Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 07/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com




Out Of The Woods | Privado

Ir abajo

Out Of The Woods | Privado

Mensaje por Lorraine Leuenberger el Vie Ene 05, 2018 8:27 am

El incesante sonido de las manecillas generó un eco en los pasillos empolvados de su subconsciente. Entonces, la rubia aterrizó una vez más en su realidad. Pasó sus dedos largos por el espeso mar de cabellos, recostada aún en la comodidad de su mullido tálamo. Suspiró con la mirada ausente de la belleza y la artificialidad que le rodeaba en su habitación. Se había quedado dormida después de llorar amargamente, como lo hacía todas las noches desde su llegada a la capital. Se abrazó a las sabanas resistiéndose a ponerse de pie. No se sentía del todo integra para asistir a la gala en el museo que recientemente había visitado. Movió ligeramente su cabeza alejando esas inclinaciones egoístas, no podía anteponer el dolor propio cuando tenía ya todo listo. Una de las mucamas le indicó que faltaban un par de minutos para que el cochero arribara.

Suspiró y dio un vistazo a su imagen en el enorme espejo ovalado. Nada distinto de lo que veía los días previos. ¡Despierta Lorraine! levántate de este letargo, se repetía a si misma a diario antes de dirigirse a su destino. Agradeció el gesto por parte de la mujer que aguardaba indicaciones aún bajo el umbral de la puerta, con voz delicada pidió no ser molestada de no ser necesario. Tomó un baño y se vestía dando paso al rito de transformación, de inmediato bajó por la enorme escalera y pidió al cochero le condujera hacia el museo, en su camino, fue casi imposible no evocar los recuerdos, las memorias dolientes cuando la dicha llegó a su vida por escasos años a lado de Michael y su pequeña Yulia. Suspiró con desgano y reparó en lo que hoy en día le hacía falta. ¿Qué había dejado de hacer para permitir a la zozobra invadirle por completo?

Fue un presagio, un, presentimiento quizás que le inclinó a cancelar su destino.

–¿Conoces la zona boscosa de Paris?–
Inquirió al cochero quien no se extrañó de aquella petición poco usual –¿Podrías conceder a esta solitaria mujer una visita hacia aquel lugar?–

Sonrió y poco pudo hacer le hombre que de inmediato se encaminó hacia el desolado paisaje.

La hechiera descendió del carruaje con su ayuda y una vez más pidió no ser molestada. Los tonos ocre flotaban a su alrededor, la humedad se imponía a su paso y con un poco de dificultad sujetó los bordes de su abultada indumentaria para evitar tropezar. Los orbes de la hechicera se desviaron hacia la ruta que una liebre pequeña delineaba a su paso, no pudo evitar sonreír al ver dicha escena. El pintoresco animalito en pocos segundos se difuminaba en medio de la espesura del paisaje dado a un ruido que procedía del interior del bosque. La mujer aguardó con la esperanza de que no fuése algo de fuerza mayor lo que la estaba obligando a permanecer en su lugar.



Take a swim in muddy waters:


All the dirt will leave a trail:
avatar
Lorraine Leuenberger
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 92
Puntos : 86
Reputación : 42
Fecha de inscripción : 22/09/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.