Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA VAGGÖ

MODERADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

MODERADORA

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA CE QUI NOUS UNIT - PARTICIPAN DAMIAN ALARCÓN Y LORA BELLAMY. RELEASE THE BEAST - PARTICIPAN ASTOR GRAY Y GWANGJONG GOREYO. VANN STEIN - PARTICIPAN HÖOR CANNIF, ULF TOLLAK, GIULIANA MORDRAKE, DANIELLE MORGAN, LUND, STAN MCQUINN, KHAYLA. NOSTALGIA - PARTICIPAN SUNI KANG y GWANGJONG GOREYO.




Espacios libres: 05/48
Afiliaciones élite abiertas
Última limpieza: 28/11/17


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Mar Dic 05, 2017 4:06 pm

Ya va haciendo tiempo de aquel encuentro en el museo, el louvre fue testigo de lo vivido y apasionado encuentro entre una cambiante y un cazador, algo que no era muy común al menos que Yendra supiera, pero eso era otra historia, la cambiante sabía donde encontrar al cazador, de echo añoraba su olor inclusive, así que fué en su busqueda a la tienda de antiguedades, pero no se encontraba allí, algo decepcionante, pero se resigno y le dejo una nota donde le indicaría donde residía la rubia cambiante, para que cuando él volviera pudieran verse, quizás fantaseando con otro torrido encuento.

Más su vuelta a su casa, o al menos lo que llamaba casa pagado por parte del circo, por suerte iba en su sueldo una residencia, no era gran cosa, pero era un lugar al que volver y un techo donde dormir, más cuando volvió había algo en su habitación que no terminaba de cuadrar, olía a alguien, pensó en que un ladrón ruin había entrado en su casa, la cambiante se puso en alerta mientras sacaba una daga de su bota y avanzaba hacía la habitación, lo olía por ahí, más sus reflejos no fueron suficiente cuando algo la golpeó estampandola contra la mesa que había a su espalda rompiendola, el vampiro apareció rapidamente, tenía ropas elegantes, bufó mirando a la cambiante que se levanto agilmente lanzandose contra él para golpearlo, pero la agarró por el cuello pese a llevarse un tremendo derechazo de la rubia, cosa que lo enfado más estampandola contre el suelo, quizás intentando noquearla con poco exito. Ya que la rubia no dejaba de patalear y gritar, arañando al vampiro como al suelo, y a pesar de que este la estampaba repetidas veces contra pared y objetos de su habitación estaba siendo dura de noquear, el vampiro se volvió a lanzar contra Yendra haciendola chocar repetidas veces contra el suelo, la cambiante consiguió arrancarle el sello de su ropa y lo arrojo lejos, por suerte el cainita no se percato de eso, y finalmente consiguió, un derechazo bien dado dejo finalmente a la rubia inconsciente.

--------------------------------------------------
Momento actual

No entendía como había pasado, ni el motivo, pero la dura realidad era un nido de vampiros, vampiros sedientos de sangre, y la sangre de una cambiante no parecía disgustarle, aunque no solo la sangre, pero por alguna razón parecían haber descubierto el punto debil de la cambiante, uno de los miembros o lo que Yendra creía que podía ser el lider, ya que entraba en absoluto estado de panico. Ya que la cambiante sentía autentico terror por estos, y si encima estaba encadenada a una pared el estado de panico había echo que se desmayase alguna que otra vez.

Ahora estaba sola en la celda, algo debilitada por las repetidas veces que las mordidas habían hecho las veces de tragos de sangre, estaba algo mareada, pero aun así no cesaba en su intento de consguir pedir ayuda, o gritarles improperios a los chupasangres que pudieran oirla, al menos intentaba hacer todo el ruido que podía mientras trataba de liberarse las cadenas, pero parece que estudiaron bien la situación y no dejaron nada que la cambiante pudiera usar para conseguir liberarse, y los grilletes le paretaban tanto que le era imposible deslizar la mano y liberarse, de hecho tenía los grillentes tan apretados que se le había formado una herida en sus muñecas, realmente se preguntaba como iba a salir de esta, e incluso si lo conseguiria.


Última edición por Yendra Isley el Miér Dic 13, 2017 8:12 pm, editado 1 vez



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Mar Dic 05, 2017 5:57 pm

Dos semanas habían pasado desde que viajé junto a Bloondy a Londres, una semana entera que duró mi entrenamiento, pero en aquella sala a la que nos llevó Vanessa, el tiempo había sido muchísimo más largo. Sin embargo aquello fue una muy buena idea, puesto que me había servido para aprender a dominar todas aquellas habilidades durmientes que tenía desde que nací y ni siquiera conocía.

Un gran poder.

Cuando el barco atracó finalmente en el puerto, un carruaje me llevó a la tienda, la cual estaba vacía, por lo que probablemente Aneu y Monserrat estuvieran ocupadas con otros menesteres.
Dejé mi bolsa de viaje en la habitación, y fue entonces cuando encontré un sobre en el colchón, la cual era muy seguro que Aneu colocase ahí para cuando volviera. Me senté en el borde de la cama y abrí el sobre, sacando de éste una carta. Carta la cual identifiqué muy rápido, pues solo por el olor, por la esencia que desprendía, descubrí muy pronto que era de Yendra: Aquella cambiante con la que tuve un... "Encuentro social" en el gran y famoso museo del Louvre. Sonreí ligeramente y continué leyendo, el contenido principalmente me indicaba donde podría encontrarla, y básicamente esperaba que fuera a verla.

Me tomé una ducha para despejarme del duro viaje y me vestí como solía hacer, esta vez sin más armas que el cuchillo, y éste último solo como herramienta de uso preventivo, por si tenía que cargarme a algún sobrenatural peligroso en el último momento.
Salí de la tienda y cogí un carruaje para que me llevase a la dirección indicada por Yendra: Un pequeño apartamento donde se alojaba cuando no tenía trabajo, observé que no había luces en el interior, lo que me dió a pensar que seguramente estuviera durmiendo o que directamente no estuviera allí. Subí hasta el piso correcto y una vez arriba, me quedé frente a la puerta. Fui a llamar con la mano, dando pequeños golpes con los nudillos, cuando al hacerlo, la puerta se abrió ligeramente. Fruncí el ceño y cogí el mango de la puerta, terminando de abrir la puerta muy poco a poco, mientras que la mano libre la llevaba a la empuñadura del cuchillo.

Como era evidente, aquello no era normal.


-¿Yendra?-Esperé durante unos segundos alguna respuesta, pero no recibí nada más que silencio. Cerré los ojos y me concentré para utilizar una de mis recien adquiridas habilidades: La de poder percibir alguna presencia cercana, fuera familiar o desconocida. Pero allí no había nadie, unicamente yo.
Terminé de adentrarme en el apartamento, cerrando la puerta detrás de mi, e hice aparecer pequeños fuegos fatuos que iluminaron la estancia, permitiéndome descubrir el gran y anormal desorden que había allí. Sin duda algo provocado de forma natural.

-Yendra no ha podido ser, ella no puede ser así.

Investigué los muebles, llegando a una mesa totalmente rota, cerré la mano y la apreté fuerte, algo tenso. Seguí investigando pero no encontré nada más. Entonces se me ocurrió una idea: Me alejé de la posible zona donde podría haber ocurrido aquello, y canalicé mi energía en un hechizo de magia temporal, el cual me permitió generar imagenes del pasado, donde pude ver lo ocurrido.
La escena que vieron mis ojos no me agradó en absoluto, y conforme avanzaban, iba poniéndome más tenso, hasta que finalmente acabó en Yendra arrancándole algo a aquél hombre (fuera lo que fuera). Seguí la trayectoria de aquel objeto, hasta llegar a él, las imagenes se desvanecieron y cogí aquella especie de sello del suelo. Se habían llevado a Yendra, y ella sabía que acabaría viniendo.

-Esa es mi chica, bien hecho.

Tener aquél sello me relajó un poco, ya que podría seguir el rastro a través del sello, hasta el lugar donde fuera que se hubieran llevado a la mujer.
Y aquello no se quedaría en un simole intercambio de palabras. Se habían llevado a quien no debían, habían dado con la persona equivocada, y ahora iban a pagarlo muy caro.


--------------

Ahora

Había vuelto a la tienda para equiparme con los revólveres, la escopeta y la espada. Además de preparar el pequeño hechizo-ritual que me servía para rastrear el orígen del sello.
Había decidido no coger ningún carruaje, únicamente alquilar un caballo y seguir el rastro, el cual me llevó a una enorme mansión situada a las afueras de la ciudad. Una mansión oscura y tenebrosa, que me recordaba en cierta parte a la de Bloondy, solo que la de ésta última al menos tenía mejor decoración.

Guardé el sello en el bolsillo y me colgué la escopeta en un solo hombro, pudiendo propocionarme así mejor movilidad y mayor sujección si tenía que moverme rápido.
Entraría directamente, por la puerta principal, haciendo suficiente ruido para que quien fuera quien estuviese allí, supiera que había llegado, que su fin estaba cerca. Entonces, me dirigí a la puerta, y la abrí de una patada, lo primero que me encontré delante fueron dos personas, al menos en apariencia, pues en cuanto se percataron de mi presencia, sacaron sus garras y colmillos, decididos a atacarme. Un solo disparo de la escopeta bastó para convertirlos en polvo a los dos. El ruido pareció alertar  en seguida al resto de vampiros, los cuales aparecían de uno en uno o en parejas mientras yo iba avanzando, siguiendo el débil rastro de Yendra.

