Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA CE QUI NOUS UNIT - PARTICIPAN DAMIAN ALARCÓN Y LORA BELLAMY. RELEASE THE BEAST - PARTICIPAN ASTOR GRAY Y GWANGJONG GOREYO. VANN STEIN - PARTICIPAN HÖOR CANNIF, ULF TOLLAK, GIULIANA MORDRAKE, DANIELLE MORGAN, LUND, STAN MCQUINN, KHAYLA. NOSTALGIA - PARTICIPAN SUNI KANG y GWANGJONG GOREYO.




Espacios libres: 05/48
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 28/11/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Vann stein (privado)

Página 1 de 4. 1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Jue Sep 14, 2017 2:53 am

Tras una noche de jarana la mañana fue resacosa pero temprana, las luces del alba despuntaron como cada día marcando nuestros pasos.
Hoy embarcaríamos rumbo a Escocia, la bruja había visto el lugar exacto donde estaba la piedra que del templo había sido sustraída, así que no había duda alguna de que ese era nuestro destino y la inmediatez de nuestro acto es que Randulf no descubriera nuestros planes pues no eramos los únicos que contábamos con hechiceros entre nuestras filas.

Por el pasillo acabando de anclar los correajes de mi armadura tachonada me encontré con Kala que bostezaba con el pelo enmarañado pero vestida como todos para la guerra.
Al verme se lanzó a mi espalda juguetona mientras yo me reía.
-¿aun borracha? -pregunté arrastrando su cuerpo por el pasillo.
-No, pero lo podemos solucionar con unas jarras.
Atharal salio de su cámara hacha en mano.
-¿Habláis de Jarras? -preguntó con cara ansiosa.
Kala y yo nos echamos a reír mirándolo, Atharal siempre dispuesto a beber y a comer, claro que también a luchar.
-Nos esperan en el puerto -les dije sin detener mi paso mientras ambos se reían dándose codazos.

No tardamos en llegar ante el barco que con la rampa preparada y las velas izadas nos esperaba. La pirata miró a los rezagados con cara de pocos amigos, algo que me hizo reír mientras me encogía de hombros como única escusa.
-Quita esa cara mujer, hemos quedado al amanecer -señalé el sol -y ha amanecido ¿no?
Lund pese a haber bebido anoche como el resto se había dado prisa en llegar junto a ella, algo que me hizo reír aun mas mientras Kala me empujaba para que me callara y este fruncía el ceño.

Ulf y Giuliana fueron los últimos en llegar al barco, Ulf también había pillado una buena cogorza anoche con nosotros y algo me decía por la cara que traía la bruja que habían tenido por la noche algo mas que palabras cuando llegó a casa.
-¡vamos pirata, Ulf ya ha hecho bastante con llegar, a su mujer es mas fácil traerla rodando que andando!.
Un capón es lo que me llevé de Giuliana, algo que me hizo reír de nuevo.
Ahora que ya estábamos todos podíamos zarpar.
-Capitán -le dije a Daniella sin borrar la picara sonrisa de ms labios -haga los honores.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Vie Sep 15, 2017 5:06 pm

El capitán, que aunque fuera una mujer insistía en que se la llamase capitán y no capitana, se mantenía en cubierta erguida y con su casaca limpia y planchada, ya tendría tiempo de llenarse de mierda. Vigiló toda la operación en puerto y una vez cargadas las mercancías y víveres y los pasajeros, levantó la mano con el catalejo y gritó a pleno pulmón.

Recoged la pasarela!!Levad anclas!!! arriad velas!!! tenemos el viento a favor, señores!!

El Queen Anne's Revenge era una nave soberbia: fuerte, rápida y muy versátil.Bajo su mando había capturado galeotes españoles, ingleses y holandeses. Sus cañones habían hundido más de una y dos naves y sus velas habían sido sustituidas varias veces por los impactos en combate. Había sobrevivido a una deriva, a la peste y a innumerables tormentas, y sería ella, la reina Ana quien los llevaría a recuperar la piedra a Callanish, en Escocia.

Dejó que los rezagados se acomodaran y pasearan por cubierta, supervisando la salida de puerto y marcando el rumbo al timonel. Llegarían al día siguiente si se mantenia ese viento a favor. Se acercó a saludar a Giuliana, con quien había pasado innumerables tardes con los niños Cannif.

Tienes prohibido reventar aquí!! en los barcos piratas se prohiben mujeres y niños, son las reglas.— no lo decía en serio, pero allí no tenían los medios necesarios para atender un parto, así que mejor que no sucediese, igualmente le quedaba un par de meses, todavía era pronto.

Le hizo una señal a Höor, Atharal, Ulf y Lund. Este último no era el más despierto, desde luego no fue el primero de la clase, pero por el motivo que fuera era adorablemente torpe con ella excepto cuando se encontraban a solas, que la torpeza se desvanecía con la ropa.

es posible que Randulf haya mandado varias naves hacia Callanish, no sabemos cuantas, los espías no han podido precisar. Llegado el momento bordearemos las Hébridas por otro lugar, que no es tan fácil, pues hay arrecifes, pero allí no nos emboscarán.




gracias Will!!

Spoiler:

Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 98
Puntos : 91
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Ulf Tollak el Dom Sep 17, 2017 9:50 am

Hoor:

No se podía negar que la capitán tenia grandes capacidades de liderazgo, no dejaba de gruñir a los hombres pidiéndoles que izaran velas, que corrieran a proa, a popa.
Por Odin compartir barco con esa mujer era como atravesar el mismo Hel.
Ulf me daba un codazo al ver como Lund la miraba y luego ambos estallamos en carcajadas, era difícil no hacerlo cuando parecía haber encontrado a la misma Freya.

Danielle nos aseguró que sus espías habían descubierto que Randulf había enviado unos navíos hacia la zona donde escondían la piedra, supongo que tras el ataque del anterior barco se olía que los mares se convertirían en un nuevo campo de batalla.
-Mientras clave sus ojos en nosotros los apartará del norte -apunté con altivez mientras los hombres golpeaban la mesa corroborando mis palabras.
Si había algo por lo que luchábamos era por que el norte fuera libre -Hagamos ruido para que no solo ponga sobre nosotros los ojos si no también los oídos -rugí elevando mi jarra acompañado de los míos.

Ladeé la sonrisa al ver a Giuliana a y Danielle mirarse, habían hecho buenas migas, supongo que la ser extranjeras y viviendo entre vikingos es lo que les quedaba.
Ulf tiró de la cintura de su mujer subiéndola sobre él con ganas mientras daba un nuevo trago de la jarra.

Ulf:

El animo de todos era alto, no solo porque habíamos conseguido repartir el oro suficiente como para que los norteños llenaran sus graneros para el invierno, si no porque muchos eran los jovenes que ahora animados por la cusa de un norte libre dejaban de tener miedo a Randulf y se aliaban a la revolución.
Ademas mi mujer había visto donde estaba la piedra sustraída, era cuestión de tiempo que recuperáramos eso que tenia tanto valor para nosotros.
El templo druida ayudado por algunos de nuestros soldados mas jóvenes estaban asegurando sus defensas.

Hundí mis labios en el cuello de mi mujer, ella sonreía al sentir mis mordiscos en su piel.
-¿estas bien? -pregunté en su oído con sutilidad?
Aun le quedaban un par de meses para parir pero admito estaba preocupado, la guerra era peligrosa y yo me jugaba demasiado, mi mujer estaba en cinta, sus movimientos de algo complicarse eran lentos, la magia se le descontrolaba por el embarazo y aunque Loqui había hecho un pacto con nosotros, era el dios del caos, tan pronto se le torcían las cosas y podía dejarnos tirados.

Sus dedos se pasearon por mis rizos rubios y sus labios calmaron la inquietud tomando los propios.
-Mas te vale no explotar mujer -alcé la mirada clavando mi dedo inquisidor en la pirata -y mas te vale a ti que este cascaron aguante a flote pase lo que pase -rugí mirándola despertando así la risa de todos los presentes.
-No te preocupes Ulf -apuntó Atharal subiendo los pies la mesa y tirando haca atrás la silla de forma chulesca -si esto se hunde, arriaremos a tu mujer entre todos.

Le di una colleja que casi le tira de la silla.
-Tu ya tienes bastante con salvar tu hacha ¿no te daba miedo el agua?
Este frunció el ceño gruñendo.
-Yo no tengo miedo a nada, solo que no se nadar y me hundo.
Todos nos echamos a reír otra vez mirándolo mientras él le daba besos a su hacha imitándome a mi con Giuliana.
-Seras pazguato -dije entre risas.




Gracias por leer:

Spoiler:

XDDDDD:
Listen to your heart:
avatar
Ulf Tollak
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 139
Puntos : 152
Reputación : 27
Fecha de inscripción : 18/12/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Dom Sep 17, 2017 4:00 pm

Giuliana no sabía por qué todo el mundo bromeaba con su prominente barriga, debía ser que a ellos les parecía muy gracioso tener la sensación de mearte contínuamente, no poder dormir tumbada, que toda la comida te diera ardor, por no hablar de la hinchazón de pies, el dolor de riñones y los sofocos. Vale, últimamente se cabreaba más de lo normal, estaba malhumorada porque no llegaba a atarse sus propios zapatos y se sentía pesada e inútil. Tampoco ayudaba que Ulf no tenía la virtud de la paciencia. Pero bueno, podría haber sido mucho peor.

También podría hacer esto...— extendió una barrera de energía contra Atharal haciendolo caer de la mesa con estrépito.— y a ver quien te iza después. A todos vosotros me gustaría veros con algo así!!! muy vikingos todos, pero os quejaríais como una niña

Ulf la sentó encima de sus rodillas y ella rodeó el cuello del lobo con las manos, al menos allí estaba protegida de cualquier mal. Sabía las dudas de su marido sobre hacerla viajar, pero sólo ella conocía el lugar exacto del paradero de la piedra y además necesitaban de su magia, aquellas tierras estaban muy alineadas con la magia ancestral.

