Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 07/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


El tiempo entre condenas (privado)

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Ir abajo

El tiempo entre condenas (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Miér Mayo 02, 2018 11:07 am

Recuerdo del primer mensaje :



Arrugó el papel entre sus dedos dejando escapar un leve bufido de frustración y lo lanzó con desdén contra la esquina del despacho que ya había servido de frontón improvisado para otras ocho bolas de pergamino malgastado. No se podía concentrar, el trabajo de llevar por entero Akershus era algo que con demasiada frecuencia Höor le legaba, y no es que no se viera a la altura de hacerlo, es que odiaba que el bárbaro pusiera distancia entre ella y su temeridad. Esta vez las cosas habían tomado unos tintes dramáticos y desesperados bastante apremiantes. Hela había hecho su aparición estelar en el mundo de los humanos reclamándole a Höor que le prestase su cuerpo para anclarse a este lugar y con buen atino, el conde se había negado. Pero los dioses son caprichosos y poderosos y nada se escapaba de su control.

No contenta con la respuesta, mandó una plaga de fiebres hemorrágicas sobre la población de Akershus y Cannif se vio forzado a aceptar ese pacto. Un acuerdo en el que no estaba cómodo ni tampoco Danielle, pero entendía que era necesario. Sin embargo, cuando tuvo que marcharse a dar con un objeto que en teoría podía acabar con esa maldición, la pirata ya estalló. Ella no creía en dioses ni en magia, finalmente se había rendido a la certeza de que sí existían esas criaturas superiores, pero de ahí a que tratasen a sus súbditos fervorosos con privilegios… eso era muy discutible. A ella sólo le parecían unos niñatos ociosos que se dedicaban a jugar con la vida y la muerte, con el destino ajeno rompiendo familias y sembrando el dolor a costa de otros.

Ciertamente, para una atea como ella, descubrir la existencia de los dioses de ese modo, había sido un shock bastante negativo. Evidentemente claudicó cuando Höor le dijo que iría a perseguir esa esperanza de hallar la espada que rompería su vinculación a Hela, pero cuando se fue maldijo mil veces a los dioses que lo mantenían siempre apartado de su familia, de sus hijos y de su pareja, siempre en guerra, siempre batallando, siempre sangrando por los demás.

Por si fuera poco, esa nueva protección de la diosa incluía unas ventajas que equiparaban a Höor a un cainita o a un cambiante. Más fuerza, más resistencia, envejecimiento más lento… y ella seguiría siendo una simple mujer de vida limitada, mente limitada y opciones limitadas. Su lado rebelde la llevó a no someterse ni conformarse con ese papel. Danielle Morgan había luchado como cualquier otro por vivir una vida, por encontrar un destino, y no se iba a rendir sólo porque sus nuevos escollos en el camino fueran dioses. Si Höor quería jugar duro, ella también apostaría todo al rojo.

Mandó llamar a Giuliana y a Ulf que aparecieron al rato por la puerta del despacho. Necesitaba consejo porque estaba rabiosa y de la rabia no salía nada bueno.

Habla con tus dioses, pregúntales qué debo hacer para no quedarme atrás en esta guerra. Vosotros sois más fuertes y rápidos.— dijo mirando a Ulf.— tú tienes a tus dioses que te guardan las espaldas.— miró a la bruja.— pero Höor no tiene a nadie, es una mera marioneta de los dioses y no pienso dejar que eso sea así. Dime qué tengo que hacer para compartir su mismo destino.

La bruja reflexionó un rato las palabras de la inglesa, tenía cierta razón en ese argumento, ella misma estaba preparando un ritual de longevidad para seguirle el ritmo a Ulf, no sabía si funcionaría, pero no iba a experimentar con nadie que no fuera ella misma.

de acuerdo, preguntaré a mis dioses, a ver si hay algo que se pueda hacer. ¿No crees en nada, Dani? De verdad no crees?.— la rubia negó con la cabeza.

¿cómo voy a admirar a los dioses que me describe Höor cuando sólo veo que una vez tras otra lo tratan como si fuera un esclavo de sus deseos? ¿es lo mismo que le sucederá a Brökk cuando crezca?

