Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 07/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ir abajo

Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Vie Mar 02, 2018 4:05 pm

Recuerdo del primer mensaje :

Tras su última conversación con el líder de la orden, se le había encomendado una misión distinta a las demás. Esta vez no se trataba de dar caza a un vampiro milenario ni de encontrar la guarida de un omega descarriado y peligroso, sino que el cometido de la loba era intentar organizar el norte. Los cazadores allí estaban desperdigados, actuaban en solitario, no atendían a normas ni se preocupaban por los rastros. Había que poner orden y Blackmore había confiado en Thea para llevar eso a cabo. Aquello iba para largo, no era algo que se pudiera cumplir en unos días. El territorio era basto y ella lo sabía mejor que nadie, a fin de cuentas se había criado en las tierras más salvajes, a pesar de ser hija de quien era y del trasfondo militar que la rodeaba.
 
Además, la cazadora tenía su propio plan, uno que, por encima, le había comentado a la orden de Hellsing, aunque al no tener del todo claro cómo saldría la cosa, no había ultimado detalles. Así que, en cierto modo, estaba sola ante el peligro por ahora. Ya más adelante, una vez asentadas las bases, profundizaría en el mecanismo y funcionamiento de su idea. Por el momento, debía acudir al concilio que se celebrara aquella tarde cerca de los bosques. Estudiar a la presa de cerca era primordial y Thea ya había fijado un objetivo, el varón más oven de los Landvik. Desde su punto de vista, ella era una candidata ideal para un matrimonio concertado y estaba dispuesta a arriesgar su libertad por una causa mayor. Esa familia tenía mucho poder en Rumanía y siendo todos licántropos, podía suponer un grave riesgo para la población, así que debían estar vigilados de cerca.
 
Se arregló lo suficiente como para en el evento llamar la atención, pero tampoco de manera exagerada como para parecer que eso mismo era lo que buscaba. Era una joven atractiva y la chica era plenamente consciente de ese hecho, así que lo utilizaba como un arma más cuando le resultaba de utilidad. Se conocía la zona como la palma de su mano y en caso de necesitar escapar si algo se torcía, no tendría problema en lograrlo. Pero debía ser positiva, se había estudiado el proceso que iba a llevarse a cabo en el concilio, los tiempos aproximados y a los que atenderían. Era meticulosa hasta rallar lo absurdo, pero eso le había salvado el trasero en diversas ocasiones.
 
Ella acudía como representantes de las tierras que su padre comandaba, así que tenía “invitación” sin necesidad de falsificarla. Llegó tarde expresamente, porque así ya todos estarían presentes y su arribada les obligaría a mirarla. Conocía como funcionaba la sociedad y lo que lograba captar atenciones, pues había asistidos a tantos actos políticos y militares como el mismísimo rey de Francia.



Última edición por Thea Silje el Jue Mar 29, 2018 2:30 pm, editado 1 vez



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Miér Mar 28, 2018 11:29 am

Cuando el joven Landvik insistió en que prosiguiera con su frase, ella reiteró su pedido, apremiando a la mesera para que le trajera lo que le había pedido. Allí el alcohol corría como el río cuando llovía, pero cuando alguien pedía algo simple, parecía que tenían que ir a buscarlo a donde Cristo perdiera su alpargata antaño. Resopló algo impaciente, intentando no fijar sus ojos en los ahora dorados de Lobbo. Él, ebrio como se encontraba, estaba aún más ansioso que de costumbre en sus exigencias y aunque cambió de tema, no parecía calmarse, sino enardecerse cada vez más. -El problema es ese, estás acostumbrado a que las mujeres te deseen como a un trozo de carne, igual que tú las deseas a ellas. Pero el amor… el amor es algo distinto. Y yo no quería que me vieras como a esas muchachas con las que te acuestas y luego olvidas.- Finalmente clavó sus orbes color avellana en los foráneos, queriendo dar más poder a sus palabras. -¿Sabes lo que es el cariño? ¿Las caricias sentidas? ¿Las miradas cómplices? ¿Sabes lo que son los besos dulces? No, no tienes ni idea, porque aunque ahora te veas humano, te comportas siempre como un perro en celo. Así que no me digas que eres un alfa, cuando la primera vez que te has comportado como uno, fue conmigo en el pasillo.-

Entonces, el macho alzó la voz y eso atrajo atenciones innecesarias. Alzó el rostro hacia uno de los soldados le preguntó cómo se encontraba. -Tranquilos, estoy bien. ¿Acaso nunca habéis visto una disputa entre novios?- Intentó quitarle hierro al asunto, pero los ojos furiosos del alfa no ayudaban en absoluto. Y cuando el beta sujetó a la morena por el codo y la hizo alzar, Lobbo dejó de razonar. Ella se zafó con un ágil movimiento del brazo, pero antes de poder poner paz, los machos ya se estaban enfrentando. Se quedó paralizada por un instante cuando le escuchó rugir que era suya, como si de verdad lo sintiera más allá del instinto. Ella misma no comprendió por qué se sorprendía, cuando le había ocurrido lo mismo con la rubia en Akershus o la doncella en su habitación. Sacudió la cabeza en cuanto el joven Landvik soltó el primer zarpazo. -¡Ya basta!- Gritó, mostrando los dientes que, sin previo aviso, habían crecido. -Tú, ve a que te traten las heridas.- Le ordenó al hombre de su padre y se plantó frente a su prometido con la mirada encendida. -No quiero que te metas en problemas. ¿No ves que hasta que no se anuncie nuestro compromiso, aquí serás considerado un intruso y enemigo?- No podía perder su vínculo con la realeza de Rumanía, pero aún menos podía permitirse dejar que mataran al que sería el padre de su prole. El corazón le bombeaba con fuerza, por primera vez en mucho tiempo, estaba asustada y no por ella misma. Gruñó bajo como una advertencia cuando vio que más hombres se alzaban tras ver lo ocurrido y giró para enfrentarlos a todos. -¿A caso no le habéis oído? Soy suya. Dispersaos.- Y para dejar bien claro lo que las palabras no parecían convencer, sujetó el rostro del alfa con las dos manos y le besó. No uno de esos besos a medias que decía él, sino uno voraz, similar a los que se habían dado durante el celo. Él estaba aún alterado, furioso y aprovechó esa energía para devorar sus labios ante la atónita mirada de todos los presentes en la taberna.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Miér Mar 28, 2018 2:09 pm

Thea buscaba poner calma a aquel enfrentamiento, pero el ultraje de esos dos lobos no podía quedar sin consecuencias, me habían desafiado, a mi, a un alfa y aun borracho iba a explicarles quien era. Gruñí agachando ligeramente mi cuerpo en señal de ataqué, esperado el inminente enfrentamiento cuando Thea se interpuso pegando su espalda a mi pecho mirando con sus ojos encendidos a los soldados de su padre.
-Aparta Thea -gruñí llevando mi diestra a su cintura para hacerla a un lado y que no resultara herida mientras esta llamaba al orden a los betas.. Los hombres de su padre, aunque escuchaban a su “alfa” llamarlos a la calma seguían en clara posición de ataque y otros empezaban a levantarse pues a fin de cuentas Thea tenía razón en algo, hasta que nos desposáramos, yo no dejaba de ser un extranjero, el enemigo que podía destronar a Rouran en cualquier momento.

Exaltado de mas y con la mente turbia de un empujón colé a mi prometida tras de mi, mis ojos amarillearon mas, hasta un tono amarillo radioactivo, noté como los huesos de mi espalda empezaban a quebrarse pese a que la dama blanca no coronaba el cielo, muchos se frenaron ante ese arranque de poder, mi cuello se engrosaba mientras ladeaba la cabeza en un acto muy lobuuno.

Notaba el miedo que ahora mismo sentía Thea a mis espaldas, pocos lobos lograban una conversión de este tipo y de todos era sabido que podía enloquecer a un alfa, llevarlo a un punto de no retorno en el que siempre quedaras atrapado en la bestia, fue entonces cuando Thea atajó la distancia y sin as les ordeno que pararan porque era mía, sus labios atajaron al distancia voraces se encontraron con los propios en un beso apasionado, lavaje en el que nuestras lenguas se encontraron dentro y fuera de nuestras bocas y los mordiscos engrosaron los labios.

Tomé a Thea de las nalgas elevándola del suelo, su espalda golpeó la barra sin dejar de besarnos entre gruñidos. Ignoré los insignificantes betas que quedaban a mis espaldas, centrado en ella mi boca surcó su mandíbula, dominante marqué su cuello en un acto posesivo que ella acogió entre jadeos.
Deslizó sus dedos por mi espalda buscando parar mi conversión, notando los huesos que se habían quebrado.
-Lobbo has de parar -pidió llevando sus dos manos a mi rostro acunándolo para que la mirara.

Mi respiración agitada golpeaba sus labios húmedos, cerré los ojos dejando caer mi frente sobre la de ella, mi cuerpo empezaba a reconstruirse, apreté los dientes mientras volvía a mi forma normal ante los ojos de mi prometida.