Bien, de momento bien. Brökk está dormido, luego dará guerra.

Guerra la que nos van a dar los cabrones ...Nave a babor!!!.— gritó Danielle.— Preparad cañones, subid el trinquete y tensad la mayor sobre la botavara!!! Preparáos para abordaje!!!.— sacó su pistola del cinto y un sable de la vaina.

Soltaron una salva de cañones impactando contra la nave de Randulf, la primera de dos. El otro barco estaba aún a cierta distancia. Giuliana vio el ceño fruncido de Danielle y se acercó a ella.

¿Necesitas el barco intacto?.— señaló al que se acercaba en la distancia. La pirata negó con la cabeza, eran barcos de guerra, no transportaban mercancías, en principio los enviaban para liquidarlos a ellos.— bien..— Se acercó a Ulf y le pidió que le consiguiera unas plumas de una flecha.— esto no es magia negra, es un simple hechizo básico...— Sonrió, porque hacer magia la liberaba, la relajaba, se sentía más ligera tras deshacerse de esa energía inquieta. Encantó las plumas que al poco se pusieron a moverse como si fueran mariposas y les ordenó colarse por las escotillas de los cañones de la nave que ahora viraba su mascarón para encararlos lateralmente y dispararles. A los dos minutos se escuchó una terrible explosión. Giuliana acababa de volarles el polvorín y el barco estalló en una tremenda deflagración. Las mariposas de plumas se habían incinerado al tocar su objetivo, que era la pólvora, tal y como la bruja les mandó.

Aún quedaba la otra nave y estaban a punto de chocar con ella para abordarla, se puso a cubierto, ella no podía blandir espadas ni hachas y podía ser blanco fácil.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 145
Puntos : 166
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Lun Sep 18, 2017 4:44 am

Ulf tomó una flecha del carcaj de mi espalda ofreciendosela con rapidez a su mujer, un beso fue su despedida antes de desenvainar la bastarda. Todos subimos a cubierta para prepararnos ante el inminente abordaje.
Danielle daba ordenes a los marineros, para mover el barco de forma voraz cortando las embestidas del ajeno.
Mis hombres arco en mano esperaban la señal para emprender la lluvia de fechas contra los soldados de Randulf que subidos a la baranda se preparaban para abordar nuestro barco.
-¡Ahora! Rugí mientras las saetas volaban como halcones a por sus presas.

Muchos cayeron, pero no los suficientes y en cuanto los barcos chocaron estos saltaron como una marabunta forzándonos a dejar caer los arcos y emprender batalla a melé.
Acero contra acero, rugíamos los guerreros.
Ulf estaba nervioso, lo notaba en el modo caótico que cubría sus flancos, era un gran guerrero pero su preocupación residía en Giuliana que se mantenía en el camarote.

Detuve con mi diestra el ataque de un hacha, con mi siniestra saque una daga y la hundí en las tripas del guerrero que rugió con los ojos ambarinos.
Aguantaba el dolor, podía apiadarme de esos engendros con los que Randulf experimentaba, quimeras en su mayoría pues juntaba adn de distintas especies buscando guerreros sumisos pero imbatibles.

El lobo trató de morderme, pero con destreza giré el acero de la diestra decapitandolo y con un giro de muñeca pasé el acero por mi costado atravesando al guerrero que me atacaba por las espaldas.
Rugí girando sobre mis propios talones mientras junto al acero me llevaba la carne del tipo.
Sus entrañas se escurrieron y su cuerpo cayó inerte a mis pies.

Atharal Hacha en mano subido a la baranda trataba de cortar las cuerdas que mantenían los barcos unidos.
Ulf evitaba replegado a la puerta del camarote que ningún otro guerrero traspasara los limites que separaban la muerte de la vida de su esposa y su vástago.

Lancé una de las hachas cortas contra uno de los soldados que por la espalda de Danielle y mientras esta luchaba de frente con una de las aberraciones de Randulf le atacaba.
El hacha se hundió en su cráneo haciéndolo caer hacia atrás sucumbiendo a las gélidas aguas de los mares del norte.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Mar Sep 19, 2017 4:06 am

La capitana del barco sacó el pistolete y le voló los sesos a una de las quimeras y de rebote impactó contra un soldado de Randulf que iba hacia ella hacha en mano, pero por las espalda le atacó otro que cayó por la intervención divina de Höor. Resopló para recuperar el aliento y le sonrió al conde por un segundo antes de seguir asenstando mandobles con su sable a diestra y siniestra.

Saltó de la baranda aferrando un cabo de cuerda suelto y se balanceó en él hasta volar por media cubierta aterrizando contra una de las bestias a la que derribó de una patada antes de rodar por el suelo. Barrió los pies de varios de ellos con su filo y después se dedicó a hundirlo en sus corazones.

No hagáis prisioneros!!! a sangre y muerte!!!.— gritó con furia tras llevarse un puñetazo en la cara que le hizo ver las estrellas por un segundo.

Vio a Ulf defender la bajada a bodegas y camarotes como un titán y su intención era correr hacia allí pero no llegaría a tiempo. Levantó la vista y terpó por el palo de mesana cortando el estay de la vela triangular. Al hacerlo el palo que la sujetaba giró con violencia y golpeó a varios enemigos derribándolos. Ahora el cabo estaba suelto y cualquiera podría recibir un palazo en la cabeza, pero al menos había salvado a Ulf.

Se deslizó por el poste y ancló los pies a las tablas. Quedaban menos enemigos y la victoria ya estaba asegurada. Cuando la refriega acabó, abordaron el otro barco y les robaron las provisiones, pólvora y barriles de ron. Después de saquear todo lo que era útil, hundieron la nave. Una menos que podría ser enviada a darles caza.

Esa noche celebrarían la victoria, pero debían también descansar porque al día siguiente llegarían a Callanish. Cuando Giuliana salió del camarote Danielle le puso una mano en el hombro.

eso ha sido...brutal. Te has cargado tú sola un barco.— La bruja se encogió de hombros, no era para tanto, sólo era cuestión de pensar con ingenio y aprovechar bien sus recursos.

Pero luego no puedo ni atarme los zapatos...menuda paradoja.

pues dile a tu marido que se arrodille y te los ate, que no se va a herniar.— soltó una carcajada y negó con la cabeza.— abrid barriles!! mañana será un dia duro, disfrutemos de la noche.




gracias Will!!

Spoiler:

Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 98
Puntos : 91
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Ulf Tollak el Mar Sep 19, 2017 5:30 am

Con los dos barcos engullidos por el mar y las quimeras bañando la cubierta de nuestro barco nos alzamos con la viktoria.
Elevamos los puños entre gruñidos con fiereza, celebrando la victoria.
Algunos marineros se entretuvieron lanzando los cuerpos inertes por la borda mientras nosotros nos bajábamos a los camarotes.
Alcé a mi mujer por la cintura dándole un beso, manchandola de la sangre que salpicaba mi rostro, sus dedos se paseaban por mis rizos mientras nos mirábamos fijamente, sus pantanos centelleaban ante mis brumas, habíamos salido de esta.

Höor me acercó una de las jarras, Danielle había pedido que abrieran los barriles, el mar estaba en calma y era hora de festejar.
Di un profundo trago de la cerveza negra, estaba sediento, Giuliana solo la paladeo de los restos que bañaban mis labios.
-¿Aun duerme mi hijo? -pregunté posando mi mano en su vientre -es hora de despertarlo -susurré tirando de la cintura de mi mujer para llevarla a una zona lago mas apartada y oscura.

Ella reía dándome manotazos, no tan acostumbrada como nosotros a practicar sexo en publico, su cultura era mucho mas reservada para estas cosas, por contra en la mía no estaban mal vistos estos encuentros pasionales.
Es lo que tenia la mezcla del alcohol, la adrenalina corriendo por nuestras venas y el ambiente festivo.
Mis dedos se deslizaban por su piel, mi lengua húmeda saqueaba su boca y pronto mi hombría rugió contra sus nalgas decidida a abordar su barco si ella me lo permitía.

Los demás iban a lo suyo, bebían vaciando y rellenando las jarras, Höor hablaba con la pirata aunque Lund se metía por medio marcando su propiedad mientras Atharal y Kala se buscaban en un tonteo que de seguro iba a terminar en fuego.
Nos merecíamos disfrutar, al día siguiente llegaríamos a tierra firme y merecíamos una noche para desahogarnos antes de la batalla.
Conseguir la piedra ni de lejos seria fácil.




Gracias por leer:

Spoiler:

XDDDDD:
Listen to your heart:
avatar
Ulf Tollak
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 139
Puntos : 152
Reputación : 27
Fecha de inscripción : 18/12/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Sáb Sep 23, 2017 4:29 pm

No estaba acostumbrada a esas bárbaras costumbres y aunque no se apartaba cuando Ulf le ponía las manos encima, no estaba dispuesta a dar el espectáculo en público. Cuando notó sus ganas lo tomó de la mano y tiró de él hacia el camarote.

-Vamos, no quiero compartir tu culo peludo con Höor...jajajajaja.- ya sabía las bromas que habían circulado a su costa por todo Akershus cuando tuvo a Ulf a palo seco por recomendación médica.

