Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 00/45
Afiliaciones élite: cerradas
Última limpieza: 16/01


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas
» Frases memorables
Hoy a las 6:40 pm por Administración

» Amane Fay ֎ Cronología
Hoy a las 6:37 pm por Amane Fay

» Temas recomendados
Hoy a las 6:37 pm por Administración

» ¿Sabías que...?
Hoy a las 6:32 pm por Administración

» El recién llegado
Hoy a las 6:21 pm por Administración

» Duda un poco corta
Hoy a las 6:15 pm por Administración

» Duda revolución Francesa
Hoy a las 6:11 pm por Administración

» Reflejos en Do Menor [Privado]
Hoy a las 5:52 pm por Jeremy Legrand

» La belle et les bêtes (privado)
Hoy a las 5:45 pm por Bernard Favre



Entre dioses y heroes

Página 4 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4

Ir abajo

Entre dioses y heroes

Mensaje por Ettore el Mar Abr 24, 2018 8:46 am

Recuerdo del primer mensaje :

Eterna condena, ese era el precio que pagué por la belleza de una mujer. Troya cayó ante mis ojos por culpa de la bella Helena y sus caprichos. Durante siglos Afrodita envió a sus lacayos a buscarla y custodiarla seguramente arrepentida de haber llevado a mi hermano París ante ella, pero ahora había escapado, el mundo tal y como lo conocía cambiaría, pues esa mujer era un demonio capaz de impartir odio y caos por donde pisaba.

Los rumores me llevaron a tierras norteñas, al parecer un conde llamado Höor Cannif daba cobijo a la sobrenatural, era experta en engatusar a los hombres así que no podía culpar a un mero mortal a caer ante sus influjos ¿acaso no lo hizo antes con los míos?
Esperaba que aquel hombre me escuchara y entrara en razón, pues no me iría sin Helena, ahora apodada Briseida para no llamar mi atención ni la de aquellos que como yo la buscaban.

La noche había caído cuando me presenté frente a los muros de Akershus, mi corcel negro llevaba anudados tras de si a dos hombres encapuchados y una doncella bocazas que me encontré por el camino. Intuía el conde no soltaría presa sin un reembolso sencillo.
Pronto los arqueros me apuntaron, grité el nombre de aquel que podía darme respuestas, exigí que le hicieran salir para habar de hombre a hombre, parlamentar, así se hacían las cosas en mis tierras, mas como respuesta me encontré los culos de muchos de esos bárbaros y alguna que otra verga.
Su desfachatez me llevo a gruñir, el honor no abundaba al otro lado de la frontera, pero bien sabía que el héroe, como lo apodaban acabaría saliendo de entre esos muros cuando entendiera que no había opción si quería que su amiga, como lela misma se había tildado, siguiera en pie.

El acero acarició el cuello de la dama y de un tirón saque el saco de su cabeza dejando ahora su angelical rostro al descubierto.
-Höor Cannif -rugí de nuevo esperando que ahora encontrara motivación para mi propuesta.
No tardó en demasía en espada bastarda a la espalda cruzar el portón que tras de él se cerro, los arqueros seguían apuntando mas su mano se alzó y estos se relajaron.
-¡Suéltala! -ordenó imperativo -querías verme, aquí estoy, ahora suéltala.

Empujé a la chiquilla que con lagrimas en los ojos corrió hasta los brazos de su amigo, este alzó su mentón para mirarla, preguntándole si estaba bien y ella solo asintió.
-!Ve dentro!  -ordenó devolviendome toda la atención -¿quien eres? -preguntó hundiendo sus pardos en los míos.
-Ettore -respondí con calma -pero eso no es importante, tras tus muros custodias a una mujer griega, devuélvemela y me iré sin mas, de no hacerlo esta ciudad caerá, removeré cada piedra hasta dar con ella. Su nombre es Helna, o Briseida como se hace llamar ahora, es una inmortal, dámela y me largaré.
-No hay ninguna Helena tras mis murallas -aseguró -vete por donde has venido y olvidaré esta afrenta.
Hizo ademan de ir a soltar a sus hombres, mas mi espada se interpuso en su camino.
-No te creo, esa mujer es experta en la mentira y en conseguir que los hombres pierdan por ella la cabeza.
-He dicho que no doy cobijo a esa mujer, de hacerlo, no mentiría, simplemente note  la entregaría. Aparta tu espada vampiro -rugió.


“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”
Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 23
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Höor Cannif el Jue Mayo 17, 2018 12:37 pm

La elfa fue la primera en echarse a dormir, Freya con ese humor ácido que se gastaba le dijo algo de que no quería verla muerta al despertar.
-Pues no te he visto saltar para salvarla del águila -apunté ladeando la sonrisa mientras con mi diestra dibujaba la trayectoria que había seguido mi mano antes de caer por el precipicio y cabalgar sobre el águila desnucada.
Ares se reía dándole un buen tiendo al Ozuco por las palabras que la diosa me dedicaba en las que no necesitaba ser muy listo para entender que le bastaba con que tuviera un brazo para empuñar el arma y que todo lo demás le importaba francamente una mierda.
-Por Freya apunté tomando la bota y dándole un nuevo trago y por la sinceridad norteña -bromeé dejándome caer sobre las pieles dispuesto  dormir hasta el día siguiente.