La bruja miró al cambiante, ahí la pirata había dado en el centro de la diana. Su hijo sería protegido por Loki y eso podía ser un arma de doble filo. Entendía las dudas de Danielle, a fin de cuentas hasta hacía un año no sabía ni que existían los vampiros, los licanos, la brujería etc. Y entendía que quisiera hacer algo al respecto porque estar cruzado de brazos era muy frustrante.
Quizás deberías empezar por creer de verdad, conocer las verdaderas gestas e historias, Ulf te las puede contar. Yo preguntaré a los dioses, quizás haya algo que puedas hacer al respecto.

Más esperas…el tiempo se le iba entre condena y condena, sentía que estaba perdiendo un valiosísimo tiempo que no volvería y que cuando se diera cuenta, su vida habría sido efímera y la de Höor no.

Esa noche Giuliana realizó el ritual vudú y transitó hasta el cruce de caminos, donde Legba la llevó hasta la brecha entre mundos donde su panteón chocaba con el de Asgard, dejándola en la brecha. Allí el dios del trueno, Thor, se acercó, bajando del caballo que montaba mientras perseguía una presa. La bruja inclinó la cabeza en señal de respeto, sabía que todo su linaje crecería respetando y amando a los dioses de Asgard aunque ella sirviera a otros dioses más antiguos y desconocidos.

mi señor…vengo en nombre de una amiga que…
sé a lo que vienes.— Giuliana puso cara de circunstancias, era evidente que los dioses sabían mucho más, así que sólo le quedaba actuar de recadera.— Una atea. Antiguamente mucha más gente creía en nosotros, pero cada vez quedan menos fieles a las antiguas religiones. Está bien, a mi me viene bien incorporarla a mis filas.— el dios del trueno era belicoso, orgulloso y de temperamento muy fuerte.
— Pero…
pero no lo hará gratis, y de normal me importaría una mierda si cree o no en nadie. Pero me hace gracia, la he observado y me divierte mucho convertir a alguien que no cree en nada. ¿Qué es lo que quiere? ¿lo mismo que ese humano al que Hela ha vinculado? Le ofrezco lo mismo.

La rubia se quedó algo parada. ¿El mismo trato que Hela? Para qué querría Thor vincularse a Danielle si no era para transitar el mundo mortal? Quizás quería darle caza a Hela, los motivos se le escapaban, pero le llevaría a la pirata las nuevas. Se despidió del dios del martillo con una reverencia y despertó en su casa perlada de sudor. Ulf la miraba con preocupación y le contó todo lo ocurrido.




No hay manera ♡ VIDEO♡ :

☆ ● Gracias Will● ☆  :

Piratas y vikingos:

Navega, velero mío, sin temor que ni enemigo navío, ni tormenta, ni bonanza tu rumbo a torcer alcanza, ni a sujetar tu valor.

♡ VIDEOS ♡  :
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 172
Puntos : 193
Reputación : 13
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: El tiempo entre condenas (privado)

Mensaje por Danielle Morgan el Jue Jul 12, 2018 10:16 am

El amanecer trajo consigo más frío y una neblina helada que calaba hasta los huesos. Danielle se despertó pronto y echó más leña al fuego para poder calentar algo de nieve en una taza de latón y echarle polvos de café. Sosteniendo entre sus manos la taza caliente sintió ganas de llorar, de largarse de aquel helado paraje y admitir su derrota frente al frío y la incomprensión, pero recordó la mañana en que desayunaron todos juntos en el gran salón antes de la partida de Höor, las sonrisas y los comentarios cotidianos como si nada de aquello estuviera por suceder y apretó los dientes. Quería más de aquello, de desayunos familiares y de trozos de pan volando por encima de la mesa, y si no detenían a Hela ya podía darlo por perdido. Inspiró hondo y se tomó el agua tintada sacando del petate una bolsa de nueces y engulléndolas junto a un trozo de cecina, eso debería bastar para aportarle energía, se tendría que zambullir sin más, hacer ese salto de fe, pues Ulf era incapaz de poner un pie en el agua, no era su medio, y a la bruja no le iba a pedir más de lo que ya había hecho.

en pie, dormilones, es la hora.— dejó caer junto a la hoguera los cuarenta refajos que llevaba puestos, si se zambullía con eso caería al fondo sin remedio. Se quedó sólo con los pantalones, las botas y la camisa; le castañeaban los dientes pero no quedaba otro remedio.