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Miér Mar 28, 2018 2:53 pm

Ver a Lobbo empezar a cambiar en mitad de la taberna, puso a la morena en alerta. Había intentado calmarle por las buenas y como no deseaba llegar a las malas, había probado por las sexuales, algo que parecía tirar mucho al castaño que no hacía más que echarle en cara a ella que no le deseara. Mientras le besaba y él la acorralaba entre su cuerpo medio deformado y la barra, las manos de Thea se desplazaron poco a poco hacia la espalda y con las yemas recorrieron las zonas quebradas, abultadas y mutadas. No podía permitirle llegar a la forma licana o aquello se convertiría en un baño de sangre. Entonces adiós a sus planes, a su misión y a media población si se cruzaban en el camino del joven Landvik. Se siguieron besando, mordiendo y el macho gruñendo. Las manos de la hija del comandante regresaron al rostro de su prometido, el cual ahuecaron contra sus palmas. -Lobbo, no puedes seguir… Necesito que pares, por favor.- Pronunció en un susurro, rozando los labios ajenos con su súplica.  Pudo entonces escuchar el crujir de los huesos y notar como la envergadura del alfa disminuía poco a poco. Las frentes de ambos se unieron y las respiraciones contenidas de todos los presentes, se liberaron al unísono. -Gracias…- Los brazos de la morena pasaron por encima de los hombros de su prometido hasta rodearle el cuello con ellos. Se sentía realmente aliviada de verle de nuevo en su forma humana y no pudo reprimir demostrar sus sentimientos al darle un abrazo. Nada de fingir esta vez, un acto salido de dentro.
 
Tras unos segundos en los que ambos, aún con sus respiraciones agitadas, aunque por motivos distintos, parecían intentar calmarse poco a poco, los orbes de Thea buscaron los ajenos que ya no brillaban dorados, sino que volvían a ser color avellana tostada. -Me asustaste por un momento…- De nuevo estaba siendo sincera, su corazón había dado un vuelco al verle empezar a mutar de pronto. -Aunque creo que dejaste clara una cosa...- Sonrió levemente, intentando suavizar la situación con un toque de humor, porque aunque todos se empeñaran en verla como una estirada, Thea siempre había sido mucho más de lo que aparentaba. -Con Lobbo Landvik no se juega.- Rio brevemente de un modo un tanto infantil. Llevaba tanto tiempo sin hacerlo que, aunque extraño, fue como una terapia que por unos instantes calmó el temor que se le arremolinaba dentro. Por un momento, dejó atrás la misión, las falacias y el miedo, era sólo una mujer, una loba, una niña. Se dejó llevar por esa gracia tonta que ella misma había hecho y en un impulso, con un gesto muy lobuno, rozó su nariz con la de su prometido. Se percató de sus actos cuando la respiración del castaño acarició de nuevo sus labios y por poco no le dio otro beso. Se detuvo en seco a escasos milímetros y clavó sus profundos orbes en los ajenos. -Creo que deberíamos irnos a casa...- Murmuró, intentando cambiar el tema de nuevo.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Jue Mar 29, 2018 3:15 am

Mas calmo pegado a ella sus brazos rodearon mi cuello y mi cabeza se sumergió en su cuello aun con los ojos cerrados dejando que mi agitada respiración chocara contra su piel calentandora, erizandola. Permanecimos allí un instante abrazados hasta que nuestras miradas se buscaron, la mia ya parda choco con la suya que confesaba haber pasado miedo.
-Suelo controlarlo -confesé.
Damon me enseñó a hacerlo en mayor o menor medida pero en situaciones de peligro extremo y con el alcohol corriendo por mi cuerpo no era tan fácil, lo que era casi imposible era empezada la trasformación frenarme como lo había hecho.

Ladeé la sonrisa al escucharla decir que había dejado claro que nadie se metía con un Landvik, me eche a reír a la par que ella en un gesto cómplice, infantil, aun pegados nuestros cuerpos seguíamos mirándonos fijamente como si la taberna hubiera desaparecido, el peligro se hubiera convertido en una broma del destino, como si solo estuviéramos los dos en ese punto del universo donde colisionaban dos titanes necesitados de un respiro.

En un gesto lobuno, su nariz rozo la mía, mis labios se entreabrieron dispuestos a acoger un beso, mas cuando atajé la distancia, apenas un milímetro ella se detuvo y me pidió volver a casa, el momento efímero desapareció y con el antepusimos distancias de nuevo.
Asentí, era hora de retirarse, así que caminamos hacía el enorme árbol que pronto nos dio cobijo ambos.
Nuestra habitación estaba dispuesta, todo perfecto para los enamorados, mas la frialdad de este momento hubiera podido cortarse con una de mis dagas.

Me quité las pieles de encima de los hombros dejándolas sobre la silla.
-¿quieres que duerma en el suelo?
Su padre había mandado preparar todo para nosotros pensando seguramente que antes del celo ya habíamos intimado, pero no era el caso.

Con Thea todo era complicado, yo estaba acostumbrado a encamarme con mujeres pero en algo no podía quitarle la razón, no estaba acostumbrado a sentir..seguramente tampoco a que una mujer me quisiera, cortaba ese sentimiento de raíz diciéndoles una y otra vez que no quería nada porque temía que el amor entrara en mi vida y la aniquilara.
-¿tu primer celo que? -no me había olvidado de esa frase a medias.


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Jue Mar 29, 2018 4:26 am

Bajo la atónita mirada de la gente de la taberna, la pareja se marchó de regreso al gran fresno que albergaba la casa Silje. La morena se pasó todo el camino dándole vueltas a sus recientes acciones en la cabeza. No se comprendía a sí misma y aquello se había convertido en su principal problema. Era una cazadora, una mujer en una misión y no podía permitirse el lujo de dejarse llevar por los instintos ni otorgarse el placer de unas risas infantiles. Debía centrarse en los pasos de su plan, unos que empezaba a ver difusos. Su mente estaba turbia y no precisamente por la ingesta de alcohol. Pero no entendía a qué se debía esa pérdida de rumbo o el desdibujado de los mapas de ideas que siempre organizaba. Algo no iba bien y debía solventarlo cuanto antes si no quería ser descubierta.

Una vez llegaron a la habitación de Thea, vieron que la cama estaba de nuevo hecha y que habían dejado diversas prendas de ropa para que el macho eligiera al día siguiente lo que deseaba ponerse. Encima había una nota de Ruran donde les decía que desayunarían juntos los cuatro, ellos dos y los padres de la morena. También le decía que su madre no sabía nada de la presencia de Lobbo y que todo sería para ella una sorpresa. La muchacha suspiró antes de girarse y encontrarse con su prometido que le preguntaba si quería que durmiera en el suelo. Ella apretó los labios antes de negar y le tendió una mano. -Quiero que duermas conmigo…- Una mujer enamorada desearía pasar tiempo con aquel al que quería, pero algo en sus agallas le decía que era una mala idea aunque fuera la adecuada para la situación que vivían. Como el castaño no correspondió al gesto, ella dio un paso al frente y tiró de la muñeca ajena para atraerle hacia donde ella se encontraba, más cercana a la cama. -¿Alguna vez has dormido con alguien sin sexo de por medio?- Preguntó al, poco a poco, ir subiendo con la mirada que había iniciado en el pecho foráneo, hasta que los orbes de ambos se encontraron de nuevo. Algo le decía que la respuesta era no, pero si Lobbo le cuestionara lo mismo, su contestación también sería negativa. Estaba intentando crear un momento íntimo, cercano, cuando el interrogante salió de los labios del alfa y congeló la sangre de la hembra. Desvió la vista hacia un lado, sabiendo que no podía evitar una vez más el tema. Estaba acorralada en la habitación y el joven Landvik empecinado en conocer la respuesta. Se mordió el labio, dejando caer los párpados e inspiró despacio. Necesitaba organizar sus ideas, o más bien sus recuerdos, unos que enterraba a diario.

Se separó de su prometido, empujándose lentamente con ambas manos y le dio la espalda. No quería que le viera la cara cuando hablara de eso. -El primer celo me pilló… desprevenida.- Dijo al soltar el aire contenido en los pulmones, de golpe, sin darla más vueltas. -Yo me encontraba de viaje, sola, intentando ayudar a mi padre con ciertos individuos problemáticos de una de las manadas más al este de nuestras tierras.- Se aproximó al armario y, para distraerse, empezó a rebuscar entre las ropas colgadas en perchas de madera. -Allí el dominante no es un alfa, sino un omega… ya sabes como son, no tienen control sobre sí mismos, sobre sus cambios…- Sintió un escalofrío recorrerle la columna vertebral, subiendo hasta contraerle la musculatura de la nuca. Se quedó entonces en silencio, incapaz de continuar cuando flashes de aquellos días retornaron a su memoria.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Jue Mar 29, 2018 3:10 pm

Thea quería que durmieramos juntos pero no fue eso lo que me llevo a enarcar una ceja, su pregunta era estúpida ¿por que iba yo a querer acostarme con una mujer si no era para metersela entre las piernas.
-¿Cuenta dormir con mi hermana? -pregunté ladeando la sonrisa como si eso pudiera responder de forma jocosa la pregunta.

No esquivé la pregunta, no quería dejar a medias aquella frase inacabada, así que forcé a Thea a responder, peor no parecía estar muy convencida de contarme mucho mas de lo que yo ya sabía...su primer celo la había pillado de improvisto.
-Follaste con el omega ¿no? ¿y que hacía tu padre mientras?
Cuando mi hermana entro en celo, casi se lía una buena en la manada de mi tío. Muchos fueron los betas que enloquecidos trataron de tener algo con ella, por no contar que al no ser hermanos de sangre el instinto me orillaba a ella, a mi y al mismo Damon que tuvo que luchar contra natura para arrastrarla hasta una sala y encerrarla allí lejos de todos los machos que enloquecidos la merodeábamos, desde entonces su celo había estado controlado.
-¿Que paso con el omega Thea?

Me quité los pantalones cogiendo del armario unos cómodos anchos que me calcé bajo la atenta mirada de mi prometida.
-Te gustan las vistas -bromeé quitándome la camisa y lanzandola al suelo junto al pantalón mientras Thea negaba.