Finalmente llegué a lo que parecían ser las mazmorras, allí había varias celdas, algunas vacías, otras gobernadas por inertes esqueletos, cadáveres con mucho tiempo. Llegué a una celda que estaba custodiada por otros dos vampiros, los cuales iban armados con espadas, pero yo contaba con la ventaja del arma a distancia, y de dos disparos, acabé con ellos. Me acerqué a la puerta y la patee con fuerza, abriéndola de forma que casi se quedara colgando. Allí pude ver a la mujer de cabellos platinos encadenada, inconsciente, iluminada por la luz de dos antorchas.

Me colgué la escopeta cruzando la correa que la sostenía, por el hombro contrario. Y me acerqué a la cambiante. La imagen que vi, me dio un vuelco al corazón, pues estaba llena de mordeduras por todo el cuerpo y las muñecas heridas por los grilletes. Pronto empecé a sentir cómo la adrenalina se apoderaba de mi cuerpo, producto de la ira de ver a Yendra en semejante situación. Cogí los grilletes, y con la propia fuerza de los brazos, los partí, liberando a la mujer, a la cual cogí en brazos antes de que cayese al suelo, de rodillas. Y canalicé algo de energía para que sus heridas fueran cerrándose y así dejara de sangrar.


-Yen, despierta, por favor...-



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Miér Dic 06, 2017 6:55 am

No se sabría decir en que momento la cambiante había perdido nuevamente el sentido por las heridas, pero la perdida de sangre causaba estar mareada en un estado continuo, sobre todo si no comía lo suficiente para recuperarse, la cambiante había sucumbido al mareo, y se había desmayado, pero algo la empezó a espabilar, escuchó ¿Disparos? no sabría decir si lo era a ciencia cierta, pero la despertó, aunque su cuerpo debido al agotamiento se veía incapaz de levantarse o de abrir los ojos, escuchó el estruendo de la puerta sin poder moverse, y como alguíen la tocaba y la liberaba de los apretados y dañinos grilletes. Empezó a sentirse algo mejor y a ser capaz de abrir los ojos.

El olor, era familiar, como aquella voz, las fuerzas retornaban de manera lenta hacía ella de nuevo, tosió un poco y finalmente abría sus azules ojos, primeramente observó el suelo frio y las manos de alguien que le sujetaba, llenas de tatuajes, fue subiendo la vista hasta que la cruzó con el desconocido, el desconcierto llego al rostro de la cambiante, pues olía de manera familiar, y su voz lo era, pero no tenía el aspecto de quien pertenecía. -Otro engaño...¡¡¡Dejame maldito chupasangre!!.- Gritó la rubia empujandole, pero al estar debilitada cayó al suelo de bruces. -No mas engaños..- Gruñó tratando de retirarse, estaba demasiado debilitada para olisquear y percibir el aura, sin contar con el estado de panico que estaba.

Respiraba aceleradamente mientras intentaba ponerse de pie. -¿Quien eres tu?- Dijo mientras se trataba de tranquilizar y mantener la calma, no quería perder del todo la calma o no solucionaría nada, el panico no solucionaba nada, se apoyó en la pared mirandole más atentamente, con cierta desconfianza. -Hueles a...a..- Se quedó pensantiva, mientras le miraba con atención.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Miér Dic 06, 2017 7:22 am

Yendra reaccionó de una forma algo inesperada, al menos al principio, hasta que recordé que en mi estancia en Londres, no solo mis habilidades habían cambiado.
Respiré hondo y dejé que se calmase, poniéndome en pie y observándola. Pensaba que era uno de los vampiros que la había secuestrado, que la estaba engañando, lo que dio paso a una serie de imagenes venidas de mi imaginación, pensando así las posibles cosas que la podrían haber hecho. Cerré los ojos y las manos con fuerza, apretando incluso la mandíbula: No quería ni imaginar lo que la podrían haber hecho mientras estaba allí, encadenada. Pero no podía evitarlo, y eso me enfurecía. Me enfurecía que hubieran dañado a Yendra.

Finalmente, cuando parecía estar más tranquila, me preguntó quien era, abrí los ojos y la miré, dando un solo paso para acortar distancias con ella. Y entonces, dijo otra cosa en la que parecía identificar mi olor, pero con mi nuevo aspecto, no me reconocía.
Me acerqué un poco más y me agaché, clavando una rodilla en el suelo y apoyando un brazo en la otra pierna.


-Te dije que volveríamos a vernos, nunca pensaría que sería en esta situación.-Suspiré y miré a otro lado, entonces escuché gruñidos fuera, voces que poco a poco se hacían más intensas. Miré a la cambiante y me levanté.-Espera un momento.-Me di la vuelta y me dirigí a la puerta de la celda, salí y avancé por el pasillo, hacia la única entrada y salida que había. De mis manos comenzaron a salir dos llamas enormes, las cuales lancé hacia la puerta, por la que ya empezaban a salir dos vampiros, y los cuales se empezaron a quemar al entrar en contacto con las llamas. El fuego que llegó a la puerta, bloqueó la entrada e impidió el paso a los vampiros, lo que nos daría algo de tiempo a Yendra y a mi.

Volví a la celda donde estaba la mujer y me coloqué de la misma forma que estaba antes de irme. Sonreí ligeramente y la miré fíjamente a los ojos, buscando entrar en su mente para ayudarla a recordar quien era yo, aunque no necesitaría mucha ayuda. Sabía que era suficientemente lista.


-Siento haber tardado tanto, espero que me perdones.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Miér Dic 06, 2017 12:30 pm

La mirada de la cambiante estaba sumamente llena de confusión, ni siquiera sabía si era una trampa, la rubia seguía pegada a la pared apoyandose en ella, mientras el recelo la incadia, había sido poco el tiempo que allí estaban pero esos condenados vampiros saben como jugar con la mente, como aturdir y confundir solo a base de imagenes, sin optar a estar en condiciones para defenderse y solo sufrir lo que no revelaría nunca a nadie. Pero de momento solo encontró calmarse levemente para observar de arriba a abajo a quien ante ella estaba, no..no era un vampiro. No huele a vampiro.

Observó con cautela como se arrodillaba ante ella, sin comprender lo que hacía y mucho menos por qué, la cambiante bufó un poco asustadamente, mientras se acariciaba las muñecas dañadas por los grilletes. Más las siguientes palabras la herizaron cada pelo de su nuca, mientras sin dar credito abrió con sorpresa sus celestes ojos mirandole, no podía ser, olía como él, sonaba como él, pero el envoltorio no le pertenecía, era sumamente desconcertante. -¿Qué?- Musitó sin dar credito alguno a lo que oía. Alzaba una ceja con sorpresa notable, aun con algo de miedo, el joven se levanto diciendola que aguardara un instante, si, podía oir a los vampiros venir, eso la hizo encogerse y observar como el joven salía de la celda y a juzgar por lo que olió y escuchó fue para detener a los que querían llegar, para despues volver y ocupar su lugar previo.

Yendra le observaba sin dar credito, clavando sus ojos en lo de este, desconcertada, mientras comenzaba a encajar las piezas, sobre todo esa frase. Yendra emitió un gemido lastimero y se lanzó sobre él a abrazarlo. -¡¡Dragón!!.- Gritó cuando se tiró sobre él, abrazandole con fuerza, agarrandose a él como un balsamo de salvación, hundió la cara en el cuello del cazador, olisqueandole para comprobar la veracidad de sus palabras, le agarró la cara mirandole. -¿Que te ha pasado?¿que te ha ocurrido?.- Preguntaba despistadamente, aunque no era un sitio para explicaciones que se dijera, pues estaban en mitad de un nido de vampiros.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Miér Dic 06, 2017 12:49 pm

Durante unos segundos, la cambiante parecía estar procesando información, encajando las piezas, y pude ver en su rostro cómo empezaba a entender todo. Hasta que finalmente me reconoció y se lanzó sobre mi, abrazándome. Sonreí y devolví el gesto, abrazándola con algo de fuerza, sin hacerla daño, solo para que supiera que ya estaba a salvo.

La había echado de menos, no podía negarlo.

Se separó un poco y me cogió del rostro, preguntándome que qué me había pasado, algo que evidentemente no era momento de preguntar ni explicar en aquel lugar y en aquella situación. Cogí a la chica de los brazos y la ayudé a levantarse.


-Te lo explicaré en otro momento, cuando te ponga a salvo.-Me di la vuelta y empecé a caminar despacio hacia la salida de la celda, entonces me paré de golpe y cerré los ojos. ¿Que hacías Ryuu? ¿Habías ido a salvarla y te ibas a quedar así?
Negué con la cabeza para mi mismo: No, había ido a salvar a Yendra, a MI Yendra, y no iba a quedar en un simple abrazo. Me giré, volví hacia Yendra y caminé hacia ella con prisa, rodeándola con un solo brazo y atrayéndola hacia mi, para después besarla con intensidad, bebiendo de aquellos labios como si de una cantimplora de agua en un desierto se tratase.

