Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 05/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 16/01


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Tarde en el jardín botánico - (privado).

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Tarde en el jardín botánico - (privado).

Mensaje por Cedric Grant el Sáb Oct 28, 2017 7:16 pm

Siempre volvía a ese lugar, porque estar en medio de las flores, de los arboles, le recordaba momentos felices de su corta vida. ¿Como olvidar las tardes en que paseaba junto a su bella madre?  sonrió con tristeza, porque la extrañaba tanto que dolía. Dolía el alma no saber realmente si ella se encontraba bien, si las frases cargadas de veneno, que le dijera aquella inquisidora, eran verdad, y su madre se encontraba muerta. O todavía existía la esperanza de encontrarla. Quería pensar que todo era mentira, que en verdad su madre, había encontrado la forma de sobrevivir a las torturas de aquella malvada mujer y que los estaría esperando, a su padre y a él, en la hermosa mansión que aún conservaban en Turin.

Reflexionando en ello, se había sentado cerca del estanque, desde donde podía contemplar los hermoso conjuntos de flores acuáticas y otras que aún sin serlo, se encontraban muy cerca del agua. La voz de su madre, contándole como se llamaba cada una de ellas, y la historia o leyenda que existía tras cada una de ellas, resonó en su cabeza, como si aún Chiara se encontrara a su lado. Cerro los ojos y echó su cabeza hacia tras, soportando con sus brazos, apoyados en el césped, el peso de su cuerpo, - Ay, como no presté mas atención a todo lo que querías enseñarme , mamá -  dijo con su voz cargada de tristeza, - como desearía poder volver el tiempo atrás, y no permitir que nadie te aleje de mi - susurro, sintiendo que las lagrimas se derramaban, humedeciendo sus orejas y cabello, no quería llorar como un niño, puesto que aunque en realidad aún lo era, él siempre se había sentido mayor. Pero en ese instante se sentía tan indefenso, que solo quería ser consolado. Tan ensimismado en sus tristezas se encontraba, que no escuchó los pasos en la hierba, ni se dio cuenta que alguien había escuchado sus palabras.


avatar
Cedric Grant
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 41
Puntos : 14
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 13/04/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tarde en el jardín botánico - (privado).

Mensaje por Hae Sun el Jue Ene 11, 2018 4:33 pm

Amaba las flores, pero no en los jarrones, como tanto se estilaba en esa sociedad tan diferente a la propia. No, ella las prefería cubiertas de rocío, iluminadas por los rayos del sol o de la luna, o mojadas por una lluvia suave de verano. Por ese amor a las bellas creaciones de la naturaleza, era que la coreana, solía realizar largos paseos, que la llevaban lejos de la ciudad, a veces terminaba en la espesura de algún bosque, otras veces, en los lindes de algún cultivo de plantas de suave fragancia, como lo eran los cultivos de lavanda, solía detenerse y dejar que sus pupilas se extasiaran en las interminables filas de matas coloridas, por ese color entre azul y lila. Entonces, pedía permiso y terminaba cargando un enorme manojo de lavandas, que luego usaría en alguno de sus tantos ungüentos. Por su gran conocimiento en botánica, podía hacer desde cremas, aceites esenciales, además de jabones que ayudaban a calmar a los pequeños bebes que sufrían de algunas enfermedades de la piel, o de ataques de insomnio, haciéndoles dormir sin necesidad de darles el novedoso pero mortífero bálsamo a base de opio, - ¿acaso los europeos, aún no saben de lo peligroso que puede ser un producto como ese? -, se preguntaba a menudo.

