Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 16/01


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


El placer es tuyo (privado)

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ir abajo

El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Orión Cannif el Dom Oct 01, 2017 8:10 pm

Recuerdo del primer mensaje :

¡¿Esto era una puta broma?!
Enarqué una ceja cuando Höor aseguró que prepararían en las mazmorras una jaula pertrechada para mi segunda trasformación en licántropo.
¿Que pasa? ¿me veían cara reo? Últimamente pisaba mas las mazmorras que los bosques y eso que me habían trasformado en un infame demonio peludo.
Señalé a la hija del rey de Rumanía abriendo los ojos como platos sorprendido porque nadie hablaba de meterla a ella entre rejas.
-¿que me he perdido? Esa no os huele como yo a perro mojado.

Höor aseguró ante la risa de su ejercito de vástagos bárbaros, que Elaine podía ir al bosque junto a las manadas, que era bien recibida, pero que yo era su responsabilidad, al menos mientras estaba allí, que mi apellido podía desatar una guerra en caso de bla, bla, bla, bla, bla, bla...al final la misma mierda, que me iba a las mazmorras por mi seguridad ¡y una mierda, me llevaban a las mazmorras por su seguridad!

Me resigné a mi suerte, así que por la tarde, antes de que anocheciera, sintiéndome mucho mas exaltado de lo normal y conscientes de que era mi segunda trasformación, me bajaron a las celdas.
Gruñí cuando uno me tocó para indicarme por donde avanzar, la zona era húmeda, piedra gris por todos lados y muchas celdas distintas todas ellas llenas de barrotes.
Mis ojos se centraron en una mujer, como no, morena, con cara de pocos amigos, no la culpaba, es mas, en la celda no le veía ninguno, que me miró de soslayo.
-Lo que yo te haría preciosa, pero me pillas ocupado -le dije guiñándole un ojo.

Y tan ocupado, como que en unas horas estaría aullando a la luna llena como un verraco.
Una vez en la celda, se ocuparon a conciencia de encadenarme pies, manos, el cuello y tras tirar de las cadenas para ver que estaban bien afianzadas a la celda decidieron largarse por la puerta cerrándola a Cal y canto.
-Nada chicos, que paséis una buena noche -les dije a modo de sarcástica despedida moviendo la mano para decirles adiós mientras las cadenas tintineaban.

La dama que estaba en frente parecía entretenida por tan aparatoso encierro.
-Soy un asesino en serie, muy peligroso y con las mujeres soy una bestia, me las monto haciéndolas gritar de placer..es normal que no me dejen en libertad -dije con aire engreído mientras la miraba -¿y tu? ¿que haces aquí ademas de admirarme?


avatar
Orión Cannif
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 21
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Dahlia el Dom Mar 04, 2018 8:03 am

Ignoro cuanto tiempo transcurrió tras mi involuntario regreso a la fortaleza de la que había escapado con mi usual ingenio. Al parecer los hermanos no se fiaban de “prestarme” algún medio de transporte, y quien podía culparlos si pensaban que no iba a regresárselos porque la realidad era que no se los hubiera regresado.

De todas maneras y bien mirado, Orión me debía una, pero ni siquiera pensaba en ello a lo largo del camino, mi condición me mantenía en una duermevela en la que no estaba del todo consciente de lo que sucedía, debo haber perdido el conocimiento antes de que atravesáramos el puente levadizo.

Cuando desperté me encontraba tendida en una camilla, recordaba haberme despertado en diversas ocasiones en la enfermería pero ahora parecía que me habían trasladado a un área más privada, algo alejada del resto de pacientes.

Un movimiento sirvió para recordarme exactamente adonde me encontraba, sentía dolor pero este se había reducido en intensidad y mi respiración se había normalizado. Pensé que quizás bastaría con no realizar movimientos bruscos para poder tolerar la molestia.