Volví a abrir los ojos y la miré fíjamente, sin poder evitar esbozar una ligera sonrisa. Me separé un poco y saqué los revólveres, tendiéndoselos: Era la única persona en el mundo a la que le había dejado esa oportunidad, pero eso era otra historia. La miré, esta vez algo más serio, concentrándome para lo que vendría una vez saliéramos de la celda.


-Ahora salgamos de aquí.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Miér Dic 06, 2017 5:42 pm

Ella notaba el calor reconfortante que emanaba de él, su olor familiar, sin poder evitar dar un ronroneo caracteristico de un felino, pues cuando con él estaba Yendra no podía evitar hacer esos sonidos. La ayudó a ponerse en pie, mientras Yendra sacudía un poco la cabeza buscando recuperar algo sus fuerzas o al menos espabilarse, mientras observaba y estudiaba el nuevo aspecto del cazador, más tarde le explicaria y ella estaba ansiosa de saber como había llegado a eso, aunque la vista no quedaba insatisfecha para nada. Se giró para guiar el la marcha, pero se detuvo repentinamente cosa que estrañó a la cambiante, pero sus ojos se abrieron con sorpresa cuando volvió repentinamente sobre sus pasos para atrapar a la rubia y beber de sus labios.

Yendra cerró el abrazo alrededor de su cuello mientras le devolvía un beso pasional, deseando que ese beso no se apaciguara, y siguiera, de hecho le costó soltarte cuando él lo finalizó, le miró relameindose el labio lasciva, aunque era increible por la situación en la que estaban, la pasional cambiante no siempre podía evitarlo. Desde luego era él, observó como se separaba y sacaba los revolveres cediendole uno de ellos, cosa que sorprendio a la rubia, pero lo tomó. Le observó ante la orden de salir de ahi, ella lo deseaba, desde luego. -Si, pero algo me dicen que habran dado la alarma..- Comentó la cambiante, mientras seguía al cazador, olisqueó el aire. -Ya vienen...- Susurró la cambiante. -Esos eran neofitos...los otros son peores...son fuertes, son rapidos...y los lidera un nosferatu...odio a esos seres...los odio.- Gruñó la cambiante, sin querer revelar que en realidad no era simple odio, más bien era terror, pavor...lo que sentía, que entraba en panico, era algo demasiado vergonzoso para ella, aunque en este momento no eran para tales tonterias.

Dos vampiros aparecieron en la sala velozmente, el disparó de la cambiante sobre uno de ellos fue rotundamente certero. -Vienen más.- Gruñó para poner a Ryuu en situación de que la cosa iba a ir a mayores, ya que su entrada fue facil por no ser esperada, pero ahora sin duda sabrían que estaba aqui, y que ella estaba suelta. La cosa se pondría violenta.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Jue Dic 07, 2017 4:09 am

El beso fue correspondido de la misma forma, abrazándome incluso por el cuello. Fue un beso de esos que paraban el tiempo, de esos que te hacían olvidar donde estabas y te llevaban a otro lugar en el que solo existíais tú y esa persona. Y así fue ese beso: Intenso y liberador.
Nos costó separarnos, pero lo hicimos, y Yendra me miró de aquella forma provocativa que tanto me gustaba. Cogió uno de los revólveres que la ofrecí y el otro lo guardé, comentó ante lo que dije que era probable que hubieran dado la alarma. Seguimos caminando hacia la salida y me avisó de que ya venían, asentí y cogí la escopeta, recargándola con un cargador de cartuchos nuevo.


-Neófitos o no, estos hijos de puta van a morir hoy.-Dije mientras apuntaba a la entrada, de la cual salieron dos vampiros, uno que murió por un certero disparo de la cambiante, y el otro que quedó me encargué personalmente de él, apuntándole a las piernas y disparando. Una de las piernas explotó en mil pedazos, haciéndole caer al vampiro de bruces, gritando de puro dolor, me acerqué a él y lo miré, totalmente serio.-Que os jodan.-Levanté una pierna y la bajé con fuerza, pisándole la cabeza y haciéndola añicos bajo mi bota. Miré a la cambiante y asentí, dándola a entender que había que avanzar.

Time to Kill:

Avancé hacia la salida, y empecé a subir las escaleras, varios vampiros corrieron a por nosotros, utilizando las paredes para moverse por ellas, disparé al primero, diréctamente en la cabeza, haciéndola desaparecer de su cuerpo.
Apunté al siguiente vampiro y disparé, pero se movió en el momento justo para esquivarlo y pasar de un salto a la pared del otro lado, disparé de nuevo y le dí en una mano, reventándola por completo y haciéndole caer al suelo al no tener sujección, se quedó retorciéndose de dolor y gritando en el suelo, por lo que me centré en otro que ya se abalanzaba a por mi, le disparé diréctamente en el pecho, haciéndole salir volando hacia atrás de la propia fuerza, con un enorme agujero por el que podía verse a través de él.
Pasé por al lado del vampiro al que había disparado en la mano, y sin mirar le rematé, disparándole en la cabeza, haciendo saltar sangre y trozos de hueso y cerebro por todos lados.


-Eso, venid, cabrones.-Desconocía cómo iba Yendra, pues estaba tan centrado en lo mío que no me había fijado, pero confiaba en que estaba bien, ya que no me había pedido auxilio en ningún momento.
Finalmente salimos de las mazmorras, y más vampiros salían de lugares que incluso podrían sorprender por cómo eran. Estaban en el techo de la mansión, en las paredes, en el suelo... Esperándonos. Cuando me vieron salir primero a mi, dos de los que estaban más cerca de la entrada se abalanzaron sobre mi, al primero le esquivé, puesto que había intentado utilizar una de sus garras para matarme, y nada más evitarlo, le golpee con la culata de la escopeta en la mandíbula, con tanta fuerza que sus colmillos salieron volando y él cayó al suelo. Acto seguido esquivé al segundo, cogiéndole del brazo con el que me había atacado y pateándole en un costado, arrancándole el brazo de cuajo. Tiré el trozo de carne a un lado y los rematé a ambos, antes de que pudieran levantarse. Me di la vuelta y miré al resto.


-Voy a acabar con todos vosotros, grandísimos hijos de puta.-Me preparé con la escopeta y apunté a cualquiera que pudiera acercarse.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Jue Dic 07, 2017 8:52 am

La cambiante derrotaba a los vampiros que aparecían a tiros, aunque había que decir que el cazador estaba demostrando con creces por que era cazador, tenía notablemente habilidad para destrozar a esos neofitos, que eran muchos, y con muy poco cerebro, la cambiante les daba un rapido final a tiros, el numero se fue reduciendo notablemente, pero escuchó el "clik" de una puerta cerrada, empezando a sospechar que fue la principal, sujetó el hombro de Ryuu mientras le llevó el dedo a los labios a modo de que guardase silencio. Pues empezaba a olerlos...y estos no eran tan principiantes, podían venir los que se habían estado alimentando de la sangre de la cambiante y esos eran fuertes.

Yendra se giró disparando, pero el vampiro que había lo esquivo sumamente facil, y de acelerada forma se puso entre la cambiante y el cazador golpeandoles haciendoles caer, Yendra soltó un "auch" al caer y derrepente notar como le tirarón de la pierna arrastrandola, Yendra pegó una patada en la cara al vampiro que la soltó y se volvió a mover muy rapido mientras le oian reirse. -Cuidado...es rapido...muchisimo...demasiado.- Gruñó la cambiante mientras se ponía en pie intentando averiguar desde donde aparecería ahora ese rubio vampiro larguirucho, Yendra volvió velozmente junto a Ryuu buscando cubrirle las espaldas mientras se inquietaba nerviosa por donde podría volver ese vampiro.

Recordaba a ese vampiro como uno de los que solían ir a visitarla y eso le ponía más nerviosa todavia, buscaba por la instancia, sabía que volveria a salir contra ellos de un momento a otro, pero solo era uno de los que había recibido de la visita, faltaban otros dos sin contar al nosferatu y eso la alteraba muchisimo.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Jue Dic 07, 2017 9:23 am

Poco a poco, el número de neófitos fue disminuyendo, todos morían de la forma más rápida, aunque cruel, forma. Bien con algún miembro roto, o bien descuartizado con un disparo de la escopeta.
Entonces, cuando ya no hubo ningún neófito más y pensaba que el camino estaba libre, Yendra me sujetó del hombro y me dijo que me mantuviera en silencio. Pese a que el ruido de la puerta cerrándose no se me pasase desapercibido. Asentí y me giré al mismo tiempo, pero sin llegar a disparar, pues de pronto recibí un golpe que me tiró hacia atrás, obligándome a aterrizar rodando por el suelo para amortiguar la caída, y perdiendo la escopeta con ello, la cual salió deslizándose demasiado lejos.

Solté una maldición y me levanté, estirándome y sacudiéndome la ropa. Miré a la cambiante y después a mi alrededor, buscando a aquél malnacido que había aparecido. De nuevo, fui sorprendido, y esta vez el vampiro me golpeó en una pierna, barriéndome con su propia mano, y haciéndome dar una vuelta en el aire y cayendo al suelo de nuevo. Tosí un par de veces y gruñí, mientras me levantaba de nuevo


-Eres rápido...-Dije mirando a la nada, concentrando y canalizando mi energía para poder rastrear al vampiro, no tardé en localizarlo, aunque su rastro desaparecía contínuamente. Cerré los ojos y agudicé el oído, pudiendo escuchar así los pequeños silbidos que hacía el vampiro al correr y cortar el aire con su cuerpo.