Me dejé caer en la cama haciéndole un hueco a la loba para que se recostara conmigo.
-¿Que paso Thea? ¿Que ha pasado en la taberna Thea? Me desconciertas, tan pronto me devoras los labios como te frenas en seco.
Me estaba volviendo loco, su comportamiento era un enigma complicado, presentaba las dos caras de la luna.
El trato era evidente, podía hacer lo que quisiera mientras ella no lo descubriera, algo que ni de lejos iba a poder suceder en estas tierras, claro que estaba mas que saciado, llevaba una semana empujando.
-¿Así que vamos a dormir sin mas? -pregunté ladeando la sonrisa con picarda esperando que diera respuesta a todas y cada una de mis preguntas -¿vas a acostarte vestida?
El alcohol aun me soltaba la lengua y ver a mi prometida desnuda me apetecía, así que la observaba como el depredador que era hurgar en el armario lentamente.







compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Jue Mar 29, 2018 3:48 pm

A Thea no le hicieron gracia los comentarios del joven Landvik, él no comprendía nada, estaba sacando conclusiones sin que terminara de contar lo ocurrido, algo que él le había pedido que hiciera con insistencia a pesar de que ella hubiera intentando cambiar varias veces de tema. Todo su cuerpo estaba ahora tenso por el recuerdo de algo que la morena deseaba olvidar. Le costó girar la cabeza, pero lo hizo, encontrándose con la sonrisa ladeada de Lobbo que se desvestía y de nuevo bromeaba, pero sin que la muchacha le riera las gracias. -Mi padre estaba ocupado atendiendo a una reunión con el Duque de Escocia para arreglar un tratado que cruzara el mar entre manadas.- Si pretendía culpar a Ruran de lo ocurrido, su hija no pensaba permitírselo. Sabía que él lo hubiese evitado de poder hacerlo, anteponiendo a su hija antes que su propia vida.
 
Gruñó ante tanta pregunta y le mostró los dientes a su prometido. -Deja de cuestionarme de una vez y escucha. ¿Crees que es fácil para mí contar esto? Porque no lo es. Aún me duele… Me aterroriza.- Desvió de nuevo la mirada, negándose a mostrarse más débil de lo que ya se veía. Se mordió el labio inferior mientras intentaba regularse el pulso y la respiración, pues empezaban a acelerarse demasiado. Se palpó el pecho con la diestra, mientras con la zurda rebuscaba una vez en el armario, sin realmente espera encontrar nada dentro. Sólo era una excusa para no mirar directamente a Lobbo.
 
Pasados un par de minutos de silencio, cuando se sintió ligeramente más calmada, entreabrió la boca y dejó que, una vez más, las palabras brotaran, débiles, como el borboteo de una presa cuando tiene una pequeña fuga. -Entré en celo allí, pero obviamente no eran días de luna llena. Eso lo tenía bien controlado y nunca viajaba en esa semana… Sin embargo, yo no sabía lo que ocurría con los omegas. Jamás me había topado con uno hasta entonces y al igual que tú, perdió el control al oler mis feromonas…- De nuevo silencio, dejando que las palabras calaran, recordándose a sí misma que era una historia pasada y que no volvería a repetirse. Sintió un sudor frío recorrerle la nuca y descender por la espalda. -Él se transformó, mientras yo seguí en mi forma humana...- Se tocó el cuello con la mano, como si pretendiera atrapar aquellas gotas inexistentes que caían por su piel canela. -Jamás en mi vida sentí tanto dolor como aquella semana… ni tampoco en ninguna otra ocasión he llegado a desear estar muerta.- Recordaba perfectamente como su instinto le pedía la monta, pero su mente ansiaba dejar de sentir nada. El dolor de aquellas garras, la violencia, el peso de un cuerpo que la aplastaba, los mordiscos que desgarraron su piel una y otra vez aunque esta se curara. Fue un suplicio, una tortura. Una pesadilla en vida. Dejó de hablar y empezó a desvestirse. La ropa fue cayendo al suelo, prenda a prenda, hasta quedar completamente desnuda, expuesta. Giró muy lentamente para observar a su prometido. -No hay señales, ni marcas en mi piel que delaten lo ocurrido, pero dentro… Dentro estoy llena de cicatrices y heridas que no se cierran.-



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Mar Abr 03, 2018 3:26 am

Escuché en silencio su relato, como no hacerlo cuando me había mostrado los colmillos en claro gesto a que dejara de elucubrar y guardara silencio.
Mis ojos se hundieron en cada uno de sus movimientos tibios mientras la ropa iba abandonando su cuerpo, no por ello dejé de prestar atención a ninguna de sus palabras.
-Entiendo -atajé imaginando la pesadilla que eso podía haberle supuesto -¿ por que entonces te has metido por medio al verme perder el control en la taberna? -pregunté casi ya sabiendo la respuesta, porque no quería pasara nada a sus hombres.

-Con Damon aprendí a controlar ese don que pocos lobos poseen, se el peligro que entraña, cuantas mas veces lo usas mas cerca estas de esa bestia, de no existir retorno alguno a la humanidad, es peligroso.
Extendí mi mano hasta que sus dedos se enredaron con los míos y en una clara invitación nuestros cuerpos se orillaron contra el del otro quedando medio tumbados en el lecho, tire con la diestra de las pieles cubriendo su desnudez mientras las llamas anaranjadas calentaban y lamían nuestra piel.
-Nunca me he descontrolado con una mujer, aunque estuviera en celo, nunca me he convertido en licantropo lejos de cuando madre Gaia lo marca, mi trasformación la controlo, el inicio lo controlo, no así el detenerme una vez todo comienza ¿entiendes lo que estoy diciendo?

Creo no lo comprendía, esta era la primera vez que cuando mis huesos se quebraban lograba detener el avance imparable de la licantropia.
-No voy nunca a hacerte daño, nunca he hecho daño a una mujer, ni siquiera cuando era mas joven y me costaba controlar el inicio, padre se dio cuanta en una rabieta jugando con Velkan que me había quitado una pelota, inicie la trasformación preso de la ira, quería matarlo, recuerdo ese sentimiento carcomiendo mis entrañas, también las hostias que me dio Damon hasta noquearme..no concluí la trasformación gracias a su paliza..puede sonar duro, pero de no haberlo hecho así...hubiera matado a mi hermano y quizás a Brianna que aterrada observaba la escena.
A partir de entonces trabajé duro con Damon para no dejar que la bestia se apoderara de mi, controlar la trasformación para mi era esencial y bueno...solo inicio la trasformación cuando de eso depende mi vida. En la taberna..podían haberme matado, eran muchos y aunque yo soy un alfa, había demasiados betas fieles a Ruran. No soy un peligro para ti -llevé mi mano a su vientre -no soy un peligro para él.

Quería comprendiera eso, yo controlaba lo suficiente como para jamas hacerles daño a ninguno de los dos, era un Landvik, fuerte, duro, poderoso y jamas atravesaría aquella linea infranqueable...


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Mar Abr 03, 2018 3:27 am

Por mucho que su prometido dijera que lo entendía, ella sabía que no era cierto. Nadie podía comprender lo que se sentía sin vivir la situación y no sólo ocurría con su pesadilla, sino con la de cualquiera. Pero también era consciente que Lobbo lo decía para tranquilizarla y, tal vez, para que no se sintiera sola en ese dolor que la apesadumbraba. Se dejó atraer antes de responder a la pregunta que el castaño le hizo y no fue hasta que ambos estuvieron tumbados en la cama que entreabrió los labios y habló de nuevo. -Fue instintivo, ni siquiera pensé… No quería que hicieras daño a nadie y luego lo lamentaras. Tuve un impulso de entrometerme a pesar de sentir como la sangre se me helaba al ver que cambiabas…-

Escuchó la morena lo que le contaba el joven Landvik, el cómo le narraba lo ocurrido en su infancia y enseguida se dio cuenta que, a pesar de todo, aquel recuerdo de casi matar a su hermano, aún atormentaba a Lobbo. Subió una mano al rostro ajeno, acariciándole la barba suavemente con la yema de los dedos. Los dos tenían un pasado y no precisamente el de un prado lleno de flores como muchos imaginaban. Bajó la mirada hasta que la diestra ajena se posó en su vientre plano y de algún extraño modo, sintió como si el calor que la palma desprendía contra su piel, creciera y la calmara. Varias preguntas se habían acumulado en su mente mientras el alfa hablaba y aunque no tenía nada claro que quisiera formularlas, lo hizo, dejándose llevar por la sinceridad abrumadora que se había desatado al contar el temor que tenía enterrado. -¿Estuviste antes con hembras en celo?- Los orbes marrones de Thea quedaron fijos en los de su prometido mientras le interrogaba. -Acabas de decirme que no eres capaz de controlar el cambio una vez iniciado… ¿cómo lo hiciste entonces en la taberna? Nadie te dejó inconsciente como en tu infancia…- Posó su zurda sobre la mano foránea que aún permanecía en su vientre, no sabía si porque había olvidado que estaba allí o si había algún otro motivo, pero ahora mismo no le daba vueltas a nada. Actuaba y punto, sin razonar como solía hacer todos los días desde que se despertaba y hasta que se acostaba. Su vida estaba paneada al milímetro, pero desde que el joven Landvik aceptara su proposición de matrimonio, muchos de los pasos de misión se habían visto alterados, truncados e incluso olvidados. Había decidido, ya que se había lanzado de cabeza al río, sin siquiera mirar el nivel del agua, darse una noche de tregua. Había destapado aquello que había encerrado durante cuatro años, tenía derecho a un breve descanso para recuperarse. Siempre estaría a tiempo de lamentarse cuando amaneciera. Además, parecía que eso de sincerarse y abrirse un poco, podía ser recíproco y que, incluso sin quererlo, podía sacar algo bueno de todo aquello y conocer más a Lobbo.

