Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA THE BOND OF THE BLOOD - PARTICIPAN DRAKE ENDE Y JOSSETTE LOUVRE. LA LLAVE - PARTICIPAN POSEIDÓN Y CRYSANTHE KASTAROS. EL CAOS VISTE DE GUERRA - PARTICIPAN ORN, DRITTSEKK, BRÖKK TOLLAK, SOLEIL, KATTRINA. NOCHE DE HALLOWEEN - PARTICIPAN VLADIMIR ROMANOVS y MAGGIE CRAIG.




Espacios libres: 17/60
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 30/07/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas
» Orchid. {priv.Corbin}
Hoy a las 7:45 am por Corbin Lockwood

» En busca de... // Privado - Ryuu
Hoy a las 7:02 am por Aneu Chandler Arkensow

» Time out. {priv. Aletheia}
Hoy a las 6:54 am por Anaé Boissieu

» Respuestas // Privado
Hoy a las 5:07 am por Storm

» Vann stein (privado)
Hoy a las 4:21 am por Lund

» Dark Road to Arizona. [Ruta 66~2017]. (priv)
Hoy a las 4:00 am por Höor Cannif

» A prueba de muerte | Privado
Hoy a las 3:29 am por Agnar Jorvik

» Sin luna[Libre]
Hoy a las 2:04 am por Sylvana Di Angelo

» A suspicious job (Calliope)
Hoy a las 1:54 am por Soren Kaarkarogf



Vann stein (privado)

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Jue Sep 14, 2017 2:53 am

Recuerdo del primer mensaje :

Tras una noche de jarana la mañana fue resacosa pero temprana, las luces del alba despuntaron como cada día marcando nuestros pasos.
Hoy embarcaríamos rumbo a Escocia, la bruja había visto el lugar exacto donde estaba la piedra que del templo había sido sustraída, así que no había duda alguna de que ese era nuestro destino y la inmediatez de nuestro acto es que Randulf no descubriera nuestros planes pues no eramos los únicos que contábamos con hechiceros entre nuestras filas.

Por el pasillo acabando de anclar los correajes de mi armadura tachonada me encontré con Kala que bostezaba con el pelo enmarañado pero vestida como todos para la guerra.
Al verme se lanzó a mi espalda juguetona mientras yo me reía.
-¿aun borracha? -pregunté arrastrando su cuerpo por el pasillo.
-No, pero lo podemos solucionar con unas jarras.
Atharal salio de su cámara hacha en mano.
-¿Habláis de Jarras? -preguntó con cara ansiosa.
Kala y yo nos echamos a reír mirándolo, Atharal siempre dispuesto a beber y a comer, claro que también a luchar.
-Nos esperan en el puerto -les dije sin detener mi paso mientras ambos se reían dándose codazos.

No tardamos en llegar ante el barco que con la rampa preparada y las velas izadas nos esperaba. La pirata miró a los rezagados con cara de pocos amigos, algo que me hizo reír mientras me encogía de hombros como única escusa.
-Quita esa cara mujer, hemos quedado al amanecer -señalé el sol -y ha amanecido ¿no?
Lund pese a haber bebido anoche como el resto se había dado prisa en llegar junto a ella, algo que me hizo reír aun mas mientras Kala me empujaba para que me callara y este fruncía el ceño.

Ulf y Giuliana fueron los últimos en llegar al barco, Ulf también había pillado una buena cogorza anoche con nosotros y algo me decía por la cara que traía la bruja que habían tenido por la noche algo mas que palabras cuando llegó a casa.
-¡vamos pirata, Ulf ya ha hecho bastante con llegar, a su mujer es mas fácil traerla rodando que andando!.
Un capón es lo que me llevé de Giuliana, algo que me hizo reír de nuevo.
Ahora que ya estábamos todos podíamos zarpar.
-Capitán -le dije a Daniella sin borrar la picara sonrisa de ms labios -haga los honores.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Khayla el Vie Oct 06, 2017 5:10 am

Sabía que Höor no iba a dejar que lo que habíamos conseguido se evaporase en la nada, nos ordenó atravesar el portal. Apreté los dientes. ¿Estaba loco? el Norte sin él no existiría, se estaba suicidando. Cargué con la piedra ayudando a Lund y juntos atravesamos el portal. Tenía pensado dejarlo caer en la arena de la playa y volver a saltar dentro para llevarme a Höor a rastras aunque fuera, pero ante mis ojos aparecio un escuadrón de tipos curtidos con falditas de cuadros. Enarqué una ceja cuando los vi y el que los capitaneaba se adelantó para decirme algo.

Somos el plan B de vuestra amiga la rubia. ¿Dónde está la fiesta?
ahí dentro... de prisa que se cierra!!!— señalé con media sonrisa, esa pirata siempre tenía un as en la manga.
Vamos señoritas!! arremangáos las faldas para saltar!!.— con aquel vozarrón se inició una carrera desenfrenada que consiguió que la mitad de los highlanders lo atravesasen conmigo incluida. Lund se quedó atrás custodiando la piedra con cara de fastidio. De nuevo había sido más rápida que él, pero su presencia también era necesaria para llevar a cabo la segunda parte de la misión, ponerla a resguardo, embarcarla y estar preparados para zarpar cuando regresaramos con Höor.

Por el otro lado del portal, en las piedras de Callanish el boquete escupió un montón de gente con las armas en alto. Los escoceses tenían ganas de sangre y muerte y yo sólo quería recuperar a nuestro Rey.

Maldita sea Höor en qué pensabas!!!!.— pegué mi espalda a la suya y me uní al baile desenfrenado de aceros. Menos mal que la inglesa había tenido la idea brillante de esos refuerzos y que nos dio tiempo de atravesar la puerta mágica, porque eran muchos y sin duda un humano no los podía contener solo.




godess of war:





avatar
Khayla
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 11
Puntos : 6
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Stan McQuinn el Vie Oct 06, 2017 5:25 am

El capitán de esa horda frenética de pelirrojos con faldas se detuvo un segundo a evaluar la situación. Humanos...bien. Bichos feos, arrugados y malolientes...bien. Una especie de lobos huargos con fauces sanguinolentas...la fiesta mejoraba por momentos. Enarcó una ceja hundiendo su claymore sin esfuerzo en el pecho de un idiota que osó acercarse.

Mecawenlamadrequemeparió. Si resulta que estos son más guapos que la última incursión en territorio inglés. ¡Eh Angus! yo a esa me la follaría!!.— señaló a un bicho horrendo que supuraba hiel por la boca.
Tu te follarías hasta una cabra!! pero es más guapa que las inglesas!!
¿Y cómo sabes que es una bicha?.— preguntó Dougal, un primo de McQuinn, sin dejar de sajar y golpear. Les gustaba divertirse en las batallas.
Porque le voy a hacer un agujero tan grande que podría parir un caballo!!!.— Stan se lanzó sin medida contra la criatura y le hundió la enorme espada, tan enorme como él, en las fauces abiertas saliendo por el vientre. Sacó el arma de un tirón seco manchándose el brazo de una porquería verde. Arrugó la cara y puso gesto de asco.— Vale guapa, no era para tanto, no tenías que vomitarme encima que tan feo no soy.

Los escoceses hacía ruido y gritaban, insultaban y maldecían por doquier. Eran bravos y no se andaban con tonterías, que una cosa era disfrutar de dar matarile y la otra entretenerse. Los cuerpos caían bajo las armas de los guerreros salvajes y experimentados.


avatar
Stan McQuinn
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 19/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Vie Oct 06, 2017 7:31 am

Gruñí blandiendo el acero cuando sentí la espada de Khayla golpear la mía.
Iba a replicarle, cuando vi que un grupo de hombres con falda saltaron por el portal sujetándose las enaguas. Abrí los ojos sorprendido, me hubiera reído de no ser porque vi que sacaban unas espadas de un tamaño considerable.

Ahora, igualando las fuerzas, emprendimos un voraz ataque en el que los aceros silbaron al viento, perdida la piedra, Hati no tuvo mas opción que replegar a los suyos, a fin de cuentas eran tierras escocesas y esos hombres estaban en sus tierras, era factible que llegaran nuevos refuerzos.
La mirada de mi primo anunció tormenta, no dudaba que tendríamos nuevos encuentros y que esto solo era un calentamiento.

Entre gritos de victoria regresamos a la pequeña bahía donde los barcos escoceses nos esperaban, al parecer motivados por la pirata, para devolvernos a tierras norteñas.
Lund había logrado subir la piedra al barco, cuando se ponía era una bestia.
Se secó el sudor de la frente ladeando la sonrisa al vernos llegar ensangrentados pero vivos.
-Vamos señoritas -bromeó -tengo ganas de celebrar con una buena jarra de hidromiel.

Khayla y él estaba contentos, ciertamente era para estarlo, habíamos recuperado la piedra y tenia que reconocer que la victoria era mas de Danielle que de ninguno de los aquí presentes. El problema es que mis generales solo llegaban hasta ahí, habían combatido y vencido, pero por contra, mientras mi vista se fijaba en el horizonte, pensaba en ¿a que costa? Esos Escoceses dudaba hubiera acudido a salvarnos y ahora con tanta amabilidad nos llevaran a casa porque era el día de las buenas obras. No, a esos hombres les habían ofrecido algo ¿pero que? Las riquezas del norte provenían de las gentes, del trabajo de estas y Randulf ya los oprimía suficiente como para yo poner diezmos para pagar a esos hombres de faldas de cuadros.