De inmediato a mi mente llegó la realidad de mi situación, estaba de vuelta en la fortaleza del tacaño conde que aparentemente ni siquiera llegaba a ser padre completo. Mientras más escuchaba de él menor era mi deseo de llegar a conocerlo y definitivamente no iba a esperar a que se acordara de que tenía una ladrona en sus dominios y decidiera que ya era hora de aplicarme sentencia.

En nuestras tierras el robo no era un juego, a los criminales se nos condenaba sin rechistar, mucho de los míos habían sufrido torturas y de sobra sabíamos que no se ejercía la justicia.

Miré hacia un lado cuando escuché esa voz, el hijo del conde… -¿Sabes que tengo nombre? No soy partidaria de los apodos aunque en este caso lo paso por alto porque comienzo a comprender que es tu manera de expresarme afecto.- dije en tono de broma. Al parecer él había ido recuperando color, había abandonado la palidez que se había apoderado de su rostro en la cueva.

Me senté con un impulso, ajustándome al dolor que sentía. -Pareciera cosa de magia, debería de estar mucho peor.- No era la primera vez que me rompía algo aunque la suerte solía acompañarme, a menudo lograba escapar ilesa en situaciones bastante peliagudas.

-Al parecer te han curado bien, a la mejor empiezas a escuchar más los consejos que te dan los demás cuando te sugieren no irte a meter en medio de una horda enemiga.-
Sonreí acercándome a su camilla y dejándome caer a un lado de esta. -Pero ahora me debes una, porque afrontémoslo, si estoy en la enfermería ha sido por causa tuya.-

Lo observé con una sonrisa, la realidad era esa, nos había conseguido tiempo en la cueva. -¿Cómo planeas pagar tu deuda? No le haría remilgos a un saco repleto de monedas por asistir al hijo del conde como mínimo.-
  
Cuando se percató de lo que acababa de hacer ya era tarde, había aprovechado para atar sus muñecas a la camilla. -La realidad es que no me fío de nada.- Me levanté retrocediendo hacia la puerta. -Tampoco confíes en una ladrona nunca.-

Le enseñé las llaves que tenía en mi mano, meciéndolas en el aire antes de cerrar la puerta de esa habitación con ellas y sin esperar miré a mi alrededor. Me dirigí a una ventana a la cual trepé enseguida y me escabullí hacia afuera.

Movilizarme a lo largo de la pared de piedra no fue difícil y al cabo de unos minutos sonreía saltando al siguiente balcón. La noche ya había caído, la luna estaba semicubierta y solo unos guardas pasaban de un lado a otro cada cierto tiempo. 

Una fortaleza como esta debía estar plagada de riquezas por lo que no me caería mal hacerme de alguna antes de marcharme y así fue como mis pies me llevaron al interior del castillo.


untold secret:
avatar
Dahlia
Humano Clase Baja
Humano Clase Baja

Mensajes : 24
Puntos : 16
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 15/07/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Orión Cannif el Dom Mar 04, 2018 10:19 am

La morenita había decidido recordarme que estaba allí por mi culpa y ya de paso, dejarme claro que una buena bolsa de monedas de oro pagarían su buen hacer.
Enarqué una ceja mirándola con cierta diversión.
-Después de todo lo que hemos vivido juntos -dije haciéndome el hombre enamorado -me has roto el corazón -dije con sarcasmo mientras esta sonreía y se acercaba apretando los dientes por el dolor a mi camilla.
-Vienes a darme un besito para que me cure mejor -apunté guiñándole el ojo con picardía.

No se bien como, sus manos acariciaban mis brazos cuando de repente tenia las muñecas anudadas al cabecero de la cama.
-¿te va el juego duro preciosa? -pregunté ladeando la sonrisa -no se si estoy ahora mismo para un polvo salvaje, peor si bailas sobre mi verga lo comprobamos preciosa.