Se había adaptado muy bien al norte, pero había cosas que jamás podría adoptar porque era una cuestión cultural muy arraigada. Ella venía de una clase media muy pudiente y las costumbres bárbaras a veces entraban en choque directo con las propias. No era una fanatica del decoro y el rancio protocolo pero había unas normas básicas. En su casa se comía sentados a la mesa y nadie se levantaba hasta haber acabado o pedir permiso. Las cosas se pedían con "por favor y gracias" aunque fuera a alguien que en teoría tenía una categoría social inferior. Por eso ella no traba a Hilda y Arne como si fueran "del servicio", ya que eran realmente casi su familia, los que siempre estaban con ella cuando Ulf se marchaba con el ejército o a cualquier cosa que Höor le encomendase. La madre de Ulf había ido a pasar una temporada con ellos y Giuliana insistió en que se quedase, la quería cerca cuando llegase el bebé ya que ella no tenía madre. La trataba con el respeto que se debía tratar a los mayores y su morada en definitiva, quería que fuera un remanso de paz donde aplacar las iras del guerrero y la poderosa magia de la hechicera.

- si me sigues dando esos meneos, Brökk nacerá escocés en vez de noruego.- rio contra su boca.- me duelen bastante los riñones, te importa hacerme un masaje a ver si me relajo?

Ya quedaba menos, en breve le podrían ver la cara, pero quería que fuera en su casa, rodeada de gente que sabía traer bebes al mundo y no en un barco de guerra en mitad de una incursión. Después de el masaje que aliviaba su espalda, se sentía con más ganas de pegarse a Ulf y relajarse de otro modo, no se podía decir que el rubio no tuviera suerte, era de los pocos que podía darse el festival a bordo, pues sólo había 3 o 4 mujeres en ese barco y ya eran demasiadas.

- ven aquí, ricitos...vamos a celebrar esta victoria. Pero recuerda...no quiero parir en Escocia.

A la mañana siguiente fondearían en las costas de la isla de Lewis, cerca de Callanish donde estaba el círculo de piedras mágicas que se unía por el portal con el del templo druida. Aquella isla estaba perdida de la mano de Dios en esa zona de Escocia donde solo vivían los valientes. Las Hebridas habían sido objetivo de saqueos vikingos durante siglos, y eso que allí apenas había nada más que acantilados, ovejas y whisky. Dudaba que los secuaces de Randulf hubieran podido huir ya por mar, antes de eso tendrían que haber avisado a alguien y poner en marcha un rescate. Con toda probabilidad, seguían esperando las naves que no iban a llegar porque ellos las habían interceptado.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 145
Puntos : 166
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Sáb Sep 23, 2017 5:14 pm

Entre alcohol, bramidos y risas celebrábamos la nueva victoria, Danielle y yo bromeábamos jugando a los dardos afinando la puntería, ambos bastante borrachos asegurábamos ser infinitamente mejor que el entro no solo con el acero si no con la puntería.
Riéndonos a carcajadas luchábamos por acertar en la improvisada diana, claro que ella era una tramposa y no me dejaba lanzar y yo decidido a que ella no me ganara la atrapaba de la cintura justo cuando iba a tirar su daga alzándola por le aire y pegándola a mi riéndonos juntos por el descaro que nos llevábamos.
Claro que a Lund pareció no divertirle el juego y como quien no quiso la cosa lo termino tirando de la pirata hasta que sus labios colisionaron y sus cuerpos se enredaron arrinconandola contra la mesa.

Supongo que era la hora de retirarme, Ulf y Giuliana ya se habían largado hace rato a su camarote, Kala y Atharal tonteaban en la mesa colindante y bueno...
Salí de allí sin mirar atrás, pasé un rato en cubierta, el aire frio golpeando mi rostro me despejó un poco de la tajada que llevaba encima y tras un buen rato contemplando el firmamento me metí e mi camarote sin costarme en exceso conciliar el suelo.

A la mañana siguiente como estaba previsto atracábamos en las costas de la isla de Lewis, cerca de Callanish.
De seguro allí abrían tropas de Randulf custodiando la piedra, aunque desde luego no recibirían refuerzos de ningún tipo pues habíamos mandado al fondo del mar sus dos barcos.

Con los ánimos altos pisamos tierra firme, las bromas se sucedían entre nosotros. Giuliana había bajado, Ulf estaba muy pendiente de su mujer en todo momento.
-¿que pasa que no quieres que para a un Escoces? -le pregunté ladeando la sonrisa.
-¡Eso ni en broma! -rugió el lobo dándome un manotazo en el pectoral de la armadura -si se pone de parto le hago apretar las piernas y la pirata esa ya puede arriar velas porque el barco no pararía hasta estar en aguas norteñas -dijo con cara de malas pulgas.

Todos nos echamos a reír mirando al ofendido lobo que tenia muy claro que su hijo iba a ser vikingo y no un pastor de ganado.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Dom Sep 24, 2017 5:51 pm

Las mareas en aquella zona eran terribles, traicioneras y volubles. Tan pronto te podían dejar en una playa de fina arena como estamparte contra arrecifes pedregosos, Danielle no se fiaba nada de esas costas. Maniobró hasta introducir el Queen Anne's en una especie de gruta natural entre las rocas de los acantilados, no era del todo una cueva porque no tenía techo de roca, pero a simple vista, desde mar adentro no se vería la nave fondeada y permanecería a resguardo del oleaje bravo si arreciaba tormenta. Se encontraba dividida: un capitán jamás abandona el barco, pero por otro lado quería ir con los demás y asistir a la captura de esa cosa que decían que era mágica. Había observado algunos prodigios de la bruja rubia, pero quería ver más de esas maravillas, el mundo era muy grande y había demasiadas cosas que ver.

Finalmente dejó al cargo su contramaestre, un holandés llamado Arjen y se bajó a tierra con los demás cuando amaneció sobre la isla de Lewis. Cargó el pistolete y lo colocó en su cartuchera del cinto, el otro más pequeño en el muslo y el sable en la vaina. También llevaba el cuchillo de la bota y otro más en un doble bolsillo de la casaca. Armada hasta los dientes, como todo buen y feroz pirata.

Partieron hacia el círculo de piedras sin más dilación, mandando a dos soldados de avanzadilla a explorar el terreno y recabar algo de información, no sabían muy bien si se estaban metiendo en la boca del lobo. Lo lógico era pensar que sí, que les emboscarían, ahora sólo faltaba estar más espabilados y salir airosos.

El famoso círculo de piedras estaba sobre un montículo desamparado, todo en esa tierra lo estaba, esa parte de la isla de Lewis no se caracterizaba por la frondosa vegetacion, al revés: era un páramo ventoso y reseco. La población más cercana con agua dulce y verdes prados flanqueados por bosques era Garrynahine. Se decía que esas piedras fueron puestas allí por los primeros hombres, para comunicarse con sus dioses, porque allí estaba la entrada al cielo o al infierno en qle que creian. Los druidas lo reconocieron como lugar sagrado y se asentaron en esa isla que poco tenía que ofrecer.

Se detuvieron a descansar un poco mientras los exploradores regresaban con algo de información sobre el paradero del ejército de Randulf. Giuliana aprovechó para hacer un ritual de purificación, se encontraba en zona de alta energía mágica y quería conectarse a ella. Para eso, necesitaba limpiar la oscuridad de su magia y volver a la esencia de su naturaleza, ya que descendía de brujas wiccanas. Los lugares mágicos tenían sus propias reglas y no se dejaban controlar por cualquiera que entendiese la energía y sus intrincandos caminos.






gracias Will!!

Spoiler:

Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 98
Puntos : 91
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Lun Sep 25, 2017 4:20 am

Atracamos en la Isla de Lewis, de un salto nos apeamos todos armados, al acecho, aquel lugar despertaba algo en cada uno de nosotros, como si pudiéramos percibir la magia profunda que se respiraba en un lugar bastante solitario.
El páramo que se extendía ante nuestros ojos apenas tenia vegetación, la isla por lo que nos comentó Danielle no era excesivamente grande, lo que sin duda nos permitiría recorrerla de forma rápida con los cambiantes que nos acompañaban.

Giuliana se dispuso a hacer allí mismo un ritual, así que me dejé caer en el suelo, mi mirada se centro en Ulf, no necesitamos palabras. Ulf dejando ropa y armas caer, quebró sus huesos para dejar a la vista un blanco pelaje. El lobo se perdió a toda velocidad por el páramo, a través de sus ojos era capaz de ver todo cuanto este podía mostrarme.
Atharal cambió ante nuestras miradas, las plumas ocuparon sus brazos que adquirieron forma de alas y pronto el águila emprendió vuelo mostrándome la panorámica desde las alturas.

Podía combinar sendas visiones para hacerme una idea muy clara de los peligros que enfrentábamos, de donde estaría la piedra que buscábamos, recuperarla era nuestra única opción, ese era el motivo que nos había llevado a tierras Escocesas.
Ulf me mostraba unos paramos de gran belleza, solitarios, no parecía haber rastro de pisadas, huellas, nada, no me gustaba tanto silencio,
Atharal surcaba el viento regalándome el telón de fondo de las montañas, acantilados, altos picos, escarpadas.
El Atlántico golpea las calas formadas, pero como en el caso de Ulf, nada, ni rastro de piedra, o de ejercito que la custodiara.

Ulf llegó ante las Piedras de Callanish cuyo nombre en gaélico sería Clachan Chalanais o Tursachan Chalanais, son un conjunto de menhires levantados en época prehistórica. 13 monolitos principales conforman un crómlech de unos 13 metros de diámetro, con una larga avenida de acceso flanqueada por piedras en su lado norte, y filas más cortas de piedras por sus lados este, sur y oeste. La disposición general en planta del monumento recuerda la forma de una cruz celta algo distorsionada. La altura de cada uno de los monolitos oscila ente 1 y 5 metros, y están realizados en roca de gneis de origen local, de la propia isla de Lewis.
Ulf se acercaba despacio, alerta, como si pudiera percibir algo que se le escapaba al sentido de la vista, lo único que a mi lo ligaba.