Ares seguía hablando con la deidad de la abundancia y las cosechas, pero pronto sus palabras simplemente se trasformaron para mi en un eco lejano.
Al alba, desperté a mis compañeros y emprendimos el viaje hacia la cumbre, la nieve estaba completamente derretida, y pese a que hacia frio, un sol nos acompaño durante el camino, eso si oculto convenientemente para Ettore, de eso se encargaron lso dioses para que no se convirtiera en ceniza por el camino..
Alcanzamos la cumbre al atardecer del quinto día desde que comenzamos aquel viaje a través de las montañas.
Una vez arriba respire con tranquilidad. Allí el aire parecía mucho más puro, el sol brillaba con fuerza, parecía que nada podía cubrirlo.

Cabalgamos durante dos horas sin separarnos de la cornisa del otro lado de la montaña. El sonido del agua cayendo me llamo la atención, desmonte con rapidez y me asome por el acantilado, la imagen que descubrí era tremendamente interesante.
De una gruta en el interior de la montaña caía una cascada de agua que impactaba con las erosionadas rocas, creando gran cantidad de salientes, esta terminaba en un rio de gran caudal, alrededor del rio, un manto verde lleno de arboles daba una preciosa imagen natural. Junto al rio se veía el fuego de las chimeneas de una pequeña ciudad, rodeada de hermosos arboles, no de gran tamaño. Al otro lado se alzaba majestuosa otra montaña de gran tamaño.
-¿Donde Freya? ¿Donde esta la Völva?


Levántate una y otra vez hasta que los corderos se conviertan en lobos.
Höor:
Volva:
La pirata:
Valeria:
Video:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 788
Puntos : 842
Reputación : 118
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Ares el Jue Mayo 17, 2018 1:33 pm

Freya señaló el otro extremo, frente a la base de una enorme montaña. Ante nuestros pies se extendía un pronunciado acantilado que nos separaba de la ladera de la montaña. En el fondo del acantilado corría un río de aguas vivas.
Al otro lado del acantilado vi una pequeña cascada, cubierta en parte por la vegetación de la ladera de la montaña, descendiendo a trompicones hasta el río del fondo.
-Humanos y diosas, ahí veo algo -les dije señalando con el dedo
Todos prestaron atención a donde les indicaba.
-Perfecto, una cascada -dijo Freya decepcionada-. Ya he visto muchas en mi vida.
-Debe de haber una entrada por donde sale el agua -respondí tajante -quizás esté ahí vuestra Völva
-.¿ Como pretendes que crucemos?-preguntó Ettore mirando hacia abajo
-Podemos hacer un puente con una cuerda -planteó Höor
-Yo llevo una cuerda que nos servirá -secundó la elfa que se había mantenido al margen de la discusión, mientras se acercaba a una yegua y sacaba de una de las bolsas un royo de delgada cuerda.

Al tenerla en mis manos pude comprobar la calidad de la cuerda, aunque fuera delgada, aguantaría de sobra nuestro peso., claro que yo no pasaría sobre ella. Höor ató un extrema a una roca y el otro a una de sus flechas y la lanzó contra la vegetación que abundaba al rededor de la entrada.
Comprobó con varios tirones si la flecha estaba bien afianzada. Aunque estaba bien clavada, la vegetación no aguantaría nuestro peso. Tenía que cruzar para asegurar mejor la cuerda.
-Yo lo haré -Se ofreció la elfa.

Dejó caer el resto de sus bolsas para aligerar el peso al máximo. A pesar de su optimismo cruzar el vacío no carecía de peligro. Después se quitó las botas para mejorar el contacto con la cuerda y de un ágil salto se subió a la misma con delicadeza. Cruzo el acantilado con una sorprendente habilidad, llegando al otro lado sin mayor dificultad.
Una vez en la ladera de la montaña, desato la cuerda de la flecha y la ató al rededor de varias enredaderas para repartir el peso. Cuando terminó, vi como sacaba una daga de su chaleco, y cortaba varias ramas que cubrían la entrada a la gruta por la cual salía el agua que formaba la cascada. Tras mirar la entrada nos indicó moviendo un brazo que ya podíamos cruzar.







Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 17
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Afrodita el Jue Mayo 17, 2018 3:52 pm

Los ojos del troyano se hundieron en los de la morena mientras él terminaba de acortar la distancia que separaba sus cuerpos. Ella podía sentir la temperatura el cuerpo ajeno, pero el frío no la afectaba, era una diosa y allí en medio de una montaña con ventisca, estaba con un vestido sin mangas que demostraba la resistencia que su dermis tenía al clima que se diera. Mas cuando los dedos foráneos retiraron aquellos mechones de pelo y los colocaron tras su oreja, el vello de su nuca se erizó de inmediato.
 