Ella negó sacudiendo ante mi las llaves que había robado y sin mas preámbulos, salio de la cámara como una fantasma dejándome peleándome con las maromas que sujetaban mis muñecas.
De estar mas fuerte hubiera podido seguirla, peor en mi estado, me costó un buen rato liberarme de las cuerdas.
Su olor fue captado con facilidad por mis fosas nasales y tras ella emprendí el mismo camino para darle caza, si creía que ella y yo habíamos terminado se equivocaba por completo.

Para mi sorpresa lejos de haberse largado de nuevo había entrado en el castillo, de un salto me introduje por el ventanal dejando atrás la balconada.
La ladrona metía a toda prisa algunas joyas heredadas por Höor de su madre cuando irrumpí en la estancia.
-¿estas cobrándote la bolsa de monedas por tu cuenta? -pregunté apoyando mi espalda contra la puerta al tiempo que me cruzaba de brazos y la miraba -eso que llevas en la mano es un collar de la difunta madre de mi “padre” pocas cosas le quedan de esa mujer que no solo le dio la vida si no que ayudó a que la mantuviera ¿de verdad quieres llevarte eso?

La morena desvió sus ojos hasta el colgante de diamantes, tenia un valor incalculable y sabia que para Höor era un valor sentimental superior al del dinero que pudiera costar.
-El conde, ese al que tu odias se esta dejando la vida pro el norte, quizás deberías apuntar a otra fortaleza que saquear, pues Randulf es quien diezma a los tuyos y no mi “padre”.

Caminé hacia ella, le tendí la mano para que dejara el collar y todo lo demás, no le permitiría salir de Akershus con nada que no le perteneciera.
-Eres libre de irte o de quedarte, de usar tu “habilidad” para el bien común o simplemente para seguir sobreviviendo un día mas


avatar
Orión Cannif
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 21
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Dahlia el Vie Mar 30, 2018 7:09 am

Recorriendo el castillo no tardé en llegar frente a una hilera de puertas que daban a diversas habitaciones. Abriendo la primera entré con sigilo, moviéndola silenciosamente y echando una mirada rápida al interior para asegurarme de que no había nadie antes de entrar.

Resultó ser una recámara muy bonita que me puse a admirar, pasando mis dedos por la textura de diversas pinturas en las paredes y observando los adornos en ellas, incluida la cabeza disecada de un oso que asumí el dueño de la habitación debía mantener como trofeo de alguna cacería exitosa.

Caminé despacio con una sonrisa en los labios, quien fuera el dueño de un castillo como este

Inspeccionando fui a dar con una serie de joyas que de inmediato llamaron mi atención, joyas de dama que contrastaban con la decoración masculina de la misma. Me encogí de hombros pensando que a lo mejor quien habitaba en ella tenía algún fetiche, y me coloqué frente al espejo observando el brillo de un colgante de diamantes y como este se veía contra mi piel morena.

Ladeé el rostro, la verdad era que ni de lejos hubiera podido nunca usar algo como aquello y me imaginaba el tipo de celebraciones que se llevarían a cabo en un castillo como este y como luciría exactamente este colgante en mi cuello si llevara además mejores ropajes puestos…

Estaba tan ensimismada que no me percaté de la llegada del hijo del conde hasta que este ya mantenía la espalda contra la puerta, lo miré de reojo antes de enarcar un poco las cejas. -Qué manía de seguirme los pasos, pensé que eso quedaba a gusto nada más de tu versión más apuesta.- Le guiñé el ojo, refiriéndome por supuesto al licántropo y retrocedí unos pasos con expresión ceñuda.

Algo me dijo sobre la joya y como esta pertenecía a la madre de su padre y tuvo la audacia de acercarse con la mano extendida por lo que mi primer instinto fue esconderla. Me la metí por debajo del escote de mi camisola haciéndola desaparecer de su vista.

