Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 16/01


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas
» Frases memorables
Hoy a las 6:40 pm por Administración

» Amane Fay ֎ Cronología
Hoy a las 6:37 pm por Amane Fay

» Temas recomendados
Hoy a las 6:37 pm por Administración

» ¿Sabías que...?
Hoy a las 6:32 pm por Administración

» El recién llegado
Hoy a las 6:21 pm por Administración

» Duda un poco corta
Hoy a las 6:15 pm por Administración

» Duda revolución Francesa
Hoy a las 6:11 pm por Administración

» Reflejos en Do Menor [Privado]
Hoy a las 5:52 pm por Jeremy Legrand

» La belle et les bêtes (privado)
Hoy a las 5:45 pm por Bernard Favre



Hijos de la cruz |Flashback| Privado

Ir abajo

Hijos de la cruz |Flashback| Privado

Mensaje por Giuseppina Borghese el Miér Abr 18, 2018 3:05 pm

La rutina la agotaba. Aunque era conciente de que se cansaba de no hacer nada en realidad, Giuseppina tenía cansancio mental. Siempre las mismas caras, las mismas lecciones, los mismos rezos… Todo, absolutamente, desde el comienzo de su vida –desde que tenía memoria a decir verdad- era siempre igual. Por eso se entusiasmó cuando le dieron la noticia de que recibiría visitas especiales la semana siguiente; claro que no demostró nada, estaba educada para no dejar ver lo que sentía.

No sabía mucho del visitante, solo que era un enviado de Roma, alguien de la iglesia que quería conocerla. Lo primero que pensó fue en que se encontraría con un nuevo sacerdote, y era hora pues Mauro –su confesor- se estaba tornando francamente insoportable, Giuseppina no toleraba ya sus modos y rezaba para que llegase pronto un relevo para el hombre porque ya era bastante la tortura de estar confinada a ese castillo, no soportaba más el tener que ver al hombre dos veces al día.

Preparó todo para la visita del tal Eliot Ferrec. No sabía cuánto tiempo se quedaría, tampoco qué era puntualmente lo que había hecho que la visitase (rogaba que fuera para reemplazar al padre Mauro), pero aún así Giuseppina impartió órdenes a todos los sirvientes para que alistasen una de las mejores recámaras, incluso intentó tomar parte en las decisiones sobre las comidas que se servirían durante la siguiente semana –después de todo le habían enseñado a ser una mujer fuerte, segura a la hora de tomar el mando de una casa grande-, pero no pudo decidir demasiado pues todo ya estaba establecido hacía tiempo.

En honor a la verdad, a Giuseppina no la entusiasmaba la visita por el tal Eliot en sí –tampoco fantasear con que al fin se deshacía del padre Mauro-, sino que lo que ansiaba en verdad era romper al fin con la monotonía de sus días. Hacía casi un año que nadie la visitaba allí y la joven se sentía olvidada. Ni siquiera su madre mostraba interés por ella… Claro que entendía que su familia no era común, que había nacido en medio de personas con responsabilidades. Su madre era la hermana del Rey y él la tenía como consejera. ¿Qué era una adolescente en comparación a un imperio? Nada representaba Giuseppina si se la comparaba con Italia. Lo entendía, pero no podía evitar sentirse abandonada.

El día de la llegada de Eliot tardó en llegar, parecía que los días no querían pasar… Giuseppina eligió uno de sus vestidos favoritos –dorado con rebordes en colorado- y se entregó a las doncellas que siempre la vestían y peinaban. Cerca del atardecer, mientras ella leía cómodamente en la biblioteca buscando que el tiempo trascurriera, le avisaron que un carruaje estaba subiendo por el camino y ella dejó su libro de poesías sobre la mesilla para correr a la entrada donde aguardó la llegada del ansiado visitante. A su lado –de ambos costados- formaron filas los adultos que tenían a su cargo el cuidado de Giuseppina Borghese, la sobrina del Rey de Italia.

Cuando el hombre llegó, el padre Mauro tomó la palabra haciendo las presentaciones formales y la adolescente no pudo evitar poner los ojos en blanco, ya ni siquiera soportaba su voz dominante.


-Sea bienvenido, señor Ferrec –dijo, cuando lo tuvo en frente e inclinó ligeramente la cabeza mientras le tendía la mano.

Cayó en cuenta de que no sabía nada de él, había especulado durante días pero no estaba segura de si su visita traía algo bueno o algo malo. Se había dejado llevar por el deseo del cambio de rutina sin cavilar en que cualquier cosa podía pasar.



avatar
Giuseppina Borghese
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 11
Puntos : 6
Reputación : 2
Fecha de inscripción : 07/12/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.