Lund me acercó una jarra dándome un golpe en la espalda.
-Es ingeniosa la pirata -aseguró.
Khayla se unió a nosotros jarra en mano, ciertamente lso dos hablaban sobre su inteligente jugada, peor yo no las tenia todas conmigo, necesitaba saber que demonios esa mujer había ofrecido a cambio de la ayuda inestimable de esos hombres.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Stan McQuinn el Sáb Oct 07, 2017 5:23 pm

Los highlanders que los transportaron hasta las costas noruegas se unieron a ellos en la celebración. Al parecer no iba a ser un trayecto corto con regreso inmediato, sino que tenían pensado recalar un tiempo allí.

Daielle tenía pensado interceptar un cargamento de acero español de la compañía Gunnarson y hacer buenas rmas para el creciente ejército rebelde. No era un secreto que tras algunas gestas ganadas el número de rebeldes contra Randulf crecía. El hecho de que hubieran atacado su economía y sus negocios habia girado la balanza hacia Akershus y las gentes oprimidas se encontraban en mejor disposición de sumarse a la causa, pero las buenas intenciones no mataban, el acero sí. Tenían que armarlos y enseñarles a usar esas armas, un granjero no servía de mucho solo, pero armado y adiestrado al menos podía defender su aldea y su hogar. Para eso necesitaban fraguar el acero y entrenar a la gente. No se podía estar en el frente y a la vez en la retaguardia, así que necesitaba a esos mercenarios.

¿Cuál era el precio? pronto lo sabría Höor. Stan se le acercó, quería una breve charla con él, había escuchado de sus peripecias. Chocó su whisky con el cuerno de Höor.

Bonitos bichos. Tu primo es un poco rarito.Pobrecillo. ¿Los chicos de la escuela eran malos con él cuando era pequeño?.— se mofó de Hati, al que había visto y le había precido un capullo arrogante e insensato con más poder del que podía digerir.— Esa piedra ha sido cara de recuperar por lo que me han dicho, uno de los vuestros ha sido herido de gravedad. Lo cierto es que ese niño mimado y cabrón no ha dudado en creerse el rey de las islas. Pero hasta donde yo sé, allí no tiene nada que hacer, esa tierra es nuestra y como no se vayan en menos de dos días se les echará el ejército de toda la puta isla encima, ya se encarga mi hermano de ello.

Se sentó cerca de Höor pero apoyando el trasero sobre una tabla y cruzando los brazos, era una mole de músculos en movimiento.

Morgan es dura negociando. Me dijo que tú no sabías nada pero que respetarías el trato y que te lo dijera cuando pudiera ya que ella no está aquí. Va a robar un cargamento de acero español para fojaros armas, necesitais quien adiestre a vuestros nuevos rebeldes, campesinos y granjeros que se están sumando a vuestra causa. Si he podido armar a esta panda de patanes y hacer de ellos buenos soldados...podremos hacer algo bien. A cambio queremos dos cosas: una, que incrementéis el comercio con nuestra isla, comercio justo, eso es todo. Y dos, que nos devolváis el Gran Sello de los Guardianes de Escocia, el anillo con el Saltire de San Andrés nuestro patrón, que fue robado de Kinrymont por los vikingo sobre el año 1200. Desconozco dónde está ahora, pero sé que lo tenéis en algun lugar de este páis, y lo queremos.

Los escoceses estaban muy apegados a su tierra y a sus tradiones y la cruz de aspa de Saint Andrew, el apóstol pescador, era un símbolo nacional. El sello desapareció en las incursiones vikingas y si lo recuperaban podrían restabñecer cierto honor a su bandera.


avatar
Stan McQuinn
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 19/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Sáb Oct 07, 2017 5:41 pm

Cuando transportaron a Ulf hasta el lecho de su propio hogar apenas estaba amaneciendo. La bruja estaba desfallecida, el viaje, la tensión, la magia...y un avanzado estado de gestación la habían agotado. Menos mal que Helga y Arne estaban allí para todo y la obligaron a comer algo y descansar un rato. Mandaron llamar al mejor curandero que inspeccionó las graves heridas y se cercioró que el remendón a bordo estaba bien hecho, suministrándole al lobo alguna hierbas para evitar perder más sangre y estabilizarlo.

Tras descansar la mente un rato en un sueño inquieto, se despertó y fue en busca de su grimorio blanco, necesitaba realizar un ritual complejo para sanar grandes males. Elaboró la lista de ingredientes que necesitaba y mandó a Arne a buscarlos, tenía de casi todo en su sotáno, pero faltaban algunas cosas frescas como orina de cerdo o sangre de serpiente. Dibujó el árbol celta de la vida sobre el cabecero donde yacía inconsciente Ulf y puso las velas dentro de un símbolo en el suelo. Cuando el hombre regresó con todo, la bruja se sentó sobre una almohada porque su espalda ya no permitía muchos trotes y mezcló algunos ingredientes recitando las palabras escritas en el libro que se había transmitido de generación en genereción. Necesitaba atraer a los buenos espíritus, los elementales de la tierra, fuego, aire y agua para restablecer el equilibrio dañado. La magia wiccana era blanca y compleja y le costaba horrores racticarla porque su corriente energética era de magia oscura. Durante horas estuvo repitiendo las oraciones, invocando a los elementos curativos y dirigiéndolos hacia el cuerpo de Ulf, hasta que ya no pudo más y cayó dormida de puro agotamiento en el frio suelo. Arne la encontró y entre él y su mujer la subieron a la cama, al lado de Ulf y la taparon. El lobo tenía mejor color, menos pálido, y ella era fuerte, llevaba en las entrañas un guerrero que no la dejaba descansar. Los dejarían dormir un rato, al menos hasta que Giuliana se recuperase un poco, porque era tan terca que era capaz de no comer ni dormir hasta que no podía más.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 135
Puntos : 156
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Lun Oct 09, 2017 9:22 am

El escoces de la falda se aproximó a mi con una jarra que hizo estallar contra mi cuerno para celebrar la victoria que sin la menor duda habíamos obtenido.
Me reí cuando hablo de ese modo de mi primo, aunque era cierto que en esta ocasión lo habíamos pillado desprevenidos, no era bueno subestimar a alguien tan retorcido. Afin de cuentas, me enseñaron a valorar a todo enemigo que te da justa contienda y no negarle el Valhalla cegado por el odio si es merecedor de él en la guerra.

Mis ojos buscaron los del escoces cuando pronunció el nombre de Danielle, un nuevo trago mojó mi gaznate escrutando las nuevas buenas que me traería ahora, algo me decía que era el momento de hablar de negocios y eso sin duda siempre se hacia mejor con alcohol por el cuerpo.
Hablo de interceptar un barco español con aceros, negué ligeramente incapaz de mantener mi rostro inexpresivo ¿en que maldito momento me había consultado eso?
Sabia que abanderaría la bandera negra, que nada la relacionaría ni conmigo, ni con el norte, entendía que ese era su modo de vida, pero una cosa era robar a un ladrón, devolver la riqueza a su justo destino y otra muy distinta era robar en general ¿en que me diferenciaría entonces de Randulf?

Danielle era una pirata, eso había hecho durante toda su existencia, mentir, negociar y robar eran sus armas mas preciadas y de algún modo no iba a negar que nos venia bien para la batalla pero esta siempre se movía en una fina linea entre el bien y el mal que francamente me molestaba.
-Un cargamento Español -apunté volviendo a dar un trago.
En el norte tenemos las mejores fraguas para construir espadas, es cierto que muchos son los jóvenes que se ha unido a nuestra rebelión en los últimos tiempos, pero los armaré y no sera con acero robado ¿en que me convertiría eso? ¿en un ladrón? ¿o en un cómplice de un ladrón?

Se que no iba a comprender lo que decía, pero yo no estaba dispuesto a ir cediendo, porque por poco se empezaba y acabaría convertido en un hombre sin honor ni principios, Si tenia que blandir un palo e ir con el a la guerra lo aria con gusto, pero el palo seria mio y no uno robado.
Eso por no hablar de que si en algún caso su temeridad era asociada con el norte, acabaríamos enfrentándonos al ejercito español, algo que en este momento no podía permitirme.

La siguiente palabra casi me hace reír, aunque no porque no confiara en el manejo que ese hombre tenia en la espada, si no porque a cambio de ayudarnos a entrenar a los jóvenes nos pedía una reliquia.
-Espero que no os ofenda lo que voy a deciros..pero.. ¿pretendéis que deposite a mis jóvenes a manos de mercenarios? ¿Conocéis acaso porque luchamos? Os equivocáis en el modo de pedirme las cosas, quizás porque tratáis con Danielle, pero yo no soy ella.
Me habláis de una reliquia importante para los vuestros, no tengo problema en ayudaros a recuperarla, Randulf la tiene, engrosa sus arcas como muchas otras, nada pido a cambio de ayudaros, sois libres después de coger vuestros barcos y largaros de nuestras costas.
Os aseguro que agradezco esto que habéis hecho hoy por nosotros, era importante recuperar la piedra para nosotros y sin vuestra ayuda y la intervención de Dani, no lo hubiéramos logrado solos.
Tengo una propuesta mejor, atracar en mi puerto, comed en mi mesa, conocer a mi gente, a mis hijos y mi causa..si cuando hayáis descansado aun pretendéis poner un precio para ayudarnos en esta batalla ya sea adoctrinando jóvenes o tomando las armas, podréis tomar vuestra reliquia y partir a tierras escocesas, si por contra, decidís convertiros en mi aliado sin mas...seremos amigos, me ayudareis y os ayudaré. Así funciona mi causa, no hay joven que se una a mis filas a cambio de oro, lo hacen porque quieren un norte libre.
Ahora si necesitáis una motivación que toque lo vuestro..os daré una ¿que pensáis que sucederá cuando Randulf deje de batallar en el norte? ¿que pasara cuando no exista rebelión que le plante cara? ¿cuando haya saqueado todo su reino? Creo que no hay que ser muy listo para saber que no solo os faltará esa reliquia, si no mucho mas si Randulf se lanza al mar.