–El que elimines o no a Helena es decisión tuya. Hablamos de tu venganza, no de la mía…–
 
Los orbes de la diosa observaron crecer aquellos colmillos cuando la boca del griego se entreabrió, aproximándose a su cuello. Dejó caer los párpados, relajando los brazos al dejarlos caer a ambos lados del cuerpo, pero en cuanto escuchó las palabras ajenas abrió de nuevo los ojos. ¿Estaba rechazando su ofrecimiento? La furia divina le subió por la garganta como una bilis amarga y porque apretó los labios no dejó escapar esa rabia que sentía. Apretó los dedos al cerrar las manos, clavándose las uñas en las palmas. Por un instante estuvo a punto de estallar, pero entonces recordó que ella era la culpable de la muerte de la familia de aquel hombre, que la odiara era lo más lógico. Tomó aire en profundidad y mientras todos se dedicaban a sus cosas en el interior de la cueva, ella se quedó toda la noche fuera para reflexionar.
 
Antes de que, supuestamente, saliera el sol, ya estaban todos en pie y dispuestos para la marcha. Afrodita le había pedido a Zeus que encapotara el cielo para un asunto de vital importancia, obviamente sin confesarle que era por mantener a salvo al troyano que bajo el sol moriría irremediablemente. Se encaminaron así hacia la cumbre y una vez allí, se organizaron para cruzar a la otra ladera, donde según Freya se encontraba la völva, aquella hechicera poderosa que podría indicarles dónde se escondía Helena. La diosa del amor deseaba que llegara ese momento, porque entonces, Ettore, comprendería que no le había engañado.
 
Los mortales se empeñaron en cruzar con una cuerda, dejando a los caballos amarrados al otro lado, ya luego volverían a por ellos una vez localizada la supuesta espada que necesitaba el norteño para romper algo como un sello o una atadura, lo que fuera. Los dioses pasaron de un lado al otro como si nada, Freya a lomos de su montura, Ares a su estilo y Afrodita caminando sobre el aire mismo, como si diera un salto de fe y pisara un puente invisible.


avatar
Afrodita
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 16
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Valfreyja el Jue Mayo 17, 2018 4:17 pm

La noche transcurrió de manera amena, cuando el norteño se fue a la cama y el troyano apareció con los diente largos, literalmente, soltando un gruñido, fue como si allí sólo quedaran la diosa nórdica y el engreído. Podía ser un presuntuoso, pero comprendía su humor ácido, los dos tenían eso en común, además de la guerra, claro. Así que entre ouzo y comentarios sarcásticos, dejaron pasar las horas como si fueran minutos.
 
El día llegó enseguida, aunque para alguien eterno todo iba muy deprisa, tanto lo que querían que lo hiciera como lo que no. Las vidas mortales eran equiparables a un suspiro, por eso era importante dar pronto con la völva y que el norteño rompiera el anclaje que tenía con Hela.
 
Partieron todos juntos en dirección a su destino y fue la elfa, la invitada inesperada, la que dio el paso primordial para facilitar la llegada del mortal al otro lado del precipicio. Como mandaba la tradición él debía llegar de manera mortal, así que la ayuda divina estaba prohibida, mas eso no impedía que los propios dioses cruzaran a su modo cada uno Valfreyja lo hizo a lomos de Fenrir de un salto grandioso con mucha carrerilla.
 
Ya una vez todos al otro lado, recogieron aquella cuerda fabricada en Alfheim, ligera como una pluma y resistente como el acero, digna herramienta preparada y utilizada por elfos. Si Alea traía más cosas como aquella en sus sacos, poco estricto habría sido el supuesto destierro.
 
La entrada a la gruta estaba descubierta de hierbas y se podía ver la oscuridad de la cueva a través de la fina cortina de agua que conformaba la cascada, la de cabellos casi platino ató varias hojas grandes juntas de la vegetación de alrededor y conformó con ellas una especie de protección para dividir las aguas y pasar todos por debajo sin mojarse demasiado. Ares fue el encargado de sostenerla, empeñado en demostrar que él era el de la fuerza y que los dos mortales no servían para nada. La diosa nórdica se echó unas buenas risas cuando, mientras lo sostenía, le salpicaban a él las gotas de agua que parecían una lluvia fría directa a la cabeza del todo poderoso.


avatar
Valfreyja
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 16
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Heith el Jue Mayo 17, 2018 4:55 pm

Despertó temprano, como era habitual para ella y se dedicó a recolectar el resto de ingredientes que el día anterior no había podido adquirir dado al extraño suceso con el libro y el tiempo que se había esfumado. Para la hora de comer ya lo tenía todo y volvía a encontrarse en su guarida, disfrutando de una picada de frutos secos con hierbas aromáticas, aliñadas con una salsa preparada a base de machacar frutillas silvestres. Al terminar, accedió de nuevo a la biblioteca de su mente, sabiendo que el grupo estaba a punto de llegar a la puerta que daba acceso a su hogar. Necesitaba hacer eso a solas, porque no quería mostrarse débil frente a gente que no conocía de nada, aunque dioses caminaran junto a ellos, pues era vox populi que la deidades jugaban con los mortales a su antojo. Extrajo entonces el tomo egipcio y lo dejó a su lado, aguardando a los que serían sus invitados forzosos.
 