No me lo esperé, tampoco el lobo, cuando ante sus ojos el muro mágico que ocultaba la presencia de un ejercito plagado no solo de hombres de Randulf, si no de aberraciones sujetas por cadenas, cayó.
Me alcé de golpe cuando una enorme lanza lanzada por uno de los gigantes que llevaba Hati a modo de mascota arrastrado de una correa empaló a Ulf por el vientre clavandolo en uno de los Menhires.
Ulf aulló de dolor, incapaz de reaccionar, sus ojos en la sangre que balaba sus manos, manos que aferraban el asta de la lanza en un vano intento de quebrarla. Tras esto, oscuridad fue lo único que vi saliendo del trance de golpe.
-Joder – rugí fuera de mi -¡Ulf! -grité apretando los puños -Kala, Danielle conmigo. Lund cuida de Giuliana.

Era un ejercito demasiado grande para hacerles frente con los pocos hombres que nos seguían, no se como cojones habían llegado hasta allí, ni un solo barco habíamos visto atracado en las costas.
gigante:
piedras:


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Miér Sep 27, 2017 1:32 pm

La bruja no había escuchado la exclamación de Höor, estaba centrada en el ritual que andaba realizando, pero cuando los vio correr supo que algo andaba mal. Su intención era seguirlos, pero Lund la detuvo diciéndole que no era seguro y que ella no podía luchar con esa barriga.

Danielle salió corriendo tras Höor y Kala, irían en busca de Atharal y Ulf. Giuliana se empezó a poner nerviosa.

Lund...Lund dime qué pasa!!!...¿es Ulf? ¿Le ha pasado algo a Ulf? ¿dónde está???!!! tengo que verlo!!! déjame!!.— se revolvió contra el vikingo que la sujetaba tratando de escapar de su presa. Lund la sujetaba férreamente, pero la bruja levantó la barrera de energía y lo golpeó con saña. Necesitaba ir donde estuviera Ulf. Los dioses no podían matarlo, se suponía que Brökk crecería amando y respetando a los Æsir, sin él eso no era posible. Nadie ni nada podía separarla del rubio, ni siquiera la muerte, eso ya lo tenían claro, así que no entendía por qué la retenía el general. Caminó deprisa tratando de seguir al grupo que pronto se perdió de su vista. Lund fue tras ella gruñendo y agarrándola del brazo para detenerla.

¡¡ que no me toques!! es mi marido!! iré donde él me necesite y voy a hacerlo te guste o no!! por favor, ayúdame!! no me retrases más!!!

Cuando llegaron la avanzadilla al lugar donde el ejército de Randulf estaba oculto, observaron el panorama y Danielle mudó el gesto. Eran muchos y muy fuertes, criaturas de todo tipo y aberraciones. No se lo pensó dos veces, sacó el pistolete y apuntó a la frente del gigante descerrajándole un tiro entre los ojos. Sacó la otra pistola de la vaina de su pierna y repitió el tiro, esta vez contra otro gigante encadenado. Dos tiros, dos blancos. Pero aún quedaban más enemigos y estaban en clara desventaja.

¿seguro que ha sido buena idea dejar a la bruja atrás? nos vendría bien alguna salida ingeniosa..— pero lo cierto es que viendo el lamentable estado del lobo, seguramente la bruja no pudiera hacer ningun tipo de magia, ocupada en el rubio.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 145
Puntos : 166
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Lund el Miér Sep 27, 2017 3:22 pm

Aquella bruja era terca, antes de partir había quedado muy claro todo lo referente a ella, Ulf nos hizo jurar a Höor principalmente ante Odin que la mantendría lejos de la gesta, solo nos acompañaría como el apoyo que con su magia blanca podíamos necesitar, pero no estaba dispuesto a que la magia negra despertara en ella, dentro estaba su vástago, él arriesgaba demasiado y todos comprendimos perfectamente lo que nos pedía el lobo.

Giuliana no se caracterizaba por ser una necia, mas bien era ingeniosa, se había hecho un sitio entre los nuestros con una facilidad pasmosa, siempre estaba dispuesta a ayudar, era querida y respetada y su carácter encajaba especialmente con Ulf y Hóor con quien tenia mucha complicidad, tanta que instruía en la magia a dos de sus vástagos.
En cuanto la bruja vio a Höor acompañado de una pequeño grupo salir corriendo adentrándose en el páramo, la hechicera supo que algo pasaba, entre gritos me pedía la verdad, una verdad que pronto llevó el nombre de su marido implícito.

Que no le diera respuesta solo incrementó su nerviosismo, no podía mentir, así que me limité a afianzar el agarre entorno a su brazo para no dejarla ir.
-Ulf quiere que estés a salvo, piensa en lo que llevas en las entrañas mujer -le pedí.
Mis palabras cayeron en saco roto, ante mi se alzó una barrera que ni de lejos esperaba y que me impulsó varios metros atrás haciéndome caer contra el suelo pedregoso.
Tiempo que la bruja utilizó en correr como podía tras el grupo.

No me costó en demasía dar con ella, estaba embarazada, correr con su pesada carga era un suplicio así que apenas unas zancadas me colocaron en su camino. Mis ojos inquisitivos se sumergieron en los ajenos, le tenia aprecio a ella y con Ulf me unía una amistad prolongada en el tiempo.
-Joder -rugí maldiciendo en mi idioma mientras alzaba mi dedo de forma inquisitiva advirtiéndole con claridad -no te separaras de mi ¿queda claro mujer? A Ulf lo han atravesado con una lanza, lo sacaremos de ahí, te doy mi palabra, Höor no va a permitir que se quedé atrás, lo conoces y nunca abandona una chanza.
Magia blanca, usa el escudo y yo me ocuparé de cargar a tu marido ¿me entiendes? No vas a meterte en la batalla, todos dimos la palabra a Ulf de que tu vida no correría peligro.

Así, llegamos junto al resto, la situación pintaba muy mal, los enemigos eran demasiados, dos de los gigantes habían sido abatidos, por la marca de sangre de sus rostros y la carencia de tajos supe que por la pirata, lo que me hizo ladear la sonrisa. Esa mujer no solo era excitante abierta de piernas.
Höor luchaba espada en mano contra otra de esas bestias, trataba de evitar el avance de esta hacia el lobo que clavado en la piedra había perdido el conocimiento.
avatar
Lund
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 24
Puntos : 20
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Jue Sep 28, 2017 11:15 am

La pirata sable en mano asestaba mandobles y cuchillazos a todo aquel que se le acercase a menos de dos metros, el baile de sangre había comenzado y los rebeldes plantaban cara al ejército de Randulf con más coraje que posibilidades. Pronto se agotarían y las piedras de Callanish se quedarían en silencio.

Giuliana escuchó a Lund decirle que habían ensartado al lobo con una lanza y al llegar al campo de batalla lo buscó con la mirada pero no podía verlo porque estaba justo en una piedra que le daba la espalda a ella. Desesperada rugió y cayó de rodillas desatando su poder. Le daba igual que a Ulf no le gustase la magia negra, eso no importaba ahora, su energía atravesó a los caídos en el campo de Callanish resucitandolos, pero obedeciendo ahora sus órdenes.

Danielle se cayó al suelo del susto cuando el gigante se levantó a su lado, iba a lanzarle un tajo desesperado que no le haría nada, cuando la enorme mole avanzó contra los secuaces de Randulf. Frunció el ceño y miró a Höor. ¿Qué coño pasaba allí? Al poco otra de las aberraciones que Höor había matado se levantó y se giró para atacar a Hati, el que comendaba el ejército del rey. Dani se giró un segundo y vio a la bruja en la pradera arrodillada y con los brazos extendidos, Lund ponía cara de cagarse en algo muy gordo, pero estaba claro que la ayuda de esa mujer iba a darles al menos algo de tiempo para maniobrar.

Coge al lobo y marcháos!! nosotros los contenemos!!.— le gritó a Lund sonriendole de medio lado, sabía que el general odiaba estar de niñera y prefería estar ahi derramando sangre, pero alguien tenía que sacar a Ulf de ese mal trago o no lo contaría.

Los bichos y soldados muertos ahora peleaban sin tregua con ellos, aunque les faltase un brazo o les ensartaran diez flechas, seguían en pie, eran las ventajas de estar muertos y no poder ser asesinados de nuevo. La rabia de la bruja no conocía parangón, quería arrasarlos a todos, quemarlos, sacarles la lengua y las entrañas...su querido Ulf, la razón de su vida, estaba debatiéndose entre la vida y la muerte a causa de esos engendros y desalmados. Pues iban a sufrir las iras de una bruja tan oscura como ellos, porque su vida sin Ulf se reducía a eso, a una larga oscuridad sin fin. Empezó a murmurar hechizos arcanos que ni siquiera sabía si funcioonarían, y algunos soladados empezaron a arder desde dentro, como si se hubieran tragado brasas. Giuliana estaba fuera de si, poseída por la magia negra, no podía pensar, en su cabeza sólo habitaba una unica palabra: Ulf. Brökk se revolvió y entonces notó su corriente vital que la detuvo y la trajo de vuelta a la realidad. Paró de salmodiar y apoyó las manos sobre la hierba, estaba cansada y había gastado mucha energía en esas invocaciones. Ulf la iba a necesitar despierta y serena, así que se puso en pie cuqando vio a Lund traer a su lobo y tras comprobar que respiraba, corrieron hacia la nave, necesitaban curarlo y salvarle la vida.




gracias Will!!

Spoiler:

Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 98
Puntos : 91
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Jue Sep 28, 2017 11:43 am

Acero en mano mis ojos se centraron en los del lobo, ambarinos los clavo en mis pardos mientras me mostraba los colmillos acompañado de un gruñido. Mi respuesta no se hizo de esperar, rugí lanzando una embestida contra la bestia que sentía demasiado familiar.
Mi primo afianzó sus pies dispuesto a entablar batalla, no necesita invitación, el baile solo a comenzado entre los dos.