Tras una larga conversación en la que creo que nos conocimos uno y otro mejor, en la que bebimos, reímos y nos divertimos vislumbramos al horizonte mis tierras, en breve estaríamos en ellas
Desembarcamos en puerto, mis hijos me esperaban junto a la doncella que los atendía en estos momentos.
Sirius voló por los aires aterrizando en mis hombros mientras Valeska me mostraba su vestido nuevo de princesa y por contra Fio esa espada nueva que le había hecho uno de los jóvenes soldados y que guardaba como un tesoro.
Orn me saludó con su frente contra la mía, se estaba haciendo un hombre y era algo que no me pasaba desapercibido de ninguna de las formas.

Danielle unos pasos atrás se acercó a nosotros, pude leer cierto alivio en su mirada cuando Lund se acercó a ella orillandola por las nalgas para colisionar sus labios.
Atharal que venia con resaca tiró su brazo por encima de Khayla bromeando sobre lo guapa que estaba manchada de sangre hasta las cejas.
No era momento de decir nada, tiempo tendríamos de hablar en la fiesta de celebración de la noche.
-Vas a probar la bebida de mis tierras, cuando lo hagas no querrás largarte de ellas -le dije al escoces, dándole un golpe en la espalda riéndome a carcajadas.
-Esa que te atiza en el escudo es mi hija Fio, Valeska -dije señalando a mi princesa -el mono de mis hombros Sirius y ese es Orn, no tardará en unirse a la guerra.
Una mirada de soslayo a la pirata me bastó para saber que Ulf seguía con vida, asentí sin despegar mi mirada de la ajena.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Ulf Tollak el Lun Oct 09, 2017 10:01 am

No se las horas o días que había dormido, francamente, me dolía hasta respirar, mas aun así, abrí los ojos buscándola, ladeé la sonrisa cuando la vi tumbada en mi lecho, dormida, agotada peor viva.
Deslicé la yema de mi dedo por u rostro como si fuera el lienzo mas bello.
Sus ojos se abrieron sobresaltados y una sonrisa amplia y certera se dibujo en su rostro que ahora dejaba escapar unas lagrimas supongo fruto de la tensión de todos estos días.
-¿así recibes a tu marido? -le pregunté buscando su boca con hambruna mientras un quejido acompañaba a mis movimientos.
-Ni una puta valquiria a venido a visitarme -le dije enarcando una ceja haciéndome el ofendido.

Su rostro estaba demacrado, el cansancio hacia mella en ella, pero no hice comentario al respecto, dudaba que yo tuviera mejor aspecto.
-Ya estabas buscando a tu primer amor para sustituirme por si me largaba al Valhalla? -bromeé haciendo referencia al nosferatu.
Me hubiera llevado de seguro una palmada si no hubiera sido porque Höor y sus hijos, Danielle, Atharal y toda la horda de guerreros entraban por la puerta haciendo ruido.
-justo ahora que pensaba montar a mi hembra -dije esta vez si llevándome una buena palmada mientras todos se reían.
-Tendrá que ser a cuatro patas Ulf -dijo Atharal haciendo referencia al barrigón de mi mujer.

Los niños saltaron encima de la cama mientras Giuliana cogía en brazos a Sirius y Valeska para que no me rozaran la herida y no me hicieran daño.
Fio era atrapada al vuelo por Höor mientras esta gritaba como una loca tío Ulf vamos a luchar.
-¿Cuantas valquirias has espantado a sartenazos bruja? -preguntó Höor con un picara sonrisa.
-Joder tío, ni una puta mujer tetona, Odin ya no sabe tratar a sus guerreros -dije tocándole el culo a mi mujer con cara de pervertido mientras todos de nuevo se reían.
-Cuidado Ulf que veo la sarten despuntar como el acero -dijo Lund muerto de la risa.
-O peor, tu bruja se pone a levantar muertos vivientes.. -dijo Atharal.
-Y se hace un ejercito de novios nosferatu -apuntó Höor que no dejaba de reírse sin parar.




Gracias por leer:

Spoiler:

XDDDDD:
Listen to your heart:
avatar
Ulf Tollak
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 129
Puntos : 142
Reputación : 27
Fecha de inscripción : 18/12/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Giuliana Mordrake el Mar Oct 10, 2017 3:32 am

Cuando lo vio ensartado por la lanza creyó que se moría, pensaba que ya habían dejado atrás los horrores, pero nada más lejos. La vida de Ulf siempre sería la guerra y su inconsciencia temeraria lo llevarían mil veces más al borde del abismo. Abismo al que caminaría ella sin dudarlo para sacarlo aunque fuera a rastras. Pero en ese momento, ya casi alcanzado el noveno mes, no se sentía con fuerzas para remontar algo así, sólo quería alumbrar a Brökk y tener unos meses de descanso porque su pequeño cuerpo llevaba demasiado desgaste entre la magia y el embarazo.

Ulf se despertó diciendo chorradas como siempre y le arrancó una sonrisa después de secar sus lágrimas, pero con su comentario de las Valquirias no pudo permanecer callada.

Pues claro que no vendrá ninguna a por ti, como me entere voy a sembrar el caos en Asgard a base de sartenazos. No estoy jugandome la vida por ti a cada momento para que otra te disfrute en la eternidad. Además...¿quién dijo que fueran tetonas? ¿acaso las has visto?.— Abrió mucho los ojos. Habían estado en Asgard y ella no se había fijado en las tetas de las mujeres precismante pero al parecer Ulf si. Frunció el ceño y le arreó una colleja.— ¡¡Las has visto!!! Jum. Pues más te vale que esa sea la última vez, porque no pienso dejar una viva como toquen lo que es mio.

Al poco entraron por la puerta una horda de amigos y familiares todos haciendo bromas sobre su sartén. ¡Qué cruz! ya la habían etiquetado como la bruja de la sartén, pero...oye, mejor. Así tenía con qué amenazarlos. Cogió a Sirius y Valeska para que no importunaran al lobo herido, le frunció el ceño a Atharal que indicó por donde tenía que montarla y le replicó.

No te las des de entendido, que cuando tú no sabías ni mear solo, él ya sabía como montar por delante, por detrás y de todas las formas posibles..— Estaba en su casa, en su cama, con su marido y podía decir lo que le viniese en gana, a esas alturas no iba a callarse delante de las barbaridades de esos bárbaros vikingos.— ¡Oh! espanté a todas, porque todas lo quieren a él, así que ya podéis respirar tranquilos, que si os lleva la parca alguna irá a buscaros, ya que no pueden tener al plato principal. Lo siento por vosotros, no se lo tengáis en cuenta si os llaman Ulf por equivocación..— Porque para ella como Ulf no había ninguno, así que ya podían rabiar los demás, que no tenían una mujer que los defendiese así y los considerase lo más grande.

Lo de los nosferatu era una broma que había dado mucho de si, pero le daba igual porque realmente fue un episodio terrorífico de su vida y ella todavía tenía pesadillas con aquellos ojos rojos y la tremenda paliza que le dio. Apuntó con el dedo a Höor.

Un día de estos lo haré, y yo sola ganaré esta guerra y me coronaré reina de esa horda de feos, igual os hago un hueco porque menos Ulf sois todos muy... del montón.— No lo decía en serio, había hombres en el norte que eran sumamente atractivos, pero ella sólo tenía ojos para el suyo y puso cara de suficiencia y de sobrada.

Llamó a Hilda y Arne y les pidió que preparasen la mesa grande y que se quedaran todos a cenar, a Ulf le vendría bien un poco de compañía de sus amigos, de sus hermanos.





Me:
Love:
Ulf y Lana XDDDD:
Gracias Nirole:
♥️♥️♥️LISTEN TO YOUR HEART♥️♥️♥️ Ulf&Lana VIDEO:
avatar
Giuliana Mordrake
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 135
Puntos : 156
Reputación : 34
Fecha de inscripción : 01/04/2016

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Stan McQuinn el Mar Oct 10, 2017 3:50 am

Tras la charla con el conde, el escocés se tomó un par de jarras. Ese hombre tenía labia, carisma, sabía mover a las masas, más o menos como él. Pero la causa justa no alimentaba a sus familias, así que todo mercenario necesitaba un pago, ese escollo sería insalvable. A él no le hacía mucha falta el dinero, su familia estaba bien colocada en las Highlands, eran cinco hermanos y no les faltaban recursos, pero mucho de aquellos valientes hijos de Escocia no eran tan afortunados. Tendría que encontrar la forma de remunerar los servicios de sus hombres, la recuperación de la reliquia, del Saltire de San Andrés no sería motivación suficiente para luchar en una guerra que no era la suya, por mucho que Höor hiciese de oráculo al decir que Randulf volvería sus garras hacia Escocia cuando acabase con su propio país.