Para cuando se aproximó el atardecer, pudo escuchar los sonidos al otro lado de la cascada. En realidad ella vivía protegida por un campo de magia y aquella supuesta población que alcanzaban a ver, era una mera ilusión y de haberse acercado a ella, se hubiesen dado de bruces con una arboleda dominada por unos animales poco amigables. Pero los dioses y su poder eran capaces de ver más allá de su cortina de humo y dieron con la entrada a la gruta, con lo cual ya contaba la völva. Se alzó, dejando el libro bajo unas pieles, medio oculto y fue a recibir a los recién llegados a mitad de camino de la profunda garganta de la cueva. -Os estaba esperando.- Les dijo, mirándoles a todos con detenimiento y el rostro serio. Sus orbes se detuvieron más de la cuenta en el único mortal que allí había, pues el resto eran todos sobrenaturales a su manera. La recordaba bien del sueño, como también rememoraba a la perfección el hecho de que se lanzara sobre ella y la cubriera cuando el techo del laberinto comenzó a desprenderse sobre ellos, protegiéndola. Sus labios se tensaron un breve instante, mostrando algo semejante a una ligera sonrisa, una que se esfumó inmediatamente. -Seguidme, quedarse tan hacia el exterior no es seguro.- Giró sobre los talones y se encaminó a la sala principal, la zona con el cielo de piedra más alto de toda la galería. Una vez allí, se aproximó al fuego e hizo un gesto con la mano, invitándoles a tomar asiento a su alrededor. -Sé por lo que habéis venido y lo tengo todo preparado.- Se dirigía entonces a Freya, la diosa nórdica de la fertilidad, la guerra y el amor. Era ella la que mandaba allí o esa era la impresión que había tenido durante la primera de sus visiones, la que la dejó tendida e indefensa en mitad del bosque, mientras cazaba. -Lo que no sé es por qué habéis venido vosotros.- Comentó, fijando entonces sus orbes en los tres griegos.



Mage's pride:

The journey's starting:

Magic awaits:





Your wish shall be granted:


Uhm...:
avatar
Heith
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 12
Puntos : 9
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 28/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Ettore el Vie Mayo 18, 2018 2:56 pm

Höor se acerco segura al acantilado, y coloco ambas manos en la cuerda, sujetándose a ella con fuerza, tomo impulso y coloco sus piernas alrededor de la soga, cruzando los pies, dejo su espalda pendiendo del vacío. Movió una mano tras otra mientras avanzaba hacia el extremo de la cascada  a través de la cuerda.
Afrodita cerró los ojos, mientras de sus labios salían unas melodiosas palabras, un aura azulada la rodeo durante unos instantes, y con gran ligereza atravesó el precipicio , caminando con firmeza sobre ella.
Tras ella, Ares descolgó su cuerpo en el vacío sujetándose a la soga con fuerza con las manos, y avanzo con decisión, moviendo una mano tras otra balanceando su musculado cuerpo tras ellas. Hasta alcanzar el otro extremo con una ladeada sonrisa, podía haber usado su poder pero creo era el modo de demostrarnos que era muy capaz de hacer las cosas a nuestro modo.

Deje mis pies desnudos, colgué las botas de mi hombro, y de un salto subí sobre la cuerda, note el tacto de la rugosa maroma bajo mis pies, y comencé a dar un paso tras otro, asegurando bien cada uno de mis movimientos. Mientras miraba el fino hilo del que pendía mi vida, y la separaba de la garganta del acantilado, y pese al riesgo que entrañaba esta acción, no pude evitar admirar la belleza de aquella vista, donde la vegetación salvaje reinaba y el sonido del agua conseguía encandilarte. Pude ver una pareja de águilas calvas bajo mis pies, parecían buscar  el mejor lugar para instalar su nido. Un lugar de difícil acceso y que permitiera a la hembra poner sus huevos, y criar a los polluelos. Volví a alzar la vista hacia mis compañeros que me miraban impacientes, entre ellos Afrodita que tensaba su gesto al percibir mi sutil sonrisa, así que continúe hacia delante hasta llegar al otro extremo sin mayor dificultad.

Una vez al otro extremo nos adentramos en una especie de gruta llena de recovecos, algo laberíntica, al otro lado de una especie de pasillo nos salió al paso una mujer, mis ojos buscaron a Freya ¿sería ella la Völva?