-Te tengo.

Abrí los ojos y miré a Yendra, justo en el momento en el que pude ver al vampiro como aparecía detrás de ella dispuesto a morderla, aprovechando que ella no lo sabía. Saqué el cuchillo al mismo tiempo, cogiéndolo de la hoja, el tiempo parecía haberse ralentizado en ese momento, respiré hondo y lancé el arma. El cual salió disparado, girando y haciendo un silbido similar al que emitía el vampiro al moverse, y justo antes de que pudiera morder a la cambiante, el cuchillo se clavó en su boca, haciéndole quedarse quieto, emitiendo unos ruidos guturales parecidos a los que haría si se estuviera ahogando. Corrí hacia el vampiro, casi apareciendo de forma instantánea frente a él, cogí el cuchillo y se lo clavé aún más, atravesándole por la nuca.


-¿Te gusta?-El vampiro me miró aterrorizado, y justo en ese momento solté un grito mientras hacía fuerza hacia arriba con el cuchillo, y éste se abría paso cortando carne y hueso hasta salir al exterior por encima de su cabeza, dejando su cabeza abierta en dos partes.-Disfrútalo.-El vampiro cayó a plomo al suelo, llenándolo rápidamente de sangre a su alrededor. Miré a Yendra, aún con ese brillo violento y terrorífico en los ojos, y la analicé para comprobar si estaba herida.

-¿Queda alguno más?



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Jue Dic 07, 2017 10:16 am

La cambiante estaba muy alerta, y muy alterada, ese vampiro era escesivamente rapido, incluso a ella le costaba mucho seguirle con el olfato o la vista, pues cuando los empujó dejo clara lo veloz que podía ser aquel vampiro. Sin duda iba a ser duro, aunque quizás no el más duro, pues los otros que había visto parecían mas poderosos, aunque la cambiante no lo podía jugar, disparó fallando el tiro debido a la velocidad del cainita, y miró a Ryuu con algo de frustración por no conseguir hacerse con aquel, más lo que no se dió cuenta como el cainita se había acercado por su espalda, al olor de las heridas de Yendra, y de su pulso acelerado, pero parece ser que fue Ryuu quien tuvo mas avidez pillandole infraganti.

Yendra abrió los ojos con sorpresa cuando el cuchillo paso silbando al lado del oido de la cambiante antes de acabar en la boca del vampiro, Yendra le miró y gritó tirandose de lado para apartarse más rapido y gateó buscando alejarse, para tener una buena visión de algo bastante atroz, y ese fue el final que le concedió el cazador, que le trató como si un mero melón se tratase, Yendra dejo escapar una sadica risilla por ello y se acercó llevada por lo sanguinario y morboso del momento a besar al cazador pasionalmente, pero se apartó pues ahora no era el momento idoneo. Le miro relamiendo los labios. - Faltan otros dos sin contar al nosferatu, y si este lo sabia...los otros no deben de andar lejos y no nos dejaran salir...-Olisqueo el aire. -Otra ronda de neofitos...preparate, llevo un par de dias aqui, pero estudié su modus operandi, abrazan muchos chiquillos y los sueltan encabronados para defender la mansión...es casi ridiculo.- Comentó la rubia y miró al techo. -La luz..- Comentó mientras la visibilidad se iba disipando lentamente, quedando más en penumbra. -Aqui vienen..-Susurró.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Jue Dic 07, 2017 11:41 am

Inesperadamente, esta vez fui yo el besado, respondiendo al instante para así poder descargar parte de la tensión en aquél beso. Cuando se separó, indicó que quedaban dos más, sin contar a un Nosferatu, el cual, estaba seguro, era el líder. Comentó de nuevo la forma de actuar de aqueas bestias, que utilizaban a chiquillos como pequeños soldados para guardar la mansión.

Y entonces, se hizo la oscuridad.

La luz de dos o tres antorchas esparcidas por la sala eran las únicas que proporcionaban algo de luz a aquél lugar, permitiendo ver cómo dicha sala se llenaba de sombras poco a poco, sombras silenciosas que no respiraban. Gruñí y junté las palmas de las manos, y cuando las separé, varios fuegos fatuos de color azul salieron volando por la sala, esparcidas, iluminando el lugar. Y fue en ese momento cuando las sombras sisearon y bufaron, como si les molestase la luz. No era gran cosa, pero desde luego era suficiente.

Suficiente para poder ver que, aparte de los neófitos, a varios metros frente a nosotros, nos observaban dos individuos diferentes. Uno que vestía de forma elegante, con rostro serio, y jugaba con un cuchillo entre sus dedos. Y otro, mucho mas alto y musculoso, con la cara deforme, muestra de que empezaba a convertirse en un Nosferatu, con ropa rasgada y una cabeza humana colgando de un cinturón: Aquellos eran los vampiros de los que hablaba Yendra.


Are you ready?:

-Yo me encargo del grande.-Dije haciéndome a un lado, sin quitar la vista del medio nosferatu, el cual me siguió también, hasta que un grupo de neófitos nos rodeó, formando un círculo en el que solo nos encontrábamos dentro él y yo.-Bien grandullón, veamos si ese tamaño sirve de verdad.-El vampiro se rió con una voz grave y cogió de su cinturón la cabeza humana, la miró y de un bocado le arrancó la cara totalmente, la cual masticó con placer para después mirarme con una sonrisa ensangrentada. Tiró la cabeza a un lado y se puso en guardia. Fruncí el ceño y agarré el cuchillo con fuerza.

Ambos echamos a correr a por el otro a la vez, sus movimientos eran pesados, no como los del vampiro anterior, las baldosas se resquebrajaban a su paso y el suelo temblaba ligeramente.
El vampiro lanzó un zarpazo horizontal, y justo me tiré de rodillas, deslizándome por el suelo, entre sus piernas, haciéndole un corte en una de ellas. Me levanté veloz y lo encaré de nuevo, el gigante se dió la vuelta y me miró como si no le hubiera hecho nada, y efectivamente, con semejante tamaño, aquél corte no era nada.

Un rápido y fuerte golpe me lanzó hacia atrás, sin dejarme opción a aterrizar bien, cayendo así de espaldas y golpeándome la cabeza y el cuchillo salió volando hacia cualquier lugar. Me llevé una mano al pecho, tratando de recuperar aire, pues aquél golpe me había vaciado entero, y seguramente me hubiera roto alguna costilla, observé cómo el vampiro ya se dirigía de nuevo hacia mi, dispuesto a atacarme de nuevo. Trató de aplastarme con un pie, y tuve que rodar hacia un lado, esquivándolo de milagro, el pie se hundió en el suelo haciendo un enorme agujero por semejante fuerza. Volvió a golpearme, esta vez con un puño, y tuve de nuevo que rodar sobre mi mismo pars esquivarle, esta vez menos apurado. Le propiné una patada que, más que para dañarlo, iba con intención de impulsarme hacia atrás y así levantarme de un salto, algo más retirado de la enorme criatura. Pero al hacerlo, tuve de nuevo que llevarme una mano a un costado, gruñendo, pues un fuerte pinchazo de dolor había aparecido al moverme. Sí, tenía al menos una costilla rota, y amenazaba con atravesar la piel.


-Ya no eres tan gracioso, cazador.-El vampiro me observaba tranquílamente, con una sonrisa sarcástica dibujada en su rostro. Fruncí el ceño y me incorporé, lentamente, para después apretar con fuerza y de golpe aquella costilla que sobresalía, recolocándola y haciendo un fuerte ruido de crujir de huesos, tuviendo que ahogar un grito de dolor. El vampiro ladeó la cabeza, curioso, y yo respiré hondo, algo más aliviado: Ya podría estar más tranquilo de que la costilla no me mataría, aunque siguiera rota.

-No necesito hacer ningún chiste, ya tienes demasiado con esa cara tuya.-Un neófito que había cercano al gigante ahogó una carcajada, pero que hizo girarse al líder y mirarlo con rábia, para después propinarle un puñetazo descendente que le hizo explotar la cabeza y le partió el cuerpo por la mitad. El resto de neófitos se quedó en silencio, acojonados por el destino que sufrió su compañero.
El vampiro me miró de nuevo, aun con la rabia en su mirada, y cerró los puños.


-Ya veremos si sigues hablando cuando te arranque la cabeza y la cuelgue en mi salón de trofeos.-Soltó un grito y corrió hacia mi, yo me mantuve en mi sitio, y me miré las manos, pensativo, totalmente tranquilo, y entonces recordé aquella noche en la mansión, y aquél día entrenando con Vanessa.
Cerré los ojos y me concentré, busqué aquél poder oculto que había obtenido otras tantas veces, y cuando volví a abrir los ojos, estos se volvieron brillantes, y mi cuerpo entero se rodeó de rayos. Los neófitos retrocedieron un poco al ver aquello, pero el gigante seguía corriendo, sin dejar de gritar furioso. Cerré los puños y lo esperé: Primero esquivé un puñetazo horizontal, símplemente agachándome un poco, después otro puño vertical ascendente, haciéndome a un lado, y así hasta tres puñetazos más que iban combinados.