Ciertamente el conde hablaba de honor y responsabilidad, de justicia y de ajuste de cuentas; por contra Danielle hablaba de ganancias, de estrategia y de aprovechar oportunidades caminando por el filo de la moral. Ambas formas de actuar confluían en McQuinn, que era un guerrero práctico pero tenía su código de honor y amaba sus verdes tierras como Höor las suyas.

El acero no es del ejército español, es de una compañía que se enriquece exportando e importando, y que ahora mismo comercia con Randulf, eso me dijo Morgan.— No le robaba al ladrón directamente, pero sí a quien enriquecía a éste y se aprovechaba del dolor que causaba. McQuinn no entendía de finanzas, pero si alguien sacaba tajada de una guerra, no era ilegal pero tampoco era moral, así que él no veía el problema en que la rubia le birlase ese acero y lo dedicase a una causa más noble. Igualmente dejaría a esos dos discutir sus estrategias, él prefería dedicarse a lo que mejor sabía hacer: blandir la claymore.— No te ofendas, conde. Pero las causas justas no alimentan a los niños. Nos quedaremos, conoceremos tus tierras y las razones por las que luchas, pero en nuestro corazón sólo hay un rojo, y es el que tiene cuadros negros como los de nuestros kilts. Buscaré la forma de pagar a mis hombres, pero las palabras que inflaman a tus guerreros no funcionan igual con los hijos de Escocia. No sé que clase de mercenarios has conocido tú, pero nosotros tenemos honor. Si acordamos pelear por tu bandera, independientemente de cuál sea el pago, te aseguro que ni uno solo de estos buenos guerreros dará un paso atrás, lo consideramos una ofensa tanto como vosotros. No tenemos el Valhalla, pero creemos en Escocia y en que derramar nuestra sangre por hacerla grande y libre jamás será objeto de vergüenza, la retirada y la cobardía sí.

En el fondo eran muy parecidos, sólo que tenían motivaciones diferentes. Los highlanders eran cristianos o creyentes de las tradición celta, pero sobre todas las creencias religiosas estaba su orgullo por pertenecer a esa tierra a la que jamás deshonrarían. Los ingleses los consideraban bárbaros y atrasados, pero ellos se mantenían fieles a sus tradiciones.


avatar
Stan McQuinn
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 19/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Mar Oct 10, 2017 5:41 am

Después de la conversación con el Escoces, me quedé mas tranquilo, ciertamente entendía que sus motivaciones podían distar en cosas de las mías pero como yo amaba su país, sus tierras verdes y la gente que en el confluía.
No eramos tan diferentes, no en esencia y no dudaba que también tuvieran honor. Era cierto que el honor no ataja el hambre, pero para mi no todo vale.
Con honor blando mi espada, con ella defiendo a las aldeas de ser saqueadas por un rey que ha perdido el juicio y con el, el norte y con ese acero consigo que la gente pueda mantener su pertenencias y llevarse algo a la boca.
Quizás él, como Danielle eran mas prácticos en el modo de hacer las cosas, quizás me iría mejor haciéndolo a su manera, quizás mi ejercito seria de miles si fuera dinero aquello que en sus manso pusiera, así lo hacia Randulf, tenia millones de mercenarios dispuestos a matar para él.
Pero yo tenia cientos de hombres libres que amaban estas tierras, que alzaban el acero por ellas y que no temían a la muerte porque sabían que la causa era justa, porque luchaban por sus tierras, por sus familias, por un norte libre.
No lucha igual un hombre por dinero que un hombre por Honor, podían disfrazarme esa verdad tantas veces como quisieran, pero yo era un guerrero y a mi siempre me movió el corazón en cada gesta y no los doblones de oro que me esperaran tras ellas.



En la habitación de Ulf:


La bruja de mucho mejor humor peor haciendo gala de esa lengua viperina que se le había soltado en el norte nos hacia reír.
Me gustaba ver a Ulf reírse rodeando su cintura mientras la acariciaba con sus dedos enlazados.
Era feliz, había encontrado alguien que lo quería, eso era lago que dejaba muy claro, lo defendía a capa y espada y eso nos hacia reír a todos a carcajadas.
-Que cojones iba yo a estar en pañales -rugió Atharal con su hombría tocada – aquí el que iba en pañales era Höor cuando los demás estábamos montando como bestias.

Yo me reía divertido mirando a Atharal bufar mientras Lund repartía unas jarras que nos había traido la mujer que servia a los Tollak.
-No dice encima que las valquirias no nos quieren -dijo todo ofendido mientras el resto nos descojonábamos.
Me acerqué a Khayla cogiendo un mechón de su pelo y tapando con este el mío.
-Atharal, es por los rizos de Ulf ¿así que? -le pregunté a la bruja lanzandole un mordisco y esquivando una orzaga de pan que me lanzó Ulf por tontear con su mujer.

Atharal casi se atraganta con la cerveza negra al verme peinarme los rizos y tomando ejemplo se acercó por el otro lado a la guerrera para imitarme.
Khayla de un empujón nos apartó a los dos mientras se reía mirándonos de soslayo.
-¿quien monta mejor Khayla? -preguntó Atharal picandola mientras tiraba de su cintura besando su cuello -díselo a todos.
-Cuidado Atharal que ella ha estado con todos los de esta habitación -dijo Lund -y aun sales perdiendo

De nuevo empezamos todos a reírnos mientras el alcohol iba corriendo y con él la comida que nos trajeron improvisando en el cuarto de Ulf una cena y una fiesta que bien teníamos merecida.
-¿que es montar tía Giuliana? -le preguntó Sirius con esa inocencia que lo caracterizaba.
De nuevo todos nos echamos a reir mientras Atharal hacia el movimiento contra el cuerpo de la guerrera y los niños no entendían nada.
-Para ya pazguato -le dije dándole una hostia e la espalda y parándolo.
De nuevo estallamos en risas


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Khayla el Mar Oct 10, 2017 6:05 am

Cuando ambos guerreros cogieron sus mechones rubios para hacer el payaso, la mujer puso los ojos en blanco negando con la cabeza. Eran dos merluzos irremediables. Lundo le lanzó una pulla muy certera a Atharal recordándole que ella los había catado a todos y podría ser un buen juez imparcial.

Khayla torció media sonrisa malvada y negó con la cabeza mirando a la bruja.

Con todos no... y me apuesto mi mano derecha a que ella es mejor que todos vosotros.— le lanzó un bocado a Giuliana que enarcó una ceja y enrojeció, pues bien sabía que la norteña no le hacía ascos a ningun tipo de género.— si es capaz de espantar a las Valquirias a sartenazos, me quedo con ella. Ulf, ve haciendo la maleta, te espera el sofá de tu querido Höor, que echa de menos tu peludo culo.

Estallaron en carcajadas y después agarró a Atharal de la mejilla, como si fuera la tipica tia abuela pesada haciendole carantoñas a un bebé.

pobrecito pajarito que quería Valquirias tetonas y se va a encontrar solo con las feas y desdentadas...— le comió los morros con alevosía, sólo para provocarlo y molestarlo un poco más.

La bruja parpadeó varias veces cuando Sirius le preguntó qué era montar.

pues...esa palabra se usa para muchas cosas, para montar caballos, para montar muebles y ... para hacer bebés, como el que tiene la tía en su barriga. Pero no les hagas caso a todos estos, que no saben de lo que hablan. ¿Me das un beso? no me has dado ninguno y me pongo triste si no me lo das.

El pequeño le dio un beso y Valeska otro. Esa improvisada cena se iba a convertir enuno de esos momentos para recordar en la posteridad.




godess of war:





avatar
Khayla
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 11
Puntos : 6
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Atharal el Mar Oct 10, 2017 10:58 am

Enarqué una ceja cuando la guerrera aseguró que la elegía a ella, un abucheo fue la respuesta por no mojarse, Höor se reía por mi cara de fastidio y Ulf buscaba la sarten medio en broma medio en serio para atizarle con ella si se acercaba a su mujer mas de lo debido.
Estos ratos entre nosotros eran épicos, forjaban los recuerdos que un día junto a una lumbre contaríamos a nuestros nietos, nos recordaban porque y por quienes luchábamos.
El norte era nuestro hogar y Höor seria el rey del norte.

Giuliana trataba de zafarse de la pregunta del enano mientras Khayla me besaba obteniendo un gruñido por mi parte por no haberme elegido a mi como el hombre que mejor se la había follado.
-Ten amantes para esto -apunté ladeando la sonrisa antes de darle un buen manotazo en las nalgas bien merecido -pero el beso me lo he llevado yo, por algo será.
-Para que te calles -apuntó Lund dando una calada a su pipa desde atrás.
Ese hombre no era muy hablador, peor por Odin cuando baria la bocaza era para sentenciar.

Seguimos bebiendo, bromeando hasta que la noche fue cayendo al ritmo de las jarras.
Ulf se había dormido con la cabeza apoyada en el regazo de Giuliana, estaba aun muy débil por las heridas y había aguantado mas de lo que podía ciertamente, así que era hora de largarnos, en unas horas saldría el sol y con él los choques de aceros en el patio de armas, el norte no descansaba.

Nos despedimos de Giuliana que jugueteaba mas tranquila ahora que sabia que su lobo se recuperaría con los rizos de su pelo, admito que esa imagen nos daba envidia a todos nosotros, incluso a mi, yo que me declaraba libre como un pájaro, sin ganas de atarme a nada ni a nadie.
Fiel al acero, no concebía la idea de sentar la cabeza, de una familia..sin embargo viéndolos a ellos, supongo que algo te carcomía por dentro.
Höor cargó a Sirius y Valeska que se habían dormido sobre el lecho, yo a Fio y Orn, el mas mayor había caído preso del sopor de la media jarra que llevaba y era Lund el que lo llevaba hacia casa.