“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”
Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 23
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Höor Cannif el Vie Mayo 18, 2018 3:26 pm

La mujer de mis sueños apareció frente a nosotros como una exhalación de aire fresco, me quedé petrificado, mirándola, y por uno instantes recordé a cámara lenta todo lo que sucedió en aquella gruta mientras las piedras se nos venían encima.
Ladeé la cabeza percibiendo una sutil sonrisa que me decía que esa visión había sido compartida, lleno de interrogantes la seguí, su pegunta para mis acompañantes fue respondida por le mismo.
-Ares yo solo he venido a divertirme -reconoció con la sinceridad y mala sombra que le caracterizaba -también a follar pero de momento no he tenido suerte ¿quieres follar? -preguntó ladeando la sonrisa.

Ettore y yo nos miramos echándonos unas rosas mientras negábamos con la cabeza, teníamos que reconocer que el dios de la guerra era insistente, iba a pico y pala, pero se comía una mierda, como nosotros a decir verdad.
La Völva nos hizo pasar a una especie de “comedor” dentro de esa gruta tenía una especie de casa, la lumbre caldeaba la estancia y sobre esta estaba una gran olla que mientras nos pedía tomáramos asiento removió con un largo cucharon de madera.
-¿hay vísceras, ojos, sapos e hígados? -preguntó Ares con cierta mofa.
-Solo para ti -le respondí llenado mi copa de absenta, una botella de liquido verdusco que había sobre la mesa.

De nuevo la mujer clavó sus ojos en los míos.
-¿puedo? -pregunté a lo que esta asintió sin mas -te conozco, te he visto en sueños -aseguré.
Ares se empezó a descojonar.
-Y luego decís que yo soy malo ligando -alegó Ares muerto de la risa.
-No es para llevármela al lecho pazguato, es verdad ¿como puede ser?




Levántate una y otra vez hasta que los corderos se conviertan en lobos.
Höor:
Volva:
La pirata:
Valeria:
Video:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 788
Puntos : 842
Reputación : 118
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Ares el Sáb Mayo 19, 2018 9:30 am

Una mujer algo esquelética con cara de comerse a Höor y no precisamente como una caníbal si no abierta de piernas nos salió al paso, aseguraba no entender porque cojones estábamos aquí a los griegos, evidentemente por diversión pues esto de las espadas, Hela, Loqui, el de las calzas y su puta madre nos importaba una verdadera mierda, pero las batallas en Grecía habían menguado desde que mi bella Afrodita andaba de penitencia por su “amado” Ettore” y había dejado de sembrar el amor en los corazones ¿acaso había sentimiento mas peligroso? Capaz de mover montañas, de destruir naciones, solo necesitaba ella encender el fuego y yo hacer arder la llama hasta que nada quedara en pie, no entendía porque se resistía a la evidencia, no era una humana lastimera, era una diosa, una que ua vez cabalgo entendiendo eso sobre mi verga.

Caminamos hasta un comedor donde se nos dispuso unos vasos que pronto el norteño y yo repletamos.
-Evidentemente estamos aquí porque los norteños no sabéis hacer bien las cosas, necesitáis de nuestro saber -apunté ladeando la sonrisa esperando a que Freya saltara sobre mi como una leona.

No le había venido mal el baño a esa mujer cuando desvié hacía ella la cascada empapandola entera y marcando así sus bellas formas.
-¿quieres? Le dije ofreciéndole el vaso de absenta, ahora estas mas fresca después del baño -apunté lanzandole un bocado.

E norteño decía haberla visto en sus sueños, iba a preguntar si eran húmedos, pero por lo que dijo nada que ver con eso, al parecer se les caía unas piedras encima como final de sus vidas.
-Las mujeres solo traen problemas vikingo, cuanto lo aprendas mejor te irá en tu efímera vida.






Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 17
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Afrodita el Sáb Mayo 19, 2018 4:48 pm

Una vez al otro lado del precipicio, todos cruzaron bajo la cascada, aunque un par entraron más mojados que el resto. Afrodita avanzó la última, a la retaguardia y pudo ver a los dos dioses de la guerra lanzándose miradas extrañas. Les observó algo confusa, ¿se había perdido algo? Sus ojos se desviaron entonces hacia el troyano que desde que se metiera la noche anterior en la cueva no le había dirigido la palabra siquiera. Tomó aire en profundidad, intentando evitar que aquel sabor amargo ascendiera de nuevo por su garganta.
 
La hechicera salió a su encuentro y les guio por los laberínticos pasillos de aquella gruta que era mucho más profunda de lo que aparentaba desde fuera. El lugar, a pesar de la oscuridad, iluminada por una antorcha que llevaba la völva, era bonito a pesar de la humedad, o tal vez precisamente por ella. Gracias a la temperatura que allí había crecían plantas de las rocas y en algunas paredes hasta se podía escuchar el agua colándose por las grietas, formando una música natural y delicada. Se detuvieron al llegar a una zona amplia con el techo bien alto.
 