En un acto de nuevo instintivo, pegó su frente a la ajena cuando el castaño reiteró que a ellos jamás les haría daño. -Yo no hubiese permitido que te hicieran nada, Lobbo…- La promesa iba más allá del fingir que le amaba, ahora no se centraba en eso, ni siquiera pensaba en ello, de hecho. Era sincera, era la palabra de una futura madre que deseaba proteger a su familia.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Mar Abr 03, 2018 3:32 am

Mi sinceridad supuso que las preguntas treparan por su cabeza y no tardo en dejarlas escapar por sus labios mientras nuestras miradas se buscaban y quedaban presas de silenciosas confesiones de un pasado no siempre grato.
-Si, he estado con otras hembras en celo, pero no del mismo modo que contigo, la mayoría de las veces con mi forma de licano, con betas de la manada y bueno...han tomado hierbas después..de ahí que este será mi primer vástago -aseguré deslizando mis dedos por su vientre.

La segunda pregunta era bastante mas complicada ¿Como había conseguido parar? No lo sabía.
Me encogí de hombros sin apartar mis tempestades de sus dos bosques.
-No lo se... -confesé pensativo -si he de buscarle una lógica supongo será porque estas en cinta y eso me orilla a ti de forma instintiva.
Desconocía si lo que estaba diciendo tenía lógica o si el motivo era uno distinto que no estaba ni dispuesto, ni preparado para asumir todavía -no lo se Thea, no se que me ha hecho detenerme, creo que tu olor, tus caricias, tu voz, pero no se el motivo que te ha llevado a obrar se milagro, así que mi única respuesta cuerda es el hijo que crece en tus entrañas.

Su zurda se posó sobre mi diestra, quedando así ambas manos entrelazadas sobre su plano vientre elevamos los ojos a la vez hasta que de nuevo nuestras miradas se encontraron y casi de forma autómata su frente reposo cansina sobre la mía dejando que nuestros alientos se fundieran cálidos con las bocas entreabiertas.
“Yo no hubiese permitido que te hicieran nada, Lobbo”
-Lo se -respondí atajando esa minúscula distancia que quedaba entre nuestros labios, mi lengua se adentro en su abertura húmeda y cálida arrancándole un beso primero calmo, sentido, que nos llevó a cerrar los ojos y que empujó a mi diestra a trepar hasta su mejilla en una etérea caricia que termino enredada en su nuca.
Una sonrisa antes de lamer su paladar incrementando aquel beso tibio convirtiéndose en una pasional, acompañado de jadeos roncos y miradas de cíclopes encendidas de amarillo.

Fue ese el instante en el que golpearon la puerta sacándonos de una ensoñación en al que ambos nos habíamos dejado llevar y conscientes de ello, con su saliva aun en mis labios y su olor marcada a fuego en mi piel pusimos distancias presos de nuestros propios fantasmas.
¡Adelante! -dijo Thea.

Me relamí los labios apresando su sabor y pestañeando apagué mi iris ámbar. No me extrañaría que vinieran a reclamarme lo ocurrido en la taberna a fin de cuentas, nada podía pasar por alto ante un alfa.


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Mar Abr 03, 2018 3:32 am

La Morena ni siquiera sabía por qué le había formulado la primera pregunta, a ella le daba igual con cuántas mujeres hubiera yacido, con cuántas hembras en celo hubiese copulado hasta desfallecer. Le daba igual o debería. Pero un extraño nudo se le formó en la garganta al escucharle admitir haber estado con varias beta de su manada. Algo le hizo pensar que no era lo mismo que se acostara con desconocidas, con humanas que iban y venían, con mujeres cuyos nombres no recordaría, a que lo hiciera con lobas con las que ella, a partir de ahora, se cruzaría. Thea se concentró en la voz de Lobbo para no pensar en las palabras que acababan de salir de su boca ni en las ideas que surcaban su mente.

La siguiente respuesta la desconcertó de otro modo, porque creyó que, tal vez, el joven Landvik supiera el por qué de la regresión y, sin embargo, estaba tan perdido como ella en el asunto. Si no sabían cómo había ocurrido y el castaño se sentía acorralado de nuevo, tal vez no habría escapatoria para nadie, ni siquiera para el mismo licántropo que mutara. Podía quedar atrapado para siempre en su forma de bestia y dejar a su futuro hijo sin padre. Ella sabía cuán importante era esa figura en una familia, para la morena, Ruran era el principal pilar de su existencia. Aún no había empezado a formarse dentro de su vientre, pero ya podía sentir la influencia que esa vida recién creada estaba teniendo en su vida, en la de ambos.

No se detuvo a pensar en nada más, porque en cuanto el aliento ajeno rozó sus labios, la hija del comandante no dudó en entreabrirlos y acoger la lengua de Lobbo que buscaba abrirse paso. Las sinhueso de ambos se rozaron y enlazaron dentro de sus bocas, bailando de una a otra. Las manos de Thea se posaron en el vientre foráneo y ascendieron lentamente, acariciando, memorizando a su manera. Pero, de pronto, llamaron a la puerta y la Tierra que se había detenido por un instante emprendió su rotación y más rápido de lo habitual, como si les echara encima una jarra de agua fría recordándoles que, en el mundo real, ese momento de intimidad suyo no tenía cabida. -Adelante.- Espetó la mujer, casi en un gruñido. Se apoyó en la cama con la diestra y se incorporó hasta quedar sentada, cubriendo su pecho con la ropa de cama. -¿Qué ocurre? Estábamos intentando descansar…- Resopló, pensando que más valía que fuera algo importante o mataría al mensajero.

Por la puerta asomaron unos dedos, de dos manos, y seguidamente aparecieron unos cabellos oscuros como el carbón, seguidos de unos ojos verdes vivarachos. Una risilla resonó en la estancia y el mal humor de la primogénita de Ruran Silje se esfumó por la ventana. -¡Mei!- La pequeña corrió a toda prisa y se abalanzó sobre la cama, haciendo caso omiso al hombre que se encontraba junto a su hermana. Trepó hasta abrazarse a la chica con brazos y piernas, como el pequeño mono humano de nueve años que era. El gesto afectuoso fue correspondido y de soslayo, la hembra, miró a su prometido. -Arañita, este es Lobbo, mi prometido y pronto será tu tío.- Sonrió con sinceridad, feliz por tener a la más pequeña de los Silje con ella. Hacía muchos meses que no se veían y la había echado mucho de menos. -Lobbo, esta es Mei, mi hermana pequeña. Creo que ya sabes que somos tres las hijas de Ruran. Falta que conozcas a Lair, pero vive fuera por estudios, no sé si la veamos en este viaje.- La niña observó con mucha curiosidad al hombre, como si acabara de encontrarse un extraño animal exótico. Alargó su brazo y le tocó las cara con descaro. -Mei, no hagas eso.- Thea la sujetó suavemente de la muñeca y retiró los dedos de la nariz del alfa. Dio varios besos por el rostro de la niña y luego le dio un breve golpecito en el trasero. -Y ahora vete a la cama, que necesitamos descansar, ¿vale? Mañana desayunaremos juntas y prometo jugar contigo.- Le guiñó un ojo a la pequeña que abultaba los labios a la vez que asentía. Estaba claro que no quería marcharse, pero por su hermana, lo haría. Se despidió con la mano y se fue dando pasos lentos y cortos. Al cerrarse la puerta, la morena centró de nuevo su mirada en su prometido. -Es una chica muy lista.- Comentó con orgullo y, sin darse cuenta, con la zurda se acarició el vientre.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Mar Abr 03, 2018 3:33 am

¿Arañita? ¿Calabacita? Por Odin que si cuando tuviera mi propia prole era tan sumamente “cursi” merecería la ira de los dioses.
Contuve de nuevo la risa mientras Thea me miraba de reojo, empezaba a conocer mis gestos, como me mordía los labios para no dejar escapar las carcajadas y como fingía toser cuando no lo lograba. Me dio un codazo antes de que la enana, una cría de cabellos azabache y ojos de gata, saltara a la cama abrazándose a su hermana.
-Soy Lobbo, encantado -dije al notar su dedo tocando mi cara y a Thea sacármela de encima -esta celosa -apunte guiñándole un ojo a la pequeña mientras esta reía con picarda.

Parecía una niña lista, a la vez que vivaracha y ademas muy silenciosa, lo que para que mentir le daba a una mujer puntos extra.
Como si Thea leyera mi pensamiento, aunque creo que fue mas bien mi media sonrisa lo que me delató me dio un capón.
-¿y esas confianzas? -pregunté en tono jocoso dejándome caer al lecho bufando.

La pequeña se marcho a regañadientes, cerrando la puerta despacio a sus espaldas, entendía que si hacía tiempo no veía a su hermana tenía ganas de pasar tiempo con ella, le hubiera dicho que fuera si quería con la pequeña, pero la verdad es que yo era su prometido, mi lecho era su lugar, una regla escrita a fuego para los nuestros, así que me limité a cerrar los ojos un instante curvando ligeramente los labios hacia arriba.
-Ibas por que no permitirías que nadie me hiciera daño -apunté recordandole ese instante.

No veía su cara pero por los dioses que podría imaginarla, me eche a reír sin poder evitarlo cuando me dio un manotazo en el pecho y sin mas preámbulos me giré haca ella rodeando su cintura con mi brazo.
-Buenas noches Thea.

Habíamos fornicado como bestias durante una semana, algo me decía que ella no tendría ganas, en realidad, yo no debería de tenerlas, pero su cuerpo me llamaba demasiado la atención y pronto notó mi verga rozar su costado mojandolo ligeramente.
-No es culpa mía -dije sin mas sin borrar la sonrisa traviesa.


