer, le llevaba por el camino de la amargura, ansiaba más, se había creado una especie de adicción. Las garras afiladas, hundidas en la carne a la par que las embestidas la desgarraban, un dolor insoportable en el que el placer ganaba la jugada.

Incompleta, así se sintió hasta la noche en la que conoció las verdaderas sensaciones de un placer extremo , un auténtico orgasmo. Ser dominada era algo desconocido para ella, siempre fue al contrario, los clientes reclamaban por más y sus atenciones...en ese momento, los gritos y jadeos le pedían más y que no se detuviese. Al abrir las piernas para amoldarse a la postura, sintió la sangre acariciar la cara interna de sus piernas, dolía pero ...se sentía tan bien que no pudo controlar pedir más, hundir las uñas en la madera del timón, provocando aún más dolor , totalmente perdida de deseo por aquel hombre que no hacía otra cosa que volverla loca.

Buscó su boca, desesperación en sus esmeraldas, necesitaba más, el orgasmo creaba adicción... por más dolor, verle completamente perdido en su interior, saciar a la bestia. Rió contra su boca, mordiendo el inferior y tirar de éste juguetona, aún quedaba lo mejor tras el orgasmo que le regaló. Alguien que disfrutaba saciando al prójimo, era el turno del lobo, exhausta, el aire le faltaba...necesitaba más, un orgasmo como ese que aún le temblaban las piernas, hilos carmesí por sus muslos, la mirada turbia por la perdida de sangre y las sensaciones.

Una temblorosa mano, acarició su vientre, bajando despacio hasta sus testículos, los cuales masajeó entre sus dedos, sintiendo como impactaban contra su trasero. Aprovechó que salía de ella un instante, alzando las piernas y apoyarlas sobre sus estrechos hombros, guiarse con las caderas y sin soltarle, le obligó a entrar de golpe en el orificio de su trasero, totalmente dispuesto, esperándole. Apretó con fuerza los testículos, las piernas flexionadas, la espalda arqueada.

Cuanto placer extremo, lo que sentía no se podía describir con palabras. Sentía que se partía en dos, gritaba, ofrecida...a su merced.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Miér Mar 14, 2018 5:22 am

La atrapé del cuello porque su descanso ni de lejos era el mio, la sangre corría por sus muslos, mas ¿acaso no formaba parte de la vida la vitae? Su cuerpo se estremecía, incapaz de mantenerse en pie y aun así lucho como pudo doblegando sus piernas mientras la corneaba con tanta fuerza que su vientre se contraria contra los maderos.

Su boca mordió mis labios, jadeaba roncamente, gemía con un placer inusitado, aunque el dolor en ocasiones la hizo sollozar. Su cuerpo temblaba, no podía mas y eso me excitó lo suficiente como para caer por el precipicio sacudiendo en el mi verga palpitante y endurecida. Su abismo oscuro como la noche que presidía el acto salvaje y lujurioso estaba completamente abierto y empapado, era lo mejor que había visitado desde hacía tiempo.
Me mantuve dentro, hasta el fondo mientras esta acariciaba mis huevos y una vez sentí que ya no escupía mas simiente me aparté dejándola caer doblegada ante mi al suelo.
Pude ver sus dos verdes alzarse violentos, el duelo de titanes había empezado y desde luego que la bestia de ojos ámbar iba ganando.
-¿necesitas algo? -pregunté con cierta mofa.

Sabía de sobra que no podría ni moverse, mas quería escuchar de sus labios como me pedía que la llevara dentro, al lecho, o quizás quería otro asalto en un tiempo.
Me relamí los labios recuperando con mis manos el timón con una afilada sonrisa en mis labios y con las manos sobre los maderos recuperé el rumbo que el polvo salvaje había cambiado.

Después me subí los pantalones como si nada hubiera pasado y volví a bajar la mirada hacía la mujer.
-¿como pretendes matar exactamente a mi primo? -pregunté como si el trabajo fuera lo único que me importara y francamente así era ahora mismo que me sentía saciado gracias a la asesina furcia que me había tirado.

Tenía que reconocerle le merito, era dura otra hubiera pedido clemencia, mas ella en ese sádico acto se había corrido, lo había disfrutado.
-¿quieres? -pregunté pasandole la botella de ron tras darle yo un buen trago esperando que me respondiera a la pregunta antes formulada.

El séptimo dia llegamos a costas noruegas, una tempestad nos había desviado ligeramente, así que decidí llevarla al castillo de mi padre y desde ahí cuando la tormenta amainara partiría hacía Akershus para destruir a mi primo y a su familia.



Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Thrisna el Miér Mar 21, 2018 11:10 am

-Llévame al lecho -rugió, mirándole desde el suelo, aún algunas gotas de sangre resbalaban por el interior de sus muslos pero como bien ambos sabían lo mucho que lo había disfrutado, insaciable, desearía que esa noche no terminase, no le importaba perder la vida entre sus brazos, su último aliento en un orgasmo que aún le hacía vibrar. Desde su posición, le observó con atención, beber de la botella, su imagen le hizo relamerse, una imagen demencial que volvía a calentarle sin apenas tocarla , capaz de volver a hacerle cualquier cosa. Le acababa pedir que le llevase justo como él desearía, no podía ni moverse y aún así, no le importó acomodarse en el suelo, como si no acabase de ocurrir nada.