La morena que les había recibido en lo que parecía ser su hogar, no tardó en preguntarles qué era lo que hacían allí ellos, los griegos. La diosa del amor despegó los labios para responder al interrogante, pero Ares se le adelantó con una de sus tonterías habituales. Ella suspiró, rodando los ojos y negó.
 
–Nosotros tenemos algo que preguntarte también, pues Freya nos ha dicho que eres capaz de localizar semi-dioses.–
 
No se iba a andar con rodeos, especialmente porque con la frialdad excesiva con la que la estaba tratando aquel día Ettore, deseaba ganarse su confianza. Quería demostrarle que no le había mentido y que estaba de su lado. Seguramente jamás aceptaría su perdón, nunca la perdonaría por su error y ella aguantaría ese chaparrón, pero deseaba dejar claro que jamás había sido intencionado. Tal vez, algún día, al menos accedería el troyano a esa parte de su historia, pero por ahora, ese instante lo veía lejano.
 
Las palabras de su supuesto compañero lograron que Afrodita apretara los labios, podía notar que en aquello que decía ella tenía más protagonismo del que deseaba. Le fulminó con la mirada, a su manera y de la inadecuada también, pues sus orbes se aclararon hasta tornarse casi blancos y el aliento de los que respiraban se tornó una neblina espesa y heladora. De no ser porque la elfa rozó su antebrazo con suavidad, contagiándola con su bondad, a saber lo que hubiese ocurrido en aquella cueva.


avatar
Afrodita
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 16
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 21/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Alea el Sáb Mayo 19, 2018 5:07 pm

Ella fue la primera en cruzar, la encargada de fijar la cuerda élfica a la roca e incluso preparó un objeto para separar el agua de la cascada y poder pasar al interior de la gruta sin mojarse demasiado. Aún así, una vez dentro, se fue quedando atrás, hasta caminar únicamente por delante de Afrodita. Todo le sorprendía allí, pues en Alfheim la iluminación era primordial e incluso las cuevas estaban sumamente trabajadas y sus paredes grabadas con cincel. La oscuridad, sin embargo, no se le antojaba incómoda o desagradable, solamente era algo nuevo y llamativo para ella.
 
Alea decidió quedarse relegada, ella era una intrusa en el grupo, la habían encontrado de casualidad y, además, le habían salvado la vida. Ella les debía eso a cambio y permanecería junto a ellos mientras no la echaran, hasta cumplir con la promesa implícita que el acto heroico del nórdico había sellado. Pero no molestaría y no influiría en su destino mientras ellos no se lo pidieran. Al menos eso era lo que había pensado hasta que vio cambiar los orbes de la diosa griega y notó como escarcha se acumulaba en sus pulmones. Ella era mucho más sensible a la temperatura que los mortales de Midgard, así que incluso antes de que el vaho de estos se convirtiera en neblina, ella ya había percibido el frío. Alargó su brazo izquierdo hacia la dama y con calma le acarició desde el dorso de la mano en ascenso hacia el codo. Sus ojos claros buscaron los de ella que en cuanto sus miradas se cruzaron, volvieron a oscurecer lentamente hasta regresar a su color normal.


avatar
Alea
Hechicero Clase Baja
Hechicero Clase Baja

Mensajes : 9
Puntos : 6
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 27/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Valfreyja Ayer a las 8:21 am

Los dioses de la guerra habían iniciado una batalla personal en la que se gastaban bromas el uno al otro. Los dos eran muy competitivos pero, a la misma vez, sabían jugar con deportividad, así que entre risas se las devolvían sin parar. Obviamente había momentos de tensión con cada cosa que le lanzaba el uno al otro, al menos para los demás que no sabían lo que aquellos ataques desencadenarían, sin embargo, por el momento todo quedaba en unas pocas carcajadas y proseguir con sus temas como si no hubiese ocurrido nada. Hasta que legara la nueva venganza, claro estaba.
 
 Así pues, cuando Ares empapó a Freya, se hizo el silencio a su alrededor por si esta entraba en cólera. Los ojos de la rubia se clavaron en los del que la miraba encogiéndose de hombros e incluso Fenrir, precavido, escondió el rabo entre las patas y agachó las orejas.
 
–¿No se te ocurrió otro modo de verme sin ropa, verdad? Qué poca sutileza e imaginación.–
 
Le dedicó una ladeada y orgullosa sonrisa, adentrándose en la gruta con los demás. Ella iba entonces a la cabeza junto a los dos humanos, el mortal y el inmortal, guiando el camino hasta que salió a buscarles la völva. Cuando dijo que les había estado esperando, la nórdica no se mostró sorprendida, ya que si no fuera poderosa suficiente como para saber algo así, de poco les serviría.
 