Entonces llegó mi turno.

Uno de mis puños se envolvió complétamente de rayos y le golpee con este mismo, haciéndolo volar varios metros, electrificado. El vampiro se levantó, algo aturdido, pero apenas le dio tiempo a recuperarse cuando yo ya estaba de nuevo allí, mirándolo. Le agarré de un trozo de ropa y con una sola mano lo levanté, pasándolo a mi otro lado y estampándolo contra el suelo, con fuerza, haciendo un agujero con su cuerpo. De nuevo, volvió a levantarse, estaba sangrando por la boca y la nariz, y esta vez podía verse la preocupación en su mirada. Me agaché y le propiné un fuerte puñetazo en la rodilla, rompiéndosela y haciéndole gritar de dolor, pero aquello no acabó ahí, pues cuando el vampiro cayó hincando la rodilla buena en el suelo, le cogí de uno de los brazos con una mano y del otro brazo con la otra, y poniendo un pie en su pecho, estiré con fuerza de los brazos, arrancándoselos y haciéndole, esta vez, gritar de puro dolor. El gigante empezó a sangrar a chorros por el lugar donde tenía antes sus monstruosos brazos y éste los miró, totalmente presa del pánico y del dolor.


-¡¡MIS BRAZOS JODER!! ¡¡¡AAAAH!!!-Sollozaba de dolor, agonizando por la gran pérdida de sangre. Entonces le cogí de la cabeza con ambas manos y le miré, y le obligué a hacer lo mismo, y esta vez el miedo si se apoderó de él. Justo antes de que los rayos de mi cuerpo se concentraran en las manos y comenzaban a electrocutar al vampiro, con tanta intensidad que le hizo gritar de nuevo, hasta que sus ojos empezaron a brillar también y de su propia cabeza salían cientos de rayos hacia los neófitos, los cuales sufrieron las mismas consecuencias. Entonces la cabeza del gigante explotó, y con ella las de los neófitos, acabando con todos ellos.

Me retiré de los restos del vampiro, con el rostro cubierto de sangre, sin dejar de mirarlo, con la respiración algo acelerada. Y entonces todo comenzó a volver a la normalidad, los rayos de mi cuerpo fueron desapareciendo, y las velas y antorchas volvían a iluminar poco a poco la estancia. Extendí un brazo y el cuchillo volvió junto a mi, lo agarré y lo guardé en su sitio. Sin quitar el ojo de encima al cadáver, tratando de tranquilizarme.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Jue Dic 07, 2017 8:36 pm

Desde luego las cosas se torcían mientras los neofitos hacian las veces de tropas de choque, solo para agotar, dudaba de que sus sires valorasen la vida de esos pobres infelices que habían caido en la desgracia de ser convertidos para un patetico fin, solo los hacían agresivos e irracionales, pero no fue mucho problema segar las vidas, no era la primera vez que Yendra derrotaba a neofitos, más cuando las velas titilaron oscureciendose sabía quienes llegaban, los otros dos vampiros. La cambiante se mostró notablemente nerviosa. Cuando Ryuu se puso junto a ella. -Para mi el larguirucho.- Dijo con cierto tono despectivo. Mientras se preparaba para lanzarse contra el elegido como presa. Los dos salieron corriendo contra sus respectivos.

La cambiante no estaba muy atenta a la situación de Ryuu con su adversario, se lanzo sobre el vampiro rival que se reía sadicamente y no se esperó el doble rodillazo en el pecho por parte de la rubia cuando saltó a por él, eso le sorprendio y bufo lanzandose sobre ella, derribandola de un tremendo golpe, colo candose sobre ella mordiendola el hombro, Yendra chillo y jugo sucio con un rodillazo a la entrepierna del vampiro que la soltó para sujetar otra cosa, Yendra rió maliciosa disparandola poco certeramente, solo el hombro sangro, lo que dió tiempo al vampiro para golpear el rostro de la cambiante y despues desarmarla retorciendola el brazo, Yendra gritó de dolor pero aprovecho sus habilidades acrobatas para dar la voltereta y dar un puñetazo a la cara del vampiro. -Uy, con esa nariz...ya no eres tán guapo.- Se mofó la rubia ante la situación de la nariz rota del vampiro.

Este enfureció con el ego herido y se lanzo contra ella agarranddola del cuello, por suerte el juego de luces de Ryuu lo debió de distraer ya que Yendra le pateó la cara con fuerza, y este la lanzo al otro extremo, la cambiante cayó con pesadez pero ya estaba harta, se quedó a cuatro patas en el suelo y rugió sufriendo el cambio de una joven a un enorme tigre dorado, que eso si pareció intimidar al vampiro que poco pudo hacer antes de que el tigre saltara sobre él y agarrara su cabeza entre sus fauces y zarpeara el pecho del condenado segando su existencia de manera menos cruel que la que hizo Ryuu, más en ese proceso fue golpeada repetidas veces, y de manera feroz, pero eso no salvó la vida del no-muerto, el tigre jadeaba y se movio dolorido hasta ocultarse, para buscar donde vestirse cuando volvía a su aspecto..

Corrió ante Ryuu que había gastado notablemente energia, Yendra no había parado a observarlo, pero gracias a lo que hizo distrajo al vampiro cuando la tenía del cuello, la cambiante cojeaba pero eso no le impidió acercarse a abrazar al cazador.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Vie Dic 08, 2017 2:09 am

En mi mente sucedían una serie de imágenes en las que solo había sangre, muerte y destrucción. No solo en París, si no en todo el mundo. Y no solo eran aquellos seres sobrenaturales a los que estaba acostumbrados a matar, de hecho, muchos de ellis huían de aquellas criaturas, otros las hacían frente y morían en el intento.
Entonces, al parpadear, me vi sobre un tejado, un campanario, el de Notre Dame. Y frente a mi, aquél paisaje desolado de París.


-¿Por qué me enseñas esto?

-Porque buscas respuestas, ¿no querías saber qué se cernía sobre vosotros?-Alguien, o algo, surgió de entre las sombras, y lentamente se dirigió a mi, para así colocarse a mi lado. Era aquél demonio que había invocado en Londres y que ahora me acompañaría por siempre, para bien o para mal. El demonio se cruzó de brazos, y observó la destrucción de París.-Es tan poético...-Aquello me hizo girar la cabeza y mirarle fíjamente con el ceño fruncido, con algo de molestia. Volví a mirar al frente y observé como una de aquellas criaturas descuartizaba a un pobre parisino que trataba de huir.

-Esto no es lo único que nos espera, ¿verdad?-Una risa proveniente del demonio me hizo voltear de nuevo la vista hacia él, y ambos nos miramos, pero no hubo respuesta. Koth'Ra empezó a ser cubrido por manto oscuro y a desaparecer lentamente.

-Es solo el principio, cazador.

Volví de golpe a aquella mansión, y fui sorprendido por Yendra, quien ahora me abrazaba. La miré de reojo y la devolví el abrazo, tratando así de alejar aquellas imágenes que había visto hacía un momento. Me separé un poco y me percaté de su herida en la pierna, mas no dije nada: Me agaché y coloqué una mano sobre la herida, respiré hondo y dejé fluir la energía, para observar cómo la herida se cerraba.
Volví a levantarme y de nuevo sentí aquél aguijonazo en las costillas, y mi mueca en el rostro lo demostró. Sin embargo traté de obviar el dolor, tenía que aguantar.


-Falta el Nosferatu...



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Vie Dic 08, 2017 3:49 pm

Yendra iba hacia Ryuu, el encuentro había sido dificil eso desde luego, pero dentro de lo que cabe no fue tán costoso como lo esperaba, quizás la nueva habilidades de Ryuu habían facilitado muchas cosas, eso era un hecho, Ryuu en cambio ahora estaba en un estado como de trance, la cambiante le abrazó esperando a ver si reaccionaba, y pareció hacerlo ya que se agachó a curar la herida. -Estoy mas fuerte, puedo curarme yo.- Comentó la rubia mirandole, acariciando el pelo del cazador-brujo. Suspiró mientras le observaba con avidez.

Entrecerró los ojos. -¿Que te pasa?- Lo cierto es que estaba muy raro, más si cabe, ya que el nuevo aspecto muy normal no era. La rubia gruñó con cierta frustración y miró a Ryuu nuevamente. -Te quedastes como en trance..- Comentó con aire tranquilo, al menos intentandolo, miró hacia el techo de la mansión, las antorchas volvían a apagarse y el ambiente se mostro cargante, pesado, frio....La cambiante se inquietó, su piel estaba de gallina, y su respiración se acelerada por segundos. Abría sus ojos azules como platos, mirando hacia un oscuro pasillo que daba a donde se encontraban, empezó a retroceder entrando en absoluto panico.