Pasaron los días, Akershus siguió con su ritmo frenético, entrenamos a los nuevos hombres que se habían unido a nuestra causa, en su mayoría jóvenes campesinos que no habían alzado mas que un rastrillo pero que creían en un norte libre y su arrojo bien podía convertirlos en guerreros.
Höor acudió con un reducido grupo en defensa de lagunas aldeas que estaba siendo saqueadas por los hombres de Randulf, ademas de hacer de anfitrión para el escoces con el que entabló una buena relación.


avatar
Atharal
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 18
Puntos : 15
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 12/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Mar Oct 10, 2017 3:47 pm

La misión a Escocia se había complicado, como siempre, y gracias a su ingenio habían salido victoriosos, regresando con la piedra y con nuevos aliados. Pero las cosas eran complicadas, no estaba acostumbrada a acatar órdenes de nadie y de alguna forma había infringido las normas, sus acciones podían derivar en consecuencias que no es que fueran malas, pero ella no debía decidirlas sino Höor, y hacer las cosas a su modo. Lo que ocurría es que era demasiado cabezota para aceptar un modo de hacer las cosas tan poco práctico, ya que carecía de ese apego al honor y la gloria.

El triunfo era de los valientes que se habían jugado el pellejo, ella apenas había batallado derribando a un par de gigantes, había cubierto su retirada en la sombra. Ese era su papel, lejos de la primera línea, en la retaguardia urdiendo planes descabellados que los alejarían del peligro. La noche era de los valientes de Akershus.

Danielle se alejó de la ciudadela bajando al puerto y atravesando la pasarela de madera que la subió a bordo del Queen Anne. Sus hombres estaban de permiso en las tabernas y sólo unos pocos de guardia. Paseó por su cubierta acariciando con las yemas de los dedos aquella vetusta madera caoba. ¿Cuántas veces había arriado velas de esa nave? un sinfín. Bajó a su camarote, donde cada cosa estaba en su lugar, donde todos los rincones olían a ella, su feudo flotante, su reino en el mar, la libertad por bandera, el viento por compañero, la Reina Ana por hogar.

Repasó con el dedo el sextante que utilizaba para medir las millas marinas en los mapas, las cartas de navegación, el compás, el indicador de marea...¿Cuántas noches había contemplado las estrellas desde la cubierta? no podría recordarlas todas. Salió de nuevo subiendo la escaleta y se apoyó en el castillo de proa mirando el cielo estrellado parcialmente cubierto por algunas nubes. Antes del amanecer levarían anclas y regresarían con ese acero, ya tenía quien lo convirtiese en armas, una fundición metalúrgica parisina. Regresaría al Norte con un cargamento de armas, ya que Randulf no comerciaría por mar durante semanas, había pedido a sus socios que lo enviasen por tierra hasta que pudieran rearmarse de buques. Sus espías hacían un trabajo impecable, como siempre. La red se estaba tejiendo alrededor del rey loco, y aunque sabía que Höor no aprobaría muchos de sus métodos, tampoco le contaba los detalles.

¿Cuál era el motivo por el que peleaba ella en esa guerra que le era ajena? todavía no lo tenía muy claro. Se decía a si misma que era para pagarle la deuda a Höor por haber arreglado el Queen Anne, y porque Randulf se lo hundió. Pero lo cierto es que había más cosas. Ella no pertenecía a ningún lugar. Inglaterra la vio nacer y crecer, pero le dio la espalda como sociedad. El mar la convirtió en mujer, en capitán, en dueña de su vida. Pero el mar era muy grande y estaba deshabitado. Quizás empezaba a plantearse echar algunas raíces en un mismo puerto, encontrar algo que le diera más sentido a su vida que ese deambular nómada por todas las playas del mundo conocido.

Por la mañana tenían que interceptar el carguero español, debería estar lúcida y fresca, exhaló el aire mirando a las estrellas que le devolvían el guiño y se retiró a su camarote dándo órdenes a sus hombres para que estuvieran todos a bordo al amanecer.


* * * * * * *

Una par de semanas más tarde...

El Queen Anne atracó de nuevo en el puerto de Akershus, misión cumplida. Las armas llegarían en unos días, volverían escondidas en algunos barcos pesqueros, así no levantarían sospechas. Los hombres de Danielle bajaron a las tabernas, pero su capitán no salió del camarote, sus razones tenía para hacerlo. Aquella misión había sido complicada y el coste personal fue elevado. Gunnarson destapó su engaño y se cebó con ella, tenía marcas por todo el cuerpo, un ojo morado, el labio inferior partido, el hombro dislocado y varios dedos rotos, los cortes y rascaduras ya estaban mejor gracias a las curas. En uno de los puñetazos que le dio se mordió la lengua y tuvieron que cosérsela ya que estaba apenas sujeta por un jirón de músculo. El vampiro al menos no la había matado, ya era algo.




Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 42
Puntos : 36
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Miér Oct 11, 2017 3:50 am

Fui avisado en cuanto el Queen Anne atracó en el puerto de Akershus. Había pedido a mis hombres que lo hicieran de inmediato, Danielle había desaparecido del norte sin darme aviso y con la misma insensatez regresaba a puerto.
Mucho era de lo que ambos teníamos que hablar así que con el gesto tenso emprendí camino a puerto a lomos de mi espectro.
Desmonté de un salto cruzándome con varios de los hombres de Danielle que iban directos a la taberna.

Ascendí apretando los dientes la rampa, conocía sobradamente ese barco, mas aun, cual era el camarote de Danielle y sin pedir permiso ni anunciar mi llegada abrí la puerta hundiendo mis pardos en los de la pirata.
Su aspecto distaba mucho de lo que esperaba ver, herida, su aspecto era una declaración de la desfachatez de su acción.
Sin mediar palabra cerré la puerta a mis espaldas, mis pasos retumbaron sobre la madera que crujía bajo mis botas, saqué el corcho de la botella de ron y serví sendas copas dejandole una sobre la mesa donde estaba su preciada carta de navegación.

El silencio imperaba ante los dos como si supiéramos que en cuanto abriéramos la boca la guerra comenzaría y posiblemente causaría bajas.
-Ese cargamento que llevas en tu barco lo quiero fuera de mis tierras, véndelo, regalalo, haz lo que consideres oportuno para las armas, pero ninguno de mis hombres las blandirá ¿en que demonios pensabas? -rugí -creía que eramos socios, amigos ¿cuando pensaste que podías largarte sin previo aviso para tomar la decisión unilateral de robar un cargamento español y volver a mis costas con él? ¿tengo pinta de ser como Randulf? ¿crees que para mi todo vale?

Mi pecho subía y bajaba exaltado, preso de la rabia, la furia y la ira que había acumulado en estas semanas.
-Mi gente no son mercenarios, lucha por honor, porque aman estas tierras verdes, estas dispuestos a morir por ellas ¿crees que no conozco que mueren de hambre? ¿crees Danielle que como mi estomago esta lleno no soy capaz de ver las penurias que pasan mis hermanos? ¿que cojones pasaría si los españoles vinieran a por lo que es suyo? ¿tengo que mandar a los míos a matarse por una guerra que no les pertenece?
Se que necesitamos acero, se que no se mata con la palabra, soy un guerrero maldita sea y si no lo crees echa un ojo a mi cuerpo, las cicatrices te gritaran lo que ahora rugen mis palabras.
Eres una insensata, una que no ve mas allá de sus propias narices, espero que esto haya insuflado mas ego a tu cuerpo capitán Morgan ¿de eso se trata verdad? de consolidarte como el mejor de los piratas, espero sinceramente que al final de tu día, la fama te sea suficiente.

Apuré la copa de un trago dejándola caer sobre la mesa, poco mas tenia que decirle, quería ese barco fuera de mi puerto.
-Reponeros y marchar -dije como conclusión final.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Oct 11, 2017 5:52 am

Le dolían los huesos, los músculos, la boca y un sinfín de órganos internos que habían sido vapuleados. Pero lo que más le dolía eran las palabras que estaban saliendo como un reguero de sangre por la boca de Höor.

Sabía que no iba a estar contento con algunas de las decisiones, pero el resultado había sido más que bueno. Ya, el discurso de "No todo vale, los piratas no tenéis honor" estaba un poco manido, estaba harta de escucharlo, era el típico que esgrimían los opresores, los mismos que imponían corsés a las damas y diezmos a los más pobres, todo en pos de la moral, de lo correcto y lo honorable.

Sujetaba un paño entre los dedos que no tenía rotos, porque de vez en cuando se le escapaba la saliva sanguinolenta de su lengua cosida. Escuchó el sermón del conde sin apartar la vista, asumiendo cada una de esas palabras hasta que éste terminó. Entonces desvió los ojos hacia el mar que se adivinaba por el ojo de buey de su camarote. Guardó silencio unos segundos. Cuando se arrancó a hablar su voz sonaba algo apagada y arrastrada, le costaba articular el habla con los puntos.