Diestro como una pantera su cuerpo se arquea dejando que la hoja sedienta silbe al viento con fuerza. Sonrisa que se dibuja en mi rostro cuando le veo saltar hasta tres veces hacia atrás, volviendo a recuperar posición y aliento frente al rival.
Distancia que aprovecha para ahora si subirse las enaguas y hacer su presentación en sociedad llevando su mano a la espalda para de ella sacar su arma principal.
Hacha que destella frente a la plateada luna prometiéndome no solo el primer baile si no todos los demás.
Cuervos que se acumulan sobre el cielo enviados por Loqui para ver el duelo, los oigo graznar, reclamando que se abran los cielos para nosotros, que la oscuridad que nos envuelve se torne eterna y que los gigantes voceen nuestros nombres para contar esta gesta.

Ahora no se hace de rogar, la dama tímida toma la iniciativa vestida de gala con la noche entre sus faldas y lanza el hacha no en busca de sangre si no de acero, mas de nuevo solo encuentra el suelo.
Su hacha mas pesada y a dos manos gruñe frente a la bastarda que ahora sujeta con una sola palma danza con mi muñeca esquivando el agravio dejada llevar por la inercia de mi siguiente movimiento.
Agacho mi cuerpo esquivando el puño que raudo como una cobra trata de golpear y hacer sangrar. Bastarda que acaricia el suelo lanzando chispas contra el pavimento, distracción que aprovecho para sacar la pequeña daga de mi cinto dispuesto a morder la parte trasera de sus rodillas.
Pie derecho en el suelo que gira como una peonza moviendo el izquierdo como las agujas del viejo reloj del campanario, para a su espalda recoger el pie derecho dispuesto a asestar el golpe de gracia en sus ligamentos.

Rayo que Thor deja caer en el mismo callejón, iluminándonos con su haz de luz nuestros cuerpos que en penumbra se buscan sedientos.
Implora la sangre del perdedor, mas también ansia la del justo vencedor.
Sonrisa ladina en mi rostro consciente de que el martillo nos trae su legado en forma de lluvia, agua que resbala por nuestros rostros muriendo en el empedrado.

Trueno, relámpago, Heimdall, nos mira desde el puente de Bifröst. Oigo el cuerno que reclama que se abran las puertas de Asgard que los soldados de su ejercito están de camino.
Tu, yo o los dos, hoy cruzaremos esas puertas para reunirnos con los ancestros que en silencio observan esta gesta en el que solo puede quedar uno.

De pronto la magia destella oscura como el caos que le dios que siempre estará presente en la vida del vástago que espera representa.
Mis ojos buscan con furia a Lund, ha desobedecido mi orden y eso no quedara así.
Puedo ver como maldice, mas lo hará cuando esté frente a si.

El suelo tiembla y los muertos se alzan ante la cara incrédula de la pirata que me busca con sus ojos y por supuesto me encuentra.
Ella ordena a Lund que saqué de alali al lobo la sonrisa entre ambos habla de la complicidad que ostentan y aprieto los dientes en un gesto de rabia volviendo a lo que me acontece, la batalla contra un lobo que arremete.

La pantera negra esta segura de su gesta, hacha en mano anima a los cuervos en su graznar, dispuesto a que el perro de tres cabezas los haga callar.
Cancerbero se relame con las plumas negras en la boca hasta que Eskol aparece asestándole un bocado sangriento, luna que se apiada de sendos perros que se enzarzan en una pelea para demostrar quien es el mas fiero.
Sonrisa ladina en mi rostro, intensa mirada en el de el, aquella batalla empieza a ser algo mas de lo que a simple vista se ve.

Fallo mi daga al morder, pues su bota parece echa del material que le vio nacer, fuego del infierno, pues se saja la ropa mas no la piel. Mi posición es desfavorable, el lo sabe y yo lo se, mas no tanto como para dejarme vencer.
Su hacha vuela por el cielo, en busca de sajar la piel de su presa que agachada en el suelo alza la mirada y lo acecha.
Mano en la fresca hierba dejando que la bastarde me acompañe en el giro arriesgado. Ese que me sitúa al otro lado, mas demasiado cerca para evitar que el mango del hacha me haga temblar.
Golpe en mis costillas, las siento quebrar, siseo ligeramente antes de volver a ocupar mi lugar.
El aire escapa por un instante de mis pulmones, tos acompaña mi gesto.

A mi alrededor las almas arden con fuerza, la bruja desata a sus fantasmas y eso traerá consecuencias.
-Giuliana -rujo tratando de que se detenga, mas solo cuando el cuerpo caliente por suerte de mi mejor amigo es cardado por Lund, ella lo sigue desesperada lejos de la gesta.
-Danielle, ve con ellos -le pido entre jadeos.
Solo ella puede sacar de allí a mis hombres, yo cubriré la retirada junto a Atharal y Kala.

La batalla no termina, embistió en su dirección, dos mandobles directos al pecho que intercepta con el filo de su hacha haciendo que de nuevo las chispas de los aceros salten frente a sus cuerpos, ruidos metálicos de las hojas que suben al firmamento chocando con los truenos que Thor envía sobre ellos.
El ultimo movimiento de la bastarda el mas peligroso, el mas certero, giro mi cuerpo con prisa buscando su costado derecho.
Sonrió de medio lado esperando ese movimiento que lo eleve a la gloria o que lo haga por un instante caer al suelo.

Utgard, el reino de los gigantes jalea desde los cielos, sangre piden a gritos esperando que mi diestra haya hecho jirones su carne proporcionándoles el placer de un buen combate.
Los dioses nos envidian por esto, pues ambos guerreros tenemos el honor de los mas grandes, épica nuestra gesta la cantaran los juglares, somos sin duda ambos dos guerreros singulares.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Khayla el Sáb Sep 30, 2017 4:26 pm

La pirata se ha largado con la bruja y Lund que cargaba con Ulf. Estaba jodido, muy jodido. Creo que el lobo y yo habíamos tenido algunos revolcones, pero también los había tenido con Lund y Atharal, a fin de cuentas dicen que del roce nace el cariño ¿no? Pues más roce que con todos ellos no había tenido con nadie, aunque mi nombre se recordaba en unos cuantos burdeles, todo sea dicho. Desde que se fue a París y encontró a su rubia ya sólo tenía ojos para ella, como era normal, y yo me alegraba por eso. Ulf quería una familia, descendencia, un hogar, lo que casi todos los hombres ansían, y por fin iba a tenerlo. Ese niño estaba destinado a ser leyenda si sacaba la mitad de la pericia de su padre; y qué decir de la madre, me tenía anonadada con cada hechizo que realizaba. Era más joven que ninguno y tenía pinta de andar siempre perdida y dubitativa, pero cuando se lo proponía era capaz de hacer grandes cosas.

Yo nunca destaqué por nada más que por lo que soy; una guerrera, una asesina. No sé hacer nada más que dar muerte y pelea, que hacer sangrar y rogar. Pero al parecer Höor vio en mi algo que yo misma desconocía: sé liderar. Sé sacar el fuego combativo de los demás, llevarlos por el campo de batalla hacia el éxito y que regresen con su escudo y bañados en sangre enemiga. Al igual que Ataharal, Lund, Ulf y Höor, no conozco la palabra "miedo", no conozco la palabra "rendición". Si me hubieran dado una moneda por cada burla y menosprecio que me han lanzado por ser mujer, sería rica a estas alturas. Pero si me la hubieran dado por cada cabeza que he arrancado, quizás fuera más rica que la reina de Francia. Muchas veces me han preguntado por qué soy tan salvaje, de dónde nace lo que sea que me empuja a pelear así. Ciertamente no lo sé, soy así, no puedo decir otra cosa.

Entre rubias anda el juego, al parecer. Danielle, la pirata, se ha hecho un hueco entre los nuestros, pero no me acabo de fiar de ella, no por ser pirata, sino por ser inglesa. Esos estirados bebedores de té me producen urticaria, siempre creyéndose en la cima de la civilización y del progreso, siempre llamando bárbaros a cualquiera que no sepa cantar su "God save the queen". Me gusta como pelea, es eficaz, sin florituras ni adornos, pero no está al mismo nivel que nosotros, no hay más que verla sin ropa, apenas tiene cicatrices, ni tatuajes ni nada que la identifique como guerrera. Un guerrero siempre está orgulloso de lo que es, lo luce sin reparos y no lo esconde bajo esa máscara de señorita inglesa. Hablando de ropa y de que no la lleve puesta... ha embobado a Lund. No se lo puedo reprochar, es como un pastelito cuando estás acostumbrado a comer rancho. Sólo espero que se le pase la tontería pronto porque lo necesitamos centrado.

Atharal, ¡Ah! el pajarillo. No sé ni cuantas veces nos hemos dado un meneo en noches de frio o alcohol. Podría decir que es mi mejor amigo. El día que quiera una familia como Ulf, espero que sus hijos me llamen "la tía Khayla". Tengo claro que yo no tendré ninguna, no va conmigo. No quiero criar hijos, ni quedarme en casa, ni aprender a cocinar pasteles. Mi vida está aquí entre la sangre y los gritos del enemigo, y en mi otra vida me sentaré en la gran cena donde tengo un asiento reservado. No sé si hay Valquirios esperando, pero tampoco importa, para pasar el rato tanto me da una una mujer que un hombre.