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Mar Abr 03, 2018 3:34 am

A Thea le alegró ver que el joven Landvik se llevaba bien con su hermana pequeña, aunque cuando le escuchó hacer el comentario sobre que estaba celosa, la morena arrugó la frente, entornando los ojos. La sonrisa no se borraba de los labios de Lobbo y su instinto le decía que tramaba algo, por lo que le dio una colleja antes de que Mei saliera de la estancia. -Cuidado con lo que piensas o te arrancaré las tripas con mis propias manos y te haré con ellas una bonita soga…- Murmuró, viendo al castaño recostado boca arriba en la cama. Fue entonces él quien habló, recordándole por dónde se habían quedado en su charla y la hija del comandante le dio un golpe en el pecho con la mano bien abierta. -Dije que no permitiría que otros te hicieran daño, no que no pensara hacértelo yo si te lo merecías.- Añadió, gruñéndole, justo en el instante en que él la atrapaba con un brazo, obligándola a recostarse de lado junto a él.

No tardó ni dos segundos en notar la erección ajena presionándole la cadera y las gotas de líquido preseminal mojándole la piel aceitunada. -¿Y de quién es la culpa entonces, mía?- Preguntó, buscando los orbes foráneos con la mirada, al tiempo en que arqueaba las cejas y apretaba los labios, intentando contener una especie de sonrisa. -¿Me vas a decir que después de una semana entera copulando como animales, aún eres capaz de excitarte?- Desvió la vista hacia abajo y con una mano levantó las mantas para ver lo que se ocultaba debajo de éstas. -¿Siempre tienes tanta libido?- Regresó a observar el rostro de su prometido y con la yema del pulgar le recorrió el labio inferior, entreabriéndole la boca. Estaba esperando a que le contestara a la pregunta, aunque en el fondo ya conociera la respuesta. Por la cantidad de mujeres que le echaban miradas lascivas en Akershus, estaba más que claro que caían, por lo menos, a una por noche. Y eso cuando no se hubiese acostado con varias, montado un trío o, quién sabe, quizás hasta una orgía. Un gruñido se le atascó en la garganta y un extraño sonido retumbó en la estancia. Algo difícil de descifrar y que, muy probablemente, dejaría tan confuso a Lobbo como a la propia Thea. Pero ya se había dado cuenta de lo incongruente que estaba siendo aquella noche, aquel día, aquella semana. -No sé lo que ha sido eso…- Se apresuró en aclarar, antes de que el propio Landvik le cuestionara al respecto. Los ojos marrones de la morena reflejaban confusión, claro que sin conocerla de verdad, dudaba mucho que el contrario se percatara. Dudaba de sus pensamientos, de sus actos, de sus planes. Tenía la cabeza como un laberinto con diversos senderos y una única manera de llegar al centro. ¿Pero qué la aguardaba en mitad del enredo de caminos? ¿Había algo realmente o era sólo una maraña sin sentido? Suspiró contra la boca ajena, pues no se había distanciado ni un milímetro del rostro foráneo y los alientos de ambos se acariciaban en cada respiración, igual que se enlazaban las temperaturas de sus cuerpos.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Mar Abr 03, 2018 3:34 am

Abrí los ojos ladeando la cabeza para mirarla a Thea.
-Pues si, te metes aquí desnuda y bueno... -dije arrastrando las palabras antes de bajar la mirada levantar la manta para ver su precioso cuerpo curvilíneo -con ese cuerpo deberías preocuparte si no se me levantara -bromeé dejando que sus dedos se deslizaron por mis labios tras formular la pregunta de si siempre era tan fogoso, no sin antes echar un vistazo a mi mandoble mas que dispuesto a entrar en combate.

No se exactamente cual era el problema, pues estábamos cerca, mirándonos, picándonos, sus ojos estaban tan dilatados como los míos con aquel toque amarillo y podía oler su deseo escapar de su cuerpo cuando escuché aquel sonido gutural que escapó por su garganta como advertencia.
-¿que pasa? -pregunté incapaz de comprender cual era ahora el problema.

Era cierto llevaba una semana copulando con ella como una bestia, nunca mejor dicho, así que tampoco era de extrañar que no tuviera ganas y que de forma agresiva me dejara claro que estaba casada para volver a la carga.
-Vale, vale -susurré contra sus labios, me ha quedado claro.
Mi aliento penetró en la húmeda cavidad entreabierta mientras las miradas se convirtieron en las de dos bestias.

Deslicé mi mano dibujando su figura, recorriendo sus caderas alzadas sin apartar de ella mis dos estrellas.
-Nuestro hijo te hace estar mas irritable de lo normal -apunté ladeando la sonrisa en un gesto muy característico -pero no me importa que muerdas, te recuerdo que soy un alfa -mi voz sonó ronca contra sus belfos.

Ladeé ligeramente la cabeza antes de erguir ligeramente el tronco bajo la atenta mirada de la loba que seguía cada uno de mis movimientos.
Mi boca colisionó con la ajena, mordió mi inferior advirtiéndome no ser una mas de esas con las que yo me solía enredar, pero francamente eso lo sabia bien, ademas de mi prometida podía percibir que estaba en cinta.
Gruñí mostrandole los dientes arrugando mi labio superior para someterla, mis ojos centellearon como dos gigantes rojas.




compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Mar Abr 03, 2018 3:35 am

La contestación del alfa fue aduladora en cierto modo, aunque poco apropiada. Pero la morena no dijo nada al respecto, quedó callada, observando la desnudez ajena antes de que sus miradas, una vez más, se encontraran al alzar el rostro nuevamente. Y el gruñido, o intento de éste, que escapó de lo más profundo de su garganta, que no pretendió ser una advertencia, sino un intento para que ella misma volvieras al razonamiento, se perdió en la habitación, igual que lo hizo la lógica de Thea. Algo la impulsaba a cometer actos estúpidos, a dejarse llevar por el instinto. Y no era sólo el hecho de estar preñada que la orillaba más al macho que la dejara en aquel estado, sino que toda su parte loba al completo, deseaba a ese hombre que tenía enfrente. El motivo lo desconocía y aunque se lo preguntaba repetidas veces, no había respuesta alguna, excepto ese ímpetu por tocarle, olerle, sentir su calor y probarle de nuevo. ¿Sabría distinto sin el celo? Lo cierto era que ni recordaba cómo había sido todo durante aquella semana. Sólo tenía flashes en su mente, pero nada nítido ni, mucho menos, concreto.

A pesar de decirle el castaño que lo había comprendido, aunque ella no tenía nada claro que hubiera entendido lo que se suponía, el joven Landvik demostró que, de todos modos, se pasaba la comprensión por el mismo sitio que muchas otras cosas. La mano ajena rozando su piel, hizo que ésta se erizara a su paso, como si el contacto entre ambos la electrificara levemente. Arrugó la frente ante el comentario sobre lo de estar irascible y le gruñó nuevamente, aunque esta vez de manera correcta, pero suave, poco audible. -Tal vez haga algo distinto a morder…- Respondió en un susurro algo grave, mientras sus orbes oscuros y, al mismo tiempo, dorados, brillaban. Le siguió con la mirada cuando empezó a moverse y cuando las bocas de ambos se unieron, ella mordió el labio inferior ajeno con un nuevo gruñido más ronco y fuerte. No hacían falta palabras, ella le estaba dejando bien clara una cosa, que no era una de sus fulanas. Cada acto junto a ella tendría consecuencias y la primera, los dos, ya la tenían bien clara. Serían padres en unos meses y debían labrarle un buen futuro a su primogénito. El macho le devolvió el gruñido, mostrándole los dientes. Thea curvó las comisuras de sus labios hacia arriba en una leve sonrisa. -Yo también soy alfa.- Remarcó con un tono de voz bajo y tranquilo, antes de atacar con un nuevo mordisco a los belfos foráneos. Con los brazos rodeó el cuello de Lobbo y sin miramientos lo atrajo y en un movimiento ágil y rápido, giró hasta dejarlo a él tumbado bocarriba y ella recostada encima, dejando todo su peso sobre el cuerpo del castaño. Ella era más menuda y ligera, pero tenía mucha fuerza, como la líder que ostentaba ser para su manada. Se despegó poco a poco de la boca del contrario y se le quedó mirando con los senos aprisionados contra el marcado torso del joven Landvik. -No cederé el mando tan fácilmente… Soy mucho más de lo que estás acostumbrado a manejar.- Ladeó la sonrisa, sintiéndose poderosa, aunque siendo consciente que le estaba dando pie a que se la devolviera. Pero le parecía un juego entretenido y, en aquellos instantes, apetecible.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Miér Abr 04, 2018 9:09 am

La loba desafiante como la alfa que era me mostró sus dos resplandecientes estrellas, gruñó contra mis labios antes de maniobrar para que mi cuerpo quedara tumbado, la espalda contra el colchón, su menudo cuerpo sobre el mio y el ritual de apareamiento empezaba mientras nos gruñíamos.
Lancé un par de bocados al aire mientras elevaba el torso pero al colisionar con su boca gemir de forma ronca. Mi lengua como un ariete se abrio paso entre sus dos murallas, deslizando mi sinhueso por el interior de la cadenciosa cavidad donde las sierpes danzaron a voluntad.
Mordió la carne con los dientes, atrapándola, con los labios entreabiertos volvió a salir a mi encuentro y dentro y fuera de nuestras bocas nos encontramos en un duelo húmedo y ardiente que era consumido por el hálito del otro.