¿a dónde vas? no pensarás...—la bruja la vio muy decidida a sumergirse sin más y morir a los dos minutos.— ¡espera! Thor!!! Thooooor!!.— Giuliana llamó al dios del trueno a voces ya que no tenía línea directa con él. Mas no fue el rubio dios del trueno el que apareció, en su lugar, el dios del engaño, un viejo conocido para la pareja Tollak hizo su aparición envuelto en ropas negras y verdosas, con su báculo de brillante piedra en la punta.

Hmm... vaya. El juguete nuevo de mi hermano está a punto de convertirse en un helado.— esgrimía una sonrisa ladina, como siempre. Danielle enarcó una ceja preguntándose quién sería ese tipo.

¿qué quieres Loki?.— inquirió Ulf con un gruñido y frunciendo el ceño. Ya bastante mal le sabía estar "ligado" al dios a causa de Brökk. ¿Loki? el hermano de Thor.

éramos pocos y parió la burra.— dijo la pirata entre dientes rodando los ojos.— mucho gusto, pero a menos que tengas poder para calentar ese lago, no me puedo quedar de cháchara, ya se me están congelando hasta las pestañas.

Loki caminó describiendo un círculo alrededor de los tres pringados que habían ido al culo del mundo buscando la espada de La Luz, esa que podría frenar los efectos del "mal" de alguna forma.

el pequeño Brökk está bien, por si te interesa saberlo, lo tengo bien protegido mientras vosotros os vais de excursión para complacer a mi hermano. "Gracias Loki. De nada, humanos."— pinchó a la bruja y al lobo, le gustaba sembrar la discordia por deporte. Centró sus ojos en los de Morgan y adoptó una mueca de superioridad que cambió luego a cara de circunstancias.— Podría ser... es lo que tiene ser un dios de poderes inauditos. Pero no gano nada con esto.

Pues si has venido a molestar, no eres mejor que tu hermano, cuyo gusto en calzoncillos es muy cuestionable.— le soltó la pirata, haciendo reír al asgardiano.

Bien visto, a mi tampoco me gustan. ¿Quieres coger esa espada? adelante. Un salto de fe.

un salto de fe... ¿en ti? por qué habrías de ayudarme si lo que quieres es joder a tu hermano.— Danielle era avispada y no se le pasaban los jueguecitos de Loki. El dios sonrió a medio camino entre siniestro y divertido.

No creas conocer las motivaciones de los dioses. Ellos tampoco las saben y aún así sellaron el pacto con su primogénito.— señaló a la pareja que se miraban entre ellos y escuchaban las palabras del dios, cualquier cosa podía darles una pista del futuro de Brökk. La pirata resopló y se encogió de hombros.

¡qué cojones! alguien tiene que ir a por ella, iba a hacerlo sin ayuda de nadie así que... ¿qué quieres oír, que confío en que me ayudes? pues ya está. Espero que me ayudes Loki, te estaría muy agradecida, pero si no lo haces, pues por mí puedes pudrirte en el infierno.— eso arrancó las carcajadas del dios, que negó con la cabeza y abrió las manos en claro signo de "un abrazo". La pirata enarcó una ceja pero decidió jugar al juego del dios de Asgard y le dio el abrazo, en ese momento Loki comenzó a emanar un aura rojiza que rodeó a Morgan dotándola de una especie de piel rojiza de calor que la mantendría caliente en las gélidas aguas.

La bruja sonrió y le dio un codazo a Ulf que seguía con el ceño fruncido. Seguro que todo aquello tendría un precio, pero por lo pronto, con la ayuda de Loki acortarían la expedición al menos unos días y podrían regresar antes a casa.




No hay manera ♡ VIDEO♡ :

☆ ● Gracias Will● ☆  :

Piratas y vikingos:

Navega, velero mío, sin temor que ni enemigo navío, ni tormenta, ni bonanza tu rumbo a torcer alcanza, ni a sujetar tu valor.

