Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 16/01


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


La condena de un hombre desesperado (privado A. Marquand)

Ir abajo

La condena de un hombre desesperado (privado A. Marquand)

Mensaje por Derry Byrne el Vie Mar 02, 2018 5:11 pm

Una templada noche de marzo en el centro de París. El silencio se mecía con la lluvia, que suavemente acariciaba los tejados. En medio de la ligera niebla que empezaba a alzarse en las calles, un hombre de semblante hosco vagaba desesperado de un lado a otro. Sus pasos apresurados, un tanto erráticos, eran signo inequívoco de que el alcohol le había estado haciendo compañía apenas una hora antes.

La sed, la necesidad de ese poder que la sangre de vampiro le aportaba, le tenía alterado. A punto estuvo de meterse en pelea en la última taberna en la que estuvo, pero siempre fue un hombre pacífico que evitaba cualquier confrontación. Había salido corriendo antes de llamar más la atención. Exiliado del teatro de vampiros por sus constantes y molestas visitas, y encontrándose las calles totalmente vacías, su última esperanza estaba depositada en él. En Alekséi. Si no fuera por su voto de silencio estaría llamándole a pleno pulmón sin importarle a quién pudiera molestar. Él era de los pocos, por no decir único, vampiro con quien se sentía cómodo. No había violencia entre ellos, no se juzgaban... no se decían nada. Se entregaban lo que cada uno necesitaba y volvían a sus quehaceres sin apenas despedirse.

Tropezó con la acera y clavó una rodilla al suelo evitando la caída. Ahí mismo se quedó sentado, con las piernas abiertas, flexionadas, y su cuerpo encorvado hacia adelante. Estaba cansado, llevaba días sin comer decentemente. Se quedó observando un agujero en el pantalón de una caída anterior. Yendo así, no le extrañaba que los vampiros cada vez le rechazaran más. Se puso en pie y siguió deambulando, escuchando los sonidos de la noche a la espera de recibir la presencia de un inmortal. Debía encontrar a Alekséi.

No sabía dónde vivía, qué sitios frecuentaba. Sus encuentros anteriores fueron producto de la casualidad, las pocas veces que la fortuna decidía sonreír a Dermont. Su antigua ama le había enseñado cómo ser un buen esclavo, pero no a entender a los vampiros. Desconocía que una vez su sangre era tomada el vampiro en cuestión podía rastrearlo. O que hubiera una forma de llamarlo sin necesidad de usar la voz. Y aún así eso estaba haciendo, llamarlo en sus pensamientos, pronunciando una y otra vez el nombre que jamás había salido, ni saldría por ahora, de sus labios.

El hombre había llegado a la zona más fina de la ciudad francesa. Calles más luminosas, más amplias, pero la misma mierda de caballo sobre los adoquines. Por las ventanas de las casas se percibía la calidez y vida que dentro habitaba. Fuera solo estaba la soledad. El hombre trastabilló y volvió a caer, alzando a tiempo una mano para apoyarse en la pared. Se dejó resbalar por esta mirando al cielo, rogando a este en silencio.


avatar
Derry Byrne
Esclavo de Sangre/Clase Baja
Esclavo de Sangre/Clase Baja

Mensajes : 16
Puntos : 11
Reputación : 4
Fecha de inscripción : 26/02/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La condena de un hombre desesperado (privado A. Marquand)

Mensaje por Alekséi Marquand el Mar Mar 20, 2018 3:45 pm

Caminó por un par de horas, dejando que el aire de París le inundara el cuerpo. Se dejó seducir por los encantos de la capital y los colores que esta le ofrecía: Las aceras somnolientas fueron golpeadas por su andar mezquino. Sonreía de vez en cuando al caer en la cuenta de lo que estaba haciendo, usaría el disfraz, como lo había hecho todo este tiempo justo como había aprendido de Amancay. Sería un ser humano común y corriente dando un paseo aunque por dentro solo dos adjetivos podían calificarle: Culpable y solitario. Su  intención nunca había sido llegar a  la capital, mucho menos deambular como un ente perpetuo, sin embargo tenía pocas opciones para sobrevivir, ahora que su pasado estaba demasiado lejos y no tenía a nadie. Se había instalado en un lugar modesto. No pretendía mostrar sus orígenes aunque sus rasgos impecables y belleza misteriosa volvían más difícil la tarea. Dones que la inmortalidad traen consigo.

Déjalo que fluya. Repetía para sí mismo, deja que el engaño cubra tus heridas y el daño que pudiste haber ocasionado a quienes te rodeaban. Usa los colores de la vanidad y ese encanto que todo mundo alaba hoy en día. Extraños que de vez en cuando cruzaban sus miradas curiosas con la suya. Sonríe para ellos bríndales el mejor de los espectáculos. Sedúcelos con palabras de educación y cortesía, la noche venidera caería de lleno muy pronto y a pesar de ser un neófito, confiaba en que llegaría a su destino a tiempo, conocía a la perfección la hora para circular como lo haría cualquier otro, la gabardina negra que caía a sus espaldas golpeteaba de vez en cuando contra la dureza del concreto. Observaba diáfano el recorrido de los otros transeúntes. Se había alimentado previamente así que confiaba en que sus instintos no le traicionarían, aún en sus años como neófito jamás perdió el control, fue difícil la tarea pero no imposible

Ensimismado en sus pensamientos, contradictorios. Levantó la mirada y notó que el clima estaría a su favor el día de hoy, en los bolsillos de la gabardina llevaba ocultas las manos. Aceleró el paso y fue de testigo de innumerables acontecimientos a su alrededor, cosas comunes y grises. Durante ese trance despierto llego una imagen de golpe, un recuerdo demasiado nítido y vivido que lo podía casi palpar con la yema de los dedos. Sonrió ladino y al caminar un poco más lento logró verlo claramente frente a sus ojos, el hombre estaba desesperado y de algún modo logró hacer contacto con la mente del vampiro quien no tardó en hallarle en los laberintos de su mente. Cuando nadie más le vio aceleró el paso y se adentró por las calles oscuras, hizo uso de sus dones y pudo levitar hasta las azoteas mal olientes de aquellos edificios. Sus sentidos le advirtieron por fin que estaba a tan solo unos metros de él y entonces desde las alturas pudo verle completamente.

Del mismo modo descendió a través de la suave corriente de aire quedando a sus espaldas.

–Dermont, querido Dermont ¿Dónde te habías escondido?–


Susurró, con una línea enmarcada en sus labios, no había sido su intención hallarlo pero por azares del destino la noche se lo traía de vuelta una vez más.

Alekséi Marquand
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 104
Puntos : 101
Reputación : 42
Fecha de inscripción : 10/02/2014
Localización : Under Cover of Darkness

DATOS DEL PERSONAJE
Poderes/Habilidades:
Datos de interés:

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.