Mis manos contornearon su cuerpo, recorriendo cara borde de su anatomía alzada, mientras esta, enloquecida por las caricias danzaba sin apartar de mi su mirada.
Sus caderas formaban círculos sobre mi abultada verga mojando la punta con sus fluidos.
Atrapé el tronco con mi diestra y lo paseé por su trinchera, masturbando con mi goteante punta su botón, la escuche gemir de placer y mis labios se entreabrieron expulsando el aliento de forma pesada cuando la piel subió y bajo acompasandome al ritmo de la loba.
-Estas muy mojada -susurré contra su boca enredándonos de nuevo en un tórrido beso.

Llevo sus manos a sus montañas lazadas, juntandolas, rozando con la yema de sus dedos las astas, pellizcandoselas y llevándolas a mi boca para que las coronara. Las mordí con saña, lamí sus pezones entre gruñidos sintiendo su espalda arquearse entre mis dedos mientras sus caderas bailaba la danza de los siete velos.

Un azote la hizo gruñir, sus ojos iluminados en ámbar centellearon y el segundo golpe la llevó a la locura dejando su nalga roja, se dejó caer sobre mi envergadura introduciendosela entera entre las paredes mojadas moviéndose de forma frenética, emitiendo leves rugidos contra mi boca, mordiéndome los labios como si estuviera experimentando un falso celo.

La volqué tomando el control de su cuerpo, envistiendola con violencia, sus piernas se enredaron a mi cintura, sus uñas se hundieron en mi espalda rasgándola, creando unos jirones de piel, dejando un rio carmesí a su paso que resbalaba por la musculatura de mi espalda.
Ambas manos afianzaron sus caderas mientras sus piernas trepaban hasta quedar sobre mis hombros, baje la mirada hasta su coño viendo como mi polla entraba y salia por completo, escuchando el sonido de una charca por lo sumamente mojada que estaba.




compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Miér Abr 04, 2018 1:44 pm

La morena se apartó lo justo en cada uno de aquellos mordiscos al aire que dio el macho, jugando a rehuir al alfa. Sin embargo, en cuanto éste, más ansioso, se alzó para cazarla, ella se inclinó al mismo tiempo y sus labios se encontraron a medio camino en un chocado beso. La hembra mordió los labios ajenos, antes de permitir que la lengua foránea se colara en su boca, enredándola con la propia. Las manos de Thea se hundieron bajo la almohada, antes de unirse tras la cabeza del castaño, entrelazando los dedos entre los mechones de su cabello. El cuerpo de la loba se movía sobre las caderas de Lobbo, rozándose con su falo duro y pulsante. Le excitaba la sensación de dominar la situación y no se contuvo en demostrarlo con los gruñidos y jadeos que fue soltando, entre bocados y tirones de sinhueso o belfos.

Se detuvo un instante para que las miradas de ambos se cruzaran, brillantes, intensas. La mujer sonrió de medio lado antes de lamerle los labios a su prometido, siseando cuando éste usó la verga para estimular su clítoris. -Pensaba que era una estirada…- Respondió en un murmuro algo ronco por la excitación. No se cortó y se movió de nuevo, haciendo que el glande se colase entre los labios de su sexo para luego apartarse, en un peligroso y ardiente juego. Rio bajo, sin apartar la vista de los orbes dorados del macho. Se estaba dejando llevar de nuevo y con ambas manos se apretó los pechos, juntándolos. Ella misma pasó la lengua por uno de ellos en dirección al pezón, pero como se había ido inclinando hacia delante, fue el joven Landvik el que atajó y tomó posesión de la endurecida punta, mordiendo y tirando de ésta. La alfa gimió contra la frente ajena, gruñendo después por el calentón, nada de avisos, era algo distinto y Lobbo lo sabía.

Pero entonces, como castigo, o algo parecido, llegó un azote y la morena aulló, pudiendo verse como sus ojos fulguraron dorados. Aún fruncía el ceño por el calor del primer golpe cuando llegó el segundo y sin más dilación descendió de golpe, siendo penetrada por la gruesa erección de su prometido. Gruñó por la sensación que tuvo de plenitud al dilatarle el falo las paredes vaginales y volvió a atacar los labios ajenos con mordiscos y lamida.

Poco le duró lo de tener el mando, porque el castaño la volcó, colocándose él encima y como la primera postura estando Thea bocarriba no cuajó, la cambiaron enseguida, colocando ella los gemelos sobre los hombros foráneos, mientras con las manos se aferraba a las sábanas, clavando en el colchón sus ahora afiladas uñas, que mancharon de sangre la tela clara, sangre de Lobbo, de su espalda. Entreabrió ella la boca, jadeando con los labios húmedos por la saliva de ambos. Las pupilas de la hija de Ruran estaban completamente dilatadas y sus ojos se veían casi como dos pozos negros, bordeados por un hilo dorado que brillaba. -¿Hoy no vas a… marcarme?- Se relamió, excitada. El papel de la joven enamorada había quedado relegado a un segundo plano. Y, aún así, sentía que a pesar de esa necesidad de control que ostentaba, quería que Lobbo la dominara. La idea de ser sometida, o más bien de que él lo intentara, la prendía como una llama.

Llevó la diestra a la nuca ajena y en ella clavó sus garras. Lo habitual era que el macho mordiera a la hembra, pero ella también dejaba su huella, le gustara o no al joven Landvik, era tan suyo como a la inversa.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Vie Abr 06, 2018 6:27 am

Sus uñas se hundieron en mi nuca dejando la marca de sus dedos en ella, sonrisa ladina que reflejaba lo fuera de si que estaba y mi gruñido gutural le dejo mas que claro quien era el alfa, entre ambos el duelo de egos era una batalla a muerte en la que los bocados al aire nos hacían castañear los dientes..
Mi diestra atrapó su cuello hasta voltearla sobre las sabanas, la oí gemir de placer al ser sometida moviendo sus nalgas contra mi verga, incitándome a penetrarla. Hiperventilando de puro placer, por sus muslos escurrían los fluidos mientras en su culo quedaba la muestra de los míos.
Azoté su trasero varias veces hasta que sus gritos rompieron el silencio del árbol que nos daba cobijo sacudiéndolo de raíz a hojas ante el encuentro de dos alfas que se pretendan mostrar quien mandaba.

Su cabeza contra el colchón, bien sujeta por mi diestra, sus tetas rozaban alzadas y empitonadas contra las sabanas con cada uno de los movimientos turbados de Thea que buscaban mi verga alzada para metersela entre las piernas.
-¿quieres que te folle? Pídemelo.
Los dedos de mi zurda recorrieron su trinchera enloqueciendola, mis ojos buscaban sus amarillos desafiantes, oscurecidos como la mas cruenta de las tormentas y quedaban rodeados por un rayo anaranjado en el que mis iris se habían trasformado.
Rugí aprisionando su botón con la yema de mi dedo y sin darle tregua jugué con el golpeándolo, recorriendolo y pellizcandolo.
-No te oigo Thea -susurré deslizando mi boca por su espalda, marcándola con mordisco que amorataron ligeramente su piel descendiendo hasta sus enrojecidas nalgas.

Introduje mis dos dedos en su coño empapado escuchando el chapoteo de estos mientras primero los movía lento, obligandola a mover las caderas para incrementar la velocidad.
-Pídemelo -rugí incrementando el ritmo y metiendo un tercer dedo que se acompasó al resto.
Mi boca mordió su cuello, atrapando su pellejo entre gruñidos deslizando ahora esa diestra que había mantenido en este hasta sus dos pechos para torturarlos.

Su mano atrapó mi tronco ahora que su cuerpo se había erguido y sin preámbulos lo llevé a la boca de su caverna metiendo la punta entre mis dedos, completamente dilatada, caliente acogía mi polla intentando clavársela hasta el fondo.
Lamí su oído, mi aliento golpeaba cálido su pabellón mientras ambos jadeábamos de forma ronca, en ocasiones aullando de puro placer, condenados a ser dos bestias cada vez que sobre un catre nos encontrábamos.






compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Vie Abr 06, 2018 1:31 pm

Ante el gruñido del macho, ella mordió al aire y mostró sus dientes. Se desafiaban mutuamente, todo el tiempo, y aunque eran completamente humanos en aspecto, habían dejado que parte de sus lobos saliera a flote. Eran dos alfas fuertes y con carácter, mantenerlos a ralla por separado era difícil, pero si unieran sus fuerzas, se volverían imparables. Seguramente a eso se debía la atracción que como animales sentían y que, ahora mismo, permitían que les dominara, porque ya no había celo de por medio, ahora habían accedido de motu proprio a tener sexo.

Cuando el castaño la giró repentinamente, colocándola de rodillas en la cama y con la cara contra la almohada, Thea gruñó, buscándole con la mirada de soslayo. Sus ojos ambarinos brillaban, oscurecidos por aquellas pupilas dilatadas que se gastaba. Jamás había sido muy buena aceptando mandatos, al menos no fuera de la orden de Hellsing o más allá del comando de su padre, así que el tono autoritario de Lobbo la prendía, pero no con ira en esta ocasión, sino que la excitaba. Tal vez tuviera un pequeño fetiche con el sometimiento que ahora descubría, pero a pesar de ello, seguía queriendo mandar, pues no le iba a regalar nada al joven Landvik, se lo tendría que ganar a pulso. Así que, lejos de obedecer y pedirle lo que quería, ella mismo lo buscó, empujándose hacia atrás para frotarse con la verga de su prometido, que húmeda, le empapaba las nalgas.