–Gracias. A ver si con esto entro en calor, porque si me tiene que calentar un hombre, lo llevo claro.–
 
Atacó al orgullo del griego, tomando lo que le había ofrecido y de un trago hizo bajar la absenta por su garganta. La sonrisa no se borraba de su rostro, se consideraba ganadora. El estar mojada no la afectaba y eso el otro dios lo sabía, la temperatura en ellos no hacía mella y además, era más sensible por su sexualidad Ares que ella por su ego.


avatar
Valfreyja
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 16
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 22/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Heith Ayer a las 9:09 am

-El sapo acaba de llegar.- Respondió con total seriedad la hechicera, haciendo referencia al dios que había formulado la pregunta. No tenía mucho sentido del humor, pero sabía devolverlas con tono aparentemente natural como si lo opinara así de verdad.
 
A una vez en la sala grande, les dejó acomodarse y ella fue a buscar las cosas que tenía preparadas, menos el libro que seguía oculto bajo las pieles. Asintió cuando el norteño le preguntó si podía beber y mientras, ella, les servía algo de comida caliente en cuencos que fueron pasándose entre ellos. -Tengo visiones a menudo, pero es la primera vez que conozco en persona a alguien que apareciera en mi sueño.- Clavó su mirada en el rostro del conde cuando le entregaba a él el último bol de madera tallado a mano. -Así que, del mismo modo, es la primera vez que estoy segura que la otra persona también me veía a mí.- Normalmente su sueños eran a vista de pájaro o de algún roedor, como si se metiera en la cabeza de un animal  pudiera ver a través de sus ojos aquello que estaba por venir, pero con el guerrero había sido distinto, era ella misma la que estaba presente en el sueño.
 
Se sentó junto al resto, alrededor del fuego y les observó comer. Ella ya lo había hecho antes de su llegada, era más de media tarde, pero ellos llevaban todo el día de camino y dudaba que se hubiesen llevado nada a la boca desde la noche anterior o, como mucho, desde que se levantaran aquel día por la mañana. -Comed y luego hablaremos.- Desvió su mirada entonces hacia Freya, ladeando ligeramente la cabeza. -Tú eres la principal interesada y la que tiene mayor vinculación con esto, así que serás tú la que me ayude con el ritual.- Lo decía porque era la más poderosa y que, a su vez, tenía que ver con su tipo de magia. Los griegos funcionaban de otra manera y aunque el libro era egipcio, buscaba un nexo con el mundo de los vivos que la representara y pudiera atarla a la realidad para guiarla de regreso una vez terminado el trance para dar con el espíritu portador de la espada.
 
Sus orbes se desviaban hacia el único que no había probado el cuenco. -¿Eres un vampiro?- Había estado tan preocupada por lo ocurrido con el tomo, que no se había dedicado a prestar atención a aquellos que no influían en ello, como la elfa y el inmortal. -¿Cuánto llevas sin alimentarte? Porque no tienes buena cara y no deseo que te vuelvas berserker aquí dentro…-



Mage's pride:

The journey's starting:

Magic awaits:





Your wish shall be granted:


Uhm...:
avatar
Heith
Hechicero Clase Media
Hechicero Clase Media

Mensajes : 12
Puntos : 9
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 28/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Ettore Ayer a las 1:10 pm

Todos tomamos asiento en la mesa, llevaba demasiado tiempo sin alimentarme y aunque mi control era alto ante el hambre no dejaba de sentir como me debilitaba y me carcomía las entrañas.
Höor, Freya y la Völva, mas interesados en el tema de la espada que en lo referente a Helena conversaban sobre el tema eso si, dándole un buen tiento al cocido que la bruja había servido en los cuencos.
Ares y Freya tenían su particular lucha de egos, cuando vi al dios ladear la sonrisa en su dirección y chasquear los dedos supe que algo tramaba el muy cabrón y la ropa de Freya desapareció en el acto logrando que la diosa lo liquidara con la mirada mientras sin poder evitarlo, Höor y yo mirábamos sus voluptuosas formas.
-Yo siempre tengo otras maneras de conseguir lo que quiero, no lo olvides Freya -aseguró el dios de la guerra volviendo a chasquear los dedos para devolverle sus atuendos tal y como los llevaba puestos.

Ares empezó a comer de la sopa eso si, sin dejar de mirar a Afrodita por la que parecía tener una atracción especial que no había pasado desapercibida.
Fue entonces cuando llegó la pregunta de la Völva sobre mi sed si era un inmortal. Algo evidente a decir verdad.
-Si, soy un vampiro y llevo sin alimentarme mas tiempo del debido.
Mi mirada se centró en la de Afrodita, su propuesta me vino a la cabeza y mis ojos enrojecieron en ese instante en el que sentí como la sangre fluía ahora desbocada por sus venas.

Fue el vikingo el que tomando una daga y sin pensarlo sajó su mano dejándola caer la roja vitae sobre una de las jarras hasta medio llenarla.
Se enredó después un trozo de tela en su zurda y me la pasó deslizándola por la mesa con clama hasta mi altura.
-Bebe, no quiero problemas -aseguró con ese tono que usaba casi sin darse cuenta cuando tomaba decisiones para evitar males mayores.