Sentía como el miedo la invadia, incluso cayó al resbalar con la sangre que manchaba el suelo, lo vio aparece, con ese rostro retorcido con los ojos amarillos, Yendra dió un grito y gateo de espaldas, para alejarse de él mientras la rubia entraba en autentico estado de panico hasta que choco contra la pared, se hizo un obillo incapaz de reaccionar, mientras ahogaba gritos mientras el nosferatu se crecía regodeandose en el miedo de la cambiante, y miró a Ryuu.-Impresionante...pero no te servira...no conmigo.-Se mofó con el ego por las nubes.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Vie Dic 08, 2017 5:19 pm

Negué con la cabeza por la pregunta de la mujer, quitándole importancia al asunto, pues no quería preocuparla, no era ella la que tenía que estarlo. Lo mío al fin y al cabo era una de muchas heridas de guerra con las que tenía que acarrear siempre que cazaba, y esa costilla rota ya lo era.
Entonces la luz volvió a reducirse, y suspiré cuando sentí que el ambiente se enfriaba y se cargaba con un fuerte y característico hedor. Yendra miró hacia un pasillo y se asustó, tanto que al retroceder calló al suelo y gritó, presa del pánico. Giré la cabeza lentamente para poder así mirar a la criatura que salía de las sombras, aunque más bien, él era las sombras: El Nosferatu. La reacción de Yendra le había hecho crecerse, y al mirarme, me dijo que no me serviría mi magia con él. Me giré totalmente, despacio, y clavé mi mirada en sus ojos ámbar.


-Te romperé los brazos, después la columna, y finalmente te arrancaré la mandíbula...-El nosferatu se echó a reír, y negó con la cabeza, limpiándose después incluso una lágrima de sangre por haberse reído. Después de aquello, movió un solo dedo, y sentí como algo me rasgaba la cara y en seguida algo resbalaba hasta mi mentón, me llevé la mano para tocarme aquél líquido, y al verlo, pude ver que se trataba de sangre. Volví a mirar al vampiro, el cual se había llevado el mismo dedo que movió a la boca, probando mi sangre.

-Hmm... Es diferente, muy sabrosa como para ser un humano corriente. Deliciosa.-Aquél gesto, aquél inesperado movimiento... Eso fue demasiado rápido, más incluso que el primer vampiro al que nos enfrentamos. Tenía que andarme con mucho, muchísimo cuidado.
Incliné la cabeza hacia ambos lados para hacer crujir el cuello y desentumecerme, y después desenvainé la espada. A lo que el vampiro hizo también lo mismo, solo que su espada se formó a partir de una nube oscura.

Cruzamos miradas durante unos segundos, y entonces corrí a por él, pero el nosferatu se mantuvo en su sitio, y esbozó una sonrisa. Entonces desapareció y volvió a aparecer detrás de mi, y cuando quise darme cuenta de ello, de nuevo algo me rasgó, esta vez el costado, me llevé una mano a la zona herida y gruñí, con furia. Era jodidamente rápido.
Apenas me dio tiempo a girarme cuando apareció a uno de mis lados, por suerte pude verle de reojo e interpuse mi espada entre la suya y mi cuerpo. Hubo de nuevo un intercambio de miradas antes de que el nosferatu hiciera un rápido movimiento para así retroceder.


-Mírate, humano... Vas a morir delante de tu chica, has intentado salvarla, pero no lo vas a conseguir. Ha sido un propósito muy noble por tu parte... Una vez hayas muerto, me la follaré sobre tu cadáver y después la llevaré a mi amo, para que se la folle también y luego la desangre lentamente.

-¡¡Cállate!!-Lancé un corte vertical a la par que daba un paso para avanzar, pero el Nosferatu ya no estaba allí, y su risa resonó por toda la sala. Miré a Yendra, tratando de aguantar el dolor, e intentando decirla con aquella mirada que aquél vampiro no la haría nada.
De nuevo, el nosferatu apareció entre nosotros, y volvió a atacarme, esta vez bloquee el ataque con menos esfuerzos y pude contraatacar, aunque no sirviera de mucho. Hubo otro choque de espadas, en el que conseguía defenderme a duras penas, pero yo no conseguía hacerle nada al vampiro, nada más se reía cada vez que le atacaba.


-Te mataré... Juro que te mataré...-Murmuré con pocas fuerzas ya. El vampiro apareció detrás de mí, y tuve el tiempo justo para girarme e interponer la espada de nuevo, pero no pude hacer nada para esquivar su mano libre, que se dirigió con garras al costado que había herido al principio, clavándo las uñas con fuerza. Solté un grito de dolor, y cuando volvió a sacar las garras, caí con una rodilla en el suelo, con sangre saliendo de mis labios. Me costaba respirar, y sentía cómo mis fuerzas comenzaban a desvanecerse.

-Oh... Pobre cazador...-El nosferatu comenzó a andar hacia Yendra, y yo intenté pararlo agarrándole de su túnica, pero solo necesitó pararse y tirar un poco de ella para hacerme soltarla. Tuve que apoyar ambas manos en el suelo para no caer, y solo pude observar al Nosferatu como se colocaba al lado de la cambiante, girando la cabeza para mirarme.-Mira a tu novio... ¡¡Mírale!!-Cogió a la chica de la barbilla, inclinándose y obligándola a mirarme. Yo la miré también, tratando de respirar con regularidad, tratando de mantenerme despierto.-Mira ese bonito rostro antes de que acabe con él, porque luego tu y yo lo pasaremos muy bien bañándonos en su sangre.Miró a la rubia y se echó a reír, mientras se levantaba y se dirigía muy lentamente hacia mi. Yo miré al suelo, tratando de pensar en algo, en alguna posible forma de actuar. No podía morir allí, no ahora... No podía dejar que Yendra sufriera ese destino, la había prometido salir de allí. El vampiro ya estaba junto a mi, y me miraba con aire de superioridad, y divertido, gruñendo despacio mientras apoyaba su espada en mi nuca.

Entonces, lo encontré.

Sin saber de donde, saqué fuerzas para moverme justo cuando el vampiro alzó su espada para decapitarme, y cogí mi espada, me moví con velocidad y hundí la espada en uno de sus pies hasta la empuñadura, atravesando incluso el suelo. El nosferatu soltó un aullido de dolor, y fue entonces cuando me levanté y le cogí del brazo que empuñaba la espada oscura, y con un fuerte glpe en el codo se lo partí, haciéndole tirar la espada, el vampiro volvió a gritar y con su otro brazo intentó atacarme, le esquivé y le volví a coger esta vez de ese brazo. Volví a golpearle de la misma forma y se lo partí también. El vampiro no dejaba de gritar de dolor. Pero antes de que pudiera reaccionar, le cogí del pelo y le tiré hacia atrás,
a la par que le propinaba un rodillazo debajo de la nuca, partiéndole la columna y dejándole en una posición algo tétrica. Sus gritos cesaron, y solo salían leves gemidos de su boca, mientras me miraba con sorpresa.


-Te lo dije...-Le metí ambas manos en la boca, a cada lado de la mandíbula, y tiré hacia los lados con fuerza, gritando de la propia fuerza, hasta que su mandíbula cedió, desgarrándose primero la piel y finalmente quedando descolgada, arrancada.
Aún con todo eso, me acerqué a mi espada, y la saqué de su pie, volví a colocarme a su lado y lo miré, aún seguía vivo el muy desgraciado.


-Mándale saludos a tu amo, hijo de puta.-Con un rápido movimiento, en un tajo vertical descendente, le separé la cabeza de sus hombros y así acabé con su vida. Entrecerré los ojos un momento, y envainé la espada. Me di la vuelta y me acerqué a la cambiante, pero a mitad de camino caí de rodillas, ahogando un quejido de dolor. Estaba agotado y malherido... No podía más.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Sáb Dic 09, 2017 6:29 am

La pesadilla de la cambiante se hacía realidad, y el terror que sentía le impedía ir a ayudar a Ryuu, era algo incontrolable, pero el combante por mucho que quisiera participar no podía, no conseguía encontrar ese punto de autocontrol, y más de una vez intentó levantarse y ayudar al cazador, pero no pudo, simplemente no pudo, el panico la invadió cuando aquel nosferatu la juraba el desenlace fatal que iba a tener, eso casi la quitaba la respiración en el momento, apenas pudo empujarle cuando este a su lado se puso, pero la congelación se hizo para ella, eso le llevo a preguntarse si de verdad podría matar al nosferatu por el que sentía terrible sed de venganza.

Más Ryuu aguanto todo, lo consiguió y dio muerte a aquella horrendo criatura, Yendra le miró antes de ver como el cazador se desplomaba, ahora si se levanto Yendra y corrió junto a él acariciandole y comprobando que estuviera bien, le habían herido y ahora no podía cuararse debido a estar incosciente, la cambiante procuró que seguía respirando, y como pudo cargó con el cazador, ya era hora de marcharse de ese infierno, le llevo tiempo, pero pudo cargar con él hasta la casa de la rubia, donde dejo caer al cazador en su cama, y buscar por su destrozado piso vendas entre otras cosas, las tenía sin usar ya que su naturaleza la solía hacer curarse prontamente de heridas y contracturas.