No fueron tus ideales los que os salvaron el culo en Callanish. No fue el honor el que hace que tus hijos sigan teniendo padre. ¿Has pensado por un momento qué pasará con tu querida tierra, con la vida de tus hijos y los de tus hermanos si tú caes? ¿Quién es el insensato?.— Respiró hondo y apoyó la cabeza contra las tablas, era el mismo cuento de siempre, los buenos y los malos, los valientes y los villanos, ella asumía su papel.— La gente necesita héroes en los que creer, no piratas. Pero la vida no es un cuento y los héroes también mueren. ¿Quieres que me arrepienta de ser lo que soy? olvídalo, porque eso no sucederá. Si quieres soldados, ya tienes muchos, yo no soy una de ellos, mi bandera es negra y libre. Elegí ayudarte en esto, pero no elegí que nos cuelgues el yugo del soldado que obedece ciegamente.

Tosió un par de veces palpándose el costado. Ella también tenía su orgullo, orgullo que quedó herido cuando le insinuó que sus decisiones estaban movidas por el afán de protagonismo y gloria. Torció media sonrisa que le dolió al tirar de los puntos y quedó en una mueca agria.

Ya he sido la mejor pirata de estos mares, mi nombre saldrá en los libros aunque nadie sabrá que fue una mujer quien le dio autoridad a ese apellido.— lo miró desafiante porque lo que le había dicho era una ofensa en toda regla. No había recibido una paliza de un vampiro porque buscase la gloria, sino porque quería darles más oportunidades a los norteños para combatir al rey loco.— Sí, tienes razón, todo lo hago por mi ego y todo lo demás me importa una mierda. ¿No es esa la respuesta que quieres? ya la tienes. Los piratas somos muy malos, no tenemos honor ni principios, merecemos la horca. ¿Algo más?

Lanzó el trapo sanguinolento a un rincón y se frotó los ojos con las manos. ¿Quería seguir haciendo estupideces que lo llevarían a la muerte? Bien. Ya era mayorcito, no necesitaba una niñera. El Norte no se merecía eso, ni que sus escrúpulos siguieran dejando que las gentes sangrasen o muriesen de hambre. Pero era su decisión.

Espero que tu conciencia esté tranquila cuando todas esas muertes por culpa de tus ideales y prejuicios pesen sobre tu espalda. A ver cómo se lo explicas a esos niños sin padres. Por cierto, el acero no es español, es de la compañía Gunnarson, que comercia con Randulf y se enriquece a costa de esta guerra. Con ese acero iban a forjar sus armas, sólo les quité esa opción.— Lo miró de nuevo a los ojos.— si no quieres las armas tíralas al mar o devuélveselas a Randulf para que os degüelle con ellas, me importa una mierda lo que hagas con eso. Y ahora sal de mi barco.

Estaba también muy cabreada, podía entender el punto de vista de Höor, pero no estaba siendo sensato, no estaba pensando con los pies en la realidad, sino desde lo ideales. Ciertamente los ideales eran a prueba de balas, pero las personas no, y no andaban sobrados de personas. Podía recenocer sus errores al marcharse sin avisar o tomar decisiones sin contar con él, pero no podia admitir que le dijera que todo aquello lo hacía por egoismo o algo similar, porque entonces estaba mucho más lejos de conocerla de lo que creía.




Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 42
Puntos : 36
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Miér Oct 11, 2017 6:32 am

Enarqué una ceja cuando como no, me dejo claro que no habían sido mis ideales los que me habían salvado el culo en Callanish. Me hablaba de insensatez, de que mis hijos se hubieran quedado sin padre de no ser porque ella intervino.
-No sigas por ahí -le aconsejé con rabia en la voz -¿crees que no soy consciente de lo que me juego cuando desenvaino el acero? ¿crees mujer que no se que la parca me mira de frente en cada batalla? Es por eso, porque me juego la vida por lo que he de caer de rodillas ante Randulf pidiendo clemencia para mi pueblo, o quizás mejor me convierto en algo peor que él para hacerle frente.
¿Quizás lo que necesites escuchar es un gracias? ¿Crees que no soy de los que las dan? Soy consciente de que salvaste mi pellejo, pero negociaste a mis espaldas con los escoceses ¿me preguntaste si estaba dispuesto a pagar el precio de ese combate? No, porque tu tomas tus propias decisiones y te importan una mierda mis creencias, mi opinión, no me respetas, no me escuchas, crees que me equivoco en todo y que eres dueña de la verdad absoluta.

Respiró hondo apoyando su cabeza en las tablillas mientras yo rellenaba el vaso negando con la cabeza.
-Libertad ¿por que mierda crees que lucho yo? ¿crees que mis soldados no son libres? ¿crees que luchan a mi lado obligados o pagados?¿crees que mi intención es ponerte una puta soga en el cuello? -rugí cabreado apurando la copa nuevamente entre mis labios -te equivocas conmigo, no soy un héroe, no tienes ni puta idea de cuantas veces se me tambalean las creencias, no tienes ni puta idea lo que siento, lo que pienso ni lo que me cuesta mantenerme en pie cuando todo a mi alrededor se derrumba, no me conoces de nada Danielle.
Eres libre, pues coge tu maldita bandera negra, tu orgullo y mis gracias y sal de mi casa -gruñí mientras mi peco se lazaba furioso y mis ojos la buscaban.

Los dos estábamos diciendo palabras de las que nos arrepentiríamos, pero francamente ambos ostentábamos un fuerte carácter.
Dejé escapar una carcajada sarcástica mientras negaba ladeando la sonrisa sin ganas.
-Eres la mejor pirata y ni siquiera eres capaz de quitarte el puto velo de la cara y decir que eres una mujer ¿y? No me digas que soy yo quien coarta tu libertad, eres tu las que te escondes tras una bandera negra, un nombre falso y la mar.
Felicidades Capitan Morgan ,tu nombre tendrá un halo en la historia.

Rugí elevando el dedo de forma amenazante cuando dijo que sobre mi espalda caían las muertes de todos los caídos, que se lo explicara a sus hijos cuando Randulf usara el acero para atacar a los míos, morirán porque por mi culpa no los armaba con eso que ella traía en su barco.
Mis principios por encima de mi gente, eso es lo que ella veía en mi, no se daba cuenta que no era así.
-Vete a la mierda -rugí negando antes de lanzar el vaso contra una de las paredes del barco -no seré un nuevo Randulf, ese acero es robado, me da igual si a los españoles o a los que iba a comercializar con Randulf, porque no son culpables de para lo que el rey loco use el acero ¿donde poner los limites? ¿atacaremos después las minas de hierro? ¿las fraguas de otros países? ¿mataré a los que no me ofrezcan su apoyo? Siempre hay escusas para blandir el acero, para hacer la guerra, para derramar sangre, siempre habrá enemigos..¿donde pongo el limite Danielle?

Me di la vuelta, me había tirado de su barco y en parte creo que era mejor largarme antes de seguir esta discusión que solo iba a llevarnos a auto destruirnos mutuamente.
Sobre mis hombros la carga pesaba demasiado.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Oct 11, 2017 4:14 pm

¿Que no le respetaba? ¿que no le escuchaba? ¿Hola? ¿desde cuando la estupidez se premiaba con aplusos? Si lo hubiera dejado hacer lo que quería en Callanish hoy no estarían discutiendo porque estaría muerto. Rodó los ojos y dejó escapar un bufido irónico. No iba a seguir discutiendo, que dijera lo que quisiera. Ya había encontrado una cabeza de turco con quien pagar sus frustraciones y era ella. Pues bien, genial. ¿Que el acero era robado? evidentemente. ¿Acaso no era ese el plan desde el principio? no le hizo ascos al dinero robado de Randulf, ni a sus suministros. ¿A quién creía que estaba ribando? a las monjas? No. A una compañía que se enriquecía con la guerra que drenaba a su pueblo. Pero no lo quería ver, pues allá él.

La mandó a la mierda y le estalló un vaso en la pared. Cuando Höor salió por la puerta por poco no le dió el otro vaso, lanzado por ella y que se estrelló en las jambas de la puerta. Estaba rabiosa por las palabras dichas y los ataques gratuitos. Así Randulf no tenía que hacer nada, entre ellos acabarían a puñetazos.

Lund apareció a los pocos minutos por la puerta. ¿Otro que venía a echarle un sermón? gruñó.

¿Tú también vienes a echarme mierda encima? pues ahórratelo, ya me doy por enterada, puedes largarte por donde has venido.

Se levantó a duras penas y cerró el diario de abordo pesadamente, dejándolo caer con desgana sobre un cajón que cerró con un puntapié. Su intención era irse a...¿a dónde? aquello era un maldito barco, no había donde esconderse. Volcó la botella con el codo y ésta se estampó contra el suelo rompiéndose en mil pedazos. Masculló un "joder, mierda" y negó con la cabeza. No era su día. Agarró uno de los paños que había usado para limpiar su sangre y lo echó sobre los cristales recogiéndolos y lanzadolos a un cubo que hacía de papelera. Quizás no fuera tan mala idea después de todo poner rumbo a cualquier parte, a cualquier mar a seguir saqueando y a tomar por saco, el botín sería para sus hombres, ella ya tenía una buena cuenta guardada en un banco irlandés de todos aquellos años de incursiones. Por una puta vez en su vida que tomaba la decisión de apoyar una causa, de tomar bando y partido y la llamaban egoista.

Höor estaba empeñado en que el acero era español, ya no sabía como explicarle que procedía de ese país pero lo compró Gunnarson para hacerle las armas a Randulf y vendérselas. El vampiro ya se había cobrado ese mordisco a sus finanzas con su sangre. Gracias por preguntar, Höor...y de nada, ya de paso.




Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 42
Puntos : 36
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Lund el Miér Oct 11, 2017 4:34 pm

Me habían informado de que el barco de Danielle estaba en puerto. Yo estaba en la taberna cuando sus hombres llegaron, así que sin duda era cierta la información. Esperé un poco pero al no verla acompañar a los suyos decidí ir a verla a su camarote.
No me imaginé cruzarme en la rampa que ascendía hacia el navío con un desquiciado Höor que ni me saludo.
Nuestros hombros chocaron sin mas y como si fuera un huracán que demolía todo a su paso lo vi subir sobre su espectro alejándose entre las luces y sombras que otorgaba la plateada luna del puerto.

Me encogí de hombros sin mas continuando mi camino hacia el camarote, la bienvenida de Danielle no fue exactamente como la esperaba, pero esa mujer me gustaba, así que hice acopio de paciencia y ladeé la sonrisa al verla cabreada cerrando la puerta tras de mi.
-¿Que me he perdido? -pregunté acercándome a ella.
Tomé uno de los trapos limpios para limpiar la sangre que se salia de su labio abierto.
-Danielle no soy tu padre, ya eres mayorcita para saber lo que te haces y tampoco soy tan necio como para pedirte cuentas de a donde vas y a donde vienes -susurré tirando de su cintura para acomodarla entre mis piernas ahora que me había apoyado en el escritorio.

Alcé por el mentón su rostro con delicadeza, mis pardos se perdieron en sus mares, sabia que estaba alterada, posiblemente por algún tipo de pelea que había tenido con Höor, pero prefería no preguntar.
-Estoy aquí Dani -susurré acortando la distancia que me separaba de sus labios.

Apenas los presioné, estaba herida y ella no era una vikinga, dudaba fuera capaz de aguantar el dolor como nosotros, no estaba acostumbrada a la primera linea de batalla, si no mas bien a pensar en la retaguardia.
avatar
Lund
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 13
Puntos : 9
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Oct 11, 2017 5:39 pm

¿Qué se había perdido? una maldita guerra, eso es lo que se había perdido, una que beneficiaba a Randulf. Tenía tantas ganas de gritar, de romper algo, de insultar y prenderle fuego a todo el puto acero hasta derretirlo...que se le acumulaba en la garganta y la boca del estómago. Estaba cansada, dolorida, casi se arranca la maldita lengua en la pelea con aquella bestia...¿y todo para qué?.

Lund la agarró de las caderas para estrecharla contra él. No quería su condescendencia, no quería su consuelo, se sentía como una niña gilipollas a las que le daban un besito en el dedo golpeado y le decían que no pasaba nada. Se revolvió un poco pero él apretó el agarre.

Suerte la tuya que no eres mi padre...así no tendrás que avergonzarte de mi, como hace todo el mundo. ¿Sabes qué? que me da igual!! estoy harta. Viene muy bien tener una pirata para los asuntos sucios pero a la hora de la verdad es mejor echarla a los perros porque ...¡Oh! sopresa! no tiene honor.— sus ojos relampaguearon peligrosamente, estaba al borde de una crisis de ira explosiva.— Esa maldita bestia me sacudió tan fuerte que ya no sé ni cuantos huesos rotos tengo y casi me quedo sin lengua, pero venga, no importa, echáme en cara las cuentas que tengamos pendientes, es el momento, hoy es el día mundial de "ahorca un pirata que es gratis".

Lund le habló con suavidad, la miró con aquellos ojos cansados y serios, cargados de experiencia y cordura. Golpeó su pecho con los puños cerrados, odiaba que le hablase así, prefería que le gritase y le dijese que era una imbécil provocando otra pelea y cada cual a sus cosas. Esa era la dinámica con el capitán Morgan, algo de lo que nunca habló con nadie, pero no fue un matrimonio feliz más allá de los tres primeros meses. Él era soberbio, ambicioso, intransigente, jamás daba su brazo a torcer. Por eso cuando la peste se lo llevó no lloró su pérdida. No iba a sentirse otra vez culpable, vulnerable, débil. No iba a dejar que ningún otro hombre le dijera cómo debía ser, que le impusieran más reglas y normas. No. De ninguna de las maneras. Daba igual que fuera su padre, el conde o el Papa de Roma.

"Estoy aquí Dani". ¿Cuánto tiempo hacía que nadie la llama Dani? ni se acordaba. No se había quedado demasiado tiempo en el mismo lugar para trabar confianza con alguien. La besó en los labios respetando la herida que tenía, el mismo hombre que se lanzó con ferocidad sobre su cuerpo noches atrás cuando la drenalina corría por las venas de todos. Recordó su torpeza cuando llamó a la puerta de Giuliana tratando de establecer conversación con ella tras el ataque de los falsos druidas. ¿Qué quería de ella? todo el mundo quería algo, todo tenía un precio al parecer.

será mejor que...te alejes de mi o te alcanzará mi tormenta.




Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 42
Puntos : 36
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Lund el Jue Oct 12, 2017 1:53 am

Con mis labios en su frente, deslizando mis ásperos dedos llenos de callos por el manejo de la espada por su pelo, ladeé la sonrisa.
-Se me da bien capear el temporal Dani, así que si hay tormenta pues la desafiaremos y cuando haya calma haremos el amor hasta el alba. Soy un guerrero, no tengo miedo ni al acero, ni a los truenos.

Tiré de su cintura para alzarla sobre mi regazo, ella necesitaba descansar desde luego ni de lejos era momento de echarle nada en cara, no estaba de acuerdo con el modo en el que hacia las cosas, pero ella era una pirata y cambiar a las personas era algo imposible, algo que no funcionaba.
Era como si a mi me pidieran que dejara la espada y de creer en el Valhalla o que abandonara el norte, mi hogar, jamas lo haría porque sabia que eso seria efímero y me llenaría de rabia..el hogar de Dani era la mar, su casa una bandera negra y su modo de vida la piratería.
Nos estaba ayudando a su manera y en mi opinión lo hacia bien, nos había salvado el culo en Escocia.

Besé sus labios de nuevo buscándolos despacio, no tenia prisa.
-Yo no siento vergüenza por ti, todo lo contrario, eres una mujer fuerte, decidida, algo irreflexiva que no esta hecha para obedecer si no para mandar ni para echar anclas en ningún lugar.
No te voy a mentir, me gustas, creo que eso lo sabes y no tengo prisa pro descubrir si esto nos lleva a alguna parte o si en dos semanas levaras anclas y te largaras sin mas.

Dejé que apoyara su cabeza en mi pecho mientras deslizaba mi mano por debajo de sus piernas y con la otra en su espalda la elevaba para llevarla al lecho.
-Höor es un buen tipo, lo conozco desde niño, es impetuoso, en ocasiones no mide sus palabras, tampoco sus actos pero es un gran hombre, honorable, valiente que sufre por un pueblo que se muere.
No me gustaría estar en su pellejo, ni llevar la pesada carga que porta sobre sus hombros.
Hoy habéis hablado en caliente, hablad cuando las aguas se calmen, cuando la tormenta amaine, acercar posturas...y si son irreconciliables pues entonces...tu veras lo que haces.
Ahora, duerme -le dije recostándome con ella en aquel pequeño camastro -estaba en la taberna, me he perdido una buena borrachera por venir a verte, peor sin duda encontrarme con una fiera salvaje siempre resulta estimulante -bromeé ensanchando la sonrisa.
avatar
Lund
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 13
Puntos : 9
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Vie Oct 13, 2017 9:14 am

Las palabras del general calaron en su ser como el agua de deshielo que cala sobre los pastos. Ése era el verdadero talento de Höor, el rodearse de personas valientes y leales que equilibrasen los truenos de Thor cuando el conde rugía. Acababa de entenderlo, todo era un trabajo de equipo, el Norte no podría sobrevivir si no cerraban filas, si no arrimaban todos el hombro cada cual con lo que tuviese, pero para eso debían compartir un objetivo común, y Höor había sembrado en ellos la esperanza de un pueblo libre, de un gobierno justo.

Ella siempre había ido a la suya, se movía entre tunantes, muertos de hambre y borrachos, entre delincuentes y buscafortunas que no dudaban en vender a quien fuera para conservar el pellejo intacto. Sin embargo, en su fuero interno, había absorbido alguna vez esa educación inglesa de respeto a su patria, a su reina y a los ideales de una nación que fue un imperio. ¿Y si pudiera navegar entre dos aguas? no quería renunciar a su libertad, a sus dotes de mando, a la adrenalina estimulante de trazar planes y llevarlos a cabo. Pero tampoco la movía ya el afán del botín.

el océano es inmenso y solitario, como los desiertos, pero lleno de peces. No quiero dejar de navegar, es lo que mejor sé hacer, es como si te pidieran que dejases de empuñar tu acero. Pero por otro lado, esa vida está vacía, y día tras día va cubriendo el alma de una pátina negra como la bandera. Pensé que aquí podría fondear, usar a la Reina Ana y mis habilidades para hacer algo más que saquear...darle sentido a esto. Pero Höor no lo quiere así y me cabrea porque vosotros sois el pueblo más ladrón que conozco, invasores y saqueadores como voraces bandadas de cuervos.

Reflexionaba en voz alta mientras sus dedos se enredaban inconscientemente en unos cordones que colgaban de la camisa de Lund.

Höor tiene suerte de teneros con él. Ulf es igual de cabezahueca y quizás hasta más terco. Atharal siempre está dispuesto a lo que sea y sobre todo a poner un toque divertido. Khayla...jamás vi a alguien más entregado a dar muerte al enemigo y tú... si no fuera por ti, todos estos estarían más perdidos que yo en tierra firme. Eres la voz de la cordura...y eso dicho de un vikingo es...raro.