-No seas impaciente. Ya lo sabrás cuando esté muerto. Además ...¿crees que me fío de tus hombres? no. prefiero tejer la red de araña yo sola, como siempre -sonrió de medio lado, arrebatándole la botella, alzándola, brindando por ese instante.

A la semana siguiente, atrancaron en costas noruegas. Era la primera vez que visitaba tierras norteñas y cabía destacar los impresionantes parajes y paisajes que se extendieron ante sus ojos antes de llegar al castillo. Un lugar en donde el clima helado, le obligó a vestir pieles, una prenda que no solía ponerse nunca, muy agradable el calor que desprendían , ese lugar le había dibujado una sonrisa constante que no había desaparecido de su rostro.

Al desembarcar, esperó a que bajasen su equipaje, un simple baúl pequeño ¿para qué necesitaba mas? Allá dónde iba siempre solía tener lo que necesitaba y deseaba. En el puerto, había bastante ajetreo, algunos recién llegados como ellos, otros que se preparaban para llenar el almacén de provisiones y lanzarse a la mar. Sus orbes esmeralda, se pasearon por el lugar de forma distraída. La mayoría hombres, las mujeres no tenían un lugar en aquel “mundo”, las pocas...las admiraba realmente.

-Ni te muevas-murmuró una voz a su espalda, no era la primera vez que ocurría, le seguían cada uno de sus pasos, jamás la perdían de vista. Alguien que alegaba no tener dueño, pertenecía por entero a una sola persona -Sabemos lo que tramas, Thrisna, venimos a avisarte. Ya sabes que los trabajos en grupo, es cosa de todos , no sólo de ti...y sé quién es -la voz del hombre le erizó la piel, él seguía siendo su sombra allá donde fuese...-El plan es el siguiente, deshazte de ese maldito bastardo de Cannif, no será fácil, te ayudaremos y cuando acabes, le queremos a él. Es un Dag, un guerrero que serviría muy bien a nuestro señor -Thris ni se inmutó, sus ojos seguían fijos en la pasarela, observando como el licantropo bajaba, era inevitable seguirle con la mirada -Se te da muy bien reclutar, pequeña Thrisna. Ahora ve.Ya nos pondremos en contacto -

No tuvo que girarse, buscarlo porque ya habría desaparecido, así sería siempre. Se acercó al guerrero, dispuesta a ir hasta aquel Castillo, su misión no sólo era matar al Conde, el lobo debía seguir sus mismos pasos, la lealtad y la confianza, sólo se la debía a quién la hizo lo que era ahora. Hati Dag acababa de meter entre los suyos a su condena.




योद्धाओं:


Catalina:

avatar
Thrisna
Prostituta Clase Media
Prostituta Clase Media

Mensajes : 67
Puntos : 60
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 01/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Hati Dag el Dom Abr 08, 2018 5:47 am

Llegamos a costas norteñas con las primeras luces del alba, el frio helaba y en ese instante preciso en el que un vaho blanquecino escapaba de mis labios me sentí en casa, no me importaba echarme a la mar, a fin de cuentas los vikingos siempre fuimos grandes navegantes, saquear otras tierras volver con el botín era nuestra vida porque estas tierras no eran fértiles, al menos no lo suficiente, peor cuando llegábamos a casa, el corazón se henchía de placer.
De allí a la fortaleza de padre apenas habría un par de horas a pie, el camino no era relativamente complicado y las fronteras estaban resguardadas por las aberraciones de padre que cubrirían nuestros pasos, ningún rebelde nos asaltaría por el camino.

La senda era ascendente, pedregosa, de vez en cuando lanzaba miradas furtivas hacia al asesina, que se arropaba entre las pieles sintiendo las gélidas temperaturas, ella no era licana, con lo cual era evidente que sentía el cuerpo mas entumecido que la mayoría de nosotros.
A buen ritmo cruzamos los bosques,si el mar era mi segundo hogar pisaba ahora mismo mis raíces, lo que me convertía en lo que era, un vikingo como los de antaño, no como el descafeinado de mi primo Hoor.

La llegada a la fortaleza se produjo al ocaso, los arqueros nos apuntaron por las almenas, hasta que bajé la capucha y reconocieron al príncipe del norte, el rastrillo fue elevado, el portón abierto y los guerreros entramos cansados por el viaje entre vítores, la joven asesina miraba de soslayo a todas las bestias que con los ojos iluminados miraban a la extranjera relamiedose los labios.
-No te faltaran vergas que colar entre tus piernas -bromeé llevando mi brazo sobre sus hombros con una carcajada.

Una vez en el castillo ordené a una sirvienta con una argolla en el cuello que preparara una cámara para la joven dama, esta bajo la cabeza aterrada, su cuerpo temblaba como una hoja su juventud era evidente, así como su belleza marchita.
Cuando cumpliera la edad que ya no satisficiera nuestras miradas seria lanzada a los perros que la violarían y la devorarían con gusto, peor de momento, era nuestra y la usaríamos.

La joven corrió escaleras arriba mientras mi sonrisa se ensanchaba centrando mis ojos en la asesina.
-Bienvenida a mi mundo.




Caos:
avatar
Hati Dag
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 36
Puntos : 29
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 05/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Raakshason kee raat -Privado+18

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.