Despojo al cazador de los ropajes para acomodarle con ropa más lijera, y comoda, mientras dejaba sus efectos personales cerca por si disponia de ellos cuando despertara, le curó las heridas, limpio la sangre y le vendó dejandole recostado en la cama, se ocupó de otros que haceres mientras le dejaba descansar, para despues tumbarse al lado de él con cuidado, pues solo quedaba esperar a que despertase, cosa que la rubia cambiante ansiaba que lo hiciera pronto, pues le cargaba el haber sido cobarde y no haberle ayudado, era algo que la reconcomía por dentro de forma terrible. Acariciaba con la llema de los dedos el pecho del cazador mientras pensativa se quedaba.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Sáb Dic 09, 2017 7:08 am

Estando allí en el suelo, de rodillas, sentí como el cansancio se apoderaba de mi poco a poco. Había sido una noche dura, había matado a más vampiros de los que acostumbraba, y había salido demasiado herido. Pero Yendra ya estaba a salvo, que era lo importante y a lo que había ido a aquella mansión. Por lo que dejé que mis párpados se cerrasen lentamente, sin intentar aguantar su peso, y me dejé caer sobre el suelo. Quedando sumido en un profundo sueño.

Empecé a escuchas voces, gritos, todas me resultaban familiares. Abrí los ojos y me encontré frente a una sala, la cual conocía muy bien donde se encontraba, giré la cabeza y vi a cuatro personas: Un hombre, un joven rubio, una mujer y una niña. El hombre estaba discutiendo con el rubio, y la mujer estaba abrazando a la niña con lágrimas en los ojos. Finalmente el joven se metió junto a la niña en un escondite detrás de un mueble y el hombre y la mujer cogieron sus espadas y se prepararon para el combate.

De entre las sombras aparecieron dos licántropos y John Chandler y Evelyn Arkensow acabaron con ellos sin problemas, hasta que apareció un licántropo mucho más grande, de pelaje negro y ojos amarillos, primero acabó con Evelyn de un solo golpe, estampándola contra una pared, y después se enfrentó a John, el cual, pese a luchar de forma diestra, acabó pereciendo ante el licántropo.
Después de unos tensos momentos en los que buscaron por la sala a los niños, se dieron por vencidos y salieron de aquél lugar, aullando y celebrando la victoria. Y entonces salieron los hermanos. La niña envuelta en lágrimas abrazó a su difunta madre, y el rubio observó el cuerpo envuelto en sangre de su padre, cerró los puños y dejó caer una lágrima de sus ojos. Jurando venganza en ese momento.

Desperté de golpe intentando incorporarme nada más abrir los ojos, estaba sudoroso y con la respiración agitada. Miré a todos lados hasta clavar la mirada en unos ojos azules y puros, entonces comencé a relajarme poco a poco, y volví a tumbarme, despacio. Había sido una pesadilla, otra vez. Respiré hondo y cerré las manos con fuerza. Cerré los ojos un momento y traté de buscar la calma durante unos segundos, y cuando los volví a abrir, miré de nuevo a la cambiante.


-¿Estás bien?-Aunque la pregunta más bien tendría que ser a la inversa, aquello salió de mi de forma automática. Me llevé una mano al pecho, donde encontré la mano de Yendra, y entrelacé sus dedos con los mios.
Había tenido otra pesadilla, y esta vez delante de ella, lo que me molestaba demasiado. Pues aunque tuviera confianza en ella, no quería preocuparla por mi pasado. Pues no quería entrometerla en algo así, no quería ponerla en peligro.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Sáb Dic 09, 2017 12:36 pm

Había dejado a Ryuu descansando en su cama, se quedo con él mientras se recuperaba de las heridas, ya habría tiempo de arreglar el piso, y quizás preparar algo de comer, ahora era momento de descanso, más la cambiante observaba con avidez como el cazador parecía sufrir, además parecía que era especialmente agonica por ver como se sacudía de esa forma tán violenta, se inclinó sobre él besandole como si así calmara sus demonios, aunque el solo giró un poco la cara debido al perturbador sueño, al poco se despertó de manera sobresaltada, la cambiante le miró algo ojiplatica, y le acarició el pelo para calmarlo, no le respondió. -Era una pesadilla, tranquilo...ahora me toca cuidarte...- Gruño la rubia mientras le obligaba a recostarse y se abrazó a él.

Ya mañana indagaría en lo que le perturbaba el sueño, le besó repetidamente el cuello y se abrazaba a él dejandose caer en el mundo de morfeo. Se consiguió despertar antes de que el cazador le hiciera, y abandono la cama buscando asearse primeramente, dejando a Ryuu seguir durmiendo, aunque a veces parecía muy agitado mientras dormía pero en ese instante parecía mas calmado, así que Yendra mientras se limitó a arreglar el piso y a preparar algo para cuando despertarse, quizás fuese por naturaleza de la propia cambiante que el plato a elegir fue carne. Necesitaba recuperar fuerzas, y estaba segura de que Ryuu las necesitaba. -Despierta dormilón.- Le susurro la cambiante repitiendo besos sobre él de manera cariñosa, recordando más ahora la cambiante a un gatito mas que cualquier grande felino, de los requicios de la noche anterior solo quedaban moratones y alguna que otra cicatriz, lo demás estaba curado.

-¿Que era lo que te perturbó anoche? Parecías totalmente...angustiado...¿que soñabas?-Dijo Yendra sentandose en la cama mientras esperaba que Ryuu se incorporarse para traerla la comida.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Sáb Dic 09, 2017 1:29 pm

Yendra me gruñó que había sido una pesadilla, y me obligó a volver a acostarme y dormirme. Volví a cerrar los ojos y sentí el cálido abrazo y los besos de la mujer por el cuello, haciéndome sonreír ligeramente antes de volver a sumirme en un profundo sueño. Había perdido la noción del tiempo, de vez en cuando, las pesadillas volvían por un momento, pero se desvanecían rápido, y todo por la cercanía de la cambiante, que parecía espantar esa oscuridad que acechaba en mis sueños desde hacía años y a la que ya estaba acostumbrado.

La cosa era que unos besos en mi rostro me despertaron, incluida una vocecilla que reconocí rápido, gruñí despacio, aún con los ojos cerrados y después los fui abriendo poco a poco. Olía a comida, por lo que daba por hecho que había preparado ya el desayuno antes de despertarme.
Me incorporé un poco y apoyé la espalda en la pared, para después estirarme como si fuese un felino, volviendo a gruñir en el proceso. Bostecé y miré a la chica, estaba preciosa, aun con las pocas heridas que aún la quedaban, y a mi ya no me dolían casi las mías. Aunque en parte seguían ahí, pero ya me encargaría de ellas.


-Buenos días, rubia.-Dije mientras me inclinaba para robarla un rápido y tierno beso en los labios. Después me observé las heridas y la cambiante me preguntó sobre lo ocurrido anoche cuando estuve inconsciente. Suspiré y me encogí de hombros, mientras canalizaba energía, ahora recuperada, en las heridas para terminar de curarlas.

-Solo son pesadillas, sombras del pasado que me acompañan desde hace años... No tienes de qué preocuparte, algún día se irán.-Cuando sentí que ya las heridas se habían curado, retiré las vendas que cubrían el costado y las dejé a un lado, para poder ver qur allí ya no había ni rastro del combate de la noche anterior. Miré a la chica y sonreí ligeramente.

-Estás preciosa esta mañana.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Sáb Dic 09, 2017 3:49 pm

La cambiante le observaba con avidez, examinandole de arriba a abajo, dejando escapar una maliciosa risilla cuando le recordó a un felino estirandose. Ella le miraba y se acercó a el acariciandole la oscura melena mientras repasaba visualmente los tatuajes que ahora tenía, un toque notablemente más oscuro, pero no le importaba, al contrario, le daba más morbo ciertamente, le acercó su plato con comida y ella se sentó a los pies de la cama con el suyo en el regazo, dandole un buen bocado a la tierna carne. -Dudo mucho que sea una pesadilla recurrente al ver como te retorcias.- Dijo finalmente la rubía mientras saboreaba la jugosa carne, y le observaba esperando a que él tambien comiera.

Se relamió los labios y le miró fijamente. -Puedes contarmelo...o puedes mentirme, en cuaquier caso sabre cuando dices la verdad y cuando no.- Dijo de manera impetuosa, no se iba a dar por vencida con una encogida de hombros por parte del cazador y muy caracteristica en él. Finalmente la cambiante bajo la vista como si avergonzada estuviera.-Escucha....siento haber sido un lastre....siento no haber reaccionado...siento todo eso..- Dijo con un nudo en la garganta, quebrando la voz, se sentía muy mal por lo ocurrido en la noche en la mansión, se auto castigaba por no haber sido capaz de hacer frente a ese demonio chupasangre, y poco podría remediarlo, salvo que la proxima vez ignorase sus emociones y fuese capaz de mover el culo y hacer algo más útil que gritar y paralizarse, la cambiante no levantaba la vista y apartó su plato. El hambre se le había ido asi tán repentinamente como los recuerdos que la invadieron. Se levantó dejando el plato en la mesa y se acercó a observar por la ventana cruzada de brazos, meditando la forma, el remedio para dejar de paralizarse por el terror, y pocas cosas se le ocurrían salvo tratar de buscar nosferatus y espiarlos, seguirlos hasta que dejase de sentir escalofrios con tán solo mirarlos. Era algo dificil pero lo tenía que hacer, no obstante se giró a mirar a Ryuu esperando la respuesta de sus pesadillas con cierta curiosidad, ya habría tiempo para pensar en su ombligo despues, se sentía egoista por darle importancía a eso ahora, no, ahora era el momento de ocuparse de su salvador.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Sáb Dic 09, 2017 5:36 pm

Yendra insistió en que la dijera qué ocurria con mis pesadillas, puesto que según ella, me retorcía en sueños. No dije nada más, únicamente cogí mi plato y comencé a comer, saboreando la carne en silencio y sintiendo cómo las fuerzas terminaban de volver poco a poco. Cerré los ojos un momento y respiré hondo. Era un alivio volver a sentirme bien, después de que hubiera parecido que una manada de bisontes hubiera pasado por encima mía como si de un muñeco de trapo me tratase.