Por ese amor a las plantas y en especial a las flores, fue que decidió llevar sus paso hacia el jardín botánico, claro que no sería la primera vez que lo hiciera, pero siempre que lo visitaba, para la asiática era una experiencia nueva, única e irrepetible, puesto que las flores, los pájaros y los árboles cambiaban con las estaciones, con el humor de los visitantes y aún con sus propias esencias, esas que todo ser viviente atesora en su interior. La tarde había llegado antes de que ella lograra alcanzar el lago que se extendía en el centro del complejo botánico. Cuando lo hizo, contempló el espejo de agua, que se encontraba tan bello como cada día, mas ahora, parecía una superficie de plata bruñida, no podía reflejar el cielo de la misma forma de un espejo, pero no dejaba de ser realmente hermoso extasiar la mirada en él. Suspiró al pensar en otro lago, uno que había quedado atrás, no en Corea, sino en esa otra vida que aún recordaba, y que muchas veces anhelara, en la que su amado le regalaba un segundo de compañía, una suave palabra, una cálida caricia. Allí, parada en la margen del lago, escuchó la voz de un joven, de un niño, que al igual que ella, deseaba que el tiempo volviera atrás, que la vida en la que había disfrutado de la compañía de su príncipe, fuera ésta y que en cualquier momento, llegara para sonreír con picardía. - Es verdad… daría mi vida, por volver el tiempo atrás - dijo en voz alta, aún con su mirada perdida en la superficie bruñida, como si en ella, pudiera contemplar una vez más, los bellos ojos de su amado.


avatar
Hae Sun
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 11
Puntos : 7
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 26/09/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tarde en el jardín botánico - (privado).

Mensaje por Cedric Grant el Jue Ene 11, 2018 4:37 pm

Ante aquella voz melodiosa que llegó a sus oídos, como el suave gorjeo de un ave, Cedric giró su rostro, intentando encontrar a la mujer que había contestado a sus palabras. Mas el sol de la tarde no le permitía ver con claridad los rasgos de la dama, solo pudo ver su perfil, sus delicados cabellos iluminados por el astro rey, que le daban un color semejante al de la miel oscura. La joven había girado su rostro, y aunque no podía ver sus orbes, ni sus labios, podía intuir que su mirada era de tristeza, tal vez tan abatida se sentía como él en ese instante.

Cedric se fue incorporando, hasta quedar sentado en la hierba, llevó su mano a la altura de sus ojos, logrando atajar un poco los rayos de sol que le impedían ver el rostro de aquella dama. Quedó en silencio, pues la belleza de la joven lo sobrecogió, en aquel momento y recibiendo la iluminación apropiada, parecía un angel. los rasgos diferentes a la mayoría de las personas que había conocido, le hizo pensar con más razón, que se encontraba ante un ser sobrenatural. Si tan solo su padre se encontrara allí, con él, le podría decir, si eso era correcto, si era una de esas criaturas que a pesar de su belleza y de su bondad, a veces eran cazadas por la organización a la que pertenecía su padre. y aunque por mucho tiempo quiso ser como él, viendo a esa joven, se juró que jamás podría levantar un arma contra un ser que emanaba tanta pureza.

Cuando la joven, volvió su rostro en dirección del lago, Cedric carraspeo, rompiendo así el hechizo en el que le pareció haber caído, al ser contemplado por la mujer. Tenía las mejillas levemente rosadas, porque sin darse cuenta porque, se había enamorado de aquella señorita, no sabía su nombre, ni su edad y seguramente sería mucho mayor que él y no solo eso, sino que si era un ser sobrenatural, su padre iría contra ella, pero no podía dejar de contemplarla, no sabía que debía hacer, solo podía estar seguro que costara lo que costara, él quería llegar a ser amigo de aquella mujer y saber todo de ella. De pronto, la tristeza por la ausencia de su madre y sus peleas continuas con su padre, habían desaparecido, ahora solo deseaba conocer a ese ángel.

Sonrió como un tonto, mientras se iba incorporando, hasta quedar totalmente de pie, pudo ver que la joven no era muy alta, por el contrario, casi tenían la misma estatura, y aunque él era un adolescente, ella no parecía mucho mayor a él. Aun con la sonrisa clavada en su rostro, el joven Grant, extendió su mano en dirección de la joven, - Mi nombre es Cedric… Cedric Grant… - mas la joven aún se encontraba sumergida en sus propias cavilaciones, lo que descolocó al joven, -¿ha perdido algo en las aguas del lago? -.


avatar
Cedric Grant
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 41
Puntos : 14
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 13/04/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Tarde en el jardín botánico - (privado).

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.