Era poco, no lo suficiente para alimentarme, para recuperar mi fuerza, pero al menos podría aguantar la noche sin acabar hincandole el diente a cualquiera de un modo Berseker.
-¿que sabes sobre Helana? -pregunté a la volva -buscamos a una mujer, una griega hija de un dios, me han dicho que tu eres capaz de dar con ella.


“Siempre me han enseñado una ley, una ley fundamental: Honra a los dioses, ama a tu mujer y quiere a tu patria.”
Ektor:
avatar
Ettore
Vampiro Clase Alta
Vampiro Clase Alta

Mensajes : 23
Puntos : 18
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 17/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Höor Cannif Ayer a las 2:42 pm

Miré con fijeza a esa mujer que aseguraba compartir conmigo la misma visión del derrumbe.
-Mi madre era una oráculo, supongo que puede deberse a eso, tengo una amiga a la que mi magia residual la ha metido en mas de un problema -respondí ladeando la sonrisa recordando mi viaje en el tiempo con Elora.

Volví a hundir la cuchara en el guiso, estaba hambriento así que mis tripas rugieron cuando la primera cucharada caliente cayo en mi estomago.
-Joder están buenos los sapos -aseguré mirando a Ares con una picara sonrisa mientras este parecía divertirse con Freya hasta dejarla en bolas y luego otra vez vestida.
Al final los dioses no eran tan diferentes a nosotros, supongo que todos buscábamos lo mismo, aunque de formas distintas y con mas o menos facilidad para conseguirlo.
-¿quiere decir que eso que ambos hemos visto se cumplirá? ¿como una profecía?

El don de de los oráculos era pre veer aquello que sucedería, visiones que te enviaban los dioses para predecir el futuro, pero en este caso era distinto, era como si en sueños hubiéramos conectado viviendo un ¿futuro cercano?
-¿es posible ...conectar en un sueño? -pregunte mientras ares conectaba su dedo dentro del circulo que conformaba con la diestra riéndose.
-No así gañan -dije lanzandole un trozo de pan que esquivó muerto de la risa.

Ettore iba dando sorbos de la jarra de sangre que yo le había servido, no sería suficiente, pero esperaba aguantara como para no acabar intentando matarnos a todos.
Di un nuevo trago del vaso de absenta empujando la cena esperando que nos explicaran bien en que consistía ese ritual en el que al parecer yo quedaba fuera.


Levántate una y otra vez hasta que los corderos se conviertan en lobos.
Höor:
Volva:
La pirata:
Valeria:
Video:
avatar
Höor Cannif
Realeza Neerlandesa
Realeza Neerlandesa

Mensajes : 788
Puntos : 842
Reputación : 118
Fecha de inscripción : 21/09/2016
Localización : el placentero infierno de tus piernas.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Ares Ayer a las 3:03 pm

Mientras el penas del vampiro hablaba de su monotrema “Helena” Afrodita lo miraba embelesada como una niña enamorada. El norteño se desangraba buscando soluciones y empinando el codo para olvidar sus problemas personales que no parecía solucionar tan fácilmente como los del resto y Freya buscaba en el alcohol lo que solo encontraría cabalgando sobre mi verga. Ser dios me daba una visión bastante perfecta de la realidad, así que me limité a desviar mi atención a la sopa de sapos y culebras, estaba buena y yo algo cansado de escuchar los planes de la Völva.

Me puse en pie acercándome a Freya, pasé por el lado de Afrodita sin dirigirle la palabra, su actitud me cansaba, si quería algo de ese vampiro porque simplemente no lo tomaba, eramos dioses, nosotros funcionábamos así, eramos culpables de la destrucción de ciudades, de la creación de imperios y de la aniquilación de los mismos, nosotros estábamos por encima del bien, del mal y de la inmundicia de la humanidad, podía mostrarse afligida por su pobre Troyano pero esa era la única verdad.

A la altura de “la de nuevo vestida reina de las valquirias” me agaché lo necesario para alzar su mentón y acaparar su atención.
-Si quieres algo de diversión, búscame -sentencié mirando de soslayo al conde Cannif -ten cuidado, esa espada no va a traerte nada bueno -sentencie como concesión a un hombre que merecía ser considerado por su valor y sacrificio, si fuera griego estaba seguro que me adoraría a mi y no a otros patanes de mi panteón.
La völva y Freya, ambas norteñas estaban llevando al héroe a una trampa mortal y él simplemente se dejaba guiar.
-A mas ver -sentencié buscando una de las habitaciones donde descansar hasta que emprendiéramos camino.






Spoiler:
avatar
Ares
Hechicero Clase Alta
Hechicero Clase Alta

Mensajes : 17
Puntos : 13
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 29/04/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Entre dioses y heroes

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 4. Precedente  1, 2, 3, 4

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.