Lund tenía razñon, trataría de razonar con Höor en otro momento, pero le estaba sabiendo a bilis, porque tragarse el orgullo y la vena peleona era muy complicado.




Pirata!!:
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 42
Puntos : 36
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Lund el Sáb Oct 14, 2017 3:02 am

Mis dedos seguían peinando su pelo mientras sus palabras la desahogaban por completo, sus dedos jugaban con mi camisa por fin entendiendo de que iba esto.
Höor era sin duda el corazón del norte, sin él no existía esperanza, ni valores, no existía revolución, pero el resto eramos importantes de igual modo, porque eramos sus ojos, sus manos, su razón en algunos casos.
Höor no era un hombre perfecto, ni un dios aunque así lo creyeran las gentes que lo veneraban, él sangraba, amaba y sufría como cualquiera de los aquí presentes.
También se equivocaba pero nunca pensaba mas en él que en su gente, yo admiraba a ese muchacho que se forjo a base de látigos, nunca lo vi caer y motivos no le faltaron.
Era cierto a veces era como Thor, un trueno que retumbaba bien alto, pero ¿acaso no eramos eso los norteños? Dioses, leyendas, sangre y fuego, Höor representaba todo eso.
-Es cierto somos un pueblo de saqueadores, de echo, nuestras tierras nunca han sido fértiles del todo, nuestra economía se basaba en el saqueo a otras tierras, pero...ahora mismo estamos en guerra, guerra contra un rey que nos supera en numero, en efectivos y en armas.
No es tiempo de crearnos nuevos enemigos, de eso nos sobra -apunté deslizando mi lengua entre sus labios para besarla muy despacio.

Nos acomodamos en el lecho, ella estaba agotada, se notaba por como su respiración poco a poco se iba acompasando al movimiento de mi pecho.
No me habían pasado desapercibidas sus palabras...
-Supongo que siempre pertenecerás a la mar como yo al acero pero hasta alguien como yo algún día quiere formar una familia, un linaje, el ir y venir con la edad de Atharal esta bien, se divierte, va y viene, pero yo me hago viejo. Vemos a ulf y joder, nos remueve a la mayoría. Algún día quiero eso...un mujer que entienda que moriré en el campo de batalla pero que aun así, este dispuesta a compartir conmigo el tiempo que que los dioses nos mantengan lejos del Valhalla.

Finalmente los dos nos quedamos dormidos en el lecho, supongo que esa noche ella necesitaba eso y yo no siempre era la bestia que la tomó en el barco de forma ruda y apasionada..entendía los tiempos, no era un muchacho.
avatar
Lund
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 13
Puntos : 9
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Höor Cannif el Sáb Oct 14, 2017 3:04 am

Durante los días posteriores a mi desencuentro con Dani, apenas nos cruzamos. Ella trató de pasar desapercibida, supongo que para cicatrizar sus heridas y yo estuve muy ocupado con el escoces.
Le mostré algunas de las aldeas, lo que Randulf hacia en ellas y supongo que vio el reflejo, sin ser necesario que se lo predijera con palabras, de lo que Randulf podría hacer en Escocia si la revolución causaba bajas y Noruega finalmente cedía al control completo de ese demente.
-Conozco a vuestra reina -le aseguré. Omití el como la conocí y lo que pasó entre nosotros -es una buena mujer que vive en tiempos difíciles, al parecer tampoco vuestras tierras viven en son de paz eterna, aunque por lo que ella me contó, en la corte las cosas se manejan de forma mas sibilina que aquí que todo se soluciona a base de fuego y acero. Estoy seguro que si devolvéis esa cruz a la corona os lo agradecerá -le dije ladeando la sonrisa.

No tardé en descubrir donde Randulf guardaba esa cruz, en principio no era ningún bien preciado, no ostentaba magia, ni nada que sirviera para la guerra en ninguna de sus formas, era mas bien un símbolo de poder, el modo de recordar a los escoceses que podía ir, saquear y tomar cuanto quería no solo de sus tierras si no de las que bien quisiera.
-La cruz no esta en el castillo de Randulf, lo que en parte es una ventaja, aunque allí donde la atesoran no se puede decir que sea terreno fácil de conquistar.
En los pantanos Randulf tiene a tres brujas viejas, dicen que son ciegas, no llegan a ser oráculos, pero si utilizan a estas para ver lo que se les escapa. Las tienen drogadas, a su merced, sera complicado llegar sin anunciar antes nuestra visita.
Su poder es inmenso, Randulf acudió una vez a ellas y como pago pidieron esa cruz que los tuyos quieren recuperar, quizás podamos ir y pedírsela por las buenas -ironicé con picarda, aunque algo me dice que será mas bien el acero lo que las convenza eso o que quieran algo de uno de nosotros y yo la idea de pasármelas por la piedra no la contemplo -bromeé alzando las manos mientras ambos estallábamos en carcajadas.


Spoiler:

Spoiler:
Dungeons & Valeria:
alt eller ingenting:
Min ånd, min galskap:
Obligasjonen av blod:
gracias Lakme:
mi demonio:

los polvos Cannif:
V&H:
Arizona, 2017:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 562
Puntos : 612
Reputación : 112
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Stan McQuinn el Sáb Oct 14, 2017 5:33 am

Las tierras noruegas eran similares a las escocesas en cuanto a la dureza de su clima, la escasez de sus cultivos y el carácter aguerrido de sus habitantes. En su casa los pastos eran verdes, el mar era bravo y las noches largas junto a una lumbre. Si Randulf quería destruir eso tendría que matar hasta el último escocés. Peleaban entre ellos, los clanes eran orgullosos y desorganizados, pero frente al enemigo externo unirían filas y no dejarían que destruyesen su cultura y sus costumbres, en eso estaban junto a los rebeldes de Akershus.

La reina es una niña que no ha estado aquí para gobernar a su pueblo, pero aún así lucharemos por ella, por la bandera, por todo lo bueno de nuestra tierra.

El cambiante pudo observar de cerca la forma en la que Höor llevaba a los suyos hacia delante y le recordó a William Wallace, el rebelde escocés que luchó por librar del yugo inglés a los suyos. Pero Wallace no acabó precisamente bien. Quizás su mentalidad práctica coincidía más con la visión a medio camino entre el conde y la pirata. Él también tenía fuertes raíces, pero eso no le impedía hacer lo que fuera necesario para llevarse el gato al agua. Enarcó una ceja al escuchar lo de las brujas.

¿Así que tres brujas viejas?mmmm... pues no esperes que me las trajine yo, una cosa es que los escoceses no hagamos ascos a una falda, la otra es que estemos tan chalados para hacer algo así...aunque igual con mucho whisky...— sonrió de medio lado. Ya había catado alguna mujer vikinga y por las barbas de San Andrés, que era verdaderas fieras.— Supongo que vuestra bruja no podrá acompañarnos..— La mujer de Ulf acababa de dar a luz a su primer hijo y no estaba en condiciones de viajar ni de hacer magia.— Un pantano... tres brujas...pero nos las tendremos que repartir ¿se puede pedir más? es un plan cojonudo!

Rieron entre vasos de cerveza y McQuinn se levantó de la silla. Llevaban varios días de descanso y ya tenía ganas de medir el acero con Höor.

vamos afuera a entrenar un poco, tú y yo. Escocia contra Noruega. Si tenemos que pelear juntos es mejor que nos conozcamos con el acero en la mano.— Desenvainó la claymore, era una espada magnífica, tan grande como su dueño, y su nombre era Barn, que significaba Sentencia en gaélico escocés. Todavía no se había transformado en oso desde que estaba allí, pero ya había visto a Atharal y a Ulf hacerlo, y al parecer eso se llevaba con naturalidad en esas tierras.


avatar
Stan McQuinn
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 19/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Khayla el Sáb Oct 14, 2017 5:46 am

La guerrera se cruzó de brazos cuando los vio salir a ambos al patio de armas. Una buena pelea siempre era un buen espectáculo, y lo cierto es que le había echado el ojo a ese escocés. Más de una vez el muy descarado se había levantado las faldas de cuadros y el paisaje que había a la vista le había gustado bastante. Quizás alguna noche tras unas jarras le propusiera un buen rato.

Los acompañó fuera con media sonrisa pintada en la cara y una jarra entre las manos que levantó a modo de trofeo.

el que haga la primera sangre se lleva la jarra y el que piedra tiene que follarse a las brujas si éstas lo piden!!.

McQuinn soltó una carcajada ante su comentario replicándole que si ganaba quería la jarra y un cuarto oscuro con ella, para imaginarse que se trajinaba a una bruja, porque el escocés no podía ser menos que el conde en cuanto a gestas legendarias.

La pelea comenzó y los dos titanes se batieron en duelo de espadas, el acero chocaba y sonaba quebrando el silencio que se había hecho en el patio, todos los ojos fijos en ellos y el resplandor de la luz que arrancaba a las hojas metálicas. Ambos giraban sobre sus pies parando, tajando y asestando mandobles. Dos técnicas distintas y dos hombres hecho a empuñar el arma desde la tierna infancia. A ninguno le gustaba perder ni a las canicas, pero era un choque sano, se reían y se jaleaban mutuamente recordándose lo buenas que estarían las viejas del rey Randulf, y que seguramente tras esa visita tuvieran que lavarse la piel con azufre al menos.




godess of war:





avatar
Khayla
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 11
Puntos : 6
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vann stein (privado)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.