Victorian Vampires
PARÍS, FRANCIA
AÑOS 1800

Nos encontramos en París, Francia, exactamente en la pomposa época victoriana. Las mujeres pasean por las calles luciendo grandes y elaborados peinados, mientras abanican sus rostros y modelan elegantes vestidos que hacen énfasis los importantes rangos sociales que ostentan; los hombres enfundados en trajes las escoltan, los sombreros de copa les ciñen la cabeza.

Todo parece transcurrir de manera normal a los ojos de los humanos; la sociedad está claramente dividida en clases sociales: la alta, la media y la baja. Los prejuicios existen; la época es conservadora a más no poder; las personas con riqueza dominan el país. Pero nadie imagina los seres que se esconden entre las sombras: vampiros, licántropos, cambiaformas, brujos, gitanos. Todos son cazados por la Inquisición liderada por el Papa. Algunos aún creen que sólo son rumores y fantasías; otros, que han tenido la mala fortuna de encontrarse cara a cara con uno de estos seres, han vivido para contar su terrorífica historia y están convencidos de su existencia, del peligro que representa convivir con ellos, rondando por ahí, camuflando su naturaleza, haciéndose pasar por simples mortales, atacando cuando menos uno lo espera.

¿Estás dispuesto a regresar más doscientos años atrás?



NIGEL QUARTERMANE

ADMINISTRADOR

ENVIAR MP
AMANDA SMITH

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
BÁRBARA DESTUTT DE TRACY

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP
LOREENA MCKENNITT

ADMINISTRADORA

ENVIAR MP


RYLEY ENDE

MODERADOR

ENVIAR MP
GIULIA AREZZO

MODERADORA

ENVIAR MP
NICOLÁS D'LENFENT

MODERADOR

ENVIAR MP
KALA BHANSALI

MODERADORA

ENVIAR MP
LADISLAV PEKKUS

MODERADOR

ENVIAR MP
ADMINISTRACIÓN

MODERADOR

ENVIAR MP

CLIMA


Espacios libres: 07/45
Afiliaciones élite: abiertas
Última limpieza: 07/06


COPYRIGHT/CRÉDITOS

En Victorian Vampires valoramos la creatividad, es por eso que pedimos respeto por el trabajo ajeno. Todas las imágenes, códigos y textos que pueden apreciarse en el foro han sido exclusivamente editados y creados para utilizarse únicamente en el mismo. Si se llegase a sorprender a una persona, foro, o sitio web, haciendo uso del contenido total o parcial, y sobre todo, sin el permiso de la administración de este foro, nos veremos obligados a reportarlo a las autoridades correspondientes, entre ellas Foro Activo, para que tome cartas en el asunto e impedir el robo de ideas originales, ya que creemos que es una falta de respeto el hacer uso de material ajeno sin haber tenido una previa autorización para ello. Por favor, no plagies, no robes diseños o códigos originales, respeta a los demás.

Así mismo, también exigimos respeto por las creaciones de todos nuestros usuarios, ya sean gráficos, códigos o textos. No robes ideas que les pertenecen a otros, se original. En este foro castigamos el plagio con el baneo definitivo.

Todas las imágenes utilizadas pertenecen a sus respectivos autores y han sido utilizadas y editadas sin fines de lucro. Agradecimientos especiales a: rainris, sambriggs, laesmeralda, viona, evenderthlies, eveferther, sweedies, silent order, lady morgana, iberian Black arts, dezzan, black dante, valentinakallias, admiralj, joelht74, dg2001, saraqrel, gin7ginb, anettfrozen, zemotion, lithiumpicnic, iscarlet, hellwoman, wagner, mjranum-stock, liam-stock, stardust Paramount Pictures, y muy especialmente a Source Code por sus códigos facilitados.

Licencia de Creative Commons
Victorian Vampires by Nigel Quartermane is licensed under a
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://www.victorianvampires.com


Últimos temas


Olvidando tristezas... por un instante tan solo - Privado -

Ir abajo

Olvidando tristezas... por un instante tan solo - Privado -

Mensaje por Gian Grant el Vie Jun 29, 2018 6:27 pm

Gian había vivido hasta no hacía mucho en un monasterio, en el qué podía disfrutar de momentos de reflexión y recogimiento, como así también de comunidad, cuando los religiosos - como él - solían pasar sus tardes charlando sobre la filosofía, las artes o la ciencias botánicas. Ahora, que aquella vida había terminado, que voluntariamente y tras conseguir una bula papal, dejara sus hábitos de forma definitiva, al darse cuenta que su familia le necesitaba, necesitaba utilizar sus horas de ocio en algo productivo, o por lo menos en una actividad que lograra hacerle sentir bien.

Aquella mañana había acompañado a su sobrino hasta su nuevo colegio, y tras dejarlo en la puerta de la prestigiosa institución, había decidido caminar por las cercanías del instituto hasta la hora en que el joven Grant volviera a casa. Como conocedor de las necesidades de la naturaleza humana, estaba seguro de que su sobrino intentaría huir del colegio con tal de buscar por su cuenta a su madre. Por lo que tras pasar una media hora a pocas calles del edificio, volvió por una de las calles adyacentes a la institución, y como lo había creído, el jovencito ya estaba saltando las altas rejas del colegio para fugarse del lugar.   Tras llevarlo a tomar un chocolate caliente y prometer que él buscaría a su madre, llevó nuevamente a su sobrino al hogar, en donde le informó al mayordomo que el joven Cedric se había sentido algo enfermo y que prefería que pasara parte de la tarde en su habitación descansando.

Una media hora después había arreglado el problema hablando con el rector del instituto que no era otro que un antiguo compañero de colegio, quien tras hacerle prometer que hablaría con el padre del muchacho, le dejó partir. Luego de pensar seriamente en que era lo mas adecuado para hacer y al comprender que sería en vano angustiar a su hermano con un comportamiento tan común en jovencitos rebeldes, decidió, tomarse un respiro. Hacía mucho tiempo que no se dirigía a un restaurante, por lo que al llegar a uno que se encontraba muy cerca del centro de la ciudad, decidió entrar. En el local, lo que mas llamó la atención de Gian, fue un piano, y movido por el impulso incontrolable de tocar, se dirigió al instrumento y comenzó a tocar una melodía alegre, que pronto inundó el ambiente, haciendo que el corazón del escoces se sintiera mas liviano y sin tristezas, sonrió, mientras sus manos volaba por las teclas del piano.




"Cualquier pecado he de perdonarte... menos herir a quien mi corazón ha elegido"
avatar
Gian Grant
Humano Clase Alta
Humano Clase Alta

Mensajes : 47
Puntos : 16
Reputación : 3
Fecha de inscripción : 13/04/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.