A continuación me crucé de brazos escuchándolo. -¿Tienes idea del hambre que impera en fortalezas ajenas a Akershus y como las joyas que tanto proteges podrían alimentar a muchos?-

Me dejé caer en la cama, cruzando los brazos detrás de mi cabeza con expresión tranquila. -Así que esta es la habitación del conde, ¿y aquí es donde hace el hanky panky?- 

Pasé mi mano por el cubrecamas con una sonrisa divertida y luego más bien curiosa. -¿Cómo es el conde? ¿Es apuesto? Por allí oí que es alto como un gigante, arrebatadoramente moreno, y capaz de hechizar a una fémina con tan solo una mirada suya. ¿Es verdad?- Habían muchísimos rumores sobre su padre que a menudo corrían por todos lados.

Lo observé unos segundos preguntándome si en algo se parecería a él, ya que a su hermano no se parecía mucho. -Suena muy bien que hables de el bienestar común, muy loable, muy locuaz. Pero ¿y qué hay de ti? ¿Se te olvida lo que hiciste en luna llena? ¿Te has preocupado de averiguar si la mujer de la celda contigua tenía familia? ¿Te importa? Suena bonito lo que dices pero al final del día has intentado matarme y casi lo logras.-

No se daba cuenta de su posición privilegiada, de como el ser hijo del conde le mantenía en una posición muy cómoda tratándose como se trataba de un licántropo. ¿Se había detenido a ver la realidad? Lo miré unos segundos en silencio antes de añadir lo siguiente. -Podrías unirte a nosotros Orión, no somos un puñado de ladrones de pacotilla como piensas. Nos organizamos en contra de las caravanas de Randulf… puedes hacer una diferencia con tus “habilidades”, ayudar a alimentar a muchos en el norte… nos caería bien alguien como tú.-


Última edición por Dahlia el Miér Abr 25, 2018 7:48 am, editado 1 vez


untold secret:
avatar
Dahlia
Humano Clase Baja
Humano Clase Baja

Mensajes : 24
Puntos : 16
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 15/07/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Orión Cannif el Lun Abr 02, 2018 6:58 pm

Mi acero seguía prendido de su cuello, explicarle a la morena que se equivocaba con mi padre era tan difícil como que los peces nadaran por el desierto o que por el mar corrieran las liebres, simplemente imposible.
La osadía de la morena no conoció parangón, metiendo la joya entre sus pechos, me desafió alegando que eso daría de comer a mucha gente y que si me unía a ella podría hacer grandes cosas como si estar en el ejercito rebelde no fuera suficiente.
Menospreciaba lo que hacíamos en el norte y yo no es que pudiera colgarme muchos méritos pues la verdad es que acababa de llegar de otra época para conocer a mi hermano Sirius, la guerra en el norte hasta hace mas bien poco me traía sin cuidado.

-Mi padre es... -iba a responder cuando apoyado en el marco de la puerta escuché un carraspeo, estaba tan atento a la doncella que me había pasado desapercibida la presencia por completo.
-Soy alto, un gigante de pelo negro y ojos de fuego -bromeó caminado hacía nosotros con esa media sonrisa que lo caracterizaba -me desayuno un par de hombres de Randulf cada mañana y no siento el dolor ni el miedo, algunos me creen un semidiós, otros solo del que habla la profecía otros un charlatan, peor la verdad es que solo soy un hombre que lucha contra su tío en un duelo marcado con un inicio y que por desgracia sigue sin final.

Se acercó a ella extendiendo la mano con su impertérrito semblante, algo tenía que reconocerle a Höor Cannif, imponía y eso que estaba muy acostumbrado a verlo, al menos al de mi época que era distinto a este, deduzco que sus decisiones lo llevaron a una senda distinta aunque no por ella pacifica.
-Puedes devolver la joya de mi madre a su lugar, tengo poco de ella y creo que para alimentar a la gente ya doy de mi bastante ¿no crees? -atajó hundiendo sus pardos en los de la doncella.