Y de Höor ¿Qué decir de él? es el alma de Akershus, de su gente, de esta tierra. Si él me dice "vamos a ir al infierno, con billete sólo de ida, y nos van a dar por todas partes" mi respuesta siempre será: ¿a qué hora partimos?. Su causa es mi causa, su honor es el mío, sus derrotas son mi dolor. Su inspiración es la vela que guía mi barco, el brazo que mueve mi espada; derrotaremos a Randulf, un día pasará, ojalá pueda cortarle yo el pescuezo, pero si no es así, me da igual, con que caiga bajo la mano de uno de los nuestros me conformo.

Los engendros avanzan, pero ya no son tan fuertes, los muertos que ha levantado la bruja nos ayudan, sin embargo esto está complicado. Como siempre nuestros aceros bailan juntos en esta danza de sangre y revancha, y de ninguna de las maneras éste será nuestro último amanecer. No. Lo siento en los huesos. Höor ordena retirada y los tres haremos de barrera para que los demás lleguen y pongan a salvo a Ulf y al futuro de su linaje. Ya sólo queda aguantar el tipo, pero de nuevo...no conozco la palabra miedo. Quien tiene miedo, escupe a la cara de sus ancestros.

Mis hojas cortan, golpean y sajan, la sangre me cubre y puedo sentir el trueno de Thor retumbando en mis entrañas. El día que alcance el Valhalla, que salgan a recibirme con trompetas, porque pocas habrán empuñado el acero en su nombre como yo hago cada día. No conozco la palabra miedo. No conozco la palabra rendición. Soy Khayla Yngve y la guerra cabalga conmigo.




godess of war:





avatar
Khayla
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 20
Puntos : 15
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Dom Oct 01, 2017 8:29 am

Los aceros danzan frente a nuestros cuerpos, Aharal embiste con rabia haciendo recular al enemigo. Tiempo, necesitamos de eso para que el resto embarque.
Kala es fiera, fiel a la causa, es consciente como yo de lo que nos jugamos, me conoce y sabe que algo se me pasa por la cabeza, ladea al sonrisa mirándome de soslayo, como si verme luchar y pensar a la vez la divirtiera.
Ella y yo hemos tenido encuentros esporádicos, nada serio, pero nos conocemos desde hace demasiado para no conocernos de todas las formas posibles.

La piedra que buscamos esta a buen recaudo, puedo verla, pero no alcanzarla, ademas es demasiado grande para moverla, pero, los bidones que tienen de aceite para prender las flechas y la fogata, están cerca del improvisado campamento con el que custodian la piedra, así que quizás si los alcanzara, hacerlos ardes bastaría para obligarlos a replegarse, ganaríamos tiempo.
-Cúbrete -le grito a Kala antes de guardar la bastarda emprendiendo una carrera desesperada.
Una antorcha de las que ilumina el lugar me basta, es todo cuanto tomo mientras los enemigos caen bajo las flechas que la guerrera lanza desesperada por que no me roce ni el aire.
El acero del enemigo baila ante mis ojos, esquivo rodando a diestra y siniestra, el suelo mi aliado y Hati al mando carga su arco.

Tardé, de una patada vuelco el primer bidón que cae a peso dejando que el aceite bañe la tierra, las piedras, pronto un mar rojo emergerá ante mis ojos.
Kala es lista entiende lo que busco y con varias flechas agujerea el segundo bidón.
La antorcha cae, mi sonrisa se ladea al tiempo que una flecha se hunde con fuerza en mi omóplato derecho.
-¡Corred! -ordeno a Atharal y Khayla.

Aprovechando el desconcierto de humo y fuego, los intentos de los hombres por apagarlo, salvar así aquella piedra capaz de controlar el agua. Nosotros corremos bosque a través, hemos ganado tiempo, mas de sobra se que no el suficiente.
Parto la flecha deteniéndome solo un instante para recobrar aliento, Atharal tira de mi, no hay tiempo y todos lo sabemos.

Cuando llegamos al barco, la pirata lo tiene todo preparado, Lund esta junto a Giuliana que hace lo que puede por mantener al lobo con vida.
Sus ojos se elevan húmedos, la imagen es abrumadora, aprieto los dientes es mi responsabilidad, yo la he traído aquí, juré ante Ulf que la protegería y sin embargo mi palabra no ha valido para nada.
No puedo evitarlo, la rabia, la adrenalina de la batalla me devora y sin pensarlo engancho a Lund de la pechera estampandolo contra la pared del camarote.
-¿Que puta parte de cuida de la bruja y que no se acerque a la batalla no has entendido general? -pregunté sin apartar mis ojos de los suyos.
Gruñe y yo hago lo mismo, perder no es algo que nos guste a ninguno.

Es la pirata la que se mete en medio de ambos, el barco a zarpado y ella asegura que no es el momento de pelearnos, si tenemos redecillas que solucionar que lo hagamos una vez nos apeemos de su maldito barco.
Le gruñó, pero finalmente aflojo el agarré, en algo tiene razón, no es el momento.
Ulf sigue vivo, eso es lo que importa, eso y la piedra, con ella Randulf destruirá aldeas, matará mas inocentes, controlará los mares.

Me giré para enfrentar a los míos, no soy de los que huyen y eso es algo que quien me conoce bien sabe.
-No hemos llegado aquí para dar la vuelta, aunque fingiremos que es así, tu te encargaras de ello -dije señalando a Danielle, cuando nos pierdan de vista sus exploradores darás la vuelta, eso es algo que no esperaran.
-Pero Ulf -replicó la bruja – necesita atención ya.
-Tu te encargaras de mantenerlo con vida – le dije mirándola fijamente -sabes como yo que Ulf es un guerrero, todos los que estamos aquí lo somos, sabemos lo que implica desenvainar el acero, así que dale una espada corta, si la Valquiria se lo lleva, hoy cenará en le Valhalla, pero si los dioses lo quieren con vida, permanecerá entre nosotros para tener ese linaje que Loqui os prometió un día.
No cargues sobre los hombros de Ulf la muerte de su gente, si nos vamos ¿para que crees que usaran la piedra? ¿para regar los putos campos del norte? Desataran tempestades, nos aniquilaran, no podemos dar la vuelta -aseguré dirigiendo mi mirada a todos los presentes.
-Atharal, guía a Danielle a esa pequeña cala que vi cuando sobrevolaste la isla, es menuda, muy poco visible, no nos esperaran.
Bruja, se que pido mas de lo que ahora mismo crees que merezco, pero necesito que me des algo para abrir un portal, venir con nosotros no es negociable, se lo prometí a tu marido, ademas has de permanecer aquí para que no te lo usurpe Valquiria alguna.
Se que hay modos de absorber de algún modo la magia, me ha pasado con una amiga mía, Elora, no se si es posible que uses mi poder residual como oráculo para tomarme como catalizador o la mierda que sea y me uses una vez frente a la piedra para abrir un portal que la traiga hasta ti. No se de magia, pero tu si, haz lo posible, piensa rápido, nos ocultaremos hasta que el ocaso nos ofrezca la clandestinidad necesaria.
Lund y Khayla, vendréis conmigo, nos moveremos ocultos entre las luces y sombras, nuestra única finalidad es llegar hasta la piedra, abrir el portal y robarla.
Conociéndolos esta noche estarán ebrios, celebrando que hemos huido como ratas, lo aprovecharemos.
Ahora descansemos, será una noche larga.

Me largué a la habitación, estaba cansado, herido y aunque aparentaba que ninguna de las palabras pronunciadas me afectaba, lo hacia, puede que supiera lo que era mejor para los míos, pero el peso de que Ulf pudiera morir en este maldito intento recaía sobre mis espaldas, mi maldita decisión, mi responsabilidad.
Me dejé caer en el camastro hundiendo mis dedos en el pelo mientras cerraba los ojos contra las palmas, necesitaba un momento para respirar.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Khayla el Lun Oct 02, 2017 4:21 am

Las órdenes estaban dadas. Llevábamos dos días de intensa lucha, primero en el mar y ahora en tierra, contra un ejército que nos superaba en número y ferocidad ya que se trataba principalmente de bestias condenadas y aberraciones. Pero nuestra vida siempre era Hel, las horas del guerrero se desarrollan en el infierno y la sangre no en una apacible pradera, esto es lo que habíamos elegidos todos nosotros y estábamos donde queríamos estar, no había derecho a reclamaciones ni quejas y ninguno lo haría.

Llamé a la puerta una sola vez sin esperar que me dieran permiso para entrar, ya había confianza. Höor estaba rabioso y cansado, podía perder a Ulf, su mejor amigo, un gran amigo para todos, un hermano. La situación era grave, eso lo entendíamos todos, pero lo que no iba a dejar es que lo caragse sobre sus hombros, confiabamos en él como capitán de aquella rebelión, como rey, como hermano de armas.

- Sientate, hay que sacarte la punta de la flecha.- le hablaba así porque en esa situación necesitaba que alguien decidiese por él, pues la carga de las decisiones que había tomado lo estaban aplastando, podía verlo ante mis ojos. Me agencié unas vendas y un balde con agua y jabón y lavé mi cuchillo en él, extraer la punta siempre era lo peor, lo más doloroso. Bajé lo que quedaba de su camisa para dejar al descubierto la herida, la cual lavé a conciencia para evitarle la infección.- Ulf es un cabrón resistente y aunque se muera, su bruja lo traerá de vuelta, no creo que lo deje irse con las Valquirias, menuda es.- Hundí la punta de mi cuchillo para hacer palanca, sabía que eso le dolería, pero había que hacerlo y cuanto antes, sin vacilaciones ni tonterías, el metal alojado en su omóplato se infectaría y lo llevaría a la fiebre y la muerte. La flecha salió y respiré con cierto alivio.- está entera, parece que hoy no es el dia de que te vayas de juerga con tu amigo a pellizcar culos de Valquiria.- Enhebré una aguja y le di unos pocos puntos para aproximar el tejido que se había abierto, dejando un trozo sin coser para que saliera al exterior cualquier resto de infección que pudiera haber. Después le puse el vendaje prieto, porque sabía que Höor no descansaría ni se estaría quieto y si no lo vendaba bien se reabriría.- Estamos contigo, Höor. Hasta el final. Todos nosotros sabemos a lo que venimos. Lund es el primero que sabe que ha fallado, pero en este caso nos ha venido bien la ayuda de la bruja. No le des más vueltas, ya lo solucionareis con unas jarras a la vuelta.