En cuanto la mano del macho separó los labios de su sexo en busca del clítoris y, posteriormente, se dedicó a torturarlo entre tirones y pellizcos, Thea gimió de manera gutural, siseando entre dientes como una sibilina serpiente. Cuando los dientes ajenos se hincaron en su cuello, aulló y todo su cuerpo tembló de excitación. Impaciente ya tras ser marcada de nuevo, coló la zurda entre los muslos, apoyándose en el antebrazo izquierdo para mantener mejor el equilibrio y despegar la cara del cojín, fue en busca del falo grueso, duro y caliente de Lobbo para guiarlo, anhelando penetrarse con él. El joven Landvik pareció acceder a su petición muda cuando notó que clavaba el glande, empezando a dilatar las paredes de su vagina, pero se resistía a embestir, así que, agarrándose a las sábanas y el colchón con ambas manos, clavando en la tela las uñas, se impulsó hacia atrás hasta que las caderas del macho chocaron contra sus mojados glúteos. La morena estaba tan mojada que con la penetración salpicó hacia los lados y más de sus fluidos se escurrieron muslos abajo.

Gruñó de puro placer, relamiéndose con lascivia y dejó que ésta vez fuera el contrario el que tomara el ritmo, y para asegurarse que la complacía y que no volvía a ponerse tonto, esperando que ella le suplicara que se la follara como si fuera una virgen aguardando ser desflorada, giró la cabeza y, una vez más, clavó la mirada en los dorados ojos de su prometido. -Demuéstrame que eres un alfa… satisfaz a tu hembra.- Sonrió con malicia. De nuevo le retaba, le tocaba el orgullo, le pinchaba. Sabía de qué pie cojeaba Lobbo y lo explotaría siempre que fuera necesario, o cuando quisiera, como en aquel momento. Porque no había más motivo para hurgar en la herida del ego, que la sensación de poder que le otorgaba ver como con cuatro palabras, el castaño obedecía una orden no nombrada: Fóllame hasta que me quede sin aliento o pierda la consciencia.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Dom Abr 08, 2018 9:33 am

La loba me retaba, empujando hacia atrás su nalgas abría el coño para clavársela hasta el fondo mientras gemía arrugando las sabanas al notarse completamente llena de mi verga y dos de mis dedos.
Por encima del hombro sus dos iris parecían gigantes rojas buscando mis dorados, pidiéndome que la reventara por dentro. Agarré sus caderas hundiendo mis garras, desgarré su piel que se hizo jirones entre mis dedos llevándola a aullar de placer.
Su boca se alzó ,mordió mis labios hinchandolos, lamiéndolos  mientras gruñía por que le diera mas.

Saqué mis dedos chorreando elixir y los llevé a su boca entreabierta.
-Chupa – pedí con la voz ronca metiéndoselos dentro mientras esta los engullía limpiándolos con su lengua húmeda, bañándolos en saliva.
-Voy a follarte el culo.
Mis envestidas en su laberinto cada vez eran mas ruda, Thea estaba al borde del clímax, excitada con lasp upilas dilatadas como ds pozos, las piernas le temblaban.

La saqué de golpe, un chorro de liquido bañó las sabanas mientras con la zurda dirigía mi tronco hacia el recto.
Gruñó al notar la punta apretando su ano y sin pensarlo embestí abriendoselo de golpe.
La loba se arqueo, se sujeto a las sabanas aullando de dolor, fueron mis dedos que rápidos follaron su agujero delantero lo que la calmo.
Su cuerpo se sacudía enloquecido, trazando círculos contra mis dedos, rozando su clítoris con mi palma mientras las embestidas la movían ayudando a que la masturbación fuera completa, muy profunda y dura.

Mis dientes se hundieron en su cuello, gruñí succionando su piel, amoratandola, marcándola como a mi mujer mientras jadeaba roncamente de forma gutural.
-Voy a correrme, estoy muy cachondo.
Necesitaba parar un poco, o beber mas alcohol para embotar mis sentidos.
Su risa acaricio mis labios, aun sujeta a las sabanas, se había corrido, sus piernas no la sujetaban y creo que aun así quería seguir jugando mas conmigo, nunca la había visto tan fuera de control, solo en el celo.


compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Dom Abr 08, 2018 3:29 pm

El macho entendí lo que le pedía la morena y enseguida la sujetó firmemente de las caderas, con tanta fuerza que, al clavarle las uñas y ella moverse de manera frenética, le rasgó la piel como si fuera una simple tela. Las marchas rojizas separaron la dermis y alcanzaron la musculatura, dejando que la sangre manchara las garras de Lobbo y se deslizara lenta y suavemente muslos debajo de la hembra. Ella aulló por el placer que algo como aquello era capaz de provocarle. Giró la cabeza, alzándose al apoyarse con sólo la diestra en la cama y mordió los belfos ajenos con voracidad y cierta saña. Intercaló algunas lamidas e incluso un par de besos cortos.
 
Cuando el alfa sacó los dedos, un sollozo escapó de la garganta de Thea que miró lastimera a su prometido, el cual la seguía follando como si fuera el último polvo de su vida. No escatimaba en ganas y menos aún en fuerzas. Entreabrió la boca, recibiendo aquellos dedos y los recorrió lascivamente con la lengua, colando ésta entre medias, envolviéndolos y, finalmente, chupando al atraparlos con dientes y labios. Cuando escuchó que le decía que pensaba usar su culo, creyó que lo de lubricarle los dedos sería para darles uso y dilatarle el recto, pero estaba muy equivocada y para cuando se dio cuenta, que el glande presionaba contra su esfínter, exigiendo entrada, no tuvo tiempo más que de contener la respiración antes de la vigorosa y destructiva estocada. El alarido resonó en toda el árbol y no hubiese sido de extrañar que corriendo llegara Ruran pensando que intentaban asesinar a su hija. Muy desencaminado no iría, porque parecía que Lobbo quería partirla en dos con su verga y la brusquedad con que se la tiraba. Fue a buscar la mirada foránea con sus oscuros orbes cargados de lágrimas que se negaban a caer, cuando índice y corazón del macho se abrieron paso para penetrarla por el coño. Jadeó de manera entrecortada, notando como le flojeaban las rodillas y sus piernas cedían, empujándola hacia delante.
 
Tardó un par de minutos en ser capaz de volver a moverse por su cuenta, pero cuando lo hizo, consumida por la libido, buscó más roce con los dedos y la mano del castaño. Apoyándose de nuevo en ambas manos y el torso gacho de tal modo que con cada embestida sus pezones se rozaban con las sábanas, reanudó el vaivén de cuerpo para que su prometido no dejara de follarla. La estimulación fue mayor de lo que esperaba y el sexo anal pronto dejó de doler para volverse placentero. Antes de que el joven Landvik la advirtiera de que iba a correrse, ella ya lo hacía, salpicándole toda la palma con sus fluidos al tiempo en que gemía como una perra. Gruñó, dejando salir todas las sensaciones que se habían acumulado dentro de ella durante el día, así que a la vez que alcanzaba el clímax, fue como si le llegara una especie de paz interior que liberó por completo a la loba. -Córrete… lléname de tu esperma.- Poco le importaba ya que fuera en el culo o donde fuera, como si hacía que se arrodillara y lo hacía en su boca. El olor a sexo que ambos desprendían la estaba volviendo loca y quería sentir como se impregnaba de la esencia del alfa que tanto deseaba.
 
Y aunque a ella sólo se le hubiese pasado aquella idea por la cabeza, como si Lobbo pudiera leerle la mente, se echó hacia atrás, la sujetó del pelo y la obligó a darse la vuelta hasta encararle. Primero le mordió los labios, mientras con la mano libre se sujetaba la gruesa verga y la bombeaba lentamente. Los ojos dorados de la hembra se clavaron en el pulsante falo cuyo glande brillaba por la humedad que lentamente rezumaba de la uretra. Se relamió, entreabriendo los labios y pronto tuvo la polla pegada a éstos, recorriéndolos suavemente con el capullo. No necesitó oír la orden, porque abrió la boca y sacó la lengua, aguardando a la explosión de semen caliente contra su paladar.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Lun Abr 09, 2018 1:11 pm

Con la verga pulsando por esparcir su esencia di un par mas de rudas embestidas en su ano, manteniendola dentro por unos momentos para echarme para atrás al notar como empezaba ligeramente a rezumar.
La tomé por el pelo obligandola a girarse, nuestros enormes orbes se enfrentaron en una gesta épica en la que nuestras lenguas batallaron fuera de nuestras bocas, un par de mordiscos dos lamidas y tomando el grueso tronco con la diestra lo bombeé ligeramente agachando a la hembra para encararla a sus húmedos labios.

Mi glande se apoyó en ellos por la uretra salían unas cuantas gotas que resbalaron por sus belfos manchandolos, sedienta abrió sus labios esperando acoger la esencia, gruñí metiendola en el interior por completo, quería que sintiera como empezaba a sacudirse contra su paladar, manchando su lengua pero la saqué al sentir el grueso de la corrida salir observando como palpitaba entre mis dedos y manchaba su boca convulsionando contra sus labios.
Gemí de puro placer ido por la imagen demencial de mi prometida engullendo el esperma caliente, relamiéndose por su sabor.

Su sonrisa era pura lascivia y sus ojos dorados como la misma miel se centraron en los míos desafiantes, dejándome claro que si la creía una lobita pusilánime, estaba equivocado, me deseaba, eso era muy capaz de olerlo en su cuerpo, en como chupaba mi polla dejándome seco.
Aun con mis dedos en su pelo y dentro de su boca con mis nalgas apretadas y la cadera tirada hacia ella cerré los ojos tirando hacia atrás la cabeza con los labios entreabiertos tomando bocanadas de aire culminando mi corrida.
-Joder -susurré con la voz ronca dejando que Thea me diera atenciones.