Ella no pensaba de él bien, peor lo cierto es que sin esa resistencia Hel se habría desatado sobre el norte hace tiempo.
Höor había ofrecido su vida a esta causa.
-No pretendo gustarte, ni siquiera que las leyendas que sobre mi se oyen sean silenciadas por los juglares, pero si de verdad quieres ayudar al norte, te equivocas de cuarto donde robar, aquí ademas de esa joya poco mas vas a encontrar -aseguró mi padre antes de desviar su mirada hasta mi -ve con la muchacha, escucha a los asaltantes de caminos y vuelve para explicarme porque no siempre roban al único culpable de que el norte pase hambre.


avatar
Orión Cannif
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 21
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Dahlia el Miér Abr 25, 2018 9:05 am

Arqueé una ceja, aguardando a que el rubio dijese algo, ahora estaba en modo celoso vigilante celador de celda. Me incorporé en la cama en cuanto escuché la voz en la habitación, al parecer no era el único a quien se le facilitaba andar sorprendiendo a los demás con sus entradas subrepticias.

-Salvado por la campana.- La llegada de su padre le rescató de tener que decir algo con respecto a mis observaciones.

Carraspeé para que dejara de apuntarme con el acero en la garganta, resultaba bastante incómodo. -¿Te importa?- Le sostuve la mirada un instante antes de pasar los dedos ligeramente por el acero para poner espacio entre la espada y yo. -Le tengo aprecio a mi garganta y me gustaría conservarla tal y como está.-

Me puse de pie observando al dueño de la fortaleza mientras le sopesaba con suspicacia. Así que este era el maravilloso no padre del cual hablaba tanto el rubio.

Me apoyé en uno de los pilares de la cama, con los brazos cruzados. De acuerdo, si daba la impresión de lucir como debería hacerlo un conde… si me ponía a fijarme en esos detalles.

-¿Qué se siente ser una leyenda viviente? ¿No le resulta demasiado fatigoso preguntarse si está a la par de las expectativas que tiene la gente sobre como es usted?- Sonreí con lentitud y bastante descaro. Podría haberme amilanado pero la verdad es que después de ser perseguida por un hombre lobo que deseaba asesinarme y de escapar de un ogro con las mismas intenciones mi espíritu se rebelaba, que parecía que los dioses me tenían ojeriza.

Por un momento sopesé mis alternativas al ver la mano extendida en mi dirección que me pedía la devolución de la joya. -Oh, bien.- Metí la mano en mi escote y saqué el collar para pasárselo.

-No puede culparme por intentarlo, por otro lado nunca se da bastante de uno cuando se trata de alimentar a la gente.- Lo miré desafiante cuando hundió en mi su mirada, un héroe del norte sabría perfectamente bien que lo que le decía era cierto. Al cabo de un momento me fui relajando y volví a apoyarme en el pilar con actitud casual.

-Tratándose de una persona honorable estará de acuerdo en que me debe una compensación por arriesgarme para traer de vuelta a Orión, eso sin mencionar el hecho de que estuvo a punto de matarme en luna llena, a mi y a alguien más que me resulta invaluable…-

Miré hacia el exterior a través de la ventana, ya había anochecido y aparte de nuestras voces el silencio imperaba por completo. Desplacé mi mirada hacia Orión en quien concentré mi atención un momento, que su padre le ordenara acompañarme no era lo mismo que aceptara mi propuesta de unirse a nosotros.

Dejé de mirarlo para volver a dirigirme al conde. -Me atrevería a asumir que alguien que se gasta la vida por el norte no tendrá problema en permitir que pase la noche bajo su hospitalidad e invitarme a la cena. Además me debe una comida, puesto que sus celadores se hicieron la vista gorda con respecto a darnos de comer en las celdas la otra noche.-


untold secret:
avatar
Dahlia
Humano Clase Baja
Humano Clase Baja

Mensajes : 24
Puntos : 16
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 15/07/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Orión Cannif el Miér Abr 25, 2018 12:05 pm