♡ VIDEOS ♡  :
avatar
Danielle Morgan
Humano Clase Media
Humano Clase Media

Mensajes : 172
Puntos : 193
Reputación : 13
Fecha de inscripción : 21/08/2017

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El tiempo entre condenas (privado)

Mensaje por Ulf Tollak el Jue Jul 12, 2018 10:55 am

La presencia de Loqui no fue de mi agrado, era el dios del caos y confiar en él era un suicidio, aunque claro por experiencia propia sabia que era imposible denegar su ayuda porque aunque camuflaba todo como si tuvieras opciones, no las tenías.
Dejé que Dani hablara con este, en este viaje ella era la indiscutible protagonista y nosotros, solo teníamos que conseguir que volviera a Akershus con vida, no solo porque los rebeldes la necesitaban, si no porque Höor se había puesto tantas veces en pie tras los reveses que pensaba que si Dani le fallaba, no podría volver a hacerlo.

Solo interrumpí cuando Loqui hablo de Brökk, lo conocía lo suficiente como para saber que esa información había sido soltada con toda la intención.
-¡Espera! ¿que esta pasando en Akershus Loqui?
Su sonrisa maliciosa lo dijo todo, Brökk estaba a salvo pero y el resto de nuestros hijos y los hijos de Höor..y Lund, Kahyla, sus hijo, Atharal...todos y cada uno de los norteños.

La desesperación me invadió, aullé de dolor porque sabia que nuestro viaje había implicado algo mas que la búsqueda de unas espadas, la bruja buscaba calmarme pero sentía que había traicionado a los míos, a mi mejor amigo a Akershus, a mis hijos y a mis sobrinos.
-No tenia que haberme ido, Höor nos ordenó que cuidáramos de Akershus y tras su marcha hemos partido a por una espada, los dioses disponen pero quizás el precio a pagar de este acero sea demasiado alto.

Dani se abrazaba a Loqui mientras yo con los ojos amarillos miraba con odio esa imagen.
-Loqui, si les pasa algo a mis hijos, no habrá lugar en los 9 mundos que te cobijo.


Gracias por leer:
My love:



Ulf:
XDDDDD:
Listen to your heart:
avatar
Ulf Tollak
Cambiante Clase Alta
Cambiante Clase Alta

Mensajes : 163
Puntos : 176
Reputación : 28
Fecha de inscripción : 18/12/2016

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El tiempo entre condenas (privado)

Mensaje por Tyr el Vie Jul 13, 2018 1:37 pm

Luchamos contra el temporal, muchas eran las molestias que Thor se tomó para que no avanzara y un así lo hice, el poder de mi espada igualaba fuerzas en una eterna batalla y los diese sabían que sacarme de escena era algo que no estaba permitido en este juego de dioses, mortales y armas.
Me retire al camarote, pocas eran las horas que quedaban de noche y las aprovecharía, me lo merecía.

-¡nooooooooooo!- grite con rabia.
Me incorpore de un respingo, mientras llevaba mis manos a mi cabeza, y metía los dedos entre mi pelo, mi cuerpo estaba empapado por el sudor, note como los latidos de mi corazón acompañaban con un frenético ritmo a mi agitada respiración.
Cada vez eran más frecuentes las pesadillas, veía a una mujer con un hijo acunado entre sus brazos, su rostro era difuso, se la llevaban, sin yo poder hacer nada, por más que intentaba alcanzarlos, algo me lo impedía.

Baje mis pies al frio suelo, mientras procuraba poner algo de cordura en mi mente. Por el pequeño ventanal apenas entraba luz, supuse que estaba amaneciendo, me puse en pie, la camisola colgaba desordenada del borde de mi cama, la cogí colocándola sobre mi hombro mientras me acercaba, ahora ya más tranquilo a la palangana de agua limpia que había en la mesita de madera.
Eche agua sobre mi rostro, moje mi pelo, con mis manos mojadas trate de limpiar cada parte de mi cuerpo, con especial cuidado al pasar por mis costillas, en la lucha frenética contra el mar las había golpeado estaban ligeramente amoratadas.

Me acerque al camastro y tome asiento en el, alargue mi mano hacia las botas, las coloque con especial cuidado, una vez puestas cogí la espada.
Cargue el petate y abrí la puerta con delicadeza, encamine mis pasos hacia cubierta, me acercaba a mi destino.


Spoiler:

avatar
Tyr
Licántropo Clase Media
Licántropo Clase Media

Mensajes : 8
Puntos : 4
Reputación : 0
Fecha de inscripción : 04/05/2018

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: El tiempo entre condenas (privado)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 2. Precedente  1, 2

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.