Acabamos los dos tumbados sobre el lecho, abrazados y desnudos, su cabeza reposaba en mi pecho mientras mis dedos se paseaban tibios por su espalda con delicadeza mientras una sonrisa tonta y complacida quedaba reflejada en mi cara.
Mis ojos habían vuelto a ser pardos, ni rastro de ese tono dorado, el silencio se había instaurado en la cámara, solo roto por nuestras respiraciones que se acompasaban buscando la calma.

De nuevo rompíamos las reglas, tras pasar una semana copulando no era normal que nuestro instinto nos llevara de nuevo a la búsqueda carnal de nuestros cuerpos, pero..había sucedido.
Me moví ligeramente alargando la mano hasta tomar el chaleco del suelo, saqué un zipo y una cajita metálica donde había papel, tabaco y algunas hierbas mas
-¿te importa? -pregunté mientras empezaba a liarlo.



compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Lun Abr 09, 2018 3:52 pm

Los orbes dorados de la loba no se despegaron ni un solo instante del rostro ajeno. De hecho, a penas parpadeó un par de veces desde que la verga de su prometido le pintara los labios hasta que le llenara la boca de lefa caliente y espesa. Sólo entonces se permitió el lujo de dejar caer muy lentamente los párpados al pasarse el pulgar por el belfo inferior y chuparlo, tragando poco a poco lo que se le había acumulado en la lengua. Nunca había probando el esperma y aunque había oído comentarios de todo tipo al respecto, no podía comparar, pero le supo bueno.
 
Thea rodeó el falo con los dedos de su diestra y envolvió el glande con los labios, succionando varias veces para ver si aún salía algo. Con la lengua acarició alrededor de la uretra y dio un par de mordiscos pasada la cabeza, presionando con los dientes inferiores el frenillo. Tiró del prepucio hacia abajó con la mano y se apartó al final para volver a pasear la sinhueso por sus belfos.
 
Lobbo se dejó caer de lado en la cama y su prometida se recostó junto a él, apoyándose en su pecho. Aún tenía la necesidad de sentir el calor foráneo contra su cuerpo, nada más ni nada menos. Los dedos del macho le provocaban cierto cosquilleo y cerró los ojos, intentando adivinar lo que dibujaba con ellos. Notó que se movía y despegó los párpados, buscando la mirada del castaño con sus orbes color avellana. -No, claro, Adelante.- La hija de Ruran Silje jamás había fumado, pero conocía a muchas personas que lo hacían y, aunque no era algo que le agradara, tampoco le provocaba precisamente náuseas. Sabía que había muchos tipos de hojas y aunque las que mezclaba el joven Landvik olían un poco fuerte, ni por asomo se le pasó por la cabeza que fueran algo distinto al tabaco.
 
Se quedó mirando como las yemas acariciaban el papel, repartían las briznas oscuras y seguidamente eran enrolladas de manera rápida, pero meticulosa. La escena era curiosa, tal vez porque nunca se había parado a prestar atención a algo tan mundano. Vio como la llama se acercaba a final del cigarrillo y lo prendía. Aces rojos y amarillos que ascendían. El humo pronto apareció, pero no del pitillo, sino que asomó por las fosas nasales de Lobbo y de las comisuras de su boca. Thea ladeó la cabeza, curiosa y los vapores pronto la alcanzaron, arrancándole un par de tosidos. La neblina que se formaba era bastante espesa y oscilaba de manera muy lenta. Las cejas de la morena se inclinaron hacia abajo por los extremos que más juntos estaban y las palabras brotaron de sus labios como un interrogante confuso y extraño. -¿Qué estás fumando?- Intentó dejar de mirar el cigarro y centrarse en los ojos ajenos, pero parecía hipnotizada por el movimiento sinuoso del humo, como el danzar erótico de unas llamas que se ralentizaban en el tiempo.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Lobbo Landvik el Miér Abr 11, 2018 6:27 am

Mis dedos acariciaban el papel con cuidado repartiendo la hierba sobre este mientras lo iba enrollando con maña quedando la hierba en el interior del tubo encerrada. Llevé la boquilla amis labios y con el zipo prendí el extremo ajeno dando un par de caladas rápidas que iluminaron el extremo en un color intenso cada vez que aspiraba.
Por mi nariz el humo negruzco emergió como si fuera un dragón preparando la primera bocanada de fuego que escapó de mis labios trasformada en oscuridad.

No pude evitar reírme cuando este alcanzó a mi prometida que no tardo en toser seguramente por la falta de costumbre de meter mierda e sus pulmones.
-Es cáñamo (cannabis) susurré buscando a través de la neblina que flotaba entre nosotros sus pardos que estaban fijos en el cigarro -pero tengo otras cosas, esto no es lo que mas coloca -¿quieres probarlo? -pregunté acercando mis labios a su boca.
Presioné ligeramente sus labios colando ligeramente mi lengua, su cueva se abrió y nuestras sinhueso bailaron entre las llamas mientras el humo se escapaba de las comisuras besándonos despacio.

A escasa distancia nos miramos, tomé el porro y se lo acerqué a Thea para que lo cogiera.
-Toma -le dije permitiendole dar la primera calada que la hizo toser y a ambos reír porque el humo se le escapaba por todas partes.
-Es normal al principio -aseguré recuperando el cigarro llevándolo a mis labios para dar una calada profunda que de nuevo iluminó la punta.

Cerré los ojos tirando la cabeza para atrás, dejando escapar el humo formando una circunferencia con el centro vació con mi boca.
Empezaba notar los efectos que invadían mi organismo, el colocon que te mantenía en un limbo, una sensación agradable que me hizo reír pidiendo a Thea que subiera sobre mi tirando de su brazo.
-¿quieres mas? -pregunté antes de llenar de humo mis pulmones sin apartar de ella mi turbia mirada.

Su boca chocó contra la mía, de forma mas ruda nuestras lenguas se encontraron, húmedas, saqueando todo con un beso que me llevó a gruñir. Sus dientes mordieron mis labios, acogiendo el humo en su boca, los miso le devolvieron los mordiscos engrosando sus labios.



compromiso:
avatar
Lobbo Landvik
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 154
Puntos : 251
Reputación : 106
Fecha de inscripción : 16/08/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Thea Silje el Miér Abr 11, 2018 7:00 am

Había oído hablar del cáñamo, al parecer lo usaban algunos chamanes y brujas para sus ungüentos, brebajes y otras pócimas extrañas. Aunque no tenía claro su uso, pues solía mezclarse con otros ingredientes y como todo en la hechicería, un mismo producto podía tener múltiples usos según cómo se combinara o quién lo utilizara y en qué momento lo hiciera. El castaño enseguida le aclaró que, en este caso, servía para colocarse, y aunque Thea no alcanzaba a comprender qué beneficio podía traerle eso a su prometido, sentía curiosidad. Todo estaba siendo muy extraño aquella noche, pero lo más raro de todo, era que no le preocupaba ni molestaba que las cosas no fueran normales.

En cuanto vio que Lobbo se aproximaba, apareciendo su rostro por entre la bruma oscura, despegó los labios y dejó que las bocas de ambos se tocaran, mientras la lengua del joven Landvik se deslizaba humedeciendo sus carnosos belfos y con un lento beso le pasaba parte de los vapores. Pero fue tan efímero el roce entre sus pieles que casi todo el humo se escapó, así que el contrario le colocó el cigarrillo entre los dedos y la instó a probarlo de nuevo. Aspiró con algo de miedo y fue evidente que lo hizo mal porque enseguida empezó a toser, cubriéndose la boca con la mano libre, mientras extendía la otra hacia su prometido para regresarle su porro. -Me pica la garganta…- Comentó al acariciarse el cuello con los dedos, como si eso pudiera calmar la picazón en modo alguno. Obviamente fue inútil. Trago saliva en varias ocasiones y con la lengua se frotó el paladar que también le hormigueaba.

Volvió a centrarse en observar al castaño. Siempre había sido muy buena imitando y muchas cosas se aprendían a base de copiar lo que hacían otros. El problema era que no alcanzaba a ver lo que ocurría en el interior de la boca de Lobbo, bajando por su cuello o sus pulmones. Entornó los ojos, concentrada, cuando de pronto el macho la cogió del brazo e hizo que se sentara sobre él a horcajadas. Le preguntó si deseaba repetir y como se sentía igual que un gato viendo como algo desconocido se movía, asintió de inmediato. -Sí, quiero más…- Murmuró, justo antes de inclinarse, apoyando ambas manos en la almohada a los lados de la cabeza del alfa, hasta que los labios de los dos se unieron de nuevo. Ésta vez fue algo más rudo y ansioso, como si perdiera la paciencia con eso de aprender despacio. Coló la sinhueso a través de las dos filas de dientes en busca de la ajena. La acarició con lentitud y lascivia, notando el sabor amargo de la bruma impregnar sus papilas gustativas. Los brazos de la morena fueron cediendo a medida que los torsos de los lobos se aproximaban, poco a poco, hasta que los pechos de Thea quedaron aprisionados y sus fauces se devoraban. En aquel tórrido beso sí que tragó humo, y acostumbrada ya a los intercambios de saliva con el joven Landvik, no sintió ganas de toser, aunque sí sintiera cierto escozor en la zona de la campanilla por la intensidad de las hierbas. Comenzó a marearse un poco, como si su mente se obnubilara, sin tener muy claro si era debido únicamente al porro o en parte era culpa de Lobbo y lo que él le provocaba.



Why do I...?:
avatar
Thea Silje
Licántropo Clase Alta
Licántropo Clase Alta

Mensajes : 88
Puntos : 82
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 02/03/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Let's play pretend! // Privado - Lobbo [+18]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 6. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.