Busqué por el camarote alguna botella de lo que fuera. Abrí una que tenía un tapón de corcho y la olí poniendo cara de asco.- creo que es colonia.¿En serio? ¿en un barco pirata? esta inglesa es una pija.- lo dejé donde estaba y abrí otra mordiendo el corcho porque estaba duro.- esto ya está mejor, ron.- le di un trago y se la pasé a Höor. Yo también me había llevado lo mio, tenía algunos arañazos y golpes, sobre todo uno que me dio un bicho gordo en la cadera y que me sacaría un buen verdugón, el dolor bajaba hasta la rodilla pero había estado mucho peor, como gritaban las cicatrices de mi piel y eso era no era nada en comparación. Tenía sangre enredando mi pelo, nada nuevo. Cuando todo acabase me daría un baño y dejaría de ser pelirroja para regresar a mi color habitual. Aflojé mis muñequeras de cuero que empezaban a molestar porque bajo ellas había sangre reseca y me rozaban en los brazos.- llegar, coger la piedra, atravesar el portal y marcharnos. Es un plan sencillo, saldrá bien.




godess of war:





avatar
Khayla
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 20
Puntos : 15
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Lun Oct 02, 2017 7:29 am

La puerta se abrió, eleve mis pardos hacia ella para encontrarme con una ensangrentada guerrera que con una sonrisa en sus labios se acercaba a mi decidida, como siempre lo hacia.
Aparté las manos de mi rostro, mostrar debilidad no era algo que solía hacer, odiaba mostrar flaquezas, quizás por eso pocos podían conocerme como lo hacia ella.
-Estoy bien -repliqué cuando esta tomó una palangana ignorándome completamente, un paño y desinfectaba su cuchillo dispuesta a extraer la flecha sin pensarlo.

La camisa bajo por mi hombro, pronto la zona quedó descubierta, sus dedos acariciaron la rugosidad de la herida, palpando el acero que llevaba incrustado. Mi mirada la buscó por encima del hombro, sus ojos bailaban por ellos mientras el fuego marcaba nuestro sino, la guerra, para eso habíamos nacido. Sus palabras eran un bálsamo es lo que tenia esa mujer, sabia que decir y cuando hacerlo y a veces, no decía nada y nos levantaba el animo de otro modo también muy necesitado.
Ladeé la sonrisa pensando en ello con cierta lascivia, recordando viejos tiempos en los que su piel no era para mi un misterio, siseé cuando hundió la punta en mi hombro haciendo palanca, apreté los dientes, no emití otra queja, yo era un guerrero.
-Se que la bruja no permitirá que Ulf se largue con una Valquiria, es demasiado celosa -dije tomando la botella de ron para dar un trago mientras ella continuaba a mis espaldas dando las punzadas que cerraban mi carne y posteriormente las vendaba para permitirme que me moviera y blandiera el acero con destreza.

Rodeó mi cuerpo tomando la botella para darle un trago mientras nos mirábamos fijamente, mi respiración errática por la gesta, por el dolor y por el agotamiento mental hizo que no lo pensara, tiré de su cintura sentándola sobre mi a horcajadas, gruñí antes de colisionar con su boca hambriento, mientras nuestros cuerpos se amoldaban calientes al del otro friccionando con rudeza, necesitados de dejar ir aquello que corría por nuestras venas.
En ese instante la puerta fue golpeada...era Giuliana que también entraba sin llamar.
-¡Joder! -gruñí excitado por la adrenalina que corría por mis venas relamiendome los labios y aflojando el agarre que mi brazo mantenía sobre las nalgas de la guerrera.

Khayla se levantó recolocandose la ropa mientras le daba un manotazo en las nalgas.
Llevé mi mano a la camisola alzándola para cubrir la venda con ella mientras mi mirada turbia se centraba ahora en la bruja.
Atrapé el cuello de la botella dándole un nuevo trago.
-¿Ulf? -pregunté.

Ella me corroboró que estaba estable, venia a buscar en mi ese poder al que yo me había referido antes, eso que tenia latente desde niño en mi cuerpo y que solo haba sacado con Elora.
Imagino que necesitaba saber de l oque hablaba antes de poder decirme si era posible hacer que por medio de mi cuerpo y usándome como catalizador era posible abrir el portal o no.
-Haz lo que tengas que hacer -le dije dejando escapar el aire.
Se que ahora mismo no seria santo de su devoción, mi decisión complicaba todo para el lobo.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Mar Oct 03, 2017 3:56 pm

La vida de Ulf pendía de un hilo, lo habían ensartado como a un jabalí. Si por ella fuera arrasaría a todo el ejército de Hati con un ejército de muertos vivientes hambrientos y programados para matar, pero le había prometido a Ulf no hacer magia negra, y la había hecho en medio de sus desesperación, pero era eso o perder la cabeza. Esperaba que pudiera perdonárselo.

La solución que le había planteado Höor era compleja, ella no sabía abrir portales, y había consumido mucha energía en la sanación del lobo, pero al ofrecerse como fuente de magia, la cosa cambiaba. Menos mal que traía un grimorio bastante completo para emergencias, y allí encontró un hechizo de teletransportación a través de la materia, debería servir.

Llamó a la puerta y entró sin más, no estaba el horno para bollos, y enarcó una ceja al verlos en ese plan. No porque le viera nada de malo, sino porque su marido se moría en la habitación de al lado y le pareció una frivolidad. Igualmente no comentó nada sobre eso, ahora no tenía importancia.

Está estable ahora, Lund está con él y se siente mal porque me dejó llegar a donde estábais, pero de no haberlo hecho, seguramente Ulf no estaría vivo, así que no tenses más las cosas.— la reprimenda para Höor sería sólo esa, ella entendía que la vida de su marido estaba al lado de la de Höor, de su causa, de la guerra. Lo había aceptado y trataba de poner su granito de arena para protegerlos a todos pero en especial al rubio que era su razón de ser. No culparía a Höor de sus decisiones, ni de exponerlo al peligro, porque sabía que siempre serían el objetivo de Randulf, Ulf llevaba la guerra en las venas y no le quitaría su derecho al Valhalla si es lo que quería... pero sin Valquirias. Esas estaban prohibidas. Y como se enterase de que le iban a buscar iba a poner Asgard patas arriba, y que luego Odín le reclamase a Samedi si lo creía necesario.

Resopló y se sentó al lado de Höor dejando caer el libro pesadamente y pasándose las manos por la cara, necesitaba centrarse en el siguiente paso.

Dijiste que tienes magia residual, que una vez tu amiga Elora abrió un portal con ella... es nigromante según tengo entendido, y al parecer yo también, debería de funcionar.— abrió el libro por la página correspondiente y señaló con el dedo el texto que debía recitar, ya lo había memorizado parcialmente.— ¿Te estaba tocando cuando sucedió? necesito saberlo. Y necesito anclarme a tierra o desapareceré por el portal como vosotros.

Höor le relató como fue la otra vez, y que el hechizo que Elora usó se llamaba Temporis, como el que estaba escrito en ese libro. Al menos en eso estaban teniendo algo de suerte. Aún quedaban algunas horas para que la noche se cerniese sobre ellos, así que una vez repasado el plan se marcharon a descansar y la bruja a velar a Ulf, tenían por delante un buen reto y necesitaban guardar energías.

Bien entrada la noche atracaron el Queen Anne en la cala y bajaron a tierra, era más seguro abrir allí el portal. Giuliana recitó las palabras del conjuro Temporis sujetando la mano de Höor, activando esa energía que descansaba en su ser y abriendo el portal hacia el círculo de Callanish. Tendrían que ser rápidos, sigilosos y eficaces porque sólo tendrían ese intento.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 145
Puntos : 166
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Lund el Miér Oct 04, 2017 3:43 am

La confrontación directa con Höor me sacó de mis casillas, gruñía maldiciendo en mi idioma dando vueltas por la habitación como una animal salvaje enjaulado.
No porque pensara que Höor no tenia parte de la razón, ni siquiera porque su actitud me pareciera desmedida, los dos veníamos alterados por la batalla, por la derrota y porque nuestro amigo se moría en el lecho, eso sacó lo peor de ambos.

Incapaz de calmarme acorté la distancia que había del camarote donde Ulf reposaba con su esposa luchado por mantenerlo vivo hasta el despacho de Danielle, no llamé, abrí la puerta de golpe, mi mirada parda se lazó chocando con sus ojos claros que parecían sorprendidos por mi visita.
Sus manos estaban apoyadas en el mapa, sujetaba un cortaban en la diestra.
Iba a decirme que debería descansar cuando un portazo a mi espalda marcó la negativa que no necesité pronunciar y con dos zancadas la enfrente buscando su boca con rudeza.

No era descanso lo que necesitaba, si no saciar mi desazón, calmarme bebiendo de su cuerpo.
La alcé por las nalgas para llevarla sobre la mesa de madera, su culo sobre la carta de navegación.
-deberías descansar - susurré contra su boca repitiendo sus palabras con una ladeada sonrisa.
Errático su aliento chocaba con mis labios, nuestros cuerpos se buscaban, sus manso dibujaban mis pectorales y las mías la empujaban contra mi abultada entrepierna.
La pirata me llenó de caricias, frotándose , logrando que un gruñido escapara de mi garganta.
Su boca me acogió hambrienta, lenguas que se sacudieron con violencia dentro y fuera del navío, la tempestad hacia tambalear esa mesa.
Jadeé contra su boca, de nuevo habíamos quedado atrapados por la lujuria, ella, era un tesoro preciado y en este momento solo pensaba en saquearlo como buen vikingo.