La morenita reposando su espalda contra la pared y sintiéndose seguramente intimidada por mi padre acabó dejando caer la joya sobre su diestra. El conde Cannif regresó la pieza a su lugar sin darle mas seguridad que la que ya tenia, ninguna. Él confiaba en que nadie de los suyos le robara nada, con razón lo hacía, Höor daba la vida por el norte, era imposible esperar que alguien de Akershus quisiera despejarlo de los pocos recuerdos que le quedaban de su madre.
-Iré Höor -respondí como respuesta ladeando la sonrisa al desviar mis pardos hasta los de la dama -al final vas a pasar mas tiempo conmigo de lo que te gustaría.
Si bien era cierto me había pedido me uniera a su causa no estaba muy convencido de que estuviera bien encauzada, eran como ratas, se esforzaban por vivir un día mas, pero como padre había dicho se equivocaban de fortaleza a la que robar.

-Estas invitada a comer con nosotros, estoy seguro vas a disfrutar mucho de la comida, allí el saqueo es una norma y algo me dice que eso no se te da mal del todo.
No pude evitar ladear la sonrisa ante la respuesta de mi padre, porque yo mismo me sorprendí al descubrir como todos los presentes comían sentados a la mesa, era todo un reto, con la zurda había que asegurar la comida de tu plato que bien podía ser robada y  con la diestra enfrentarte al enemigo para dar caza a lo dispuesto como picoteo para el resto.

Höor abandonó la cámara dejándonos solos, su media sonrisa delataba saber que la joven me gustaba mas de lo que pretendía mostrarle, era bonita y me había salvado la vida dos veces, las mismas que casi acaban con ella.
-¿entonces quieres una recompensa por salvarme? -dije con picardía acercándome a ella.
Mi diestra se apoyó en la pared, hubiera sido una cárcel de no ser porque no despegué la zurda de mi cuerpo, la miré fijamente acercando mi rostro hacía el suyo con ese descaro que siempre acompañaba a los Cannif.
Mi nariz rozó la ajena con tibieza y mi aliento bañó sus labios mojados.
-¿y como pago solo quieres oro o ..quizás un beso sea suficiente?

Deslicé mis dedos por su mejilla, apartando el pelo tras su oreja con suma delicadeza.
-Entiendo que ves el norte morirse de hambre y culpas a todos de forma indiscriminada, acepto ver tu mundo si a cambio tu aceptas ver el mio.
Bueno, realmente no es el mio, vengo de otro lugar..es una historia larga pero en el tiempo que llevo en Akershus me he dado cuenta de que mi hermano lucha por una gran causa, déjame ayudarte como pago por haber intentado matarte.


avatar
Orión Cannif
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 21
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Dahlia el Vie Mayo 18, 2018 6:25 am

Para ser el protagonista de innumerables historias narradas de boca en boca me pareció decepcionante que el amo de la fortaleza, el Höor Cannif del que se rumoreaba tanto decidiera apenas decir unas cuantas palabras. Esperaba como mínimo una tormenta plagada de rayos y truenos saliendo de su boca. -Algunos le comparan con un dragón viviente.-

Una sonrisa cargada de humor negro ladeó mis labios al contemplarle justo antes de verle salir por la puerta.

Iba a moverme para añadir más cuando su hijo me cerró el paso contra una pared por lo que dejé escapar un gruñido de insatisfacción. -Mi conversación con tu padre aún no acaba.-

La actitud del licántropo demostraba lo poco que se tomaba en serio mis palabras. Su rostro estaba muy cerca del mío por lo que me pegué más a la pared y hundí mis ojos en él. -Un momento quieres matarme y al siguiente me hablas de un beso, eres una contradicción.-

La realidad es que era atractivo y él lo sabía. En la posición en la que nos encontrábamos la luz de la luna que entraba por la ventana enmarcaba los ángulos de su rostro facilitándome reparar en ello.