Volví a abrir los ojos justo en el momento en el que la mujer comenzó a disculparse por lo ocurrido la noche anterior, e incluso dejaba el plato a un lado para levantarse e irse a una ventana para observar a través de ella. Terminé de comer y dejé el plato a un lado, para después moverme hasta el borde de la cama y apoyar los pies en el suelo, permaneciendo aún sentado en el colchón.


-No te miento cuando te digo que son pesadillas constantes. Estoy acostumbrado a ellas, como ya te dije, forman parte del pasado. Pero el pasado a veces duele...-Me levanté de la cama y me dirigí a mi ropa, la cual estaba doblada en una silla, y busqué en ella un paquete de cigarrillos, saqué uno y me lo encendí, le di una calada y expulsé el humo por la nariz, mirando al cigarrillo en mis dedos.-Hace ya unos años, mis padres fueron asesinados... Por licántropos.-Me acerqué a la ventana, para apoyarme en el reborde de ésta y estar junto a la cambiante, la di la mano y miré a través de la ventana, y mientras continuaba contándola mi historia, me interné en su mente para hacerla ver todo lo que ocurrió aquella lluviosa noche.

-Mi hermana y yo nos escondimos mientras mi madre y mi padre se enfrentaban a los licántropos. Pero el líder acabó con ellos y se marchó.Dejé de mostrarla mis recuerdos y le di una nueva calada al cigarrillo, para así dejar que Yendra comenzara a asimilarlo todo.-Después de eso, no volvimos a saber nada de él, hasta hace unos días, donde fuimos atacados por su manada, y él estuvo ahí, observándonos.

Miré a la mujer fíjamente, con el semblante totalmente serio. Respiré hondo y volví a mirar por la ventana, fijándome algo más en lo que veía: Un día claro, despejado, las calles llenas de vida que transmitían felicidad de solo verlas. Pese a que en mi interior hubiera una tormenta de sentimientos en aquel momento.

-No quiero ponerte en peligro, ni que tú te pongas en peligro, por eso, si piensas ayudarme con esto, te pido que te mantengas al márgen. No podría soportar que te pasara algo.-Miré a la rubia y busqué en su mirada que pudiera entenderlo, que sintiera lo que yo sentía hacia ella, que supiera que aquello era peligroso y que no quería perderla. Pues eso era así. No tenía necesidad de mentirla.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Dom Dic 10, 2017 9:00 am

La cambiante miraba al cazador, como finalmente si que compartió aquella traumatica experiencia de su pasado, de como una manada había decidido dar muerte a la familia de Ryuu, eso le hizo alcanzar a comprender, quizás aquellos licantropos les atacaron por el hecho de ser cazadores, o simplemente algún tipo de venganza ancestral, no lo sabía con seguridad, y poco de lo que dijera serviría para consolar al cazador, simplemente le observaba en silencio. Solo acariciando de vez en cuando un mechon del negro pelo de Ryuu mientras quedaba pensativa.

Negó finalmente con la cabeza. -No, tienes dos opciones, o me permites ayudarte o lo haré sin tu consentimiento, necesitas ayuda y yo volverme más fuerte....pero necesito relajarme y creo que tú tambien.- Susurró Yendra acercandose a Ryuu. -Han sido unos dias duros, y tu no pareces haberte tomado un descanso en bastantes dias.- Comentó la rubia mientras se puso primero a la espalda de Ryuu empezando a masajear sus hombros, le miraba, si su aspecto había cambiado, y esos tatuajes eran sinuosos, pero mentiría si dijera que no lo veía atrayente, seguía masajeando la espalda de este hasta que decidió que quería deborarlo, empezó previamente empezando a besar el cuello de Ryuu desde su posición mientras apretaba los musculos de la espalda de este. Mordió su cuello con cierto animo juguetón.

Se deslizó hasta ponerse al frente del cazador agarrandole la cara y empezando a besarle con bastante pasión, mientras con los dedos repasaba cada cicatriz del torso del susodicho,le empujó para que el cazador cayera sentado en el bordillo de la ventana, con ahora la espalda pegada al cristal de esta, sin despegar el beso que lujurioso que le daba, colocandose ahora sobre el cazador más comodamente, casi obligandole a mantener a aquel apasionado y salvaje beso, mientras sus dedos apretaban un poco la musculatura de este. Se separó finalmente mirandole y mordiendose el labio. -Te he hechado de menos.- Susurró con ese tono seductor que ponía cuando se dejaba llevar.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Ryuu Chandler Arkensow el Dom Dic 10, 2017 9:58 am

La cambiante estaba empeñada en ayudarme con aquello y así, ya de paso, volverse más fuerte. La conversación sobre aquello finalizó sin que pudiera replicar, pues se acercó a mi y cuando lo hizo, todas las posibles palabras que pudieran salir de mi boca desaparecieron, como por arte de magia.
Lo que dijo sobre que no había descansado era totalmente cierto, pues cuando volví de Londres, fui directamente a rescatarla, y después solo había descansado el tiempo que había estado inconsciente. Aunque ahora volviera a tener fuerzas, seguía necesitando un pequeño descanso. Y por los movimientos de Yendra, aquello no iba a acabar en el descanso que había pensado al principio.

Dejé que me masajera la espalda, los hombros exactamente, e incliné la cabeza a los lados para hacer crujir el cuello. Estaba realmente hecho una mierda, me dolía aun el cuerpo, pero era soportable.
Cerré los ojos cuando empezó a besarme el cuello, y gruñí despacio cuando lo mordió, haciéndome esbozar una pequeña sonrisa además. Después, cuando se colocó delante de mi, me obligó a sentarme en el alfeizar de la ventana, sentándose ella sobre mi y besándome en el transcurso.

Cuando se separó, sus palabras me dieron un agradable escalofrío que me hizo volver a sonreír algo más ampliamente. Era encantadora. Y por ello, deseaba comérmela en aquél momento, solo por lo que dijo, sin embargo me contuve. Y la robé un rápido y corto beso mientras deslizaba mis manos hasta su cintura, rodeándola y pegando su cuerpo algo más al mío.


-Yo tambkén te he echado de menos, pequeña.-Susurré rozando sus labios de forma tentadora, aguantando cada vez más el dejarme llevar por la pasión, por el fuego que poco a poco se avivaba con solo la cercanía de la cambiante.



The Brothers:




The Guardian:


The League:
avatar
Ryuu Chandler Arkensow
Cazador Clase Media
Cazador Clase Media

Mensajes : 142
Puntos : 138
Reputación : 26
Fecha de inscripción : 15/09/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Yendra Isley el Dom Dic 10, 2017 3:46 pm

Yendra sonreía y se relamía de manera lenta, mientras buscaba sus labios una y otra vez, sin apenas dejarle respirar, dejarle ni siquiera abrir la boca, de hecho su última frase la medio ahogor usando su boca contra la de él, le miro de manera fija no sin antes lamer sus labios y emitiendo ese sonido similar al ronroneo. Más le observó de arriba a abajo mordiendose el labio y despues miró la cama, suspiró levantandose de encima del cazador y cogiendo su mano para tirar de él para que la siguiera, no obstante mientras le guiaba hacia la cama le miró con una sonrisa picara. -Tumbaté.- Dijo con un tono coqueto. - ...boca abajo.- Añadió de sorpresiva manera.

Mientras esperaba que el cazador accediese a la solicitud de tumbarse boca abajo, se sentó sobre su espalda. -Si te duele avisame..- Le susurró en su oido recostada sobre la espalda del cazador, para volver a sentarse nuevamente y empezó a masajearlo, usando su peso para hacer más efectivo el masaje. -Se que estás cansado, no iba a ser cruel contigo...no tanto...terminaría por acabar yo contigo.- Comentó con una sonrisa maliciosa y divertida.- Se que no aguantas ni un asalto más- Dijo con aire tranquilo mientras seguía masajeando la colorida espalda del cazador, acariciando los tatuajes, cicatrices, a los cuales pasó la lengua de manera lasciva y sin molestarse en ocultarla siquiera, apretaba los dedos contra la musculatura. -Tienes contracturas.- Dijo ella notandolas sin duda se había estado metiendo demasiada presión sin descanso y eso se notaba, además la cambiante entendió que estuviera agotado, incluso ella se sentía cansada pero a veces hablaba por ella mucho más el calor, y no la razón. Pero dejó eso a un lado para mantener relajado al cazador. -Eres mi dragón.- Susurró mientras continuaba con su masaje.



When the night dreams, Im wake up...
Spoiler:
avatar
Yendra Isley
Cambiante Clase Media
Cambiante Clase Media

Mensajes : 150
Puntos : 135
Reputación : 8
Fecha de inscripción : 21/01/2017

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Guarida, sangre /Priv. Ryuu/+18

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.