Mis manos tomaron con rudeza la cinturilla de su pantalón y lo baje de golpe, su boca tentaba a la mía a un duelo singular.
Excitados, la tormenta se desató en el camarote, tire de ella bajándola de golpe,  su pecho quedó recostado sobre el escritorio cuando mi mano empujó su espalda.
Dos palmadas en ese culo alzado que me esperaba, que me buscaba, mientras sus ojos por encima de su hombro me desafiaban.
Arrastré mis dedos por su entrada mientras la masturbaba sintiendo su humedad empapar mis dedos dispuesta a ser tomada.
Sus manso lucharon tiradas hacia atrás para desabrochar mi pantalón, bajarlo para que me adentrara en la tormenta, para que mi trueno la penetrara haciéndola experimentar los relámpagos y las centellas.
-Vamos pequeña, así -gruñí contra su espalda metiendo el tercer dedo en su interior, sacudiéndolos con violencia como la mar brava.
Su corsee se había bajado por los movimientos, ahora sus pezones, como astas rugían contra la vieja madera.

Allí, entre gruñidos la hice mía, sacudiéndome con fuerza e su interior como si no conociera la derrota, como si esta fuera la ultima noche del resto de mi vida y este un acto suicida elegido para compartirlo con ella.
avatar
Lund
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 24
Puntos : 20
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Miér Oct 04, 2017 3:59 am

Giuliana no lo dijo, no fue necesario, su “no lo tenses mas”, fue suficiente para saber que en este momento no le despertaba ningún tipo de afecto.
Yo no iba a pedirle perdón, porque sabia que estaba haciendo lo mejor para el norte, porque de estar yo en ese lecho Ulf haría exactamente lo mismo, así que nos centramos en lo importante, dejamos a un lado las rencillas y buscando en su libro aquello que pudiera ayudarnos.

Contesté todo aquello que me preguntó y alcanzado el ocaso llegamos a la pequeña bahía ocultos de indiscretas miradas.
Lund y Kayla preparados para el combate, para la gloria o el Valhalla se apearon del barco. Atharal bromeaba con esta última dándole un par de azotes y diciéndola que la vería para celebrar la victoria en Akershus.

El cambiante Águila se encargaría de proteger a los del barco, por su condición tendría mas fácil poder surcar los mares y evitar ser pillados por sorpresa en le viaje de regreso a casa.
Me acerqué a Danielle, mis pardos buscaron sus tormentas.
-En cuanto bajemos del barco, quiero que pongas rumbo a Akershus -ordené.
Negó con la cabeza dispuesta a darme replica, una que conocía, si fallaba el portal, si no lográbamos atravesarlo y el barco no nos esperaba estaríamos vendidos, sin mas opción que la muerte o algo peor ante el ejercito de Randulf.
-Es una orden -dije sin aceptar replicas mientras la miraba desafiante – hazlo.

Me di la vuelta para apearme del navío, sin duda estaba haciendo amigos por donde pasaba, las dos mujeres de mis generales iba a tener tema de conversación criticando mis acciones durante todo el viaje, pero Ulf había aguantado ya demasiado, se lo debía, si partían ya, podrían llegar a Akershus y salvarle la vida, o al menos eso esperaba, que Giuliana lo mantuviera estable.
Así los tres nos perdimos entre la maleza en busca de esa piedra que jamas debió ser usurpada del templo.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Oct 04, 2017 4:23 am

Las órdenes de Höor eran claras. Asintió a regañadientes, entendía que Ulf estaba muy grave y que si lo perdían el coste de esa misión sería demasiado elevado. Pero era una pirata y siempre manejaba un plan B, su astucia, ingenio y arrojo eran lo suficientemente grandes como para haberse hecho una leyenda en el mar, sumándole al tema que además había suplantado la identidad del verdadero capitán. No iba a dejar que esos estúpidos vikingos hicieran sus heroicidades legendarias para acabar muertos. Necesitaban que alguien hiciera el trabajo sucio, y para eso estaba ella.

En cuanto levó anclas informó a Giuliana que harían una breve parada antes de poner rumbo a Akershhus. Recaló en una playa y se bajó de la nave sin más compañía que su pistolete y su sable. Allí se encontraba la pequeña isla de Eilean donde habitaba el grueso del clan McQuinn, un antiguo clan escocés cuyo líder Logan McQuinn se había dedicado a expandir la economía local por mar y tierra. Su difunto padre, Breogan McQuinn reunió a los clanes de las Highlands y consiguieron un acuerdo con los vikingos para no agredirse y compartir las aguas de modo que los únicos piratas que quedasen fueran como ella. Desde entonces la piratería en esas costas era casi inexistente.

A su llegada le informaron que el líder del clan no estaba, ni tampoco el segundo al mando, pero sí el hermano menor, Stan McQuinn, que la recibió y escuchó su propuesta.

El ejército de Randulf campa a sus anchas por vuestros territorios, destruyen todo lo que tocan y no cesarán hasta ver todo aquel que se les oponga reducido a fuego y ceniza. Ayudadnos, evacuad a los nuestros cuando regresen a la playa, yo tengo que llevarme a los heridos graves..— el escocés sonrio de medio lado.

No será gratis, no vendo mi espada a cambio de nada.— En eso tenía razón, era su guerra pero en parte no lo era. Debían defender su territorio de esos cerdos, pero ellos no les habían declarado hostilidad. Sin embargo a ningun escocés le gustaba que le measen la valla y ese tal hati lo estaba haciendo. Callanish era lugar sagrado, había llegado la hora de recuperarlo.




gracias Will!!

Spoiler:

Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 98
Puntos : 91
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Stan McQuinn el Miér Oct 04, 2017 4:32 am

El cambiante y la pirata sellaron el acuerdo con un apretón de manos, discutieron los detalles y ésta se marchó desplegando velas para llegar cuanto antes a la fortaleza y poner al lobo a buen recaudo.

La horda de escoceses se subieron al barco de nombre "Gaoth" que significaba viento en gaélico escocés. La travesía no duraría más de media hora con viento a favor, así que pronto las faldas de cuadros hechas de tartan rojo y negro inundaron la orilla. Los foráneos tenían ganas de partir piernas y reventar narices, era el estado natural del highlander, siempre a la gresca. Pero no eran una horda bárbara y desorganizada, Stan había servido bajo varias banderas a lo largo de sus años, sabía pelear, sabía de estrategia en la guerra y su pequeño contingente eran los valientes y los hermanos de armas que no querían conformarse con ser pescadores o ganaderos. Habían luchado por botines, por dinero y por honor. Pero generalmente por una paga, a nadie le gustaba perder un ojo gratis. Lo que Danielle les ofreció era justa recompensa, además que de esta forma limpiaban su territorio de gentuza invasora. Ese trato quizás no le gustase mucho a Höor cuando se enterase de los detalles, pero como de momento no lo iba a saber...estaba todo en marcha.

Se apostaron a modo de barrera delante del portal mágico y esperaron, ya que por esa puerta podía salir cualquier cosa. Cubrirían la retirada de los rebeldes con la piedra y los transportarían en su barco si conseguían el objetivo. Si no...que cualquier bicho se atreviese a cruzar, que loe staban esperando. Y si el portal se cerraba, irían hasta Callanish a buscarlos. Sencillo. Ahora sólo faltaba esperar.


avatar
Stan McQuinn
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 38
Puntos : 31
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 19/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Miér Oct 04, 2017 6:35 am

Nos movimos entre la maleza agachados, apenas el viento en contra movía las briznas de hierba golpeando nuestros rostros mientras caminábamos ocultos entre las sombras que nos daba la luna llena.
El aire susurraba el ruido de las celebraciones del ejercito enemigo, una horda de bárbaros animados y festejando que nos habían hecho recular con el rabo entre las piernas.

Ladeé la sonrisa mirando a Khayla, íbamos a meterles las palabras por el culo y de paso el acero.
Alcé la capucha cuando estuvimos lo suficientemente cerca del grupo, ahora solo teníamos que mezclarnos entre ellos y acercarnos lo suficiente a la piedra como para meterla al portal y protegerla.

Pillamos unas jarras fingiendo ir tan animados como los demás, mis manso sobrevolaban el cuerpo de Khayla cubriéndonos así los rostros, mientras Lund pipa en mano fumaba ocultándose así del mismo modo.
Entre gritos de vítores, alzando las jarras como festejo fuimos acortando la distancia hacia la zona donde estaba la piedra.

Dos hombres la custodiaban, la gente no estaba fijándose en esa zona, un poco mas apartada, así que Khayla con rapidez sacó sus aceros de los correajes sujetos a sus pechos y con una velocidad inusitada degolló a uno de ellos que cayó la suelo ahogándose en su propia sangre.
Lund desenvainó el acero hundiéndolo a la vez en el estomago del otro, todo hubiera ido bien de no ser porque Hati captó mi aroma y mandó a los suyos a las armas.

Clavé mi mano en el suelo, rugí al sentir como le poder que había abierto en mi Giuliana se expandía devorando mis entrañas, grité de dolor mientras el portal se abría ante nuestros ojos.
Lund y Khayla empujaron la piedra hacia allí mientras yo jadeaba intentando recobrarme.
Poco tiempo tuve pues a mi altura llegaba mi primo.
Desenvainé la espalda mareado dispuesto a ganar tiempo para mis aliados.
-¡Id! -rugí a Lund y Khayla. Cerraria el portal desde ahí para que no pudieran seguirlos -¡Id!


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 680
Puntos : 721
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 4. 1, 2, 3, 4  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.