Alzó la mano y la pasó suavemente por mi mejilla pero atrapé su muñeca y la encerré con mis dedos.

-Te contaré algo… Morir de hambre es una de las muertes más dolorosas que existen… pocas pueden compararse. El cuerpo se come tu grasa y tus lípidos y luego se devora a si mismo, te carcome los músculos y luego el resto de los órganos. Para ese momento ya has perdido el pelo, tu piel se ha pelado en cientos de escamas y luego te hinchas sin remedio. Si tienes suerte morirás en algún momento durante el proceso y no al final de este.-

Continué hablando sin despegar los ojos de él. -Todo esto lo he visto y lo he vivido en carne propia… Hauk vio a sus padres morir así… muchos más cayeron. Nos cerraron el paso, nos encerraron al crear una barricada para aislarnos en el invierno luego de haberse llevado todas nuestras provisiones y nos dejaron en el olvido para que muriésemos de hambre.-

Hábilmente mi mano libre había extraído uno de los cuchillos de su cinto y presionaba el filo contra su garganta mientras los dos respirábamos cerca del otro abrasándonos los labios. -Sabes que creo, creo que te escondes bajo la fachada de don juan para que nadie vea como eres realmente. Porque no quieres que nadie lo descubra, probablemente ni siquiera quieres verte tú mismo.-

Salvé los pocos centímetros que nos separaban, con la excitación en las venas rocé su mejilla con mis labios y me mantuve en esa posición. Él no se había movido, un brazo suyo se mantenía pegado a su costado. -¿Siempre dejas todo a medias?-


untold secret:
avatar
Dahlia
Humano Clase Baja
Humano Clase Baja

Mensajes : 24
Puntos : 16
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 15/07/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Orión Cannif el Vie Mayo 18, 2018 12:12 pm

Acorralada por el depredador lejos de amilanarse alzó el mentón enfrentando su rostro contra el mio que me mantenía bajo. Nuestros alientos se acariciaban pausados hasta que sus palabras, esas que seguían echando en cara a los míos la crueldad de las muertes que les atenazaba a los suyos se adentraron en mi boca escupidas con rabia.
-¿acaso Höor es responsable de todos los sinos? Si no evitó esas muertes te aseguro que es porque no pudo, no es un dios, aunque parece hacer mas por el norte que los mismos -dije con el orgullo de la sangre Cannif corriendo por mis venas.

La morena no dudo en sacar una daga con un movimiento magistral anclando el filo de mi propio cuchillo sobre mi pescuezo, mi sonrisa se ladeo desafiante.
-¿vas a usarlo? -pregunté cuando su boca se orillo a la mía incinerandonos los labios con la calidez de nuestros agitados alientos -¿eh? - la desafié muy consciente de que no lo haría, no me quería muerto, de quererlo hubiera tenido otras oportunidades mucho mas certeras que esta.

La ladrona no dudó en susurrar como creía que yo era, como si me conociera, como si me entendiera, mis labios entreabiertos acariciaron cada palabra.
-¿si? ¿así crees que soy? -pregunté exhalando aire contra sus labios -¿o así quieres que sea? -pregunté enarcando una ceja con cierta picaresca.
Sus labios se posaron en mi mejilla, creo que dando ese beso que había pedido, pero claro después vinieron sus siguientes palabras, esas que me incitaban a no dejar nada a medias.

Mi brazo que pendía a uno de los costados de mi cuerpo ascendió por sus curvas hasta anclarse al cabello de su nuca, de un tirón brusco mi boca salió a su encentro y la tomé saqueando el interior con mi lengua sin aflojar el agarre que la mantenía inmóvil contra mis labios.
-Yo nunca me quedo a medias -sentencié alzándola por las nalgas, empujando con mi cuerpo el suyo hasta enterrar mi verga abultada contra su centro.
-La pregunta es...¿te quedaras a medias tu?







avatar
Orión Cannif
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 25
Puntos : 21
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El placer es tuyo (privado)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.